Los ricos, un reto inexistente

Alguna vez el presidente afirmó que los negocios públicos deberían estar por encima de los privados. Esta aberración económica se descarta por la razón de que no existen los negocios públicos.

16 de noviembre, 2021

Tal vez una expresión adecuada para tratar de combatir la riqueza sería equiparable a intentar combatir el éxito. No se trata de dibujar la línea que separa la riqueza de la pobreza porque el vacío de interpretación no alcanza dimensiones de cifras comparables como tampoco dimensiones del orden cualitativo y mucho menos aún dimensiones de justicia como quisiera ubicarlas el presidente en expresiones varias y foros recurrentes. La riqueza no se extrapola, no se filtra en interpretaciones de carácter social porque su derrama es natural cuando se traduce en múltiples oportunidades. Cuantificarla es una simple medición estadística. Si conduce a algo, se llama progreso, sin más.

En el espacio anterior, se trató de diferenciar la función estática que representa la propiedad a diferencia del proceso transformador de la materia, la que sea, como también se destacó el concepto de acumulación como una concepción equivocada y mal interpretada en el orden económico. No es atávico el principio de posesión, es una simple medida que trata de despegar del suelo un proceso con mejores miras: la producción. Una vez descubierto el valor agregado, las cosas mejoraron para los países que dejaban atrás la propiedad como síntoma de posesión o control. El mundo de los servicios en gran parte opera sin activos.

Resaltar una función productiva es el simple reconocimiento de que los activos y pasivos por igual constituyen capital, entendiéndose por esta fusión una estructura de capital. Si una estructura respalda la transformación de activos y esta transformación a su vez supera costos de operación, tenemos un agente productivo. Más adelante lidiará en estricta competencia junto con muchos otros para ajustar precios y estos definirán su margen productivo y su eficiencia en utilidades. 

El presidente mexicano, que encabeza esta transición en turno, no lo ve de esta manera; quiere de un modo u otro destacar abuso, privilegio, tráfico de influencias lo ha llamado. Alguna vez destacó que los negocios públicos deberían estar por encima de los privados. Esta aberración económica se descarta sola por la sencilla razón de que no existen negocios públicos. Si se les brinda esa denominación, transgreden principios elementales de existencia y como bien sabemos, las dos empresas insignes de esta transición, pierden, una su patrimonio en aproximadamente 3.8 veces, la petrolera y la otra, CFE, oportunidades de competencia. No aludimos a la invasión al terreno de energías limpias y renovables porque el pozo no tiene fondo en esta interpretación. 

A pesar de la cadena de fracasos que colecciona esta transición en materia económica y a pesar de las enseñanzas y lecciones que debería haber recibido ya después de tres años de un peregrinar sin rumbo, todavía se exponen conceptos anacrónicos en un foro de seguridad en Naciones Unidas. Además se exponen medidas que no merecen consideración por carecer de sustento. Indagar en una posibilidad de reparto de riqueza para naciones pobres supera la utopía que brinda el simplismo de reacomodo del trabajo de unos para dilapidarlo en otros. 

Las formas de exposición intentaban amparar un modelo fallido y ya probado en nuestro país. Llevamos tres años de dádivas, de reparto sin padrón en programas que trabajan bajo eufemismos y no esquemas de realidad; el dispendio no solamente ha sido vano, ha sido cuantioso en la medida que ha agotado reservas, fideicomisos y programas asistenciales exitosos. Los programas que supuestamente contribuyen al empleo y la preparación de jóvenes han caído en redes de amplia corrupción. Sembrando Vida ha deforestado más de 72 000 hectáreas y finalmente después de tres años, la pobreza ha aumentado para incorporar más de cuatro millones de personas.

La riqueza no es un fenómeno de estudio social, la riqueza es simplemente un resultado de oportunidades en libertad. La riqueza no es el extremo que se contrapone a la pobreza; la primera no cura a la segunda, la segunda no es resultado de privilegios de la primera. El entorno económico es claro: surge el talento creativo, se llama empresa, satisface sectores mediante la oferta y se corresponde en una demanda, pero aquí es importante la derivación del equilibrio en el consumo porque el ingreso fue generado de la planta de empleo que crearon las cadenas productivas. 

La interrupción del ingreso que ha creado el presidente mediante la dádiva no crea base de robustecimiento de consumo por la sencilla razón de no corresponder a un ciclo productivo. La dádiva no resuelve ninguna función de ingreso. Intentar anticipar demanda de bienes y servicios únicamente crea y fomenta un vicio que altera precios sin control y desemboca en un proceso inflacionario. Justamente eso estamos viviendo y habría que asomarse a la Canasta Básica para comparar la tasa promedio del 6% nacional y la tasa real de la Canasta Básica que supera un 12% en promedio.

Existen otros considerandos en el abandono de esta transición; el campo mexicano destaca en esta categoría. La importación de perecederos ya trae inflación externa y desafortunadamente de momento es imparable. Nuestro inventario de oportunidades se acota ante la falta de inversión, ante la ausencia de garantías. Las credenciales de esta transición no amparan un modelo a seguir; con éstas, el presidente asomó una raquítica concepción de visión económica y la asomó a un mundo reducido en convocatoria y en recepción. Su percepción de “utilidades razonables” y su denostación constante de los “traficantes de influencias” no provocó ningún eco en los oídos del mundo que conoce de procesos productivos y no de reparto de riqueza. Los ricos permanecerán ricos, sin amenaza latente desde un foro que reprodujo un mensaje sin destino. 

Comentarios


Las Carreras de Caballos con Apuesta. Una Propuesta para Crear Muchos Empleos en el Próximo Gobierno

Las Carreras de Caballos con Apuesta. Una Propuesta para Crear Muchos Empleos en el Próximo Gobierno

Para lograr la creación de muchos empleos especializados y bien remunerados, una de las industrias que requieren atención es la Industria del...

junio 21, 2024
El acuerdo de corresponsalía bancaria de Banco Santander con la cadena de tiendas Chedraui 

El acuerdo de corresponsalía bancaria de Banco Santander con la cadena de tiendas Chedraui 

El pasado 3 de junio de 2024, Banco Santander México anunció que concretó un acuerdo de corresponsalía bancaria con la cadena de...

junio 5, 2024




Más de categoría
El Índice de Estado de Derecho en México revela un estancamiento general pero con algunas tendencias positivas

El Índice de Estado de Derecho en México revela un estancamiento general pero con algunas tendencias positivas

Hace unos días, la organización World Justice Project (WJP) actualizó su Índice de Estado de Derecho para México 2023-2024,...

junio 24, 2024
Las Carreras de Caballos con Apuesta. Una Propuesta para Crear Muchos Empleos en el Próximo Gobierno

Las Carreras de Caballos con Apuesta. Una Propuesta para Crear Muchos Empleos en el Próximo Gobierno

Para lograr la creación de muchos empleos especializados y bien remunerados, una de las industrias que requieren atención es...

junio 21, 2024
Querétaro, uno de los mejores destinos para invertir, es el primer lugar en Estado de Derecho en México

Querétaro, uno de los mejores destinos para invertir, es el primer lugar en Estado de Derecho en México

El pasado 10 de junio de 2024, se dio a conocer que el Estado de Querétaro obtuvo por tercer...

junio 19, 2024
Dirección General de Juegos y Sorteos de la Secretaría de Gobernación

La Dirección General de Juegos y Sorteos de la Secretaría de Gobernación se pone las pilas

Como comenté en el artículo del pasado 17 de mayo, el licenciado Leonardo M. Figueroa, mandamás de la Dirección...

junio 14, 2024