Patrimonio

El concepto de patrimonio puede estar asociado con haber, con riqueza si lo equiparamos con valor. Hemos repasado innumerables veces la suma de bienes y servicios para adecuar el concepto de riqueza de una nación en el...

14 de junio, 2021

El concepto de patrimonio puede estar asociado con haber, con riqueza si lo equiparamos con valor. Hemos repasado innumerables veces la suma de bienes y servicios para adecuar el concepto de riqueza de una nación en el Producto Interno Bruto; hemos derivado de esa circunstancia análisis y observaciones que han trascendido fronteras en ese afán de medición con otras naciones, afán simple de superación y alcances que permiten graduar políticas públicas, participación activa y crecimiento. También, se espera calificación de agentes capacitados para opinar sobre el desenvolvimiento de las economías y ambiente propicio para la inversión.

Todo agente productivo acepta ese reto, el de la comparación; en el caso de las empresas naturalmente la comparación se traduce en competencia, competencia por territorio, por calidad, por precio y por eficiencia. En las empresas también se forma patrimonio. El concepto patrimonial puede recibir acepciones que van más allá de la simple adquisición de activos, existen intangibles que pueden significar un valor enorme en la marca o en el crédito comercial. La labor de años y el prestigio de un ente productivo acumulan valor. Desde luego no podemos olvidar que la suma de activos es una simple representación de valor, pero es preciso acudir a la parte exigible de pasivos y finalmente hacer una compensación con el capital aportado por accionistas para hacer una valuación correcta de un ente en funciones.

El dinamismo de un agente económico no permite en forma ligera una concepción de valor; la reinversión de utilidades, la perspectiva de nuevos mercados, la investigación y desarrollo añaden etapas de valor como todo agregado en la esfera económica. Esta marcha nunca se detiene, nunca deja de aportar al acumulado de valor y a la producción de efectivo. La dinámica del crecimiento aplica para países como para las empresas. Sin crecimiento no se explica la perspectiva de un horizonte futuro, simplemente no existe otra forma de nutrir el servicio público desde el punto de vista gubernamental y desde el punto de vista empresarial jamás se contemplaría una ampliación de mercado sin crecimiento y expansión de planes de negocio.

Veamos ahora al individuo. No difiere de un agente productivo porque en esencia lo es; en el individuo radica la creación, la idea, la razón de ser de la asociación y del trabajo. Asentamos esta premisa porque en fecha reciente, el presidente atacó toda concepción de superación individual; descartó en un intento de agrupación a una clase que juzga como media. En su primitiva óptica, todo afán de superación debe ser suprimido para aceptar un modo de vida que en su imaginaria jamás ha existido en la nación, noción que cancela la posibilidad de ascender en el ingreso, en el sustento legítimo de satisfactores y en el proveer mejora familiar.

Descartemos trayectorias de composición o descomposición sociales, por ahora; dejemos fuera la interpretación de un proceso electoral reciente en donde pudimos aventajar voluntades por encima de imposiciones, pero centremos nuestra observación sobre el fondo ideológico de una aseveración como la expresó el presidente. Por principio ético, en la dispensa de una gobernación, no deberían existir clasificaciones de ciudadanos. El simple hecho de mediar como un juez impertérrito, desde una tribuna que no trasciende en mensaje más que en la improvisación, misma que ha caracterizado esta transición de gobierno, redunda en el eco de la intransigencia y el enfrentamiento. Ostentar una representación no significa expresión de voluntades o sentimientos ajenos a la función de gobierno. 

El individuo y las colectividades tienen sus canales de expresión; las ampara la ley. El gobernante tiene la obligación de recoger estas expresiones e interpretarlas, pero por ningún motivo tiene el derecho de alterarlas o corregirlas. En ningún momento el mandato ciudadano faculta al gobernante para reducir la expresión de muchos a un orden de juicio y resolución como dictado. El presidente se equivoca y se equivoca mucho. En el tema de la individualidad, asume como cierta su concepción del ingreso y ese es su mayor equívoco.




En tres años de gestión, este equívoco que señalo como el más grave, irrumpe en el plano económico para introducir un sistema frágil y arcaico en la dádiva. La dádiva es un freno aspiracional porque el individuo se convierte en un receptor pasivo en la dinámica que debiera caracterizar el ingreso. Alejar el ingreso de las cadenas productivas ha creado un vacío en los agregados de la gran economía, ha deteriorado el poder de consumo en las manufacturas y finalmente ha desequilibrado los grandes conceptos de una economía que crece: el ahorro y la inversión.

En una sociedad dividida desde el discurso que suma  tres años, aflora un intento vano de sujeción de un segmento de la sociedad. Vano, por la interpretación temporal que adoptó un modelo regresivo de todo orden y disciplina económica para centralizar la dispersión de riqueza nacional. Vano, por la irrupción grosera en las arcas de una nación que asimilaba fondos de especialización y contingencia. El afán destructivo del acervo y reservas de décadas por un ahorro impresentable como política pública, ha deteriorado toda fase constructiva desde el planteamiento de la inversión y el prestigio de la nación. 

El presidente no debe interpretar su modelo fallido de dispersión como un suplente de las aspiraciones de todos y cada uno de los ciudadanos que tienen el derecho a soñar, a acumular si quieren, a construir un patrimonio, a gozar de las libertades que enmarca nuestra Carta Magna. Si el principio que enarbola el presidente en el juicio expresado y endosado a las clases medias, es interpretativo de una ideología, definitivamente se equivoca otra vez, pero esta vez se equivoca de país. 

Te podría interesar:

EL MEDIO AMBIENTE ¡ALGO ABSURDO!

Comentarios
object(WP_Query)#17830 (51) { ["query"]=> array(5) { ["cat"]=> int(16) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(66832) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "26-06-2021" ["before"]=> string(10) "24-07-2021" ["inclusive"]=> bool(true) } } } ["query_vars"]=> array(65) { ["cat"]=> int(16) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(66832) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "26-06-2021" ["before"]=> string(10) "24-07-2021" ["inclusive"]=> bool(true) } } ["error"]=> string(0) "" ["m"]=> string(0) "" ["p"]=> int(0) ["post_parent"]=> string(0) "" ["subpost"]=> string(0) "" ["subpost_id"]=> string(0) "" ["attachment"]=> string(0) "" ["attachment_id"]=> int(0) ["name"]=> string(0) "" ["pagename"]=> string(0) "" ["page_id"]=> int(0) ["second"]=> string(0) "" ["minute"]=> string(0) "" ["hour"]=> string(0) "" ["day"]=> int(0) ["monthnum"]=> int(0) ["year"]=> int(0) ["w"]=> int(0) ["category_name"]=> string(19) "economia-y-negocios" ["tag"]=> string(0) "" ["tag_id"]=> string(0) "" ["author"]=> string(0) "" ["author_name"]=> string(0) "" ["feed"]=> string(0) "" ["tb"]=> string(0) "" ["paged"]=> int(0) ["meta_key"]=> string(0) "" ["meta_value"]=> string(0) "" ["preview"]=> string(0) "" ["s"]=> string(0) "" ["sentence"]=> string(0) "" ["title"]=> string(0) "" ["fields"]=> string(0) "" ["menu_order"]=> string(0) "" ["embed"]=> string(0) "" ["category__in"]=> array(0) { } ["category__not_in"]=> array(0) { } ["category__and"]=> array(0) { } ["post__in"]=> array(0) { } ["post_name__in"]=> array(0) { } ["tag__in"]=> array(0) { } ["tag__not_in"]=> array(0) { } ["tag__and"]=> array(0) { } ["tag_slug__in"]=> array(0) { } ["tag_slug__and"]=> array(0) { } ["post_parent__in"]=> array(0) { } ["post_parent__not_in"]=> array(0) { } ["author__in"]=> array(0) { } ["author__not_in"]=> array(0) { } ["ignore_sticky_posts"]=> bool(false) ["suppress_filters"]=> bool(false) ["cache_results"]=> bool(true) ["update_post_term_cache"]=> bool(true) ["lazy_load_term_meta"]=> bool(true) ["update_post_meta_cache"]=> bool(true) ["post_type"]=> string(0) "" ["nopaging"]=> bool(false) ["comments_per_page"]=> string(2) "50" ["no_found_rows"]=> bool(false) ["order"]=> string(0) "" } ["tax_query"]=> object(WP_Tax_Query)#17837 (6) { ["queries"]=> array(1) { [0]=> array(5) { ["taxonomy"]=> string(8) "category" ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(16) } ["field"]=> string(7) "term_id" ["operator"]=> string(2) "IN" ["include_children"]=> bool(true) } } ["relation"]=> string(3) "AND" ["table_aliases":protected]=> array(1) { [0]=> string(21) "rt_term_relationships" } ["queried_terms"]=> array(1) { ["category"]=> array(2) { ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(16) } ["field"]=> string(7) "term_id" } } ["primary_table"]=> string(8) "rt_posts" ["primary_id_column"]=> string(2) "ID" } ["meta_query"]=> object(WP_Meta_Query)#17857 (9) { ["queries"]=> array(0) { } ["relation"]=> NULL ["meta_table"]=> NULL ["meta_id_column"]=> NULL ["primary_table"]=> NULL ["primary_id_column"]=> NULL ["table_aliases":protected]=> array(0) { } ["clauses":protected]=> array(0) { } ["has_or_relation":protected]=> bool(false) } ["date_query"]=> object(WP_Date_Query)#17811 (5) { ["queries"]=> array(4) { [0]=> array(6) { ["after"]=> string(10) "26-06-2021" ["before"]=> string(10) "24-07-2021" ["inclusive"]=> bool(true) ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["relation"]=> string(3) "AND" ["column"]=> string(18) "rt_posts.post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["time_keys"]=> array(14) { [0]=> string(5) "after" [1]=> string(6) "before" [2]=> string(4) "year" [3]=> string(5) "month" [4]=> string(8) "monthnum" [5]=> string(4) "week" [6]=> string(1) "w" [7]=> string(9) "dayofyear" [8]=> string(3) "day" [9]=> string(9) "dayofweek" [10]=> string(13) "dayofweek_iso" [11]=> string(4) "hour" [12]=> string(6) "minute" [13]=> string(6) "second" } } ["request"]=> string(463) "SELECT SQL_CALC_FOUND_ROWS rt_posts.ID FROM rt_posts LEFT JOIN rt_term_relationships ON (rt_posts.ID = rt_term_relationships.object_id) WHERE 1=1 AND ( ( rt_posts.post_date >= '2021-06-26 00:00:00' AND rt_posts.post_date <= '2021-07-24 00:00:00' ) ) AND rt_posts.ID NOT IN (66832) AND ( rt_term_relationships.term_taxonomy_id IN (16) ) AND rt_posts.post_type = 'post' AND (rt_posts.post_status = 'publish') GROUP BY rt_posts.ID ORDER BY RAND() LIMIT 0, 2" ["posts"]=> array(2) { [0]=> object(WP_Post)#17847 (24) { ["ID"]=> int(67393) ["post_author"]=> string(2) "12" ["post_date"]=> string(19) "2021-06-28 10:06:01" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2021-06-28 15:06:01" ["post_content"]=> string(6789) "Uno de los principios fundamentales en materia de inversión es la evaluación de riesgo. Evaluar imponderables, contingencias, situaciones inesperadas, deben acompañar cualquier proyecto de inversión. La parte fundamental de una inversión es el retorno, el retorno mismo de la inversión y naturalmente los beneficios esperados. El factor tiempo es crítico en cualquier circunstancia de inversión. Con los años se han implementado mecanismos para estudiar la conveniencia de invertir; el primer intento medía plazos de recuperación pero no fue suficiente por carecer de un concepto significativo llamado valor. La necesaria interpretación en tiempo actual de cualquier inversión hizo patente la necesidad del Valor Presente como técnica insuperable para la medición y recuperación de inversiones. Para esta interpretación basada en flujos de efectivo que pudieran juzgarse en tiempo actual, fue necesario reunir todas las posibilidades de uso de capital, llámese pasivos de plazo que equivalen a recursos propios pero no generados en el tiempo, hasta capital aportado por accionistas o inversionistas particulares o institucionales. Todas estas fuentes de capitalización aportan un costo, que se traduce en la tasa de interés con la que se vivirá en tanto la capitalización del proyecto a emprender, termine. No todas las fuentes de capital a plazo reúnen el mismo costo; los inversionistas demandan un mayor retorno por principio, de modo que la combinación de todos los costos hacen un promedio y a ese promedio se le conoce como Costo del Capital. El Costo del Capital no es más que la justificación de utilizar capital por cualquier agente económico. Este costo promedio tiene una gran utilidad, pues se convierte en el parámetro primordial para aceptar inversiones. Cualquier proyecto que se emprenda, independientemente de condiciones de mercado o costo de oportunidad, deberá ser superior al costo promedio del capital en su retorno en el tiempo. Esto quiere decir que partiendo de la inversión y descontando los flujos de efectivo al costo del capital promedio, el valor presente neto de la inversión deberá ser positivo.  En este punto debemos hacer una consideración, vital para el empeño que requiere la inversión. No existe una sola consideración de inversión sin demanda, no a menos que el proyecto de inversión adelante una situación de demanda y un ejemplo claro de esta circunstancia es toda relación con tecnología. Pero, en el mundo que lidia con la oferta y demanda de bienes y servicios, la inversión siempre es consecuencia de la demanda. Este punto es significativo porque aplica a cualquier agente económico y pretende convertirse en incluyente de todo ente que decida adentrarse en este mundo singular, caracterizado por la competencia. Este punto esencial no excluye gobiernos, no al menos en la concepción natural de proyectos inmersos en el mundo de la competencia, de la calidad y de la oferta de servicios. En la historia moderna, los gobiernos han trascendido fases de investigación y desarrollo hasta llegar a la era espacial. Los gobiernos progresistas entienden el juego del capital para hacer crecer o desarrollar alguna especialidad. Esto es cierto en la salud pública, en el transporte aéreo, marítimo y carretero, por mencionar algunos rubros.  En infraestructura, el tema se torna más delicado porque es el rubro característico de dependencia de demanda. Sin demanda empresarial, sectorial, global o de la forma que demos interpretación, la infraestructura gubernamental no tendría razón de ser. Esto quiere decir que la inversión pública tiene justificación cuando la demanda existe y no solamente es justificada, es calificada, sopesada en materia de desarrollo regional e impacto en las áreas de influencia y especialización de toda una nación en su conjunción productiva.  Las inversiones en infraestructura no difieren en su medición de rendimiento de cualquier ente productivo. Tal vez difieran en plazos y en fases operativas, pero la concepción y visualización de inversiones prioritarias en infraestructura deben reunir costos de capital, mediciones de recuperación en Tasa Interna de Retorno como cualquier proyecto y finalmente flujos que pudieran ser interpretados en valores actuales.  Lamentablemente, estas órdenes no fueron aplicadas recientemente en nuestro país; simplemente los proyectos concebidos por esta transición nunca fueron producto de la demanda empresarial, de modo que caminan en una ruta de oferta jamás estudiada. Podemos añadir una improvisación que resalta por encima de los elementos técnicos que debieron anticipar su viabilidad. Nunca los hubo. Más allá del desperdicio de recursos, existe la interpretación de riesgo. Los proyectos que emprendió esta transición que pretende llamarse transformación, basó toda expectativa de fondeo en el gasto corriente, de modo que no existen bases de juicio en cuanto al costo del capital.  El riesgo de estas inversiones ha convertido al presupuesto de la nación en una calígine sin precedente. La ausencia de ética gubernamental ha desbordado toda concepción de deuda hasta rebasar más de la mitad del producto que pudiera crearse en los próximos veinte años. Esa proporción ha significado la incursión de este gobierno en obras innecesarias al comprometer recursos del exterior en forma de deuda, recursos propios, incluidas reservas de contingencia, fondos y fideicomisos. El riesgo ya cruza fronteras; las calificadoras sancionan la trayectoria fallida de esta transición, los costos de emisión nominales de papel mexicano se han encarecido por el riesgo de cobertura. Esa deuda nominal se oculta como tantas acciones de esta administración en tan solo tres años de gestión.  Hemos transitado en la opacidad, en confusión de datos, en traslado de culpas, en excusas interminables, en iniciativas ocurrentes y en una dialéctica que jamás ha respetado el orden interno de los números y desdeñado el internacional. Es tarde para muchas cosas, es tarde para cancelar imprevistos, es tarde para una recomposición pero nunca es tarde para llamar a la congruencia, la concordia y la unión de voluntades con el empresariado y con el exterior, no el del sur del continente, el que premia la adhesión al progreso. Solo así podemos diversificar nuestro riesgo. " ["post_title"]=> string(27) "Diversificación del Riesgo" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(26) "diversificacion-del-riesgo" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2021-06-28 10:06:01" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2021-06-28 15:06:01" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=67393" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [1]=> object(WP_Post)#17761 (24) { ["ID"]=> int(67810) ["post_author"]=> string(2) "26" ["post_date"]=> string(19) "2021-07-07 13:41:38" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2021-07-07 18:41:38" ["post_content"]=> string(4216) "El pasado 1 de julio de 2021, Facebook Inc anunció que se asoció con el fabricante francés de videojuegos Ubisoft Entertainment SA para reforzar su plataforma de juegos en la nube con títulos populares como Assassin’s Creed. Ahora ya se puede jugar Assassin’s Creed desde Facebook. Merca.2.0 señala que los tentáculos de Facebook cada vez, abarcan más aspectos digitales cotidianos, entre la diversificación de su oferta no podría faltar algo en la que ya lleva tiempo incursionando: los videojuegos, este campo cuenta con la participación desde hace mucho tiempo por parte de la red social, primero con pequeños programas muy básicos en su programación y luego, con la llegada del Cloud Gaming, cada vez de mayor envergadura, tanto así que actualmente diversas alianzas le han permitido llevar títulos de gran renombre, muy acorde al anuncio que hizo recientemente cuando dio a conocer de su nueva alianza con la productora Ubisoft, que es la dueña de una de las sagas más queridas por los videojugadores en los últimos tiempos.  Assassin's Creed es una de las series de juegos más vendidas y populares del planeta. Con este juego se puede tomar el mando de toda una hermandad a medida que se reclutan agentes mortales de toda la línea de tiempo, incluidos Ezio Auditore da Firenze, Edward Kenway y Eivor. Se puede derrotar a los templarios usando el arsenal de habilidades de una lista de héroes, asesinar a los enemigos, enfrentarse a ellos o elegir un enfoque más sigiloso.  Se puede jugar Assassin's Creed Rebellion en la aplicación de Facebook en Android y en la web de la compañía. Assassin's Creed Rebellion es una versión única de la serie que ha obtenido una base de fans leales y millones de descargas desde su lanzamiento inicial.  Además de Assassin's Creed Rebellion, Facebook ha lanzado otros títulos móviles de Ubisoft, incluidos Hungry Dragon y Hungry Shark Evolution. Y en los próximos meses, se agregarán: Mighty Quest y Trials Frontier.  Actualmente, Facebook cuenta con más de 25 juegos, entre ellos Roller Coaster Tycoon Touch de Atari, Lego Legacy Heroes Unboxed, Dragon Mania Legends de Gameloft y State of Survival de FunPlus.  Hay que recordar que el pasado 26 de octubre del año 2020, Facebook anunció el lanzamiento de varios juegos con streaming desde la nube que podían jugarse de manera instantánea sin la necesidad de descargarlos en la app de Facebook ni el navegador. Facebook comenzó con el lanzamiento de un puñado de juegos transmitidos en la nube en Android y la web en regiones selectas de EE. UU.  En octubre de 2020, los juegos en la nube solo estaban disponibles en California, Texas y los estados del noreste y medio del Atlántico, incluidos Massachusetts, Nueva York, Nueva Jersey, Connecticut, Rhode Island, Delaware, Pensilvania, Maryland, Washington DC, Virginia y Virginia Occidental.  Actualmente, amplían su infraestructura de manera significativa y anuncian cobertura para más del 98% de las personas en los Estados Unidos continentales. Están en camino de alcanzar el 100% para el otoño de este año.  Finalmente, hay que señalar que Facebook continúa actualizando sus juegos en Facebook Gaming. El rediseño más reciente tiene como objetivo facilitar que las personas descubran y jueguen los mejores y más populares juegos. El rediseño introducirá categorías clasificadas para encontrar los mejores juegos fácilmente." ["post_title"]=> string(58) "La apuesta de Facebook para impulsar los juegos en la nube" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(58) "la-apuesta-de-facebook-para-impulsar-los-juegos-en-la-nube" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2021-07-07 17:34:36" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2021-07-07 22:34:36" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=67810" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } } ["post_count"]=> int(2) ["current_post"]=> int(-1) ["in_the_loop"]=> bool(false) ["post"]=> object(WP_Post)#17847 (24) { ["ID"]=> int(67393) ["post_author"]=> string(2) "12" ["post_date"]=> string(19) "2021-06-28 10:06:01" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2021-06-28 15:06:01" ["post_content"]=> string(6789) "Uno de los principios fundamentales en materia de inversión es la evaluación de riesgo. Evaluar imponderables, contingencias, situaciones inesperadas, deben acompañar cualquier proyecto de inversión. La parte fundamental de una inversión es el retorno, el retorno mismo de la inversión y naturalmente los beneficios esperados. El factor tiempo es crítico en cualquier circunstancia de inversión. Con los años se han implementado mecanismos para estudiar la conveniencia de invertir; el primer intento medía plazos de recuperación pero no fue suficiente por carecer de un concepto significativo llamado valor. La necesaria interpretación en tiempo actual de cualquier inversión hizo patente la necesidad del Valor Presente como técnica insuperable para la medición y recuperación de inversiones. Para esta interpretación basada en flujos de efectivo que pudieran juzgarse en tiempo actual, fue necesario reunir todas las posibilidades de uso de capital, llámese pasivos de plazo que equivalen a recursos propios pero no generados en el tiempo, hasta capital aportado por accionistas o inversionistas particulares o institucionales. Todas estas fuentes de capitalización aportan un costo, que se traduce en la tasa de interés con la que se vivirá en tanto la capitalización del proyecto a emprender, termine. No todas las fuentes de capital a plazo reúnen el mismo costo; los inversionistas demandan un mayor retorno por principio, de modo que la combinación de todos los costos hacen un promedio y a ese promedio se le conoce como Costo del Capital. El Costo del Capital no es más que la justificación de utilizar capital por cualquier agente económico. Este costo promedio tiene una gran utilidad, pues se convierte en el parámetro primordial para aceptar inversiones. Cualquier proyecto que se emprenda, independientemente de condiciones de mercado o costo de oportunidad, deberá ser superior al costo promedio del capital en su retorno en el tiempo. Esto quiere decir que partiendo de la inversión y descontando los flujos de efectivo al costo del capital promedio, el valor presente neto de la inversión deberá ser positivo.  En este punto debemos hacer una consideración, vital para el empeño que requiere la inversión. No existe una sola consideración de inversión sin demanda, no a menos que el proyecto de inversión adelante una situación de demanda y un ejemplo claro de esta circunstancia es toda relación con tecnología. Pero, en el mundo que lidia con la oferta y demanda de bienes y servicios, la inversión siempre es consecuencia de la demanda. Este punto es significativo porque aplica a cualquier agente económico y pretende convertirse en incluyente de todo ente que decida adentrarse en este mundo singular, caracterizado por la competencia. Este punto esencial no excluye gobiernos, no al menos en la concepción natural de proyectos inmersos en el mundo de la competencia, de la calidad y de la oferta de servicios. En la historia moderna, los gobiernos han trascendido fases de investigación y desarrollo hasta llegar a la era espacial. Los gobiernos progresistas entienden el juego del capital para hacer crecer o desarrollar alguna especialidad. Esto es cierto en la salud pública, en el transporte aéreo, marítimo y carretero, por mencionar algunos rubros.  En infraestructura, el tema se torna más delicado porque es el rubro característico de dependencia de demanda. Sin demanda empresarial, sectorial, global o de la forma que demos interpretación, la infraestructura gubernamental no tendría razón de ser. Esto quiere decir que la inversión pública tiene justificación cuando la demanda existe y no solamente es justificada, es calificada, sopesada en materia de desarrollo regional e impacto en las áreas de influencia y especialización de toda una nación en su conjunción productiva.  Las inversiones en infraestructura no difieren en su medición de rendimiento de cualquier ente productivo. Tal vez difieran en plazos y en fases operativas, pero la concepción y visualización de inversiones prioritarias en infraestructura deben reunir costos de capital, mediciones de recuperación en Tasa Interna de Retorno como cualquier proyecto y finalmente flujos que pudieran ser interpretados en valores actuales.  Lamentablemente, estas órdenes no fueron aplicadas recientemente en nuestro país; simplemente los proyectos concebidos por esta transición nunca fueron producto de la demanda empresarial, de modo que caminan en una ruta de oferta jamás estudiada. Podemos añadir una improvisación que resalta por encima de los elementos técnicos que debieron anticipar su viabilidad. Nunca los hubo. Más allá del desperdicio de recursos, existe la interpretación de riesgo. Los proyectos que emprendió esta transición que pretende llamarse transformación, basó toda expectativa de fondeo en el gasto corriente, de modo que no existen bases de juicio en cuanto al costo del capital.  El riesgo de estas inversiones ha convertido al presupuesto de la nación en una calígine sin precedente. La ausencia de ética gubernamental ha desbordado toda concepción de deuda hasta rebasar más de la mitad del producto que pudiera crearse en los próximos veinte años. Esa proporción ha significado la incursión de este gobierno en obras innecesarias al comprometer recursos del exterior en forma de deuda, recursos propios, incluidas reservas de contingencia, fondos y fideicomisos. El riesgo ya cruza fronteras; las calificadoras sancionan la trayectoria fallida de esta transición, los costos de emisión nominales de papel mexicano se han encarecido por el riesgo de cobertura. Esa deuda nominal se oculta como tantas acciones de esta administración en tan solo tres años de gestión.  Hemos transitado en la opacidad, en confusión de datos, en traslado de culpas, en excusas interminables, en iniciativas ocurrentes y en una dialéctica que jamás ha respetado el orden interno de los números y desdeñado el internacional. Es tarde para muchas cosas, es tarde para cancelar imprevistos, es tarde para una recomposición pero nunca es tarde para llamar a la congruencia, la concordia y la unión de voluntades con el empresariado y con el exterior, no el del sur del continente, el que premia la adhesión al progreso. Solo así podemos diversificar nuestro riesgo. " ["post_title"]=> string(27) "Diversificación del Riesgo" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(26) "diversificacion-del-riesgo" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2021-06-28 10:06:01" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2021-06-28 15:06:01" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=67393" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } ["comment_count"]=> int(0) ["current_comment"]=> int(-1) ["found_posts"]=> int(19) ["max_num_pages"]=> float(10) ["max_num_comment_pages"]=> int(0) ["is_single"]=> bool(false) ["is_preview"]=> bool(false) ["is_page"]=> bool(false) ["is_archive"]=> bool(true) ["is_date"]=> bool(false) ["is_year"]=> bool(false) ["is_month"]=> bool(false) ["is_day"]=> bool(false) ["is_time"]=> bool(false) ["is_author"]=> bool(false) ["is_category"]=> bool(true) ["is_tag"]=> bool(false) ["is_tax"]=> bool(false) ["is_search"]=> bool(false) ["is_feed"]=> bool(false) ["is_comment_feed"]=> bool(false) ["is_trackback"]=> bool(false) ["is_home"]=> bool(false) ["is_privacy_policy"]=> bool(false) ["is_404"]=> bool(false) ["is_embed"]=> bool(false) ["is_paged"]=> bool(false) ["is_admin"]=> bool(false) ["is_attachment"]=> bool(false) ["is_singular"]=> bool(false) ["is_robots"]=> bool(false) ["is_favicon"]=> bool(false) ["is_posts_page"]=> bool(false) ["is_post_type_archive"]=> bool(false) ["query_vars_hash":"WP_Query":private]=> string(32) "7f39f359282bfd1584d932d44f433227" ["query_vars_changed":"WP_Query":private]=> bool(false) ["thumbnails_cached"]=> bool(false) ["stopwords":"WP_Query":private]=> NULL ["compat_fields":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(15) "query_vars_hash" [1]=> string(18) "query_vars_changed" } ["compat_methods":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(16) "init_query_flags" [1]=> string(15) "parse_tax_query" } }
Diversificación del Riesgo

Diversificación del Riesgo

Uno de los principios fundamentales en materia de inversión es la evaluación de riesgo. Evaluar imponderables, contingencias, situaciones inesperadas, deben acompañar cualquier...

junio 28, 2021
juegos en la nube

La apuesta de Facebook para impulsar los juegos en la nube

El pasado 1 de julio de 2021, Facebook Inc anunció que se asoció con el fabricante francés de videojuegos Ubisoft Entertainment SA...

julio 7, 2021




Más de categoría
El sector manufacturero registra resultados contrastantes en empleo, horas trabajadas y remuneraciones promedio

El sector manufacturero registra resultados contrastantes en empleo, horas trabajadas y remuneraciones promedio

La semana pasada se dieron a conocer las cifras de empleo del IMSS y una de las cosas que...

julio 23, 2021
Empleos que serán reemplazados en un futuro cercano por robots

Empleos que serán reemplazados en un futuro cercano por robots

Con la llegada del COVID-19 en todo el mundo y en particular en México en el mes de marzo...

julio 22, 2021
Profuturo

Profuturo, la afore líder en el mejor servicio al cliente 

Profuturo obtuvo por tercer año consecutivo el primer lugar en el Medidor de Atributos y Servicios de las Afore...

julio 21, 2021
Accidentes en la tienda

Accidentes en la tienda

Hace un par de semanas, en un Oxxo, un señor compró un garrafón grande de agua. Quiso subirlo al...

julio 21, 2021