Justicia ¿para todos?

En teoría la justicia debería de ser pronta, expedita e imparcial; sin embargo, hay veces que pareciera que la justicia en México empatiza con quienes más recursos económicos tienen. 

8 de noviembre, 2022

La semana pasada se suscitó un robo a mano armada en el semáforo de la Calle de Tamarindos, entre Bosques y Santa Fe. Para los que vivimos en la capital y para mucha gente decir “Tamarindos” es sinónimo de situación económica y social alta, de elite y de exclusividad. Ubicado en la zona de Santa Fe, es una calle en donde el metro cuadrado vale una fortuna y solo se pueden dar el lujo de vivir ahí un sector muy selecto de la población.

El robo fue contra un automovilista. Casi en tiempo real empezaron a correr por todas las redes sociales videos que tomaron otros automovilistas desde sus coches y que publicaron para denunciar los hechos y exigir la inmediata respuesta de las autoridades.

Efectivamente, el mismo día ya había sido detenido el presunto ladrón. La policía apoyada por los testigos y por las cámaras de seguridad actuó de forma impecable y dio con el culpable quien, sin duda alguna, será juzgado y castigado con todo el peso de la ley. Lo anterior nos demuestra que cuando la sociedad y las autoridades gubernamentales se juntan, el resultado es siempre mayor eficiencia en la persecución y prevención del delito. Así la próxima vez los amantes de lo ajeno se la pensarán mejor antes de intentar asaltar a un importante miembro de la sociedad qué transita por la vida en un Mercedes Benz rojo por una de las calles más exclusivas de la ciudad.

El testimonio del presunto agredido circuló también por las redes sociales, sobre todo en los grupos y chats de WhatsApp. El afectado describe al ladrón como un muchachito de entre 15 y 16 años, muerto de miedo y totalmente preso de los nervios, que temblaba y tartamudeaba y fue por eso que el agredido incluso le aconsejó que se fuera corriendo nada más con su reloj.

De ninguna manera estoy a favor del robo ni de ningún tipo de acto vandálico, pero en la noche, ya en el silencio de mi recámara y con la cabeza sobre la almohada, no podía dejar de pensar que “a nadie le importa N”. Y es que “como quiera que se llame N”, no es ni siquiera un miembro de la sociedad, no pertenece a ninguna comunidad, tal vez ni siquiera tenga un registro o algún papel que lo identifique; “maldito ratero N” no tiene padres y seguramente paso sus 15 o 16 años viviendo debajo de algún Puente, o dentro de alguna coladera en el subsuelo de este México que se ufana de buscar justicia pronta y expedita para todos.

“Hijo de su madre N” come desperdicios encontrados en la basura, jamás ha tenido nada propio ni nuevo, seguramente ha sido violentado y abusado tantas veces que para él ya es parte de la vida; “Desgraciado malnacido N” no merece una oportunidad y debe ser aislado porque representa un peligro para la sociedad, como si “Pobre diablo N” alguna vez hubiese tenido la más mínima oportunidad de una vida distinta.

Este ladrón es seguramente hermano o primo o hijo o amigo o compañero de coladera de muchos otros “hijos de nadie” que a diario salen a asaltar gente de bien que se gana la vida con el sudor de su frente, a robar en las esquinas a automovilistas, pero también en los transportes públicos, a muchos otros “sin nombre” que se trasladan todos los días a sus trabajos en Microbuses, peseros, en el metro o en el cable bus o cualquier medio de transporte público. El 61% de los robos con violencia son a estas personas. Tan solo de enero a abril de 2022 se registraron 218 casos de víctimas en carpetas de investigación de la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México.

No he sabido nunca de una respuesta tan ágil y solidaria de la sociedad para estas personas que todos los días son despojadas de sus poquísimos artículos, de su celular y el poco dinero que lleven consigo y que seguramente al llegar a su trabajo después del trago amargo y el terrible susto sean reprimidos y castigados por sus patrones. Pocas veces he sabido de algún patrón o patrona que acompañe a su trabajador a denunciar el robo y que lo apoye mientras se le da seguimiento, por el contrario, de lo que sí me he enterado muchas veces es de la acusación como presunto culpable de alguno de sus trabajadores cuando algo les falta o sospechan que les han robado, independientemente de que pueda ser cierto o no. El primer acusado es siempre el trabajador, el migrante que pide ayuda en la esquina, la madre soltera que acude a hacer el aseo por unos cuantos pesos y hay una sola razón para ello: son pobres.

Seguramente muchos no estarán de acuerdo con mi punto de vista. Me tomarán por populista y resentida. No apruebo en ninguna modalidad el crimen. Lo único que de verdad quisiera con profunda inocencia, como un niño pide en sus oraciones de la noche la Paz mundial, es que la justicia, la indignación, el derecho al resarcimiento de daños, la confianza y la presunta inocencia sea la misma para todos.

Comentarios


object(WP_Query)#18806 (52) { ["query"]=> array(5) { ["cat"]=> int(15) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(85434) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "11-01-2023" ["before"]=> string(10) "08-02-2023" ["inclusive"]=> bool(true) } } } ["query_vars"]=> array(66) { ["cat"]=> int(15) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(85434) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "11-01-2023" ["before"]=> string(10) "08-02-2023" ["inclusive"]=> bool(true) } } ["error"]=> string(0) "" ["m"]=> string(0) "" ["p"]=> int(0) ["post_parent"]=> string(0) "" ["subpost"]=> string(0) "" ["subpost_id"]=> string(0) "" ["attachment"]=> string(0) "" ["attachment_id"]=> int(0) ["name"]=> string(0) "" ["pagename"]=> string(0) "" ["page_id"]=> int(0) ["second"]=> string(0) "" ["minute"]=> string(0) "" ["hour"]=> string(0) "" ["day"]=> int(0) ["monthnum"]=> int(0) ["year"]=> int(0) ["w"]=> int(0) ["category_name"]=> string(18) "opinion-y-analisis" ["tag"]=> string(0) "" ["tag_id"]=> string(0) "" ["author"]=> string(0) "" ["author_name"]=> string(0) "" ["feed"]=> string(0) "" ["tb"]=> string(0) "" ["paged"]=> int(0) ["meta_key"]=> string(0) "" ["meta_value"]=> string(0) "" ["preview"]=> string(0) "" ["s"]=> string(0) "" ["sentence"]=> string(0) "" ["title"]=> string(0) "" ["fields"]=> string(0) "" ["menu_order"]=> string(0) "" ["embed"]=> string(0) "" ["category__in"]=> array(0) { } ["category__not_in"]=> array(0) { } ["category__and"]=> array(0) { } ["post__in"]=> array(0) { } ["post_name__in"]=> array(0) { } ["tag__in"]=> array(0) { } ["tag__not_in"]=> array(0) { } ["tag__and"]=> array(0) { } ["tag_slug__in"]=> array(0) { } ["tag_slug__and"]=> array(0) { } ["post_parent__in"]=> array(0) { } ["post_parent__not_in"]=> array(0) { } ["author__in"]=> array(0) { } ["author__not_in"]=> array(0) { } ["ignore_sticky_posts"]=> bool(false) ["suppress_filters"]=> bool(false) ["cache_results"]=> bool(true) ["update_post_term_cache"]=> bool(true) ["update_menu_item_cache"]=> bool(false) ["lazy_load_term_meta"]=> bool(true) ["update_post_meta_cache"]=> bool(true) ["post_type"]=> string(0) "" ["nopaging"]=> bool(false) ["comments_per_page"]=> string(2) "50" ["no_found_rows"]=> bool(false) ["order"]=> string(0) "" } ["tax_query"]=> object(WP_Tax_Query)#18810 (6) { ["queries"]=> array(1) { [0]=> array(5) { ["taxonomy"]=> string(8) "category" ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(15) } ["field"]=> string(7) "term_id" ["operator"]=> string(2) "IN" ["include_children"]=> bool(true) } } ["relation"]=> string(3) "AND" ["table_aliases":protected]=> array(1) { [0]=> string(21) "rt_term_relationships" } ["queried_terms"]=> array(1) { ["category"]=> array(2) { ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(15) } ["field"]=> string(7) "term_id" } } ["primary_table"]=> string(8) "rt_posts" ["primary_id_column"]=> string(2) "ID" } ["meta_query"]=> object(WP_Meta_Query)#18808 (9) { ["queries"]=> array(0) { } ["relation"]=> NULL ["meta_table"]=> NULL ["meta_id_column"]=> NULL ["primary_table"]=> NULL ["primary_id_column"]=> NULL ["table_aliases":protected]=> array(0) { } ["clauses":protected]=> array(0) { } ["has_or_relation":protected]=> bool(false) } ["date_query"]=> object(WP_Date_Query)#18809 (5) { ["queries"]=> array(4) { [0]=> array(6) { ["after"]=> string(10) "11-01-2023" ["before"]=> string(10) "08-02-2023" ["inclusive"]=> bool(true) ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["relation"]=> string(3) "AND" ["column"]=> string(18) "rt_posts.post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["time_keys"]=> array(14) { [0]=> string(5) "after" [1]=> string(6) "before" [2]=> string(4) "year" [3]=> string(5) "month" [4]=> string(8) "monthnum" [5]=> string(4) "week" [6]=> string(1) "w" [7]=> string(9) "dayofyear" [8]=> string(3) "day" [9]=> string(9) "dayofweek" [10]=> string(13) "dayofweek_iso" [11]=> string(4) "hour" [12]=> string(6) "minute" [13]=> string(6) "second" } } ["request"]=> string(503) " SELECT SQL_CALC_FOUND_ROWS rt_posts.ID FROM rt_posts LEFT JOIN rt_term_relationships ON (rt_posts.ID = rt_term_relationships.object_id) WHERE 1=1 AND ( ( rt_posts.post_date >= '2023-01-11 00:00:00' AND rt_posts.post_date <= '2023-02-08 00:00:00' ) ) AND rt_posts.ID NOT IN (85434) AND ( rt_term_relationships.term_taxonomy_id IN (15) ) AND ((rt_posts.post_type = 'post' AND (rt_posts.post_status = 'publish'))) GROUP BY rt_posts.ID ORDER BY RAND() LIMIT 0, 2 " ["posts"]=> array(2) { [0]=> object(WP_Post)#18807 (24) { ["ID"]=> int(87684) ["post_author"]=> string(3) "195" ["post_date"]=> string(19) "2023-01-12 13:20:06" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2023-01-12 18:20:06" ["post_content"]=> string(5197) "La facultad de creer está en la naturaleza del ser humano, su antítesis, la facultad de dudar, también, la primera deriva en sistemas de creencias como lo religioso pero también en construcciones de tipo popular sobre asuntos de salud, interacciones, la superstición, la vida después de la muerte.  La segunda, la duda, ha derivado en sistemas filosóficos como el escepticismo pero también en detonar inquietudes para buscar realidades y contrastar experiencias. Es crítica por definición, pero susceptible a ser sustituida por el creer. Es la base del experimento científico.  En un contexto mundial saturado de dudas, de discursos políticos que expresan “verdades a medias”, de noticias falsas que alientan el dudar de todo y de todos, y en un entorno nacional álgido por asuntos vinculados a la seguridad pública, el encuentro entre mandatarios y esposas de los presidentes de América del Norte tenía, por fuerza, que conducirnos a certezas y a generar un mensaje tanto a los países involucrados como al mundo completo, que al menos hay posibilidades de generar pasos en conjunto que vayan más allá de acuerdos comerciales y migratorios, mensajes que indiquen que la región está estable y mantiene su propósito de consolidar la estabilidad.  Jill Biden y Beatriz Gutiérrez decidieron creer y en conjunto plantean una invitación a hacerlo. El tono y el llamado contrasta con los tiempos, los tiempos de la postmodernidad y la postverdad, los tiempos de la crisis de las “verdades absolutas”, las cuales, sin embargo, existen y añadimos más. Es una recuperación de la facultad y aún, de la necesidad de creer la cual es intrínseca al ser humano. Inevitablemente vinculado a discursos como “Yo tengo un sueño” de Luther King y al discurso de Luis Donaldo Colosio,  Biden y Gutiérrez revaloran verdades y cuestionan otras, como la pobreza por designio divino. Las libertades de fe, expresión y prensa, la educación como vía para el desarrollo individual y social, la familia como base emocional y de seguridad social, son ideales porque son verdades absolutas. No dogmas nacidos de la especulación o del prejuicio, sino experiencias históricas acumuladas a lo largo de los años. La historia de los tres países habla de momentos de desarrollo político y económico cuando son impulsados por las libertades y una política clara sobre la prensa, la educación y el fortalecimiento de la familia.  Golpeada por una sucesión interminable de crisis económicas nacionales y globales, la familia padece. El embate de las drogas, la necesidad de migrar, la desintegración de sus lazos internos y la ausencia de una política hacia la familia que supere el asistencialismo han puesto en crisis a la familia y sus valores. Si, como dicen las autoras del discurso en cuestión, “La familia es la principal institución de seguridad social”, entonces el crecimiento de la inseguridad social es explicable porque como sociedad hemos permitido su desintegración y hemos rebajado su valor. En ello estaría una salida a la inseguridad, el fortalecimiento de la familia como unidad y de la familia como valor.  Y a propósito de valores, el discurso termina con una serie de referencias a valores morales que inevitablemente nos conducen a la reflexión: el respeto a los demás, la inclusión, la libertad, el amor y los elementos correlacionados a este último: la solidaridad, la empatía y la justicia.  Ser incluyente es hoy una verdad absoluta, una necesidad apremiante, como lo son la aplicación de todos valores señalados a la vida cotidiana, a las acciones individuales e institucionales, a las políticas públicas de las tres naciones.  El discurso expone una posición colectiva frente a la vida, frente al contexto y a las interacciones entre individuos y entre naciones. Biden y Gutiérrez decidieron creer, y siendo consecuentes con el llamado, habrá que decidir creer, creer en la posibilidad reconstrucción de la sociedad, en la necesidad de cambiar, en la necesidad de recuperar valores y acciones que nos den salida a la crisis social y moral que se vive.  Queremos creer, necesitamos creer, en la familia, en la educación, en el amor, en la libertad de fe, de expresión, de prensa, en la inclusión; en que el mundo puede ser diferente, aunque muchos se empeñen en sembrar la duda y hacer crecer la incertidumbre.  “Y nos atrevemos a soñar con un tiempo en el que todos seamos iguales y libres”. El sueño se construye, está en nuestras manos hacerlo, está también en manos de quienes deciden las políticas públicas y las acciones de gobierno, que la libertad no esté coaccionada ni alterada.    " ["post_title"]=> string(42) "Creemos: el discurso de Biden y Gutiérrez" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(40) "creemos-el-discurso-de-biden-y-gutierrez" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2023-01-12 13:20:06" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2023-01-12 18:20:06" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=87684" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [1]=> object(WP_Post)#18773 (24) { ["ID"]=> int(88346) ["post_author"]=> string(2) "96" ["post_date"]=> string(19) "2023-01-31 12:28:14" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2023-01-31 17:28:14" ["post_content"]=> string(4065) "Revertir el daño de la inseguridad en México no es una tarea fácil ya que está sustentada en la pobreza, la desigualdad, el desempleo, la falta de oportunidades, la corrupción y los intereses en el sistema judicial que protegen a los delincuentes. Las acciones emprendidas por las autoridades se topan con este tipo de pudrición que desdeña el trabajo de las autoridades.  Son situaciones que impactan a la sociedad en general porque la sociedad no tiene certeza de que habrá justicia cuando en realidad percibe casos de impunidad o que en lugar de justicia hay corrupción ante la alevosía y maldad con la que actúan muchas autoridades. Es por eso que no podemos negar los datos de la Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública 2022, en los que tres de cada 10 habitantes mayores de 18 años se sienten inseguros.
También descubre:
Ya dejen dormir (ruizhealytimes.com) Un caso concreto es el de la saxofonista oaxaqueña María Elena Ríos. Desde hace más de tres años vive una pesadilla luego de que dos hombres irrumpieran en su vida al quemarle el 90% del cuerpo con ácido. Las autoridades judiciales solo actúan con simulaciones. Aún hay políticos del pasado que se allegan de artimañas para comprar jueces como es el caso del exdiputado del PRI, Juan Vera Carrizal, un poderoso empresario gasolinero, autor intelectual del ataque y la persona que pagó para ver cumplidas sus amenazas. Es por lo que aún hay camino por recorrer para poder revertir esta tendencia aberrante que hay en el sistema de justicia penal. No obstante, esto no demerita las acciones de la presente administración y que poco a poco van transformando no sólo esta percepción de inseguridad, sino que también van disminuyendo diversos delitos que nos aquejan. De acuerdo con el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, durante el 2022 la incidencia delictiva en 26 entidades del país bajó, es decir, los delitos de alto impacto. Pero los datos en general dan muestra de que la Estrategia de Seguridad de 2019 a 2022 está funcionando ya que se redujo más del 55% los delitos de alto impacto; 60% los homicidios dolosos; 50% el robo de vehículo con y sin violencia. En la Ciudad de México, la más poblada del país, los delitos de alto impacto disminuyeron 46.5% de 2019 a 2022 mientras que el delito doloso registró una disminución del 47% el año pasado, de acuerdo con la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México. Estamos hablando de la cifra más baja registrada desde 2015, en donde la capital del país pasó del lugar 21 al 25 en las entidades con más homicidios dolosos a nivel nacional, pasando de una tasa de 16 homicidios por cada 100 mil habitantes a 5.8 por cada 100 mil habitantes de 2019 a 2022 Como mujer y ciudadana en donde somos las más violentadas del país, podemos ver que en la presente administración se trabaja arduamente en el combate a la inseguridad, pero no es casual que la percepción siga siendo negativa, debido a casos como el de Elena Ríos, envuelto en la corrupción del sistema judicial.                                                                                                                 @larapaola1" ["post_title"]=> string(12) "No es casual" ["post_excerpt"]=> string(100) "Los datos en general dan muestra de que la Estrategia de Seguridad de 2019 a 2022 está funcionando." ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(12) "no-es-casual" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2023-01-31 12:30:24" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2023-01-31 17:30:24" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=88346" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } } ["post_count"]=> int(2) ["current_post"]=> int(-1) ["in_the_loop"]=> bool(false) ["post"]=> object(WP_Post)#18807 (24) { ["ID"]=> int(87684) ["post_author"]=> string(3) "195" ["post_date"]=> string(19) "2023-01-12 13:20:06" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2023-01-12 18:20:06" ["post_content"]=> string(5197) "La facultad de creer está en la naturaleza del ser humano, su antítesis, la facultad de dudar, también, la primera deriva en sistemas de creencias como lo religioso pero también en construcciones de tipo popular sobre asuntos de salud, interacciones, la superstición, la vida después de la muerte.  La segunda, la duda, ha derivado en sistemas filosóficos como el escepticismo pero también en detonar inquietudes para buscar realidades y contrastar experiencias. Es crítica por definición, pero susceptible a ser sustituida por el creer. Es la base del experimento científico.  En un contexto mundial saturado de dudas, de discursos políticos que expresan “verdades a medias”, de noticias falsas que alientan el dudar de todo y de todos, y en un entorno nacional álgido por asuntos vinculados a la seguridad pública, el encuentro entre mandatarios y esposas de los presidentes de América del Norte tenía, por fuerza, que conducirnos a certezas y a generar un mensaje tanto a los países involucrados como al mundo completo, que al menos hay posibilidades de generar pasos en conjunto que vayan más allá de acuerdos comerciales y migratorios, mensajes que indiquen que la región está estable y mantiene su propósito de consolidar la estabilidad.  Jill Biden y Beatriz Gutiérrez decidieron creer y en conjunto plantean una invitación a hacerlo. El tono y el llamado contrasta con los tiempos, los tiempos de la postmodernidad y la postverdad, los tiempos de la crisis de las “verdades absolutas”, las cuales, sin embargo, existen y añadimos más. Es una recuperación de la facultad y aún, de la necesidad de creer la cual es intrínseca al ser humano. Inevitablemente vinculado a discursos como “Yo tengo un sueño” de Luther King y al discurso de Luis Donaldo Colosio,  Biden y Gutiérrez revaloran verdades y cuestionan otras, como la pobreza por designio divino. Las libertades de fe, expresión y prensa, la educación como vía para el desarrollo individual y social, la familia como base emocional y de seguridad social, son ideales porque son verdades absolutas. No dogmas nacidos de la especulación o del prejuicio, sino experiencias históricas acumuladas a lo largo de los años. La historia de los tres países habla de momentos de desarrollo político y económico cuando son impulsados por las libertades y una política clara sobre la prensa, la educación y el fortalecimiento de la familia.  Golpeada por una sucesión interminable de crisis económicas nacionales y globales, la familia padece. El embate de las drogas, la necesidad de migrar, la desintegración de sus lazos internos y la ausencia de una política hacia la familia que supere el asistencialismo han puesto en crisis a la familia y sus valores. Si, como dicen las autoras del discurso en cuestión, “La familia es la principal institución de seguridad social”, entonces el crecimiento de la inseguridad social es explicable porque como sociedad hemos permitido su desintegración y hemos rebajado su valor. En ello estaría una salida a la inseguridad, el fortalecimiento de la familia como unidad y de la familia como valor.  Y a propósito de valores, el discurso termina con una serie de referencias a valores morales que inevitablemente nos conducen a la reflexión: el respeto a los demás, la inclusión, la libertad, el amor y los elementos correlacionados a este último: la solidaridad, la empatía y la justicia.  Ser incluyente es hoy una verdad absoluta, una necesidad apremiante, como lo son la aplicación de todos valores señalados a la vida cotidiana, a las acciones individuales e institucionales, a las políticas públicas de las tres naciones.  El discurso expone una posición colectiva frente a la vida, frente al contexto y a las interacciones entre individuos y entre naciones. Biden y Gutiérrez decidieron creer, y siendo consecuentes con el llamado, habrá que decidir creer, creer en la posibilidad reconstrucción de la sociedad, en la necesidad de cambiar, en la necesidad de recuperar valores y acciones que nos den salida a la crisis social y moral que se vive.  Queremos creer, necesitamos creer, en la familia, en la educación, en el amor, en la libertad de fe, de expresión, de prensa, en la inclusión; en que el mundo puede ser diferente, aunque muchos se empeñen en sembrar la duda y hacer crecer la incertidumbre.  “Y nos atrevemos a soñar con un tiempo en el que todos seamos iguales y libres”. El sueño se construye, está en nuestras manos hacerlo, está también en manos de quienes deciden las políticas públicas y las acciones de gobierno, que la libertad no esté coaccionada ni alterada.    " ["post_title"]=> string(42) "Creemos: el discurso de Biden y Gutiérrez" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(40) "creemos-el-discurso-de-biden-y-gutierrez" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2023-01-12 13:20:06" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2023-01-12 18:20:06" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=87684" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } ["comment_count"]=> int(0) ["current_comment"]=> int(-1) ["found_posts"]=> int(46) ["max_num_pages"]=> float(23) ["max_num_comment_pages"]=> int(0) ["is_single"]=> bool(false) ["is_preview"]=> bool(false) ["is_page"]=> bool(false) ["is_archive"]=> bool(true) ["is_date"]=> bool(false) ["is_year"]=> bool(false) ["is_month"]=> bool(false) ["is_day"]=> bool(false) ["is_time"]=> bool(false) ["is_author"]=> bool(false) ["is_category"]=> bool(true) ["is_tag"]=> bool(false) ["is_tax"]=> bool(false) ["is_search"]=> bool(false) ["is_feed"]=> bool(false) ["is_comment_feed"]=> bool(false) ["is_trackback"]=> bool(false) ["is_home"]=> bool(false) ["is_privacy_policy"]=> bool(false) ["is_404"]=> bool(false) ["is_embed"]=> bool(false) ["is_paged"]=> bool(false) ["is_admin"]=> bool(false) ["is_attachment"]=> bool(false) ["is_singular"]=> bool(false) ["is_robots"]=> bool(false) ["is_favicon"]=> bool(false) ["is_posts_page"]=> bool(false) ["is_post_type_archive"]=> bool(false) ["query_vars_hash":"WP_Query":private]=> string(32) "ed165db436cb238f3828144e79c53804" ["query_vars_changed":"WP_Query":private]=> bool(false) ["thumbnails_cached"]=> bool(false) ["allow_query_attachment_by_filename":protected]=> bool(false) ["stopwords":"WP_Query":private]=> NULL ["compat_fields":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(15) "query_vars_hash" [1]=> string(18) "query_vars_changed" } ["compat_methods":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(16) "init_query_flags" [1]=> string(15) "parse_tax_query" } }

Creemos: el discurso de Biden y Gutiérrez

La facultad de creer está en la naturaleza del ser humano, su antítesis, la facultad de dudar, también, la primera deriva en...

enero 12, 2023
La grave inseguridad en la CDMX

No es casual

Los datos en general dan muestra de que la Estrategia de Seguridad de 2019 a 2022 está funcionando.

enero 31, 2023




Más de categoría
En “Martes Ciudadano”, Economía brinda asesoría y vinculación a pequeños empresarios

En “Martes Ciudadano”, Economía brinda asesoría y vinculación a pequeños empresarios

· El subsecretario, Jaime Orozco Guzmán refrendó que la dependencia impulsa negocios...

febrero 8, 2023
En enero, crece empleo con seguridad social en Puebla Economía

En enero, crece empleo con seguridad social en Puebla: Economía

La entidad aportó 2.93 por ciento del total de empleo registrado ante el IMSS

febrero 8, 2023
Coahuila: ¿el oficialismo usó ese estado como moneda de cambio?

Coahuila: ¿el oficialismo usó ese estado como moneda de cambio?

En política, se suele afirmar, no existen las casualidades, y en dicho supuesto entraría la coyuntura electoral actual que...

febrero 8, 2023
Chernóbil

Mentiras

“El que dice una mentira no sabe qué tarea ha asumido, porque estará obligado a inventar veinte más para...

febrero 7, 2023