El Meollo del Asunto | La Pandemia Silenciosa

La afamada revista médica The Lancet ha concluido y presentado un estudio mundial sobre el impacto que el Covid-19 ha provocado en las familias del mundo, especialmente entre la población infantil. Pero no solo de aquellos menores...

20 de agosto, 2021

La afamada revista médica The Lancet ha concluido y presentado un estudio mundial sobre el impacto que el Covid-19 ha provocado en las familias del mundo, especialmente entre la población infantil. Pero no solo de aquellos menores que han perdido la vida o se han infectado, sino de quienes han quedado en la orfandad.

Se le llama “la pandemia silenciosa” y ha dejado, hasta el mes de julio de este año, más de un millón de niños huérfanos en el mundo. En México contabiliza de manera incierta al menos, 131 mil niños y niñas. Con una tasa de mortalidad de 4.2% para adultos de entre 40 a 60 años y de hasta 9.8% para los mayores de 60 años, el COVID es una amenaza para los padres de familia y en general para los adultos que viven en los hogares, en comparación con los más jóvenes, como los niños. 

Sin embargo, el estudio afirma que si bien los contagios y complicaciones de la enfermedad en menores suelen ser mucho menos comunes, el hecho de que el COVID esté arrancando a los padres de los brazos de sus hijos se convirtió en una pandemia silenciosa que puede derivar en pobreza y riesgo psicosocial para los menores. 

El caso mexicano destaca en el estudio de The Lancet, pues entre los 21 países desde donde se tomaron las muestras estadísticas, México tiene 131 325 huérfanos de padre o madre. Además, 32 casos en doble orfandad, es decir, que murieron ambos padres.

No existen cifras oficiales acerca del número de huérfanos por COVID, pero la Secretaría Ejecutiva del Sistema Nacional de Protección Integral de Niñas, Niños y Adolescentes (SIPINNA), estima que el 42% de las más de 216 mil muertes hasta abril, fueron de padres y madres de familia.

Este es otro dato aterrador que nos muestra el tamaño de la pandemia, el horror que representa el no haber tomado con la seriedad del caso por parte de las autoridades de salud que conforman el gobierno federal.

También muestra a complacencia con la que los gobiernos de los estados que conforman la República Mexicana han actuado, casi todos (por no decir que todos).

Hicieron caso omiso de las medidas que el gobierno federal no tomó, como el de no hacer pruebas PCR o el de no permitir que se adquirieran vacunas cuando estuvieron disponibles. 

Empresas, comerciantes, sociedad civil, constataron la falta casi total de insumos en los hospitales, cuando la primera ola pegó en México, allá por el 27 de febrero de 2020, en que tuvimos el primer fallecido por Covid.

El colmo fue cuando los gobernadores, todos, no elevaron una gran protesta y reprobación formal por los comentarios irresponsables y sin fundamento científico que don presidente emitía, como el de usar una estampita religiosa para detener la pandemia; como eso de que siendo honrado era como estar vacunado, porque la honradez protegía a la persona honrada; o como aquello de que el pueblo, por ser fuerte iba a sanar al pueblo. Patrañas viles que permitieron todos.

Y ni qué decir de la persona que se puso al frente del programa contra el Covid, que don presidente nombró a Hugo López-Gatell. Una persona que entre sus antecedentes tenía el haber sido despedido por el gobierno del entonces presidente Calderón por no haber sabido y podido enfrentar la anterior pandemia, la del AH1N1, o Gripe Porcina cuando estuvo a cargo, como parte del gobierno federal.

El doctor Hugo López-Gatell, debe de ser el principal responsable de esta pandemia: la silenciosa. De los miles de muertos que se han dado en México no pudo ni quiso contradecir a su jefe. Pudo más la ambición, el egocentrismo y la sumisión abyecta que ha presentado el médico, desde el inicio de la pandemia. Su falta de carácter no es la causa, pero sí es un elemento principal para que México tenga este deshonroso, penoso y doloroso lugar en cuanto a huérfanos por la pandemia.

Y eso no es todo. También nuestro país tiene la nada digna primera posición en fallecimientos por Covid, entre personal médico que atiende la pandemia. Un estudio de la UNAM reveló que México es el primer lugar de América en defunciones de personal de la salud con un total de 4 mil 84 casos registrados; casi 40% del total en el continente, hasta el pasado 21 de julio. De esas muertes, 46% eran médicos; 30% fueron otros trabajadores de la salud; 19% personal de enfermería; 3% de odontología; y 2%, laboratoristas.

  La investigación Panorama epidemiológico de la Covid-19 en el personal de salud de México elaborado por la Facultad de Medicina de la UNAM advierte que en todo el continente americano se han notificado, de acuerdo con datos de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), un millón 763 mil 315 contagios entre personal médico, incluidas 10 mil 278 defunciones por el virus:

“Estados Unidos y Brasil son los países con más casos con 515 mil 527 y 498 mil 422 respectivamente, seguidos de México con 244 mil 711 casos notificados, que representan 13% del total de casos de América Latina.

“En defunciones, nuestro país fue primer lugar con 4 mil 84 defunciones, que corresponde al 39.7 % del total de las muertes de personal médico en América Latina”.

Ah, esto no termina aún. La tercera ola está en proceso todavía. El pasado domingo hubo corrida de toros en la ciudad con mucha gente. Y el 30 de agosto, llueva truene o relampaguee los niños van a la escuela. Así El Meollo del Asunto.

Comentarios


object(WP_Query)#18009 (52) { ["query"]=> array(5) { ["cat"]=> int(15) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(69542) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "02-11-2022" ["before"]=> string(10) "30-11-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } } ["query_vars"]=> array(66) { ["cat"]=> int(15) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(69542) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "02-11-2022" ["before"]=> string(10) "30-11-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } ["error"]=> string(0) "" ["m"]=> string(0) "" ["p"]=> int(0) ["post_parent"]=> string(0) "" ["subpost"]=> string(0) "" ["subpost_id"]=> string(0) "" ["attachment"]=> string(0) "" ["attachment_id"]=> int(0) ["name"]=> string(0) "" ["pagename"]=> string(0) "" ["page_id"]=> int(0) ["second"]=> string(0) "" ["minute"]=> string(0) "" ["hour"]=> string(0) "" ["day"]=> int(0) ["monthnum"]=> int(0) ["year"]=> int(0) ["w"]=> int(0) ["category_name"]=> string(18) "opinion-y-analisis" ["tag"]=> string(0) "" ["tag_id"]=> string(0) "" ["author"]=> string(0) "" ["author_name"]=> string(0) "" ["feed"]=> string(0) "" ["tb"]=> string(0) "" ["paged"]=> int(0) ["meta_key"]=> string(0) "" ["meta_value"]=> string(0) "" ["preview"]=> string(0) "" ["s"]=> string(0) "" ["sentence"]=> string(0) "" ["title"]=> string(0) "" ["fields"]=> string(0) "" ["menu_order"]=> string(0) "" ["embed"]=> string(0) "" ["category__in"]=> array(0) { } ["category__not_in"]=> array(0) { } ["category__and"]=> array(0) { } ["post__in"]=> array(0) { } ["post_name__in"]=> array(0) { } ["tag__in"]=> array(0) { } ["tag__not_in"]=> array(0) { } ["tag__and"]=> array(0) { } ["tag_slug__in"]=> array(0) { } ["tag_slug__and"]=> array(0) { } ["post_parent__in"]=> array(0) { } ["post_parent__not_in"]=> array(0) { } ["author__in"]=> array(0) { } ["author__not_in"]=> array(0) { } ["ignore_sticky_posts"]=> bool(false) ["suppress_filters"]=> bool(false) ["cache_results"]=> bool(true) ["update_post_term_cache"]=> bool(true) ["update_menu_item_cache"]=> bool(false) ["lazy_load_term_meta"]=> bool(true) ["update_post_meta_cache"]=> bool(true) ["post_type"]=> string(0) "" ["nopaging"]=> bool(false) ["comments_per_page"]=> string(2) "50" ["no_found_rows"]=> bool(false) ["order"]=> string(0) "" } ["tax_query"]=> object(WP_Tax_Query)#18013 (6) { ["queries"]=> array(1) { [0]=> array(5) { ["taxonomy"]=> string(8) "category" ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(15) } ["field"]=> string(7) "term_id" ["operator"]=> string(2) "IN" ["include_children"]=> bool(true) } } ["relation"]=> string(3) "AND" ["table_aliases":protected]=> array(1) { [0]=> string(21) "rt_term_relationships" } ["queried_terms"]=> array(1) { ["category"]=> array(2) { ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(15) } ["field"]=> string(7) "term_id" } } ["primary_table"]=> string(8) "rt_posts" ["primary_id_column"]=> string(2) "ID" } ["meta_query"]=> object(WP_Meta_Query)#18011 (9) { ["queries"]=> array(0) { } ["relation"]=> NULL ["meta_table"]=> NULL ["meta_id_column"]=> NULL ["primary_table"]=> NULL ["primary_id_column"]=> NULL ["table_aliases":protected]=> array(0) { } ["clauses":protected]=> array(0) { } ["has_or_relation":protected]=> bool(false) } ["date_query"]=> object(WP_Date_Query)#18012 (5) { ["queries"]=> array(4) { [0]=> array(6) { ["after"]=> string(10) "02-11-2022" ["before"]=> string(10) "30-11-2022" ["inclusive"]=> bool(true) ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["relation"]=> string(3) "AND" ["column"]=> string(18) "rt_posts.post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["time_keys"]=> array(14) { [0]=> string(5) "after" [1]=> string(6) "before" [2]=> string(4) "year" [3]=> string(5) "month" [4]=> string(8) "monthnum" [5]=> string(4) "week" [6]=> string(1) "w" [7]=> string(9) "dayofyear" [8]=> string(3) "day" [9]=> string(9) "dayofweek" [10]=> string(13) "dayofweek_iso" [11]=> string(4) "hour" [12]=> string(6) "minute" [13]=> string(6) "second" } } ["request"]=> string(503) " SELECT SQL_CALC_FOUND_ROWS rt_posts.ID FROM rt_posts LEFT JOIN rt_term_relationships ON (rt_posts.ID = rt_term_relationships.object_id) WHERE 1=1 AND ( ( rt_posts.post_date >= '2022-11-02 00:00:00' AND rt_posts.post_date <= '2022-11-30 00:00:00' ) ) AND rt_posts.ID NOT IN (69542) AND ( rt_term_relationships.term_taxonomy_id IN (15) ) AND ((rt_posts.post_type = 'post' AND (rt_posts.post_status = 'publish'))) GROUP BY rt_posts.ID ORDER BY RAND() LIMIT 0, 2 " ["posts"]=> array(2) { [0]=> object(WP_Post)#18010 (24) { ["ID"]=> int(85913) ["post_author"]=> string(2) "81" ["post_date"]=> string(19) "2022-11-21 13:53:34" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-11-21 18:53:34" ["post_content"]=> string(15575) "En un mundo en donde el internet, las apps y las redes sociales han tomado el papel protagónico desde hace décadas ya, los nativos digitales, ya sea por la necesidad de pertenecer, por experimentar o por simple aburrimiento, se enfrentan a peligros de los que a veces, como adultos, no somos conscientes y/o ni siquiera imaginamos. Uno de ellos, sobre todo por el hecho de que su máxima popularidad se alcanza entre niños y jóvenes, son los retos virales. Aunque no todos estos retos son peligrosos y algunos incluso tienen la ventaja de ofrecer herramientas que permiten practicar matemáticas o idiomas y desarrollar la creatividad, la realidad es que la mayoría de ellos son peligrosos porque además de poner en riesgo la privacidad de los menores o de aprovechar sus estados de depresión, aislamiento o ansiedad, implican fuertes riesgos físicos o psicológicos, promueven la violencia e incluso, en el peor de los casos, incitan al suicidio. ¿Qué son los retos virales? Se trata de videos en los que, con la premisa de tratarse de un simple “juego entre amigos” se promueve alguna acción peligrosa o violenta que debe ser realizada por quien recibe el reto, grabada en un nuevo video y compartida con el mayor número posible de amigos o seguidores, que a su vez deberán hacer lo mismo. Se han popularizado en internet (ya sea por supuestos “influencers” o bien por chicos comunes) y son compartidos principalmente a través de redes sociales como Instagram, Tik-Tok, Facebook o Whatsapp. Los datos duros En México, 50% de las niñas y niños entre 6 y 11 años son usuarios de internet o de una computadora y en el caso de los adolescentes de 12 a 17 años, entre el 80 y 94% usan internet o una computadora. Un estudio de abril de 2022 de la aplicación TikTok indicó que un 21% de usuarios de entre 13 y 19 años habían participado en retos online. Los adolescentes reconocen que realizan los retos virales para sentirse integrados o aceptados por su grupo de amigos. Gran parte del éxito de las publicaciones virales se debe a la cada vez mayor implicación de los rostros famosos, celebrities o influencers, en este tipo de contenido viral. Algunos de los retos que han tenido como consecuencia la muerte de niños o adolescentes son: -Benadryl Challenge (que consiste en ingerir una decena de pastillas de dicho fármaco y grabar un vídeo bajo sus efectos de alucinación). Joven de 15 años en Oklahoma, 2020, y otros… -Blackout Challenge (autoasfixiarse hasta perder el conocimiento.). Nylah Anderson (10 años), Philadelphia, 2021; Zoé (9 años) y Sinachi (11 años), Oaxaca, 2021, y otros… -Chroming (inhalación de productos como desodorantes). Brooke Ryan (16 años), Australia, 2022, y otros… Algunos retos virales actuales y pasados Algunos de los retos virales más famosos y que más daño han causado entre niños y adolescentes (tomado de gaptain.com):
  1. Momo. Igual que la ballena azul, consiste en superar pruebas que en ocasiones llevan al menor a autolesionarse e incluso inducen al suicidio, a la vez que aterroriza a los más pequeños.
  2. La ballena azul. Uno de los juegos virales que más conmoción y alarma social han causado. Los administradores dan una serie de tareas a completar por los jugadores. Algunas de ellas incluyen hacerse cortes. La última misión de este juego es el suicidio.
  3. Balconing. Este reto es, quizás, el más conocido. Se trata de lanzarse a una piscina desde un balcón o terraza. Arriesgando la integridad física e incluso la vida por superar a otros. Cada año se contabiliza alguna muerte a causa de este reto.
  4. Tide Pod Challenge. Consiste en comer, cocinar o morder cápsulas de detergente como si fueran dulces.
  5. The Shell Challenge. Se basa en comer cualquier alimento o producto con su propio envoltorio o cáscara. Como por ejemplo, un huevo, naranja…
  6. Juego de la asfixia. Consiste en inducirse el desmayo por medio de la asfixia intencionada. El objetivo es conseguir una sensación placentera de verdadera euforia.
  7. Train surfing. Juego extremo en el que el objetivo es grabarse mientras se viaja por fuera de un tren. Sujetándose en los costados, debajo de las ruedas, en el techo…
  8. El juego de la muerte. Consiste en asfixiar a otra persona hasta que esta cae inconsciente, grabarlo en video y subirlo a redes sociales. Es uno de los retos virales de moda entre los adolescentes. Dejar sin oxígeno un cerebro puede ocasionar convulsiones, daños neuronales irreparables e incluso la muerte. 
  9. Vodka en el ojo. Consiste en verter vodka dentro del ojo por la creencia de que el alcohol llega antes al torrente sanguíneo a través de las venas oculares. El objetivo es embriagarse lo más rápido posible. Esta teoría, además de ser absurda, provoca inflamación y coagulación de los vasos sanguíneos oculares. Ya que el ojo no tiene un revestimiento, como el estómago, para protegerse.
  10. Hot water Challenge. Consiste en arrojar agua ardiendo a alguien mientras está totalmente desprevenido. Un joven de 15 años resultó herido gravemente cuando su amigo le lanzó agua hirviendo mientras dormía.
  11. Flaming cactus Challenge. Se trata de comerse un cactus en llamas. A la vez puedes beber cerveza para evitar el sabor y sobre todo para no quemarte.
  12. Cockroach Challenge. Es otro de los retos de moda que invita a los usuarios a fotografiarse con cucarachas en la cara. 
  13. El abecedario del diablo o abecedario chino. Consiste en que un niño rasca el dorso de la mano a otro mientras este recita las letras del abecedario de la A a la Z y dice una palabra que comienza con cada letra. A cada palabra la  ‘rascadaes más fuerte, acabando la mayoría de las veces con heridas graves que dejan marcas y cicatrices para toda la vida.
  14. In My Feelings Challenge. Reto que incita a bajarse de un coche en marcha y bailar. Miles de personas se sumaron a este desafío, entre ellas decenas de famosos, que ayudaron a viralizarlo. Sin duda una práctica peligrosa para la seguridad vial
  15. Knockout. Consiste en atacar a un peatón cualquiera por la calle, golpearlo y dejarlo inconsciente mientras se graba. Todo ello con el objetivo de compartirlo en redes sociales.
  16. Reto de la canela. En 2012 se puso de moda tragar una cucharada de canela en polvo. ¿El resultado? Jóvenes sufriendo colapsos pulmonares, irritaciones de garganta y problemas respiratorios. El objetivo es expulsar la canela por boca y nariz, una acción llamada el aliento del dragón”. El problema es que al consumir esta especia sin ningún líquido y de manera acelerada, provoca daños en los pulmones y otros órganos.
  17. Neknomination. El objetivo es emborracharse con licor, realizar alguna acción peligrosa y luego retar a otra persona a hacerlo. Una competición para ver quién supera a quién. Fue muy popular hasta que varias personas fallecieron por su causa.
  18. Ice and salt Challenge. Consiste en poner sal en la piel para luego presionarlo con hielo. La combinación produce una reacción química que hace descender la temperatura del hielo provocando quemaduras de segundo y tercer grado.
  19. Reto del fuego. ¿Qué hay más peligroso que unir alcohol y fuego? Este reto consiste en rociarse alcohol por el cuerpo y prenderse fuego cerca de una piscina o bañera para poder apagarlo pronto. Varios jóvenes han sufrido quemaduras graves.
  20. Condom Challenge. Quizás hayáis visto algún vídeo donde arrojan sobre la cabeza de algún joven un condón lleno de agua. Al no romperse, la cara se queda atrapada dentro del condón como si fuera una pecera. Es como ponerse una bolsa de plástico y asfixiarse solo.
  21. Condom Snorting Challeng. Consiste en introducir un condón por la nariz y sacarlo por la boca (inhalando con toda la fuerza posible para que el plástico pase por la faringe hasta llegar a la boca).
¿Cómo puedo proteger a mi hijo? Los retos virales constituyen, hoy por hoy, uno de los mayores peligros a los que se exponen nuestros hijos cuando navegan por internet. La lista anterior es sólo una pequeña muestra de los cientos de ellos que existen actualmente y que día con día se va actualizando. Cierto es que como padres, sabemos que no podemos excluir a los hijos del mundo en el que les ha tocado vivir pero sí podemos darles todo el acompañamiento, atención y guía que nos sea posible para enseñarlos a utilizar la tecnología de forma segura y responsable. Algunas estrategias que pueden ayudarnos: La primera y quizá la más importante es estar informados: conocer a fondo el mundo digital en con el que conviven nuestros hijos, identificar los factores que los atraen hacia este tipo de retos (autoestima, depresión, ansiedad, necesidad de pertenecer, etc.) y prestar atención a cualquier señal de alerta en ellos. Educar con el ejemplo, imprescindible antes de acometer cualquier otra acción. Elegir un colegio que les enseñe a ser ciudadanos digitales responsables. Crear un clima de confianza con tus hijos suficiente para que en caso de que tengan un problema, podamos ser el primer apoyo al que recurran. Mostrar empatía e interés por su actividad digital, interactuar con ellos en este ámbito y evitar censurar y prohibir todo aquello que nos parece inadecuado. Llevar un control de los contactos y contenidos a los que tienen acceso. Estar al día en nuevas plataformas y contenidos para niños para ser capaces de recomendar, orientar su actividad hacia aquello que sea  adecuado para ellos. Estar atentos a lo que publican en redes sociales. Conocer a quién siguen y qué tipo de contenido comparten sus influencers. Regular el tiempo de uso de los dispositivos, (especialmente móvil – tablet y consolas), utilizando una app de control parental como FamilyTime. Hablar con ellos franca, abierta y frecuentemente sobre prácticas inadecuadas y los riesgos que entrañan, como son: el Sexting, las apuestas online, la falta de privacidad, el Ciberbullying, o el consumo de pornografía y contenido hiperviolento. Suscribirse a páginas o plataformas que ayuden a las familias a estar informadas sobre nuevos retos o peligros cibernéticos, así como a gestionar la seguridad digital de hogares y escuelas. Prevención antes que resignación Por desgracia, la única manera 100% efectiva de lograr que nuestros hijos permanezcan lejos de estos peligros, sería mantenerlos apartados de la tecnología y eso, hoy en día, no es una opción. Por ello, nuestra responsabilidad se trata más bien de estar tan presentes como nos sea posible, de darles la certeza absoluta de que no hay ningún lugar más seguro que su hogar y de ofrecerles una formación en valores (tanto en casa como en el colegio), tan sólida, que les permita tener la fortaleza para resistir, la asertividad para decidir y la autoestima para no necesitar la aprobación de quien no la merezca.  Conócenos ya y descubre un modelo educativo que, además de brindar excelencia académica y tecnológica, integra el sentido humano y la educación en valores, para garantizar la formación de ciudadanos responsables en esta era digital." ["post_title"]=> string(76) "Retos virales entre niños y jóvenes: un peligro mayor de lo que imaginamos" ["post_excerpt"]=> string(138) "Los retos virales constituyen, hoy por hoy, uno de los mayores peligros a los que se exponen nuestros hijos cuando navegan por internet. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(73) "retos-virales-entre-ninos-y-jovenes-un-peligro-mayor-de-lo-que-imaginamos" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-11-21 13:53:34" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-11-21 18:53:34" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=85913" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [1]=> object(WP_Post)#17982 (24) { ["ID"]=> int(85871) ["post_author"]=> string(2) "94" ["post_date"]=> string(19) "2022-11-21 12:56:41" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-11-21 17:56:41" ["post_content"]=> string(4034) "Si bien la belleza es algo que para muchos es subjetivo, es un valor que contagia porque provoca sentimientos que van desde la paz, el gozo, la alegría, hasta la depresión más profunda generada por su ausencia.  La ausencia de ésta genera la percepción de desorden, suciedad, caos, sobreviene la pérdida de la autoestima, la inseguridad, el riesgo. La belleza, en cambio, es  orden, limpieza, equilibrio y armonía. En este artículo se valorará el impacto de estos conceptos a nivel urbano La belleza de las ciudades se observa de muchas maneras. No es solo un tema de arquitectura, también lo es de cultura, de expresiones populares como el deleite de estar en el Centro del Puerto de Veracruz en un sábado en la noche bailando el tradicional danzón, o un paseo por la Av. Madero del centro histórico de Morelia donde el bullicio, la música, las luces, la arquitectura se conjugan para hacernos sentir, seguros, integrados al entorno, orgullosos y con la autoestima muy alta. Hace unos años, en los barrios populares en las zonas altas en la Ciudad de Pachuca las autoridades con las comunidades que ahí habitan hicieron un ejercicio de pintar sus fachadas en un programa que se denominó “aquí nos pintamos solos” el resultado fue sorprendente, no solo se embelleció el paisaje, con él, los vecinos orgullosos pusieron focos en sus fachadas y los niños volvieron a las calles y la incidencia delictiva se redujo. La belleza como un derecho Todos los habitantes de las ciudades, viéndola a ésta como un bien colectivo tienen el derecho a disfrutarla. Hablamos mucho del derecho a la ciudad, pero éste está cancelado para quienes viven en laderas, barrancas, lechos de arroyos, áreas de riesgo, porque ahí la autoridad no solo es y ha sido omisa, simplemente no existe o no se manifiesta. Rescatarlas del desorden, del caos de la suciedad es el gran reto. Si queremos que ahí exista seguridad, dotarlas de servicios, de sumar arquitectos, sociólogos y artistas que las hagan habitables es el primer paso. Parecería una misión imposible rescatar a esas zonas urbanas de la marginación y la violencia; sin embargo, cuando surgen iniciativas que estimulan experiencias estéticas entre los habitantes el proceso de cambio se nota. En Río de Janeiro (Brasil) un pequeño grupo de profesionales, arquitectos, sociólogos y artistas plásticos incluido un fotógrafo renombrado, en una favela de nombre “La mare”, impulsaron con éxito un concurso de fotografía de la favela para que los habitantes se vieran a sí mismos y a través de esta experiencia reflexionaran sobre el simbolismo y la naturaleza atemporal de las imágenes. La fotografía como expresión estética, compartida con la comunidad, despierta la imaginación y en muchos casos un anhelo de transformación. Con esas semillas del arte fotográfico surge un anhelo transformador que se convierte en un programa que con financiamiento del BID impulsado por el gobierno de Brasil de urbanización y de ordenamiento urbano en muchas favelas de Río de Janeiro, provocó cambios notables en el paisaje, en la conducta y en la seguridad de los sitios intervenidos. Saneamiento, movilidad, mejoramiento de vivienda, iluminación y alumbrado, acciones siempre desarrolladas de la mano de la comunidad, adecuación de sitios para la música, el baile, funciones de cine en plazas públicas, concursos para pintar en muros o bardas impulsando el arte urbano, hacen la diferencia. De la mano del mejoramiento y el embellecimiento crece la autoestima y con ella la seguridad, el sentido de pertenencia, el bullicio y la reducción significativa del delito." ["post_title"]=> string(41) "La belleza: un valor urbano indispensable" ["post_excerpt"]=> string(197) "La seguridad en las ciudades no solo depende del número de policías, patrullas o rondines, tiene mucho que ver con la belleza donde los ciudadanos con su presencia dan seguridad a los espacios. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(40) "la-belleza-un-valor-urbano-indispensable" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-11-21 12:56:41" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-11-21 17:56:41" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=85871" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } } ["post_count"]=> int(2) ["current_post"]=> int(-1) ["in_the_loop"]=> bool(false) ["post"]=> object(WP_Post)#18010 (24) { ["ID"]=> int(85913) ["post_author"]=> string(2) "81" ["post_date"]=> string(19) "2022-11-21 13:53:34" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-11-21 18:53:34" ["post_content"]=> string(15575) "En un mundo en donde el internet, las apps y las redes sociales han tomado el papel protagónico desde hace décadas ya, los nativos digitales, ya sea por la necesidad de pertenecer, por experimentar o por simple aburrimiento, se enfrentan a peligros de los que a veces, como adultos, no somos conscientes y/o ni siquiera imaginamos. Uno de ellos, sobre todo por el hecho de que su máxima popularidad se alcanza entre niños y jóvenes, son los retos virales. Aunque no todos estos retos son peligrosos y algunos incluso tienen la ventaja de ofrecer herramientas que permiten practicar matemáticas o idiomas y desarrollar la creatividad, la realidad es que la mayoría de ellos son peligrosos porque además de poner en riesgo la privacidad de los menores o de aprovechar sus estados de depresión, aislamiento o ansiedad, implican fuertes riesgos físicos o psicológicos, promueven la violencia e incluso, en el peor de los casos, incitan al suicidio. ¿Qué son los retos virales? Se trata de videos en los que, con la premisa de tratarse de un simple “juego entre amigos” se promueve alguna acción peligrosa o violenta que debe ser realizada por quien recibe el reto, grabada en un nuevo video y compartida con el mayor número posible de amigos o seguidores, que a su vez deberán hacer lo mismo. Se han popularizado en internet (ya sea por supuestos “influencers” o bien por chicos comunes) y son compartidos principalmente a través de redes sociales como Instagram, Tik-Tok, Facebook o Whatsapp. Los datos duros En México, 50% de las niñas y niños entre 6 y 11 años son usuarios de internet o de una computadora y en el caso de los adolescentes de 12 a 17 años, entre el 80 y 94% usan internet o una computadora. Un estudio de abril de 2022 de la aplicación TikTok indicó que un 21% de usuarios de entre 13 y 19 años habían participado en retos online. Los adolescentes reconocen que realizan los retos virales para sentirse integrados o aceptados por su grupo de amigos. Gran parte del éxito de las publicaciones virales se debe a la cada vez mayor implicación de los rostros famosos, celebrities o influencers, en este tipo de contenido viral. Algunos de los retos que han tenido como consecuencia la muerte de niños o adolescentes son: -Benadryl Challenge (que consiste en ingerir una decena de pastillas de dicho fármaco y grabar un vídeo bajo sus efectos de alucinación). Joven de 15 años en Oklahoma, 2020, y otros… -Blackout Challenge (autoasfixiarse hasta perder el conocimiento.). Nylah Anderson (10 años), Philadelphia, 2021; Zoé (9 años) y Sinachi (11 años), Oaxaca, 2021, y otros… -Chroming (inhalación de productos como desodorantes). Brooke Ryan (16 años), Australia, 2022, y otros… Algunos retos virales actuales y pasados Algunos de los retos virales más famosos y que más daño han causado entre niños y adolescentes (tomado de gaptain.com):
  1. Momo. Igual que la ballena azul, consiste en superar pruebas que en ocasiones llevan al menor a autolesionarse e incluso inducen al suicidio, a la vez que aterroriza a los más pequeños.
  2. La ballena azul. Uno de los juegos virales que más conmoción y alarma social han causado. Los administradores dan una serie de tareas a completar por los jugadores. Algunas de ellas incluyen hacerse cortes. La última misión de este juego es el suicidio.
  3. Balconing. Este reto es, quizás, el más conocido. Se trata de lanzarse a una piscina desde un balcón o terraza. Arriesgando la integridad física e incluso la vida por superar a otros. Cada año se contabiliza alguna muerte a causa de este reto.
  4. Tide Pod Challenge. Consiste en comer, cocinar o morder cápsulas de detergente como si fueran dulces.
  5. The Shell Challenge. Se basa en comer cualquier alimento o producto con su propio envoltorio o cáscara. Como por ejemplo, un huevo, naranja…
  6. Juego de la asfixia. Consiste en inducirse el desmayo por medio de la asfixia intencionada. El objetivo es conseguir una sensación placentera de verdadera euforia.
  7. Train surfing. Juego extremo en el que el objetivo es grabarse mientras se viaja por fuera de un tren. Sujetándose en los costados, debajo de las ruedas, en el techo…
  8. El juego de la muerte. Consiste en asfixiar a otra persona hasta que esta cae inconsciente, grabarlo en video y subirlo a redes sociales. Es uno de los retos virales de moda entre los adolescentes. Dejar sin oxígeno un cerebro puede ocasionar convulsiones, daños neuronales irreparables e incluso la muerte. 
  9. Vodka en el ojo. Consiste en verter vodka dentro del ojo por la creencia de que el alcohol llega antes al torrente sanguíneo a través de las venas oculares. El objetivo es embriagarse lo más rápido posible. Esta teoría, además de ser absurda, provoca inflamación y coagulación de los vasos sanguíneos oculares. Ya que el ojo no tiene un revestimiento, como el estómago, para protegerse.
  10. Hot water Challenge. Consiste en arrojar agua ardiendo a alguien mientras está totalmente desprevenido. Un joven de 15 años resultó herido gravemente cuando su amigo le lanzó agua hirviendo mientras dormía.
  11. Flaming cactus Challenge. Se trata de comerse un cactus en llamas. A la vez puedes beber cerveza para evitar el sabor y sobre todo para no quemarte.
  12. Cockroach Challenge. Es otro de los retos de moda que invita a los usuarios a fotografiarse con cucarachas en la cara. 
  13. El abecedario del diablo o abecedario chino. Consiste en que un niño rasca el dorso de la mano a otro mientras este recita las letras del abecedario de la A a la Z y dice una palabra que comienza con cada letra. A cada palabra la  ‘rascadaes más fuerte, acabando la mayoría de las veces con heridas graves que dejan marcas y cicatrices para toda la vida.
  14. In My Feelings Challenge. Reto que incita a bajarse de un coche en marcha y bailar. Miles de personas se sumaron a este desafío, entre ellas decenas de famosos, que ayudaron a viralizarlo. Sin duda una práctica peligrosa para la seguridad vial
  15. Knockout. Consiste en atacar a un peatón cualquiera por la calle, golpearlo y dejarlo inconsciente mientras se graba. Todo ello con el objetivo de compartirlo en redes sociales.
  16. Reto de la canela. En 2012 se puso de moda tragar una cucharada de canela en polvo. ¿El resultado? Jóvenes sufriendo colapsos pulmonares, irritaciones de garganta y problemas respiratorios. El objetivo es expulsar la canela por boca y nariz, una acción llamada el aliento del dragón”. El problema es que al consumir esta especia sin ningún líquido y de manera acelerada, provoca daños en los pulmones y otros órganos.
  17. Neknomination. El objetivo es emborracharse con licor, realizar alguna acción peligrosa y luego retar a otra persona a hacerlo. Una competición para ver quién supera a quién. Fue muy popular hasta que varias personas fallecieron por su causa.
  18. Ice and salt Challenge. Consiste en poner sal en la piel para luego presionarlo con hielo. La combinación produce una reacción química que hace descender la temperatura del hielo provocando quemaduras de segundo y tercer grado.
  19. Reto del fuego. ¿Qué hay más peligroso que unir alcohol y fuego? Este reto consiste en rociarse alcohol por el cuerpo y prenderse fuego cerca de una piscina o bañera para poder apagarlo pronto. Varios jóvenes han sufrido quemaduras graves.
  20. Condom Challenge. Quizás hayáis visto algún vídeo donde arrojan sobre la cabeza de algún joven un condón lleno de agua. Al no romperse, la cara se queda atrapada dentro del condón como si fuera una pecera. Es como ponerse una bolsa de plástico y asfixiarse solo.
  21. Condom Snorting Challeng. Consiste en introducir un condón por la nariz y sacarlo por la boca (inhalando con toda la fuerza posible para que el plástico pase por la faringe hasta llegar a la boca).
¿Cómo puedo proteger a mi hijo? Los retos virales constituyen, hoy por hoy, uno de los mayores peligros a los que se exponen nuestros hijos cuando navegan por internet. La lista anterior es sólo una pequeña muestra de los cientos de ellos que existen actualmente y que día con día se va actualizando. Cierto es que como padres, sabemos que no podemos excluir a los hijos del mundo en el que les ha tocado vivir pero sí podemos darles todo el acompañamiento, atención y guía que nos sea posible para enseñarlos a utilizar la tecnología de forma segura y responsable. Algunas estrategias que pueden ayudarnos: La primera y quizá la más importante es estar informados: conocer a fondo el mundo digital en con el que conviven nuestros hijos, identificar los factores que los atraen hacia este tipo de retos (autoestima, depresión, ansiedad, necesidad de pertenecer, etc.) y prestar atención a cualquier señal de alerta en ellos. Educar con el ejemplo, imprescindible antes de acometer cualquier otra acción. Elegir un colegio que les enseñe a ser ciudadanos digitales responsables. Crear un clima de confianza con tus hijos suficiente para que en caso de que tengan un problema, podamos ser el primer apoyo al que recurran. Mostrar empatía e interés por su actividad digital, interactuar con ellos en este ámbito y evitar censurar y prohibir todo aquello que nos parece inadecuado. Llevar un control de los contactos y contenidos a los que tienen acceso. Estar al día en nuevas plataformas y contenidos para niños para ser capaces de recomendar, orientar su actividad hacia aquello que sea  adecuado para ellos. Estar atentos a lo que publican en redes sociales. Conocer a quién siguen y qué tipo de contenido comparten sus influencers. Regular el tiempo de uso de los dispositivos, (especialmente móvil – tablet y consolas), utilizando una app de control parental como FamilyTime. Hablar con ellos franca, abierta y frecuentemente sobre prácticas inadecuadas y los riesgos que entrañan, como son: el Sexting, las apuestas online, la falta de privacidad, el Ciberbullying, o el consumo de pornografía y contenido hiperviolento. Suscribirse a páginas o plataformas que ayuden a las familias a estar informadas sobre nuevos retos o peligros cibernéticos, así como a gestionar la seguridad digital de hogares y escuelas. Prevención antes que resignación Por desgracia, la única manera 100% efectiva de lograr que nuestros hijos permanezcan lejos de estos peligros, sería mantenerlos apartados de la tecnología y eso, hoy en día, no es una opción. Por ello, nuestra responsabilidad se trata más bien de estar tan presentes como nos sea posible, de darles la certeza absoluta de que no hay ningún lugar más seguro que su hogar y de ofrecerles una formación en valores (tanto en casa como en el colegio), tan sólida, que les permita tener la fortaleza para resistir, la asertividad para decidir y la autoestima para no necesitar la aprobación de quien no la merezca.  Conócenos ya y descubre un modelo educativo que, además de brindar excelencia académica y tecnológica, integra el sentido humano y la educación en valores, para garantizar la formación de ciudadanos responsables en esta era digital." ["post_title"]=> string(76) "Retos virales entre niños y jóvenes: un peligro mayor de lo que imaginamos" ["post_excerpt"]=> string(138) "Los retos virales constituyen, hoy por hoy, uno de los mayores peligros a los que se exponen nuestros hijos cuando navegan por internet. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(73) "retos-virales-entre-ninos-y-jovenes-un-peligro-mayor-de-lo-que-imaginamos" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-11-21 13:53:34" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-11-21 18:53:34" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=85913" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } ["comment_count"]=> int(0) ["current_comment"]=> int(-1) ["found_posts"]=> int(49) ["max_num_pages"]=> float(25) ["max_num_comment_pages"]=> int(0) ["is_single"]=> bool(false) ["is_preview"]=> bool(false) ["is_page"]=> bool(false) ["is_archive"]=> bool(true) ["is_date"]=> bool(false) ["is_year"]=> bool(false) ["is_month"]=> bool(false) ["is_day"]=> bool(false) ["is_time"]=> bool(false) ["is_author"]=> bool(false) ["is_category"]=> bool(true) ["is_tag"]=> bool(false) ["is_tax"]=> bool(false) ["is_search"]=> bool(false) ["is_feed"]=> bool(false) ["is_comment_feed"]=> bool(false) ["is_trackback"]=> bool(false) ["is_home"]=> bool(false) ["is_privacy_policy"]=> bool(false) ["is_404"]=> bool(false) ["is_embed"]=> bool(false) ["is_paged"]=> bool(false) ["is_admin"]=> bool(false) ["is_attachment"]=> bool(false) ["is_singular"]=> bool(false) ["is_robots"]=> bool(false) ["is_favicon"]=> bool(false) ["is_posts_page"]=> bool(false) ["is_post_type_archive"]=> bool(false) ["query_vars_hash":"WP_Query":private]=> string(32) "564ec882952705410a6e1b87c4ee1563" ["query_vars_changed":"WP_Query":private]=> bool(false) ["thumbnails_cached"]=> bool(false) ["allow_query_attachment_by_filename":protected]=> bool(false) ["stopwords":"WP_Query":private]=> NULL ["compat_fields":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(15) "query_vars_hash" [1]=> string(18) "query_vars_changed" } ["compat_methods":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(16) "init_query_flags" [1]=> string(15) "parse_tax_query" } }
Retos virales entre niños y jóvenes: un peligro mayor de lo que imaginamos

Retos virales entre niños y jóvenes: un peligro mayor de lo que imaginamos

Los retos virales constituyen, hoy por hoy, uno de los mayores peligros a los que se exponen nuestros hijos cuando navegan por...

noviembre 21, 2022
La belleza: un valor urbano indispensable

La belleza: un valor urbano indispensable

La seguridad en las ciudades no solo depende del número de policías, patrullas o rondines, tiene mucho que ver con la belleza...

noviembre 21, 2022




Más de categoría
la 4T y la selección mexicana

Los fracasos del fin de semana: la 4T y la selección mexicana

La política y la Selección Mexicana: los vertederos de las ilusiones de los mexicanos.

noviembre 29, 2022
Marcha de AMLO

Marcha de AMLO

El dispendio de recursos para la marcha del domingo no pasó inadvertido.

noviembre 29, 2022
Buenos contra malos

Buenos contra malos

Como un gigantesco tablero de ajedrez, los mexicanos le hacemos el caldo gordo a un grupo reducido de personas...

noviembre 29, 2022
horario del bienestar

¡Preparémonos para los efectos del horario del bienestar!

Bienvenido sea el “horario de Dios” y preparémonos para administrar la abundancia y el bienestar que este cambio traerá...

noviembre 28, 2022