Las pequeñas cosas: invierno

Estamos en la antesala del invierno, es casi Navidad y casi Año Nuevo, las posadas con luces de bengala y ponche ya empezaron a realizarse con todo y variante Ómicron.

20 de diciembre, 2021

“A veces nuestro destino semeja un árbol frutal en invierno. ¿Quién pensaría que esas ramas reverdecerán y florecerán? Mas esperamos que así sea, y sabemos que así será”. 

–Wolfang Goethe (1749-1832), poeta y dramaturgo alemán.

A riesgo de caer en la repetición nostálgica, diré que fue gracias a mi padre y su instinto devorador de libros que aprendí a leer antes de pisar la primaria, en un tiempo en el que todavía era mal visto leer sin tener la edad para ello y más aún con textos que no tenían una sola ilustración como lo fue la hermosa colección de cuentos infantiles publicados por Salvat y que me acercó a las historias de Mujercitas, Tom Sawyer, Fábulas de Esopo y Fábulas de Lafontaine, entre otros. 

De aquélla temprana experiencia lectora surgió la habilidad para expresarme por escrito, lo cual se ha convertido casi en un ritual dominical con música de fondo inspirada en lo que escuchaba de pequeña: The Platters, Elvis (principalmente), Paul Anka, Beatles, Bee Gees, Abba, etc. Mi padre, como buen melómano, amaba las canciones en inglés, idioma que se empeñó en aprender y que hablaba a la perfección, así que la música que él tanto disfrutó hoy acompaña mis colaboraciones semanales porque es la forma en que ahora está conmigo, particularmente en una época que él convertía en la mejor de todo el año: las fiestas navideñas. 

De forma religiosa, cada año apartaba un lugar en su agenda (él usaba agenda de escritorio y la llenaba con anotaciones a mano, siempre con tinta azul) para comprar regalos y envolverlos, colocar una tarjeta de buenos deseos en cada uno, acompañar a mi madre por las compras para preparar la cena, adornar el árbol de navidad y elegir la mejor música para la Nochebuena, además de ser un gran representante de Santa Claus. Este año no estará con nosotros por segundo año consecutivo (casi tres pues la navidad previa a su partida, solo estuvo su cuerpo porque su mente ya divagaba entre las lagunas de la demencia), pero de alguna forma sigue presente porque le gustaba celebrar, fue siempre un gran anfitrión y disfrutaba el ambiente armonioso de una reunión familiar. Casi creo que esperaba con ansías la Navidad para tenernos a todos en su casa y podernos abrazar, además de hacernos escuchar por enésima vez sus discos favoritos y tomarnos fotografías con su réflex (todo una tradición).

Estamos en la antesala del invierno, es casi Navidad y Año Nuevo. Las posadas con luces de bengala y ponche ya empezaron a realizarse con todo y variante Ómicron porque el espíritu navideño habita dentro de cada uno y es el momento para creer, sentir y vivir aunque no estén todos aquellos a los que amamos o estemos lejos de la familia, pues algo se enciende dentro de nosotros que nos hace más sensibles y receptivos, capaces de compartir lo que tenemos en esencia y no por mandato de la mercadotecnia.

Podría creerse que el invierno es la época más infértil de todo el año por la ausencia de la luz solar que nos brinda energía y calor; sin embargo, es la temporada de #laspequeñasocosas que le dan un nuevo sentido a la vida como las ballenas jorobadas que habitan las aguas del Pacífico mexicano para aparearse o dar a luz a sus crías, lo cual se convierte en la atracción turística por excelencia. También es un buen momento para poner en práctica lo que se conoce como “hygge”, una filosofía de vida que propone la creación de momentos que inspiren calidez emocional y física con el objetivo de tener pequeñas experiencias reconfortantes y evitar la depresión o aislamiento por temporada invernal y que son tan sencillos como beber un chocolate caliente al regresar del trabajo, leer en el sofá abrigados por una afelpada frazada, cocinar nuestra receta favorita o escuchar la música que nos inspira. En palabras de Mónica López, directora del Instituto del Bienestar en Chile: 

“Yo soy el responsable de construir momentos más hygge y no mi empleo o mi pareja, o mis padres. Si a mí no me gusta la posición que estoy viviendo, en vez de ser víctima de las circunstancias, debo hacer cambios”. 

Parte de la razón que coloca a Dinamarca como el tercer país con mayores índices de felicidad (según informe mundial sobre la felicidad 2021) es la aplicación de dicha filosofía y no vendría mal aplicarla a partir de hoy en nosotros mismos como una estrategia ante los estragos de la pandemia y como una posibilidad para liberarnos de todos los lastres en nuestra vida con pretexto del fin de año y aprovechando el efecto de la luna llena para acercarnos a un cambio que no se quede en la simpleza de sustituir el calendario viejo, sino que trascienda y nos aporte vigor y entusiasmo para iniciar un nuevo ciclo después de una merecida pausa invernal.

A manera de colofón: el 21 de diciembre ocurrirá el solsticio de invierno en el hemisferio norte, es la época de los paisajes nevados en Chihuahua, de las auroras boreales (en algunas culturas se creía que eran espíritus) en Noruega, Islandia, Suecia, Groenlandia y partes de Alaska y Canadá y también es la tradicional visita de Santa Claus, cuyo origen es turco y su nombre fue Nicolás de Bari, su sabiduría y bondad con los niños le dieron el título de obispo y su leyenda fue llevada a Nueva Ámsterdam, actual ciudad de Nueva York.

Comentarios
object(WP_Query)#17676 (51) { ["query"]=> array(5) { ["cat"]=> int(3) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(73710) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "27-12-2021" ["before"]=> string(10) "24-01-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } } ["query_vars"]=> array(65) { ["cat"]=> int(3) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(73710) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "27-12-2021" ["before"]=> string(10) "24-01-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } ["error"]=> string(0) "" ["m"]=> string(0) "" ["p"]=> int(0) ["post_parent"]=> string(0) "" ["subpost"]=> string(0) "" ["subpost_id"]=> string(0) "" ["attachment"]=> string(0) "" ["attachment_id"]=> int(0) ["name"]=> string(0) "" ["pagename"]=> string(0) "" ["page_id"]=> int(0) ["second"]=> string(0) "" ["minute"]=> string(0) "" ["hour"]=> string(0) "" ["day"]=> int(0) ["monthnum"]=> int(0) ["year"]=> int(0) ["w"]=> int(0) ["category_name"]=> string(11) "vivir-mejor" ["tag"]=> string(0) "" ["tag_id"]=> string(0) "" ["author"]=> string(0) "" ["author_name"]=> string(0) "" ["feed"]=> string(0) "" ["tb"]=> string(0) "" ["paged"]=> int(0) ["meta_key"]=> string(0) "" ["meta_value"]=> string(0) "" ["preview"]=> string(0) "" ["s"]=> string(0) "" ["sentence"]=> string(0) "" ["title"]=> string(0) "" ["fields"]=> string(0) "" ["menu_order"]=> string(0) "" ["embed"]=> string(0) "" ["category__in"]=> array(0) { } ["category__not_in"]=> array(0) { } ["category__and"]=> array(0) { } ["post__in"]=> array(0) { } ["post_name__in"]=> array(0) { } ["tag__in"]=> array(0) { } ["tag__not_in"]=> array(0) { } ["tag__and"]=> array(0) { } ["tag_slug__in"]=> array(0) { } ["tag_slug__and"]=> array(0) { } ["post_parent__in"]=> array(0) { } ["post_parent__not_in"]=> array(0) { } ["author__in"]=> array(0) { } ["author__not_in"]=> array(0) { } ["ignore_sticky_posts"]=> bool(false) ["suppress_filters"]=> bool(false) ["cache_results"]=> bool(true) ["update_post_term_cache"]=> bool(true) ["lazy_load_term_meta"]=> bool(true) ["update_post_meta_cache"]=> bool(true) ["post_type"]=> string(0) "" ["nopaging"]=> bool(false) ["comments_per_page"]=> string(2) "50" ["no_found_rows"]=> bool(false) ["order"]=> string(0) "" } ["tax_query"]=> object(WP_Tax_Query)#17675 (6) { ["queries"]=> array(1) { [0]=> array(5) { ["taxonomy"]=> string(8) "category" ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(3) } ["field"]=> string(7) "term_id" ["operator"]=> string(2) "IN" ["include_children"]=> bool(true) } } ["relation"]=> string(3) "AND" ["table_aliases":protected]=> array(1) { [0]=> string(21) "rt_term_relationships" } ["queried_terms"]=> array(1) { ["category"]=> array(2) { ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(3) } ["field"]=> string(7) "term_id" } } ["primary_table"]=> string(8) "rt_posts" ["primary_id_column"]=> string(2) "ID" } ["meta_query"]=> object(WP_Meta_Query)#17682 (9) { ["queries"]=> array(0) { } ["relation"]=> NULL ["meta_table"]=> NULL ["meta_id_column"]=> NULL ["primary_table"]=> NULL ["primary_id_column"]=> NULL ["table_aliases":protected]=> array(0) { } ["clauses":protected]=> array(0) { } ["has_or_relation":protected]=> bool(false) } ["date_query"]=> object(WP_Date_Query)#17684 (5) { ["queries"]=> array(4) { [0]=> array(6) { ["after"]=> string(10) "27-12-2021" ["before"]=> string(10) "24-01-2022" ["inclusive"]=> bool(true) ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["relation"]=> string(3) "AND" ["column"]=> string(18) "rt_posts.post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["time_keys"]=> array(14) { [0]=> string(5) "after" [1]=> string(6) "before" [2]=> string(4) "year" [3]=> string(5) "month" [4]=> string(8) "monthnum" [5]=> string(4) "week" [6]=> string(1) "w" [7]=> string(9) "dayofyear" [8]=> string(3) "day" [9]=> string(9) "dayofweek" [10]=> string(13) "dayofweek_iso" [11]=> string(4) "hour" [12]=> string(6) "minute" [13]=> string(6) "second" } } ["request"]=> string(462) "SELECT SQL_CALC_FOUND_ROWS rt_posts.ID FROM rt_posts LEFT JOIN rt_term_relationships ON (rt_posts.ID = rt_term_relationships.object_id) WHERE 1=1 AND ( ( rt_posts.post_date >= '2021-12-27 00:00:00' AND rt_posts.post_date <= '2022-01-24 00:00:00' ) ) AND rt_posts.ID NOT IN (73710) AND ( rt_term_relationships.term_taxonomy_id IN (3) ) AND rt_posts.post_type = 'post' AND (rt_posts.post_status = 'publish') GROUP BY rt_posts.ID ORDER BY RAND() LIMIT 0, 2" ["posts"]=> array(2) { [0]=> object(WP_Post)#17672 (24) { ["ID"]=> int(74587) ["post_author"]=> string(1) "5" ["post_date"]=> string(19) "2022-01-17 10:25:39" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-01-17 15:25:39" ["post_content"]=> string(4550) "“Si mi teoría de la relatividad es exacta, los alemanes dirán que soy alemán y los franceses que soy ciudadano del mundo. Pero si no, los franceses dirán que soy alemán, y los alemanes que soy judío”.  – Albert Einstein(1879 – 1955). Soy ciudadana mexicana de cuarenta y dos años, madre de un niño de siete y cada día me pregunto (sin respuesta) qué hace falta hacer para vivir en un mundo mejor y por qué si tantos pensadores, filósofos, especialistas y sociólogos entre otros parecen tener las respuestas y las mejores propuestas es que no surgen las alternativas para vivir mejor. Mi conclusión (que no la respuesta) es que el mundo ha funcionado, funciona y funcionará así por toda la eternidad (como en un cuento de hadas) porque vivimos lo que nos toca y nos toca para lo que nos alcanza en esta vida aunque suene rudo o egoísta. La vida pandémica es tan solo una pequeña muestra de lo relativa que resulta la existencia porque no hay absolutos y menos para una cantidad desmesurada de población que requiere servicios, oportunidades y que ejerce derechos humanos fundamentales. Si echamos un vistazo a la Historia, encontraremos que a través de los siglos la humanidad ha enfrentado transiciones que han significado cambios de paradigma y el rompimiento de cierta era para dar inicio a una nueva. Hoy nos toca existir en la era de la incertidumbre constante que parece haber llegado para quedarse al menos durante un rato.  El mundo del cine, que nos ofrece múltiples visiones de la realidad a través de sus diferentes géneros, pareció darnos una poderosa clave en el epílogo de “Justice League Snyder Cut” al hablarnos del futuro, del todavía no, del ahora y de ser, pelear, descubrir, sanar, amar, ganar desde una perspectiva de superhéroes después de una batalla librada para salvar a la humanidad de los villanos de otros universos, lo cual aplica perfecto para cada persona en este mundo si consideramos que el lenguaje cinematográfico está lleno de metáforas, porque la vida es más que las noticias, más que la pandemia y más que la crisis financiera porque está hecha de todas #laspequeñascosas que escapan a nuestro control y entendimiento. En este año que inicia, al cual muchos memes lo han puesto como una copia al calca de los dos anteriores, si bien las oportunidades parecen nulas, lo cierto es que solo nos queda vivir un día a la vez, sin grandes planes ni expectativas porque el cambio es lo único constante y en la máquina de la relatividad en la que vivimos también estamos rodeados de un ambiente de contrariedad y confrontación.  No toca entonces aceptar, por ejemplo, que vivimos en una comunidad colosal y que nuestros actos buenos y malos impactan en los demás. Aceptar que no existe fórmula mágica para un mundo mejor, pero que sí podemos adaptarnos y modificar conductas para mejorar. Aceptar que al igual que en las películas de ciencia ficción siempre habrá ataques externos y escenarios apocalípticos que vencer pero la fuerza, la unión, el coraje, la valentía y otros muchos atributos siempre son la clave para salir victoriosos, y no es necesario que todos seamos Batman o Amazonas porque es la suma del conocimiento y de la experiencia lo que hace posible lograr grandes hazañas.   A manera de colofón: Zygmunt Bauman, sociólogo, filósofo y ensayista polaco-británico, escribe al respecto: “Cuando yo era joven podías ir a la Ford o la General Motors, entrar como aprendiz y jubilarte allí. A partir de esa seguridad montabas una familia, te comprabas la casita y te hacías un seguro. Eso se acabó. La estadística dice que el joven que acaba la universidad cambiará ocho veces de empleo antes de los 35 años (…) Hoy es el mundo el que cambia continuamente, y la certeza está en la propia existencia (…) Todo es movilidad. La pertenencia, como sugiere Jean Claude Kaufmann, se utiliza principalmente como un recurso del ego.” Entonces ¿Qué conviene hacer? Vivir, que es lo menos frecuente, pues la mayoría de la gente existe, eso es todo (parafraseando a Oscar Wilde).  " ["post_title"]=> string(32) "Las pequeñas cosas: relatividad" ["post_excerpt"]=> string(161) "El cambio es lo único constante y en la máquina de la relatividad en la que vivimos también estamos rodeados de un ambiente de contrariedad y confrontación. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(30) "las-pequenas-cosas-relatividad" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-01-17 10:26:17" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-01-17 15:26:17" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=74587" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [1]=> object(WP_Post)#17616 (24) { ["ID"]=> int(74834) ["post_author"]=> string(2) "81" ["post_date"]=> string(19) "2022-01-21 13:34:58" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-01-21 18:34:58" ["post_content"]=> string(5458) "Unas décadas atrás, las industrias y los gobiernos se dieron cuenta de la necesidad de medir ciertos estándares para garantizar que los niveles de calidad de la producción fueran los esperados y cumplieran las expectativas de los consumidores. Sin embargo, esas mediciones estaban casi exclusivamente centradas en los productos y en los procesos y dejaban a un lado el elemento más importante: el factor humano. Debido a eso, la forma de “calificar” la calidad de una empresa, se fue modificando para tomar en cuenta aspectos como el respeto a los derechos humanos y el medio ambiente, las condiciones laborales, el entorno de trabajo, la calidad de vida y, sorprendentemente, el bienestar y el índice de felicidad de los empleados. Y si eso han hecho las empresas para posicionarse como “las mejores en el mercado”… ¿No suena lógico que lo hagan también los colegios? Pero… ¿De verdad se puede medir la felicidad? No solo se puede sino que debe hacerse. No nada más porque hoy sabemos que el bienestar integral (físico, mental y espiritual) es un factor determinante para que los alumnos puedan aprender y los maestros enseñen mejor, sino además –en medio del huracán al que nos ha orillado la Pandemia– porque hoy vivimos momentos en los que necesitamos, primero, dar contención emocional a nuestras comunidades educativas y después, contar con planes de acción que nos permitan salir avante, fortalecidos y plenamente adaptados (y adaptables) a las necesidades de un mundo que cambia vertiginosamente. Great Place to Study nace como una extensión de la conocida empresa internacional Great Place to Work, con la intención de ayudar a los colegios a conocer, de manera tangible y, mediante estudios de datos científicos recopilados en encuestas de satisfacción previamente diseñadas, los niveles de satisfacción de sus comunidades educativas y el índice de felicidad de sus alumnos. Estos estudios “califican” a los colegios permitiendo que alumnos, exalumnos, padres y maestros, expresen su opinión desde su propia experiencia y de manera anónima, tomando en cuenta seis factores determinantes: experiencia de aprendizaje, infraestructura, vida en el campus, actividades extracurriculares, factor de felicidad y satisfacción de padres y maestros. Lo que no se mide no se puede mejorar Todos sabemos que para poder curar lo que nos duele hay que ir al médico. Pero… ¿qué pasa cuando no sabemos ni cómo nos sentimos? En el ámbito de la educación, aunque para los colegios siempre ha sido importante tener parámetros que les indiquen cómo van, si lo que están haciendo es efectivo y hacia dónde se dirigen, los momentos que vivimos actualmente los obligan a hacer una pausa de recapitulación, en algunos casos para saber si se están haciendo bien las cosas y en otros por desgracia, incluso para saber qué hacer en este océano de clases a veces presenciales, a veces online, a veces híbridas y a veces “como se pueda”. Me atrevo a decir que ningún Colegio, por mejor preparado que estuviera, imaginó siquiera que tendríamos que enfrentar algo así y, aún hoy, no sabemos qué nos depara el futuro inmediato, porque son situaciones que nunca habíamos vivido. Por ello, considerar hacer una valoración de 360 grados sobre cómo estamos hoy (¿Cómo se sienten nuestros niños? ¿Cómo está su corazón? ¿Qué preocupaciones tienen nuestros padres de familia? ¿Cómo han “sobrevivido” nuestros maestros?) es necesaria e indispensable para toda institución educativa que pretenda mejorar sus prácticas, sus estrategias, sus directrices y sobre todo, hoy, brindar verdadera contención emocional a sus comunidades y garantizar la continuidad del aprovechamiento académico de sus alumnos. Colegio Eugenio de Mazenod: ¡Un gran lugar para estudiar! Tomar la decisión de ser “calificados” justo en el ojo del huracán, en medio de una crisis tan fuerte y al haber sido obligados a cambiar todo aquello a lo que estábamos acostumbrados, fue difícil. Pero hoy, después de haber pasado por el proceso de evaluación, de encontrarnos con resultados que superaron nuestras expectativas y de haber tenido la valiosa oportunidad de identificar con claridad nuestras áreas de oportunidad, nos sentimos muy orgullosos de constatar que somos un colegio con un Factor de Felicidad muy alto, que tenemos uno de los mejores programas de educación socioemocional y de valores de país, y que nuestros niños, maestros y papás saben que están en un colegio que sabe hacer muy bien las cosas. ¡Felicitamos a toda la Familia Mazenod por esta certificación que no nada más nos hace parte de una red internacional del colegios privilegiada, sino que reafirma nuestro compromiso con el bienestar, el corazón y la parte humana de todos los que integramos esta comunidad educativa! Visítanos hoy y descubre por qué somos la mejor opción para tu familia." ["post_title"]=> string(67) "Certificación Great Place to Study: ¿la felicidad se puede medir?" ["post_excerpt"]=> string(136) "El bienestar no solo se traduce en un mayor estado de felicidad, sino también en un ambiente más sano y óptimo para el aprendizaje. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(62) "certificacion-great-place-to-study-la-felicidad-se-puede-medir" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-01-21 13:34:58" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-01-21 18:34:58" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=74834" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } } ["post_count"]=> int(2) ["current_post"]=> int(-1) ["in_the_loop"]=> bool(false) ["post"]=> object(WP_Post)#17672 (24) { ["ID"]=> int(74587) ["post_author"]=> string(1) "5" ["post_date"]=> string(19) "2022-01-17 10:25:39" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-01-17 15:25:39" ["post_content"]=> string(4550) "“Si mi teoría de la relatividad es exacta, los alemanes dirán que soy alemán y los franceses que soy ciudadano del mundo. Pero si no, los franceses dirán que soy alemán, y los alemanes que soy judío”.  – Albert Einstein(1879 – 1955). Soy ciudadana mexicana de cuarenta y dos años, madre de un niño de siete y cada día me pregunto (sin respuesta) qué hace falta hacer para vivir en un mundo mejor y por qué si tantos pensadores, filósofos, especialistas y sociólogos entre otros parecen tener las respuestas y las mejores propuestas es que no surgen las alternativas para vivir mejor. Mi conclusión (que no la respuesta) es que el mundo ha funcionado, funciona y funcionará así por toda la eternidad (como en un cuento de hadas) porque vivimos lo que nos toca y nos toca para lo que nos alcanza en esta vida aunque suene rudo o egoísta. La vida pandémica es tan solo una pequeña muestra de lo relativa que resulta la existencia porque no hay absolutos y menos para una cantidad desmesurada de población que requiere servicios, oportunidades y que ejerce derechos humanos fundamentales. Si echamos un vistazo a la Historia, encontraremos que a través de los siglos la humanidad ha enfrentado transiciones que han significado cambios de paradigma y el rompimiento de cierta era para dar inicio a una nueva. Hoy nos toca existir en la era de la incertidumbre constante que parece haber llegado para quedarse al menos durante un rato.  El mundo del cine, que nos ofrece múltiples visiones de la realidad a través de sus diferentes géneros, pareció darnos una poderosa clave en el epílogo de “Justice League Snyder Cut” al hablarnos del futuro, del todavía no, del ahora y de ser, pelear, descubrir, sanar, amar, ganar desde una perspectiva de superhéroes después de una batalla librada para salvar a la humanidad de los villanos de otros universos, lo cual aplica perfecto para cada persona en este mundo si consideramos que el lenguaje cinematográfico está lleno de metáforas, porque la vida es más que las noticias, más que la pandemia y más que la crisis financiera porque está hecha de todas #laspequeñascosas que escapan a nuestro control y entendimiento. En este año que inicia, al cual muchos memes lo han puesto como una copia al calca de los dos anteriores, si bien las oportunidades parecen nulas, lo cierto es que solo nos queda vivir un día a la vez, sin grandes planes ni expectativas porque el cambio es lo único constante y en la máquina de la relatividad en la que vivimos también estamos rodeados de un ambiente de contrariedad y confrontación.  No toca entonces aceptar, por ejemplo, que vivimos en una comunidad colosal y que nuestros actos buenos y malos impactan en los demás. Aceptar que no existe fórmula mágica para un mundo mejor, pero que sí podemos adaptarnos y modificar conductas para mejorar. Aceptar que al igual que en las películas de ciencia ficción siempre habrá ataques externos y escenarios apocalípticos que vencer pero la fuerza, la unión, el coraje, la valentía y otros muchos atributos siempre son la clave para salir victoriosos, y no es necesario que todos seamos Batman o Amazonas porque es la suma del conocimiento y de la experiencia lo que hace posible lograr grandes hazañas.   A manera de colofón: Zygmunt Bauman, sociólogo, filósofo y ensayista polaco-británico, escribe al respecto: “Cuando yo era joven podías ir a la Ford o la General Motors, entrar como aprendiz y jubilarte allí. A partir de esa seguridad montabas una familia, te comprabas la casita y te hacías un seguro. Eso se acabó. La estadística dice que el joven que acaba la universidad cambiará ocho veces de empleo antes de los 35 años (…) Hoy es el mundo el que cambia continuamente, y la certeza está en la propia existencia (…) Todo es movilidad. La pertenencia, como sugiere Jean Claude Kaufmann, se utiliza principalmente como un recurso del ego.” Entonces ¿Qué conviene hacer? Vivir, que es lo menos frecuente, pues la mayoría de la gente existe, eso es todo (parafraseando a Oscar Wilde).  " ["post_title"]=> string(32) "Las pequeñas cosas: relatividad" ["post_excerpt"]=> string(161) "El cambio es lo único constante y en la máquina de la relatividad en la que vivimos también estamos rodeados de un ambiente de contrariedad y confrontación. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(30) "las-pequenas-cosas-relatividad" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-01-17 10:26:17" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-01-17 15:26:17" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=74587" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } ["comment_count"]=> int(0) ["current_comment"]=> int(-1) ["found_posts"]=> int(13) ["max_num_pages"]=> float(7) ["max_num_comment_pages"]=> int(0) ["is_single"]=> bool(false) ["is_preview"]=> bool(false) ["is_page"]=> bool(false) ["is_archive"]=> bool(true) ["is_date"]=> bool(false) ["is_year"]=> bool(false) ["is_month"]=> bool(false) ["is_day"]=> bool(false) ["is_time"]=> bool(false) ["is_author"]=> bool(false) ["is_category"]=> bool(true) ["is_tag"]=> bool(false) ["is_tax"]=> bool(false) ["is_search"]=> bool(false) ["is_feed"]=> bool(false) ["is_comment_feed"]=> bool(false) ["is_trackback"]=> bool(false) ["is_home"]=> bool(false) ["is_privacy_policy"]=> bool(false) ["is_404"]=> bool(false) ["is_embed"]=> bool(false) ["is_paged"]=> bool(false) ["is_admin"]=> bool(false) ["is_attachment"]=> bool(false) ["is_singular"]=> bool(false) ["is_robots"]=> bool(false) ["is_favicon"]=> bool(false) ["is_posts_page"]=> bool(false) ["is_post_type_archive"]=> bool(false) ["query_vars_hash":"WP_Query":private]=> string(32) "137e78cc9171ac300ef578b112fb66bd" ["query_vars_changed":"WP_Query":private]=> bool(false) ["thumbnails_cached"]=> bool(false) ["stopwords":"WP_Query":private]=> NULL ["compat_fields":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(15) "query_vars_hash" [1]=> string(18) "query_vars_changed" } ["compat_methods":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(16) "init_query_flags" [1]=> string(15) "parse_tax_query" } }
Las pequeñas cosas: relatividad

Las pequeñas cosas: relatividad

El cambio es lo único constante y en la máquina de la relatividad en la que vivimos también estamos rodeados de un...

enero 17, 2022

Certificación Great Place to Study: ¿la felicidad se puede medir?

El bienestar no solo se traduce en un mayor estado de felicidad, sino también en un ambiente más sano y óptimo para...

enero 21, 2022




Más de categoría

Certificación Great Place to Study: ¿la felicidad se puede medir?

El bienestar no solo se traduce en un mayor estado de felicidad, sino también en un ambiente más sano...

enero 21, 2022
El efecto búmeran

El efecto búmeran

A menudo nos invade la queja y no entendemos por qué nos suceden ciertas cosas. La respuesta llega después...

enero 19, 2022
Las pequeñas cosas: relatividad

Las pequeñas cosas: relatividad

El cambio es lo único constante y en la máquina de la relatividad en la que vivimos también estamos...

enero 17, 2022

¿Quién controla tu vida?

¿Sabes por qué hay personas convencidas de que su existencia está determinada por factores externos como la suerte, mientras...

enero 12, 2022