CONCURSO MERCANTIL EN ÉPOCA DE PANDEMIA

Nos encontramos en un parteaguas en la historia del hombre. La pandemia que sufre el planeta entero no supone una época de cambios, sino un cambio de época. Efectivamente a la peor emergencia sanitaria de los últimos...

8 de julio, 2021 CONCURSO MERCANTIL EN ÉPOCA DE PANDEMIA

Nos encontramos en un parteaguas en la historia del hombre. La pandemia que sufre el planeta entero no supone una época de cambios, sino un cambio de época. Efectivamente a la peor emergencia sanitaria de los últimos 100 años se le une una emergencia económica sin igual en los últimos 90 años. En estas situaciones de emergencia empresarial, el Derecho cuenta con una herramienta eficaz: EL CONCURSO MERCANTIL  o concurso de acreedores.

Cuando la empresa entra en problemas por distintas razones, como pueden ser bajadas de demanda y de ventas, huelgas salvajes, siniestros de todo tipo o causas de fuerza mayor o extraordinarias incluidas epidemias, devaluaciones del signo monetario o malos manejos o ruinosa administración de gerentes, factores o dependientes, que le hagan entrar en dificultades de pago y a no poder enfrentar sus compromisos con  acreedores, se recurre a este procedimiento para salvaguardar los distintos intereses de la sociedad (la empresa con sus fuentes de trabajo,  los acreedores con sus créditos , los accionistas con su inversión, la estabilidad de la economía nacional , etc…).

Empresas conocidas como la Renta car Hertz, aerolíneas como Latam, Colombiana de Aviación o la misma Aeroméxico, son ejemplos de empresas que han presentado voluntariamente la demanda de concurso mercantil. También importantes empresas mexicanas como Banca Famsa, Banca Mifel o Altos Hornos de México, sin contar muchas empresas PYMES sobre todo del sector turístico, ocio, entretenimiento, que se están quedando por el camino.

Pero ¿cuándo se da el supuesto para presentar la demanda de concurso?? La regla general es el incumplimiento generalizado de pago de obligaciones o insolvencia. Yo distingo las siguientes Insolvencias posibles:

1.-Insolvencia técnica. – Es impuntualidad o mora prolongada, por tensiones de tesorería coyunturales. Es un sobreseimiento de pagos, a veces por descuidos, es remediable con una buena planificación.

2.-Insolvencia financiera. – viene provocada por un desfase de maduración del activo circulante (lentas rotaciones) y el pasivo exigible inmediato. Son necesidades financieras más persistentes, que llevan irremediablemente a la SUSPENSION DE PAGOS. Es remediable con financiamiento cíclico o de otra índole.

3.-Insolvencia económico-patrimonial.- Esta ya es una despatrimonialización neta (neto negativo, a la izquierda en balance), es decir, la masa activa es inferior al pasivo exigible en su totalidad. Es la situación de QUIEBRA O BANCARROTA irremediable o de casi imposible remedio.

4.- Insolvencia jurídica.- Es la que establecen los artículos 9,10 y 11 de la Ley de concursos mercantiles vigentes en México (LCM):

DOS  o  MÁS ACREEDORES DISTINTOS CON CRÉDITOS VENCIDOS MÁS DE 30 DÍAS  Y QUE REPRESENTEN AL MENOS  EL 35% O MÁS DEL PASIVO EN LA FECHA  DE DEMANDA DEL CONCURSO MERCANTIL Y EL COMERCIANTE NO TENGA  ACTIVOS LÍQUIDOS O SEMILÍQUIDOS PARA HACER FRENTE AL MENOS AL 80% DEL PASIVO VENCIDO

SE PRESUME  INCUMPLIMIENTO GENERALIZADO:

-INSUFICIENCIA DE BIENES EN UN EMBARGO;   

-IMPAGO A 2 O MÁS ACREEDORES DISTINTOS;   

-OCULTACIÓN O AUSENCIA DEL COMERCIANTE;   

 -CIERRE DE LOCALES;   

-PRÁCTICAS RUINOSAS, FRAUDULENTAS O FICTICIAS;   

-DESOBEDECER EL CONVENIO ADOPTADO POR EL CONCURSO;   

-OTROS ANÁLOGOS.

El procedimiento se puede iniciar a instancias del propio empresario (Concurso voluntario) o por demanda de acreedores (incluida la  Hacienda SAT) o el Ministerio público (Concurso necesario). Si el empresario no tiene más de 400 000 UDIS de pasivo exigible total, el concurso es voluntario.

La ley (LCM)  prevé dos grandes etapas, a saber:   

-Conciliación: busca la conservación y rehabilitación de la empresa  hasta llegar a la adopción de un  convenio (insolvencias 1 y 2). SE SALVA LA EMPRESA.

-Quiebra: Liquidación forzosa de la empresa, venta ordenada de la masa activa para pago a acreedores reconocidos (insolvencia 3). MUERE, SE EXTINGUE LA EMPRESA.

Por desgracia, la crisis no acaba más que de comenzar, esperándose para esta tercera ola de covid-19 bancarrotas masivas

Comentarios


object(WP_Query)#18007 (52) { ["query"]=> array(5) { ["cat"]=> int(16) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(67827) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "04-11-2022" ["before"]=> string(10) "02-12-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } } ["query_vars"]=> array(66) { ["cat"]=> int(16) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(67827) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "04-11-2022" ["before"]=> string(10) "02-12-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } ["error"]=> string(0) "" ["m"]=> string(0) "" ["p"]=> int(0) ["post_parent"]=> string(0) "" ["subpost"]=> string(0) "" ["subpost_id"]=> string(0) "" ["attachment"]=> string(0) "" ["attachment_id"]=> int(0) ["name"]=> string(0) "" ["pagename"]=> string(0) "" ["page_id"]=> int(0) ["second"]=> string(0) "" ["minute"]=> string(0) "" ["hour"]=> string(0) "" ["day"]=> int(0) ["monthnum"]=> int(0) ["year"]=> int(0) ["w"]=> int(0) ["category_name"]=> string(19) "economia-y-negocios" ["tag"]=> string(0) "" ["tag_id"]=> string(0) "" ["author"]=> string(0) "" ["author_name"]=> string(0) "" ["feed"]=> string(0) "" ["tb"]=> string(0) "" ["paged"]=> int(0) ["meta_key"]=> string(0) "" ["meta_value"]=> string(0) "" ["preview"]=> string(0) "" ["s"]=> string(0) "" ["sentence"]=> string(0) "" ["title"]=> string(0) "" ["fields"]=> string(0) "" ["menu_order"]=> string(0) "" ["embed"]=> string(0) "" ["category__in"]=> array(0) { } ["category__not_in"]=> array(0) { } ["category__and"]=> array(0) { } ["post__in"]=> array(0) { } ["post_name__in"]=> array(0) { } ["tag__in"]=> array(0) { } ["tag__not_in"]=> array(0) { } ["tag__and"]=> array(0) { } ["tag_slug__in"]=> array(0) { } ["tag_slug__and"]=> array(0) { } ["post_parent__in"]=> array(0) { } ["post_parent__not_in"]=> array(0) { } ["author__in"]=> array(0) { } ["author__not_in"]=> array(0) { } ["ignore_sticky_posts"]=> bool(false) ["suppress_filters"]=> bool(false) ["cache_results"]=> bool(true) ["update_post_term_cache"]=> bool(true) ["update_menu_item_cache"]=> bool(false) ["lazy_load_term_meta"]=> bool(true) ["update_post_meta_cache"]=> bool(true) ["post_type"]=> string(0) "" ["nopaging"]=> bool(false) ["comments_per_page"]=> string(2) "50" ["no_found_rows"]=> bool(false) ["order"]=> string(0) "" } ["tax_query"]=> object(WP_Tax_Query)#18011 (6) { ["queries"]=> array(1) { [0]=> array(5) { ["taxonomy"]=> string(8) "category" ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(16) } ["field"]=> string(7) "term_id" ["operator"]=> string(2) "IN" ["include_children"]=> bool(true) } } ["relation"]=> string(3) "AND" ["table_aliases":protected]=> array(1) { [0]=> string(21) "rt_term_relationships" } ["queried_terms"]=> array(1) { ["category"]=> array(2) { ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(16) } ["field"]=> string(7) "term_id" } } ["primary_table"]=> string(8) "rt_posts" ["primary_id_column"]=> string(2) "ID" } ["meta_query"]=> object(WP_Meta_Query)#18009 (9) { ["queries"]=> array(0) { } ["relation"]=> NULL ["meta_table"]=> NULL ["meta_id_column"]=> NULL ["primary_table"]=> NULL ["primary_id_column"]=> NULL ["table_aliases":protected]=> array(0) { } ["clauses":protected]=> array(0) { } ["has_or_relation":protected]=> bool(false) } ["date_query"]=> object(WP_Date_Query)#18010 (5) { ["queries"]=> array(4) { [0]=> array(6) { ["after"]=> string(10) "04-11-2022" ["before"]=> string(10) "02-12-2022" ["inclusive"]=> bool(true) ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["relation"]=> string(3) "AND" ["column"]=> string(18) "rt_posts.post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["time_keys"]=> array(14) { [0]=> string(5) "after" [1]=> string(6) "before" [2]=> string(4) "year" [3]=> string(5) "month" [4]=> string(8) "monthnum" [5]=> string(4) "week" [6]=> string(1) "w" [7]=> string(9) "dayofyear" [8]=> string(3) "day" [9]=> string(9) "dayofweek" [10]=> string(13) "dayofweek_iso" [11]=> string(4) "hour" [12]=> string(6) "minute" [13]=> string(6) "second" } } ["request"]=> string(503) " SELECT SQL_CALC_FOUND_ROWS rt_posts.ID FROM rt_posts LEFT JOIN rt_term_relationships ON (rt_posts.ID = rt_term_relationships.object_id) WHERE 1=1 AND ( ( rt_posts.post_date >= '2022-11-04 00:00:00' AND rt_posts.post_date <= '2022-12-02 00:00:00' ) ) AND rt_posts.ID NOT IN (67827) AND ( rt_term_relationships.term_taxonomy_id IN (16) ) AND ((rt_posts.post_type = 'post' AND (rt_posts.post_status = 'publish'))) GROUP BY rt_posts.ID ORDER BY RAND() LIMIT 0, 2 " ["posts"]=> array(2) { [0]=> object(WP_Post)#18008 (24) { ["ID"]=> int(85438) ["post_author"]=> string(2) "12" ["post_date"]=> string(19) "2022-11-08 13:14:53" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-11-08 18:14:53" ["post_content"]=> string(6703) "No solamente es la construcción de un discurso populista, es el planteamiento de diferencias que nunca llegan a convertirse en alternativas. Las alternativas llenarían el mismo espacio que suple la fórmula de cambio. El populismo resalta esta parte por ser trascendental en la convicción de impulsar la verdadera diferencia en la asunción al poder. El populismo vive de un “antes” pletórico de fallas en la mira del sostén social. Nunca apunta al origen verdadero de las diferencias en los estratos sociales. Apunta siempre a un futuro de redención de las capas sociales como simple reversión de tenencia, ignorando los derechos o prerrogativas que pudieron haber marcado esas diferencias. Esa tenencia es crucial para entender la fórmula popular, porque en términos llanos significa propiedad.  La línea que separa la fórmula social no es simple miramiento de los órdenes productivos o la tierra como factor clave en el haber alimentario, la verdadera línea es de división entre productores y recipientes de procesos productivos en la última etapa y esa etapa se llama consumo. El populismo cimenta sus bases ideológicas en esa parte y la razón es muy simple: el control del satisfactor. Desde luego el populismo ignora en forma sistemática las cadenas productivas porque reflejan las necesidades reales de la producción: materia prima, trabajo y costos. La inversión de la fórmula centra sus objetivos en la satisfacción, sin olvidar que esta última fase es producto terminado y de esta surge la renta nacional. Al concentrar su atención en esta fase, la reunión de masas es paso subsecuente para siempre dotar de la más elemental necesidad, la primaria, el alimento y otras que vendrán después, hasta llegar a la captura emocional de protección. No olvidemos que la fórmula social se sustenta en un reclamo, reclamo que adquiere mil formas, pero el más elemental es la desigualdad. La óptica del populismo es verdaderamente simple y no obedece a ninguna percepción singular en el Contrato Social. Realmente no existe una ideología social como tal, porque esto retaría el abierto camino de la correspondencia en las relaciones laborales de todo el orbe. Y si las relaciones laborales de todos los niveles encuentran aceptación universal, las escalas de educación superior también respaldarían esta percepción. Podemos repasar una acepción comentada en este espacio con frecuencia: el socialismo o esquema popular nace siempre de cierta bonanza económica y naturalmente de cierto orden como precepto normativo de la gran economía.  Al hablar de bonanza, la referencia inmediata es al crecimiento de la economía. México y su economía reunían décadas de crecimiento sostenido, tal vez al margen de sus socios comerciales pero a un ritmo sostenido. La creación de reservas y de previsiones no fue ajena a administraciones que pensaban en legados de estabilidad. De contingencia también.  Esta trayectoria ha quedado atrás y las razones si no se encuentran a la vista de todos, entonces la percepción del mundo moderno quedaría anclada en un compás de espera y de recomposición para dar cuenta de un gobierno devastador como es este llamado por sus impulsores cuarta transformación de la vida pública del país.  La verdad es que no hay tal pasividad y la espera se torna insostenible. La división creada por esta visión simplista de gobierno es patente y lacera no solamente la dilapidación del haber público, lastima todo el orden disciplinado de la producción, el clima de convivencia y el ambiente de trabajo. La confusión que mezcla la mira del consumo como elemento primario en el sostén de un discurso implacable contra las formas de civilidad en los sectores que impulsan la economía, provocan un desconcierto que encuentra eco firme en reclamo de mayor sonoridad y contundencia. Nuestra economía ha sido desviada de la infraestructura y de la demanda coherente con las fórmulas del desarrollo; nuestra economía ha sido invadida por el bandidaje y el despojo. No existe utilidad pública en apropiarse activos de la nación. El despojo inició en Texcoco; los eufemismos situaron cierto orden de paciencia, de pautas que dieran alguna luz o algún grado de corrección de actos impúdicos de esta administración. Nunca se dieron, nunca se darán. No es ni ha sido ajeno este espacio en la conjunción estricta de cifras, de números que delatan el fracaso intencional en el desboque de nuestra economía. Se ha mencionado la pérdida patrimonial de la petrolera, la incapacidad de CFE para afrontar expansiones de capital para la liberación de energías alternas; también se ha denunciado con números, la captura de reservas y fideicomisos. Cuatro años de una labor analítica y seria. Esta administración ha superado todas las concepciones posibles de tolerancia del mexicano emprendedor. Ha superado todas las posibilidades de equilibrio de poderes. El llamado a la voz firme de la empresa mexicana, de la colectividad en la que impera el capital, no como factor hegemónico, como factor de cohesión, no es nuevo en este espacio. El producto de la nación no descansa en la temporalidad de un hombre que no concibe la cohesión, que no concibe la economía abierta para el brillo de la especialidad y el talento mexicanos.  Los tiempos apremian y la gradual depredación de nuestra hacienda, hace mella en el futuro cifrado en deuda incontenible. Sencillamente no podrá solventarse; ha sido demostrado en entregas anteriores, no con esta visión cerrada y obtusa del presidente en turno. No existe presupuesto sostenible ante esta derrama sin destino. No existe presupuesto cuando las metas son oscuras, inconfundiblemente retrógradas. Di cierta cuenta de la captura emocional en espacios anteriores y en renglones de este texto; el populismo no cesa en ese espectro, sin costo de plazo de por medio. Los recursos son finitos cuando se interrumpe la creación de nuevas fuentes. Eso no lo concibe el modelo populista. Instalar esa premisa e instalarla con premura, es imposible y provoca desesperación y la desesperación es del presidente actual, innegable por cierto. Queda la advertencia para los hombres del dinero que debieran responder –que ya no fue a tiempo- porque el despojo de inicio no es nada con los objetivos que tiene López Obrador en el ahorro mexicano. " ["post_title"]=> string(31) "De la desesperación al despojo" ["post_excerpt"]=> string(134) "Como cada semana, Manuel Torres Rivera reflexiona sobre el impacto de las políticas populistas del gobierno en la economía mexicana." ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(30) "de-la-desesperacion-al-despojo" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-11-08 13:14:53" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-11-08 18:14:53" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=85438" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [1]=> object(WP_Post)#17985 (24) { ["ID"]=> int(85614) ["post_author"]=> string(2) "55" ["post_date"]=> string(19) "2022-11-11 13:54:27" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-11-11 18:54:27" ["post_content"]=> string(4925) "Después de una reunión que tuve con varios caballistas, surgieron varias preguntas en la conversación. Se cuestionó si esta actividad era una industria o simplemente es “un hobby” para fifís a quienes les sobra la vanidad y el dinero. Así pues, ¿vale la pena defender la Industria que produce las carreras de caballos con apuesta? La conclusión fue definitiva: por supuesto que sí, aunque en realidad son pocas las personas que se comprometen a dar la cara y aportar su tiempo, conocimiento y opinión. A veces, hay que aportar algún dinero para afrontar los gastos que se necesitan cuando las cosas no marchan como lo planeado. Claramente, la respuesta es que la hípica es una industria. Un caballo de carreras de registro crea muchos empleos y para quien lo disfruta es un magnífico espectáculo. En Estados Unidos existen cálculos de que un caballo estabulado en un hipódromo crea casi cuatro empleos directos. Además, la industria arrastra a otras actividades productivas: la producción de granos y forrajes, producción de medicamentos veterinarios, impulsa la industria talabartera; la industria del transporte, la editorial, etcétera. De acuerdo con un cálculo que hacen los hípicos de la República de Uruguay, la industria ha crecido de forma vertiginosa gracias al apoyo sin medida que ha proporcionado el Estado. Existen cinco hipódromos en donde corren caballos Pura Sangre y cada vez la afición se multiplica. Vale la pena ver el video que ofrecemos en esta liga para tener una visión clara de lo que es la Hípica. En nuestro país, la situación es cada vez más grave. ¿Llegó la hora de anunciar prácticamente la extinción del caballo Pura Sangre mexicano? Basta conocer las cifras de los productos nacidos en 2021 y que son elegibles para la Copa Criadores del año venidero (2023), que la Asociación de Criadores está queriendo ofrecer. Son en total 145 ejemplares en donde los principales criadores son Rancho San Jorge 32; Rancho Pozo de Luna 28; Gaspar Rivera Torres 19; Guillermo Elizondo Collard 17; Granja San Isidro 11. Cinco criadores que suman un total de 101 ejemplares. Los restantes 44 ejemplares son propiedad de otros entusiastas y soñadores criadores de caballos Pura Sangre mexicanos, entre los cuales encabeza, y para no dejar de mencionarlo, el apasionado Hugo Chain Maluly con seis potrillos. Hay otros como José Luis Méndez Lacarra con cinco ejemplares.  Estas cifras ─del fracaso se pueden llamar─, con consecuencia de una empresa permisionaria que no cumplió con las condiciones de su permiso para que la industria hípica se desarrollara, así como la falta de voluntad del gremio hípico que no defendió su negocio. Y por supuesto, la principal culpa es la “falta de interés” de los gobiernos que han pasado a lo largo de estos 25 años y que no quisieron dictar una política para el desarrollo de este sector de la industria agropecuaria y su correcta supervisión e impulso. Cabe mencionar que el panorama para las carreras de los caballos Cuarto de Milla no es muy halagador. Para la carrera de Campeón de Campeones que se espera correr el 11 de diciembre hay inscritos cinco ejemplares de cuatro intereses.  Entonces, ante este triste, amargo y desconsolante panorama, ¿cuál es la forma para que renazca la Industria de las carreras de caballos con apuesta? La respuesta la tiene la autoridad reguladora, a la cual ya le hemos proporcionado toda la información que necesita para impulsar nuestra industria. La Secretaría de Gobernación a través de la Dirección General de Juegos y Sorteos tiene todo un reto. ¡Vale la pena! Otra pregunta: ¿no será necesario que la actual empresa permisionaria se vaya al rancho del presidente de todos los mexicanos? Hay muchos empresarios mexicanos que con seguridad estarían dispuestos a invertir su dinero para rescatar la Industria Hípica mexicana. Allí están los exitosos caballistas, criadores y mineros: don Germán Larrea Mota Velazco y don José Cerrillo Chowel.    Deje su opinión y comentarios al final de este artículo. Gracias." ["post_title"]=> string(81) "Por qué defender e impulsar la industria de las carreras de caballos con apuesta" ["post_excerpt"]=> string(99) "Ser luchador de causas aparentemente perdidas deja satisfacciones y, sin duda… también enemigos." ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(80) "por-que-defender-e-impulsar-la-industria-de-las-carreras-de-caballos-con-apuesta" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-11-11 14:01:09" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-11-11 19:01:09" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=85614" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } } ["post_count"]=> int(2) ["current_post"]=> int(-1) ["in_the_loop"]=> bool(false) ["post"]=> object(WP_Post)#18008 (24) { ["ID"]=> int(85438) ["post_author"]=> string(2) "12" ["post_date"]=> string(19) "2022-11-08 13:14:53" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-11-08 18:14:53" ["post_content"]=> string(6703) "No solamente es la construcción de un discurso populista, es el planteamiento de diferencias que nunca llegan a convertirse en alternativas. Las alternativas llenarían el mismo espacio que suple la fórmula de cambio. El populismo resalta esta parte por ser trascendental en la convicción de impulsar la verdadera diferencia en la asunción al poder. El populismo vive de un “antes” pletórico de fallas en la mira del sostén social. Nunca apunta al origen verdadero de las diferencias en los estratos sociales. Apunta siempre a un futuro de redención de las capas sociales como simple reversión de tenencia, ignorando los derechos o prerrogativas que pudieron haber marcado esas diferencias. Esa tenencia es crucial para entender la fórmula popular, porque en términos llanos significa propiedad.  La línea que separa la fórmula social no es simple miramiento de los órdenes productivos o la tierra como factor clave en el haber alimentario, la verdadera línea es de división entre productores y recipientes de procesos productivos en la última etapa y esa etapa se llama consumo. El populismo cimenta sus bases ideológicas en esa parte y la razón es muy simple: el control del satisfactor. Desde luego el populismo ignora en forma sistemática las cadenas productivas porque reflejan las necesidades reales de la producción: materia prima, trabajo y costos. La inversión de la fórmula centra sus objetivos en la satisfacción, sin olvidar que esta última fase es producto terminado y de esta surge la renta nacional. Al concentrar su atención en esta fase, la reunión de masas es paso subsecuente para siempre dotar de la más elemental necesidad, la primaria, el alimento y otras que vendrán después, hasta llegar a la captura emocional de protección. No olvidemos que la fórmula social se sustenta en un reclamo, reclamo que adquiere mil formas, pero el más elemental es la desigualdad. La óptica del populismo es verdaderamente simple y no obedece a ninguna percepción singular en el Contrato Social. Realmente no existe una ideología social como tal, porque esto retaría el abierto camino de la correspondencia en las relaciones laborales de todo el orbe. Y si las relaciones laborales de todos los niveles encuentran aceptación universal, las escalas de educación superior también respaldarían esta percepción. Podemos repasar una acepción comentada en este espacio con frecuencia: el socialismo o esquema popular nace siempre de cierta bonanza económica y naturalmente de cierto orden como precepto normativo de la gran economía.  Al hablar de bonanza, la referencia inmediata es al crecimiento de la economía. México y su economía reunían décadas de crecimiento sostenido, tal vez al margen de sus socios comerciales pero a un ritmo sostenido. La creación de reservas y de previsiones no fue ajena a administraciones que pensaban en legados de estabilidad. De contingencia también.  Esta trayectoria ha quedado atrás y las razones si no se encuentran a la vista de todos, entonces la percepción del mundo moderno quedaría anclada en un compás de espera y de recomposición para dar cuenta de un gobierno devastador como es este llamado por sus impulsores cuarta transformación de la vida pública del país.  La verdad es que no hay tal pasividad y la espera se torna insostenible. La división creada por esta visión simplista de gobierno es patente y lacera no solamente la dilapidación del haber público, lastima todo el orden disciplinado de la producción, el clima de convivencia y el ambiente de trabajo. La confusión que mezcla la mira del consumo como elemento primario en el sostén de un discurso implacable contra las formas de civilidad en los sectores que impulsan la economía, provocan un desconcierto que encuentra eco firme en reclamo de mayor sonoridad y contundencia. Nuestra economía ha sido desviada de la infraestructura y de la demanda coherente con las fórmulas del desarrollo; nuestra economía ha sido invadida por el bandidaje y el despojo. No existe utilidad pública en apropiarse activos de la nación. El despojo inició en Texcoco; los eufemismos situaron cierto orden de paciencia, de pautas que dieran alguna luz o algún grado de corrección de actos impúdicos de esta administración. Nunca se dieron, nunca se darán. No es ni ha sido ajeno este espacio en la conjunción estricta de cifras, de números que delatan el fracaso intencional en el desboque de nuestra economía. Se ha mencionado la pérdida patrimonial de la petrolera, la incapacidad de CFE para afrontar expansiones de capital para la liberación de energías alternas; también se ha denunciado con números, la captura de reservas y fideicomisos. Cuatro años de una labor analítica y seria. Esta administración ha superado todas las concepciones posibles de tolerancia del mexicano emprendedor. Ha superado todas las posibilidades de equilibrio de poderes. El llamado a la voz firme de la empresa mexicana, de la colectividad en la que impera el capital, no como factor hegemónico, como factor de cohesión, no es nuevo en este espacio. El producto de la nación no descansa en la temporalidad de un hombre que no concibe la cohesión, que no concibe la economía abierta para el brillo de la especialidad y el talento mexicanos.  Los tiempos apremian y la gradual depredación de nuestra hacienda, hace mella en el futuro cifrado en deuda incontenible. Sencillamente no podrá solventarse; ha sido demostrado en entregas anteriores, no con esta visión cerrada y obtusa del presidente en turno. No existe presupuesto sostenible ante esta derrama sin destino. No existe presupuesto cuando las metas son oscuras, inconfundiblemente retrógradas. Di cierta cuenta de la captura emocional en espacios anteriores y en renglones de este texto; el populismo no cesa en ese espectro, sin costo de plazo de por medio. Los recursos son finitos cuando se interrumpe la creación de nuevas fuentes. Eso no lo concibe el modelo populista. Instalar esa premisa e instalarla con premura, es imposible y provoca desesperación y la desesperación es del presidente actual, innegable por cierto. Queda la advertencia para los hombres del dinero que debieran responder –que ya no fue a tiempo- porque el despojo de inicio no es nada con los objetivos que tiene López Obrador en el ahorro mexicano. " ["post_title"]=> string(31) "De la desesperación al despojo" ["post_excerpt"]=> string(134) "Como cada semana, Manuel Torres Rivera reflexiona sobre el impacto de las políticas populistas del gobierno en la economía mexicana." ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(30) "de-la-desesperacion-al-despojo" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-11-08 13:14:53" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-11-08 18:14:53" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=85438" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } ["comment_count"]=> int(0) ["current_comment"]=> int(-1) ["found_posts"]=> int(22) ["max_num_pages"]=> float(11) ["max_num_comment_pages"]=> int(0) ["is_single"]=> bool(false) ["is_preview"]=> bool(false) ["is_page"]=> bool(false) ["is_archive"]=> bool(true) ["is_date"]=> bool(false) ["is_year"]=> bool(false) ["is_month"]=> bool(false) ["is_day"]=> bool(false) ["is_time"]=> bool(false) ["is_author"]=> bool(false) ["is_category"]=> bool(true) ["is_tag"]=> bool(false) ["is_tax"]=> bool(false) ["is_search"]=> bool(false) ["is_feed"]=> bool(false) ["is_comment_feed"]=> bool(false) ["is_trackback"]=> bool(false) ["is_home"]=> bool(false) ["is_privacy_policy"]=> bool(false) ["is_404"]=> bool(false) ["is_embed"]=> bool(false) ["is_paged"]=> bool(false) ["is_admin"]=> bool(false) ["is_attachment"]=> bool(false) ["is_singular"]=> bool(false) ["is_robots"]=> bool(false) ["is_favicon"]=> bool(false) ["is_posts_page"]=> bool(false) ["is_post_type_archive"]=> bool(false) ["query_vars_hash":"WP_Query":private]=> string(32) "183271d9f35c7c23b1bc41e8ec9ecb23" ["query_vars_changed":"WP_Query":private]=> bool(false) ["thumbnails_cached"]=> bool(false) ["allow_query_attachment_by_filename":protected]=> bool(false) ["stopwords":"WP_Query":private]=> NULL ["compat_fields":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(15) "query_vars_hash" [1]=> string(18) "query_vars_changed" } ["compat_methods":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(16) "init_query_flags" [1]=> string(15) "parse_tax_query" } }

De la desesperación al despojo

Como cada semana, Manuel Torres Rivera reflexiona sobre el impacto de las políticas populistas del gobierno en la economía mexicana.

noviembre 8, 2022

Por qué defender e impulsar la industria de las carreras de caballos con apuesta

Ser luchador de causas aparentemente perdidas deja satisfacciones y, sin duda… también enemigos.

noviembre 11, 2022




Más de categoría

Bosch, la multinacional alemana que se expande en Guanajuato

El pasado 18 de noviembre de 2022, la empresa líder en tecnología Bosch informó que incrementará la producción en...

diciembre 1, 2022
Un caldo de puchero económico desabrido

Un caldo de puchero económico desabrido

El cocinero no sabe si quedarse para hacer el caldo menos rico para su familia, o si mejor sale...

noviembre 30, 2022
Nuestra economía, entre contradicciones y eufemismos

Nuestra economía, entre contradicciones y eufemismos

Como cada semana, Manuel Torres Rivera nos comparte su análisis del impacto de las políticas populistas en la economía...

noviembre 30, 2022
El reemplazo de los smartphones, ¿un impulso o necesidad?

El reemplazo de los smartphones, ¿un impulso o necesidad?

La época decembrina es cuando las ventas de teléfonos celulares se incrementan más. Vale la pena recordar que hay...

noviembre 29, 2022