Grooming: consecuencias y prevención

Los riesgos del grooming son muchos y los más vulnerables son los usuarios de plataformas con conexión a Internet, especialmente los menores de edad.

6 de octubre, 2022

Los ciberdelitos sexuales se multiplican a la sombra del crecimiento sin control de la industria digital, aprovechando los claroscuros de la cultura que deriva y los vacíos legales. Las víctimas son individuos que pasan por etapas de la vida que en lo “físico” también son vulnerables: niñez y adolescencia. 

Robo y suplantación de identidad, fraudes, extorsión, robo de información, bullying, trata de personas, difamación, son actividades que se presentan cada vez con mayor frecuencia. La sociedad digital parece ser peligrosa, en especial, para una generación no nativa que además tiene la responsabilidad de formar criterio y hábitos de seguridad a la generación de sus hijos que sí nacieron en la era digital.

En la sociedad digital nadie está obligado a tener presencia, por lo tanto, las conductas antisociales que en el mundo cibernético también se expresan no tendrían razón de ser; sin embargo, se presentan. El ser humano es contradictorio.

En este contexto se desarrolla una práctica delictiva llamada por los especialistas como “grooming”, anglicismo usado para identificar la modalidad de acoso on line que implica la acción de comunicación de un adulto con un menor con fines de agresión sexual. El adulto, desconocido para el infante, oculta su verdadera identidad para generar otra que permita entrar en comunicación y construir confianza con su interlocultor niño, niña o adolescente.

Un menor que ejecuta acciones en un juego digital o difunde mensajes en internet o en algún sistema de red social se encuentra expuesto, por inexperiencia, por inocencia o por relajamiento en la supervisión de las personas que lo tienen a cargo, y se involucra en una comunicación absolutamente desigual con una persona mayor que él. El infante no es consciente de su vulnerabilidad, de la existencia de un riesgo o de la posibilidad de tener un problema; y posiblemente no la tenga porque no le ha sido enseñada. 

El problema no es menor, ha traído como consecuencias depresión, deserción escolar, problemas de salud física, explotación sexual e ideas suicidas. La prevención es necesaria, la definición de límites y el autocontrol también lo son. Evidentemente el peligro existe aún en la sociedad no digital, evidentemente tampoco se debe impedir el ingreso al mundo digital. La interacción del menor con el mundo digital debe ser enseñada, no impedida. 

¿Cómo enseñarle a la niñez a cuidarse cuando el uso de internet y dispositivos móviles está generando aislamiento con respecto al grupo primario básico que es la familia? ¿Qué estrategia  seguir con los hijos para educarlos en el uso de internet y sus recursos?

A estas alturas el problema ya pasó de ser cibercultural para trasladarse a un problema de educación familiar en el uso de internet. El grooming pasa de ser una conducta antisocial y delictiva a un asunto práctico de familia y para el cual los padres y familiares adultos no necesariamente tienen el conocimiento para ayudar. 

Quizá alguien pudiera pensar que después de todo y a pesar de los cambios de lo físico a lo digital y de las diferencias generacionales, las indicaciones de los padres y abuelos de hace 100 años siguen siendo válidas: no platiques con desconocidos. Solo que el mundo digital está diseñado para comunicar, comunicar siempre, dispersar información sin tener la certeza de quien la recibirá. 

La construcción de una sólida comunicación al interior de la familia es indispensable. El abordaje de temas sobre educación sexual, uso de internet, comunicación con los adultos y desconocidos son claves. Se comparten valores, se construyen criterios, se hace consciente al menor de la existencia de un grupo de apoyo con fuertes lazos afectivos. 

Comunicarnos en el mundo digital es fácil pero la calidez de la comunicación humana alcanza su clímax cuando los integrantes del grupo se pueden ver el rostro y las expresiones corporales sin intermediación de computadora alguna. La sociedad debe seguir creyendo en la interacción cara a cara, en lo insuperable que es, porque somos una especie hecha para vivir en sociedad, para comunicarnos. 

Se precisa que los menores sean enseñados a distinguir entre comunicarse usando internet con otras personas y comunicarse cara a cara; encontrarle “emoción” a una práctica que lejos de desaparecer en la pandemia se resistió a morir, porque es natural, porque no tiene comparación. 

La educación y comunicación son fundamentales al interior de las familias para blindar a los menores en contra de los problemas de la vida digital.  A los organismos estatales, asociaciones civiles y asociaciones religiosas les corresponderá hacer su parte. Al Estado educar, investigar, penalizar. A las asociaciones civiles prevenir, intervenir en apoyo a la víctima, a las iglesias la construcción de un sistema de valores que permita el desarrollo de una práctica acorde a principios espirituales y morales. 

Pero ya nadie puede evadir su responsabilidad, nadie debe argumentar con un “no le entiendo a la tecnología” o “no tengo tiempo para conversar”, cuando la pandemia dejó una afectación en los canales de comunicación interpersonal solo recuperables si valoramos a la comunicación humana en su justa dimensión. 

Las preguntas realizadas líneas arriba, tienen el objetivo de invitarnos a recuperar la comunicación familiar como parte fundamental de la estrategia para prevenir o para intervenir en apoyo a la víctima. La educación para el uso de internet tiene mayor eficacia si la comunicación familiar es cálida, constante y proactiva.

Comentarios


El 400 en Tenochtitlan y su posible relación con las dimensiones del sol y la luna (parte II)

El 400 en Tenochtitlan y su posible relación con las dimensiones del sol y la luna (parte II)

Hay números que marcan el destino de una civilización.

enero 31, 2024

Crisis hídrica por venir

Ni el gobierno de AMLO ni gobiernos anteriores de diferentes partidos se han preocupado en verdad, por invertir en infraestructura hídrica para...

enero 25, 2024




Más de categoría

¿Tenemos un narco-presidente?

Es una desgracia, es una pena, es una tragedia que este gobierno haya fracasado en materia de seguridad.

febrero 21, 2024

¿Por qué Navalny y por qué ahora?

Autor: José Ángel López Jiménez Profesor de Derecho Internacional Público, Universidad Pontificia Comillas Cuando un acontecimiento tan relevante como...

febrero 20, 2024

Hasta en las democracias hay niveles

Democracia: Sistema político en el cual la soberanía reside en el pueblo que la ejerce directamente o por medio...

febrero 20, 2024
cadenas de suministro y la distribución de bienes y servicios

Las cadenas de suministro y la distribución de bienes y servicios en riesgo

La situación de violencia en asaltos a los camiones en la red carretera nacional pone en grave riesgo la...

febrero 20, 2024