“Pequeños milagros transformadores”: ¿azar, destino o producto del libre albedrío?

A veces un solo instante puede cambiar nuestra vida, como si de un guion de película se tratara. ¿Cómo interpretamos esos momentos: azar, casualidad o tal vez destino?

3 de junio, 2022

Dinámica del “milagro inesperado”: sin haberlo previsto, estar en el lugar preciso en el momento oportuno para que suceda algo que modificará el devenir posterior.

¿Por qué suceden esos “pequeños grandes milagros”? ¿Por qué justo así y no de otra manera? ¿Por qué exactamente en ese instante? ¿Por qué a nosotros y no a alguien más?

No podemos tratar con seriedad la relación entre destino, azar y libre albedrío sin abordar ese sutil espacio donde las tres dimensiones se amalgaman y superponen, dando lugar a uno de los más grandes misterios de la existencia consciente. Se trata de esas casualidades inesperadas, de esa especie de “pequeños milagros” imprevisibles que, sin pedirlo ni desearlo, se presentan cuando menos lo esperamos, transformando nuestras vidas de manera profunda, en algunos casos para bien  y en otros, para mal y que una vez que ocurren, ya nada será igual porque nuestras existencia ha tomado un nuevo rumbo y nuestro devenir comienza inexorablemente a moverse por derroteros distintos. 

Este fenómeno se manifiesta de formas múltiples: a veces algo que nos ocurre, otras un acto que llevamos a cabo con intención y propósito y unas más, algo que no nos ocurre pero que nos habría trastocado la vida. La dinámica del “milagro inesperado” podría resumirse en el axioma: sin haberlo previsto, estar en el lugar preciso en el momento oportuno para que suceda algo que modificará el devenir posterior. Si existiera el destino, sería una bifurcación obligada para poder cumplirlo, y si se tratase de libre albedrío, una decisión que transforma nuestro rumbo final y le da un nuevo sentido a la existencia.   

Algunas veces pedimos trabajo justo el día que el entrevistador tiene un problema familiar y su juicio está nublado y nos nieva la vacante, o, al contrario, algo externo a nosotros le ocurrió que lo hace empatizar con nuestra situación y conseguimos la plaza. Abordamos –o dejamos de hacerlo– un automóvil que sufre un accidente. Cuántas historias hay que por razones inexplicables perdieron un vuelo que se fue en picada, mientras existen los casos opuestos de individuos que por una causa u otra tomaron ese sitio y encontraron la muerte sin que originalmente ese viaje formara parte de su itinerario. Un accidente desafortunado que deja a alguien cuadrapléjico a los veinte años, el descubrimiento inexplicable de un libro, conocer donde menos se te espera al gran maestro de la existencia o coincidir en la fila de Telcel –cuando nosotros en realidad queríamos ir a Telmex– con el amor de nuestra vida. 

Llegar quince minutos tarde salvó la vida de mi madre durante el terremoto de la Ciudad de México de 1985, mientras que varios de sus compañeros, que por primera vez en el año llegaron a su hora, obtuvieron como premio terminar sepultados bajo los escombros del Hospital Juárez. Y podríamos seguir por páginas y páginas reseñando eventos “fortuitos” e inesperados que cambiaron la vida de infinidad de personas a lo largo de la historia humana.

Apenas se busca en Internet o en la prensa, aparecen infinidad de testimonios que si bien resulta imposible comprobar la veracidad de cada uno, la propia experiencia de vida permite suponer que, aun con exageraciones e inexactitudes, bien pudieron ocurrir. De hecho, me atrevo a afirmar que la mayoría, por no decir todos, hemos vivido alguna situación inexplicable e inverosímil que marcó un antes y un después: un tren que parte sin nosotros, una enfermedad que nos cambia la vida, adelantar o posponer un viaje o un proyecto, dejar de hacer una llamada importante, mandar el mensaje preciso a un número equivocado, abrir o no un mail justo hoy. Ante la falta de certidumbre, lo que surge son preguntas: ¿por qué suceden esos “pequeños grandes milagros”? ¿Por qué justo así y no de otra manera? ¿Por qué exactamente en ese instante? ¿Por qué a nosotros y no a alguien más?

Uno de los grandes misterios irresolubles consiste en saber con certeza es si estos puntos de inflexión tienen un carácter personal, es decir, si nos ocurren a nosotros y a nadie más, porque tienen el propósito previo de moldear nuestra vida, de recalcular el rumbo preestablecido para nosotros y del cual, con nuestros actos cotidianos, nos estábamos alejando. O si en realidad se trata de coincidencias azarosas, sin la menor intención y sin propósito, que no obedecen a ningún patrón y que simplemente nos ocurren a nosotros como podrían haberle ocurrido a cualquier otra persona.  

El filósofo francés Voltaire escribió en alguna ocasión que “lo que llamamos casualidad no es sino la causa ignorada de un efecto desconocido”. Puede que tenga razón, pero el que esa casualidad tenga siempre una causa, aun cuando no la sepamos, no cambia el hecho inquietante de que la insondable “causa final” de ese acontecimiento exterior tenga una dedicatoria específica para una persona en particular, pues, de ser así, convertiría al hecho fortuito en una especie de tirano implacable que corrige aquellos actos que nos alejan del destino que alguien tiene prescrito para nosotros, mientras que el hecho de que no la tenga, de que lo le ocurrió a uno podría haberle ocurrido a cualquiera, nos hace sentir el tremendo peso del azar en nuestras vidas, quitándole importancia a nuestros planes, propósitos y objetivos: si, por más planes que hagamos, es el azar quien nos lleva por un sitio u otro, qué sentido tiene la planeación y el esfuerzo. Porque si bien es verdad que muchas veces estos “milagros” nos dan la clave final para alcanzar un conocimiento mayor que habíamos buscado por años y nos producen una epifanía luminosa que nos abre las puertas secretas que nos conducen a la realización, muchas otras convierten las vidas de quienes los padecen en fracasos ineludibles. Mientras hoy podemos gozar de la existencia de la pasteurización y los rayos X, productos ambos de accidentes y casualidades, cabe preguntarse cuántos genios, inventos o amores nunca se concretaron ante la aparición súbita de uno de estos puntos de inflexión imprevisibles.

No se puede negar que existen casos donde incluso quienes han padecido terribles limitaciones como consecuencia de ese episodio, terminan por interpretar estas desgracias como la guía para encontrar su auténtico destino o sentido de la vida, aquellos que tras perder la vista “lograron ver”, aquellos que tras perderlo todo “se encontraron a sí mismos”, pero no queda sino reconocer que se trata de casos excepcionales, que la mayoría de quienes una ruptura del devenir les trastoca el rumbo para mal, no se recuperan jamás. Del mismo modo que no todos los que reciben oportunidades inesperadas son capaces de aprovecharlas y sacarles el jugo que potencialmente tienen.  

En términos simples, estos “milagros transformadores”, si bien todos son “causados” materialmente por algo, aquí lo que se busca es reflexionar acerca de su origen más profundo, y desde esta perspectiva podríamos hablar de dos: ser productos de la casualidad, de la suerte, del azar, de una acumulación de coincidencias. O ser productos de una causalidad, de una intención, de un patrón preexistente que, aun sin que podamos percibirlo, hace que dicho evento posea un sentido y un propósito subyacente cuando se aplica a nuestra vida en particular. 

Ante la imposibilidad de definir esos “milagros inesperados y significativos” ni como la una ni como la otra, en la siguiente entrega abordaremos un concepto distinto a partir del cual podríamos buscar integrarlas en una comprensión donde quepan las dos: la sincronicidad.

Web: www.juancarlosaldir.com

Instagram:  jcaldir

Twitter:   @jcaldir   

Facebook: Juan Carlos Aldir

Comentarios


object(WP_Query)#17943 (51) { ["query"]=> array(5) { ["cat"]=> int(15) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(79548) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "31-05-2022" ["before"]=> string(10) "28-06-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } } ["query_vars"]=> array(65) { ["cat"]=> int(15) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(79548) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "31-05-2022" ["before"]=> string(10) "28-06-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } ["error"]=> string(0) "" ["m"]=> string(0) "" ["p"]=> int(0) ["post_parent"]=> string(0) "" ["subpost"]=> string(0) "" ["subpost_id"]=> string(0) "" ["attachment"]=> string(0) "" ["attachment_id"]=> int(0) ["name"]=> string(0) "" ["pagename"]=> string(0) "" ["page_id"]=> int(0) ["second"]=> string(0) "" ["minute"]=> string(0) "" ["hour"]=> string(0) "" ["day"]=> int(0) ["monthnum"]=> int(0) ["year"]=> int(0) ["w"]=> int(0) ["category_name"]=> string(18) "opinion-y-analisis" ["tag"]=> string(0) "" ["tag_id"]=> string(0) "" ["author"]=> string(0) "" ["author_name"]=> string(0) "" ["feed"]=> string(0) "" ["tb"]=> string(0) "" ["paged"]=> int(0) ["meta_key"]=> string(0) "" ["meta_value"]=> string(0) "" ["preview"]=> string(0) "" ["s"]=> string(0) "" ["sentence"]=> string(0) "" ["title"]=> string(0) "" ["fields"]=> string(0) "" ["menu_order"]=> string(0) "" ["embed"]=> string(0) "" ["category__in"]=> array(0) { } ["category__not_in"]=> array(0) { } ["category__and"]=> array(0) { } ["post__in"]=> array(0) { } ["post_name__in"]=> array(0) { } ["tag__in"]=> array(0) { } ["tag__not_in"]=> array(0) { } ["tag__and"]=> array(0) { } ["tag_slug__in"]=> array(0) { } ["tag_slug__and"]=> array(0) { } ["post_parent__in"]=> array(0) { } ["post_parent__not_in"]=> array(0) { } ["author__in"]=> array(0) { } ["author__not_in"]=> array(0) { } ["ignore_sticky_posts"]=> bool(false) ["suppress_filters"]=> bool(false) ["cache_results"]=> bool(true) ["update_post_term_cache"]=> bool(true) ["lazy_load_term_meta"]=> bool(true) ["update_post_meta_cache"]=> bool(true) ["post_type"]=> string(0) "" ["nopaging"]=> bool(false) ["comments_per_page"]=> string(2) "50" ["no_found_rows"]=> bool(false) ["order"]=> string(0) "" } ["tax_query"]=> object(WP_Tax_Query)#18035 (6) { ["queries"]=> array(1) { [0]=> array(5) { ["taxonomy"]=> string(8) "category" ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(15) } ["field"]=> string(7) "term_id" ["operator"]=> string(2) "IN" ["include_children"]=> bool(true) } } ["relation"]=> string(3) "AND" ["table_aliases":protected]=> array(1) { [0]=> string(21) "rt_term_relationships" } ["queried_terms"]=> array(1) { ["category"]=> array(2) { ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(15) } ["field"]=> string(7) "term_id" } } ["primary_table"]=> string(8) "rt_posts" ["primary_id_column"]=> string(2) "ID" } ["meta_query"]=> object(WP_Meta_Query)#17930 (9) { ["queries"]=> array(0) { } ["relation"]=> NULL ["meta_table"]=> NULL ["meta_id_column"]=> NULL ["primary_table"]=> NULL ["primary_id_column"]=> NULL ["table_aliases":protected]=> array(0) { } ["clauses":protected]=> array(0) { } ["has_or_relation":protected]=> bool(false) } ["date_query"]=> object(WP_Date_Query)#17920 (5) { ["queries"]=> array(4) { [0]=> array(6) { ["after"]=> string(10) "31-05-2022" ["before"]=> string(10) "28-06-2022" ["inclusive"]=> bool(true) ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["relation"]=> string(3) "AND" ["column"]=> string(18) "rt_posts.post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["time_keys"]=> array(14) { [0]=> string(5) "after" [1]=> string(6) "before" [2]=> string(4) "year" [3]=> string(5) "month" [4]=> string(8) "monthnum" [5]=> string(4) "week" [6]=> string(1) "w" [7]=> string(9) "dayofyear" [8]=> string(3) "day" [9]=> string(9) "dayofweek" [10]=> string(13) "dayofweek_iso" [11]=> string(4) "hour" [12]=> string(6) "minute" [13]=> string(6) "second" } } ["request"]=> string(503) " SELECT SQL_CALC_FOUND_ROWS rt_posts.ID FROM rt_posts LEFT JOIN rt_term_relationships ON (rt_posts.ID = rt_term_relationships.object_id) WHERE 1=1 AND ( ( rt_posts.post_date >= '2022-05-31 00:00:00' AND rt_posts.post_date <= '2022-06-28 00:00:00' ) ) AND rt_posts.ID NOT IN (79548) AND ( rt_term_relationships.term_taxonomy_id IN (15) ) AND ((rt_posts.post_type = 'post' AND (rt_posts.post_status = 'publish'))) GROUP BY rt_posts.ID ORDER BY RAND() LIMIT 0, 2 " ["posts"]=> array(2) { [0]=> object(WP_Post)#17969 (24) { ["ID"]=> int(79583) ["post_author"]=> string(2) "69" ["post_date"]=> string(19) "2022-06-03 13:15:14" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-06-03 18:15:14" ["post_content"]=> string(4706) "Durante varias semanas, los transportistas que tienen concesión de transporte público en la CDMX se han estado quejando de que las tarifas han quedado rezagadas en cuanto al costo de los insumos que requieren para operar. El transporte público en nuestro país siempre ha sido un sector indispensable por la cantidad de gente que mueven, pero este sector también ha estado muy ligado a los gobernantes en turno. También hay que diferenciar el tipo de transporte público del que se trata. El metro, cuya primera línea se inauguró en 1969, fue siempre un método de transporte limpio, rápido y eficiente capaz de movilizar a millones de personas todos los días. Los problemas en el metro no son nuevos, pero se había logrado mantener en funcionamiento hasta que la línea 12 tuvo que ser cerrada en el sexenio de Miguel Mancera por problemas en su construcción. Después, ya en el sexenio de Claudia Sheimbaum, vinieron el incendio en el centro de control y el desplome de un tramo de la línea que le costó la vida a 26 personas. En cuanto al transporte público en microbuses y camiones, éste ha sido otro problema. Desde los viejos vicios de la Ruta 100 que le costaron la vida al magistrado Abraham Polo Uscanga en 1995 hasta las presiones para incrementar las tarifas que vivimos hoy con los bloqueos. Los autobuses, microbuses y combis transportan al 82% de los pasajeros de la CDMX y zona conurbada. Mueven a más gente que el metro: más de 10 millones de personas al día. Los usuarios de este tipo de transporte se tienen que enfrentar a algunas unidades en mal estado, malos tratos de los choferes, choferes que manejan mal o muy rápido e inseguridad. ¿Pero cómo están las tarifas en la CDMX comparadas con las de otros estados? En la CDMX la tarifa va de los 5 a los 7 pesos, dependiendo del tipo de transporte (camioneta, microbús o camión) y la distancia a recorrer, aunque esto es lo oficial, no es del todo cierto. Hay camiones que cobran los 7 pesos así los uses 5 cuadras. En el Estado de México, la tarifa es de 12 pesos por los primeros 5 kilómetros y 25 centavos por cada kilómetro adicional. Es decir, depende de la distancia, pero la diferencia con la CDMX es de entre 5 y 7 pesos en la tarifa básica. En Nuevo León, las tarifas van de 12 a 17 pesos dependiendo de si el servicio es en zona urbana o suburbana; en Chiapas y Oaxaca, 8 pesos; en Guadalajara, 9.50 pesos; en Pachuca, 9 pesos; en Querétaro 11 pesos y hay una tarifa preferencial de 2 pesos para adultos mayores, personas con discapacidad y estudiantes. Para tener una idea de lo que puede gastar un camión de transporte público, el diesel les puede costar entre 3,950 y 4,600 pesos cada día o día y medio. Con las tarifas vigentes requieren entre 650 y 920 pasajeros para cubrir el tema del combustible. Ahora, si no fuera negocio nadie ofrecería el servicio. Las concesiones son muy caras y aun así se las pelean.  Claudia Sheimbaum, jefa de gobierno de la Ciudad de México, declaró que han apoyado a los transportistas a cambio de ciertas acciones que ellos no han cumplido. ¿Cómo los han apoyado? Les dan un bono de combustible de 4,000 o 6,000 pesos dependiendo del tipo de unidad; Les ofrecen 300,000 o 450,000 pesos para sustituir unidades; instalaron GPS y videovigilancia en las unidades, se les han condonado pagos por trámites y se les ha dado apoyo para incorporar a los operadores a la seguridad social. En total, el gobierno de la CDMX ha destinado más de 1,300 millones de pesos en apoyo a los transportistas. ¿Qué pide el gobierno de la CDMX a cambio? Orden en la cromática de las unidades, no usar vidrios polarizados, mantener las unidades en buen estado, capacitación de los operadores, un padrón de choferes, trabajar uniformados y sin acompañantes, moderación en la velocidad y manejo responsable. Los transportistas no han cumplido. ¿Debe subir la tarifa? Yo de manera personal, creo que las exigencias del gobierno de la CDMX son correctas. ¿No hay mejoras? Pues no hay incremento de tarifas. Nos merecemos un transporte público seguro y de buena calidad. Si ellos no cumplen, ¿por qué cumplirles a ellos?" ["post_title"]=> string(59) "Transporte público. ¿Tenemos el transporte que merecemos?" ["post_excerpt"]=> string(153) "El transporte público nuevamente está en el ojo del huracán. Las autoridades de la CDMX y el gremio de los transportistas no logran acuerdo alguno. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(54) "transporte-publico-tenemos-el-transporte-que-merecemos" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-06-03 13:15:14" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-06-03 18:15:14" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=79583" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [1]=> object(WP_Post)#17868 (24) { ["ID"]=> int(79589) ["post_author"]=> string(2) "59" ["post_date"]=> string(19) "2022-06-04 11:18:42" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-06-04 16:18:42" ["post_content"]=> string(6331) "A grandes rasgos, los hechos fueron los siguientes:
  • Johnny Depp y Amber Heard contrajeron nupcias en febrero de 2015, y se divorciaron en mayo de 2016. En el proceso de divorcio, ella solicitó una orden de restricción contra él, alegando que sufría maltrato verbal, físico y psicológico. 
  • A partir de ello, el tabloide británico The Sun publicó un artículo en junio de 2018 en el que acusaba a Depp de golpear a su esposa y lo llamó “wife beater”. Depp demandó a The Sun, pero perdió el juicio. 
  • En diciembre de 2018, Amber Heard publicó un artículo en The Washington Post que Depp encontró difamatorio, por lo que le demandó en febrero de 2019 una indemnización de 50 millones de dólares. Heard contrademandó por 100 millones.
  • El juicio tuvo lugar entre el 11 de abril y el 1 de junio en un tribunal de Virginia.
Más allá de lo mediático y hasta glamoroso que resultó este litigio, más allá de lo anecdótico y de los chismes en los pasillos de los juzgados y de las redacciones de los tabloides, este caso pone de manifiesto que una cosa es el tribunal de las redes sociales, que actúa como una masa informe y que prejuzga, y otra distinta un verdadero tribunal de justicia. El caso demuestra que no debería nadie difamar impunemente a una persona sin sufrir las consecuencias. Muchas voces han dicho que este caso es un ataque al movimiento #MeToo, cosa que no comparto. Más bien, casos como este acotan de algún modo lo que podría ser la peligrosa inercia de condenar a una persona sin prueba alguna. El jurado compuesto por siete personas –cinco hombres y dos mujeres– arribó a la conclusión de que Amber Heard difamó a su exesposo, el actor Johnny Depp, y desestimó las acusaciones de violencia y maltrato que había ella interpuesto. En otras palabras, encontró que Heard maliciosamente difundió hechos falsos acerca de su esposo, para desprestigiarlo, entre ellos acusaciones de violencia sexual, y que mintió sobre supuestos abusos y sobre supuestos episodios de violencia doméstica. Las mentiras de Heard le van a costar caro, pues tendrá que indemnizar a Depp con alrededor de 10 millones de dólares. Pretendió, en sus palabras, “ser una figura pública que representa a quienes sufren abuso doméstico” (a public figure representing domestic abuse), pero quedó como una farsante. A pesar de todos sus defectos y limitaciones, el sistema de justicia de los Estados Unidos descansa sobre una premisa fundamental, que yo comparto y sin la cual es imposible el funcionamiento de los tribunales: the truth will prevail (la verdad prevalecerá). Lo único que pudo probar Heard fue que la acusación de haber dañado ella intencionalmente el penthouse de la pareja, fue difamatoria. Se dijo decepcionada de la justicia: “Es un retroceso (el veredicto). Atrasa el reloj a una época en la que la mujer que hablaba y denunciaba podía ser públicamente avergonzada y humillada. Echa atrás la idea de que la violencia contra la mujer debe ser tomada en serio”. Por su parte, Depp dijo: “También espero que a partir de ahora la norma sea que una persona es inocente hasta que se pruebe que es culpable, tanto en las cortes como en los medios”- He aquí las tres afirmaciones de Amber Heard que el jurado halló difamatorias, y que la actriz publicó en un artículo de opinión en el Washington Post en diciembre de 2018: 
  • “Alce la voz contra la violencia sexual y enfrenté la ira de nuestra cultura. Eso tiene que cambiar” (I spoke up against sexual violence — and faced our culture’s wrath. That has to change). Esta afirmación se tradujo, ya en la contrademanda de Heard, en una acusación directa de violencia sexual contra Depp.
  • “Me convertí en una figura pública que representa a las víctimas de abuso doméstico, y sentí la fuerza completa de la ira de nuestra cultura contra las mujeres que denuncian” (I became a public figure representing domestic abuse, and I felt the full force of our culture’s wrath for women who speak out). Esta afirmación se tradujo, en la contrademanda de Heard, en una acusación contra Depp por diversos y sistemáticos hechos de violencia doméstica.
  • “Tuve la inusual ventaja de ver, en tiempo real, cómo las instituciones protegen a los hombres acusados de abuso” (I had the rare vantage point of seeing, in real time, how institutions protect men accused of abuse). Esta afirmación se tradujo, en la contrademanda de Heard, en una acusación contra Depp en el sentido de que usó su poder económico y sus influencias para corromper a las instituciones de justicia.
Y aunque en el artículo nunca se menciona el nombre de Johnny Depp, el actor se sintió aludido y demandó a Heard por 50 millones de dólares, pues Depp empezó a resentir cancelación de contratos y detrimentos patrimoniales. A su vez, la actriz contrademandó por 100 millones de dólares. El jurado estimó que Heard mintió. Sus mentiras le van a costar una gran cantidad de dólares." ["post_title"]=> string(60) "Veredicto del caso Depp vs Heard: consideraciones jurídicas" ["post_excerpt"]=> string(201) "¿Qué nos dejó el  juicio entre Amber Heard y Johnny Depp, más allá del ruido mediático que se generó alrededor de estas dos estrellas de Hollywood? Venus Rey Jr. nos comparte sus reflexiones. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(58) "veredicto-del-caso-depp-vs-heard-consideraciones-juridicas" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-06-04 11:18:42" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-06-04 16:18:42" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=79589" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } } ["post_count"]=> int(2) ["current_post"]=> int(-1) ["in_the_loop"]=> bool(false) ["post"]=> object(WP_Post)#17969 (24) { ["ID"]=> int(79583) ["post_author"]=> string(2) "69" ["post_date"]=> string(19) "2022-06-03 13:15:14" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-06-03 18:15:14" ["post_content"]=> string(4706) "Durante varias semanas, los transportistas que tienen concesión de transporte público en la CDMX se han estado quejando de que las tarifas han quedado rezagadas en cuanto al costo de los insumos que requieren para operar. El transporte público en nuestro país siempre ha sido un sector indispensable por la cantidad de gente que mueven, pero este sector también ha estado muy ligado a los gobernantes en turno. También hay que diferenciar el tipo de transporte público del que se trata. El metro, cuya primera línea se inauguró en 1969, fue siempre un método de transporte limpio, rápido y eficiente capaz de movilizar a millones de personas todos los días. Los problemas en el metro no son nuevos, pero se había logrado mantener en funcionamiento hasta que la línea 12 tuvo que ser cerrada en el sexenio de Miguel Mancera por problemas en su construcción. Después, ya en el sexenio de Claudia Sheimbaum, vinieron el incendio en el centro de control y el desplome de un tramo de la línea que le costó la vida a 26 personas. En cuanto al transporte público en microbuses y camiones, éste ha sido otro problema. Desde los viejos vicios de la Ruta 100 que le costaron la vida al magistrado Abraham Polo Uscanga en 1995 hasta las presiones para incrementar las tarifas que vivimos hoy con los bloqueos. Los autobuses, microbuses y combis transportan al 82% de los pasajeros de la CDMX y zona conurbada. Mueven a más gente que el metro: más de 10 millones de personas al día. Los usuarios de este tipo de transporte se tienen que enfrentar a algunas unidades en mal estado, malos tratos de los choferes, choferes que manejan mal o muy rápido e inseguridad. ¿Pero cómo están las tarifas en la CDMX comparadas con las de otros estados? En la CDMX la tarifa va de los 5 a los 7 pesos, dependiendo del tipo de transporte (camioneta, microbús o camión) y la distancia a recorrer, aunque esto es lo oficial, no es del todo cierto. Hay camiones que cobran los 7 pesos así los uses 5 cuadras. En el Estado de México, la tarifa es de 12 pesos por los primeros 5 kilómetros y 25 centavos por cada kilómetro adicional. Es decir, depende de la distancia, pero la diferencia con la CDMX es de entre 5 y 7 pesos en la tarifa básica. En Nuevo León, las tarifas van de 12 a 17 pesos dependiendo de si el servicio es en zona urbana o suburbana; en Chiapas y Oaxaca, 8 pesos; en Guadalajara, 9.50 pesos; en Pachuca, 9 pesos; en Querétaro 11 pesos y hay una tarifa preferencial de 2 pesos para adultos mayores, personas con discapacidad y estudiantes. Para tener una idea de lo que puede gastar un camión de transporte público, el diesel les puede costar entre 3,950 y 4,600 pesos cada día o día y medio. Con las tarifas vigentes requieren entre 650 y 920 pasajeros para cubrir el tema del combustible. Ahora, si no fuera negocio nadie ofrecería el servicio. Las concesiones son muy caras y aun así se las pelean.  Claudia Sheimbaum, jefa de gobierno de la Ciudad de México, declaró que han apoyado a los transportistas a cambio de ciertas acciones que ellos no han cumplido. ¿Cómo los han apoyado? Les dan un bono de combustible de 4,000 o 6,000 pesos dependiendo del tipo de unidad; Les ofrecen 300,000 o 450,000 pesos para sustituir unidades; instalaron GPS y videovigilancia en las unidades, se les han condonado pagos por trámites y se les ha dado apoyo para incorporar a los operadores a la seguridad social. En total, el gobierno de la CDMX ha destinado más de 1,300 millones de pesos en apoyo a los transportistas. ¿Qué pide el gobierno de la CDMX a cambio? Orden en la cromática de las unidades, no usar vidrios polarizados, mantener las unidades en buen estado, capacitación de los operadores, un padrón de choferes, trabajar uniformados y sin acompañantes, moderación en la velocidad y manejo responsable. Los transportistas no han cumplido. ¿Debe subir la tarifa? Yo de manera personal, creo que las exigencias del gobierno de la CDMX son correctas. ¿No hay mejoras? Pues no hay incremento de tarifas. Nos merecemos un transporte público seguro y de buena calidad. Si ellos no cumplen, ¿por qué cumplirles a ellos?" ["post_title"]=> string(59) "Transporte público. ¿Tenemos el transporte que merecemos?" ["post_excerpt"]=> string(153) "El transporte público nuevamente está en el ojo del huracán. Las autoridades de la CDMX y el gremio de los transportistas no logran acuerdo alguno. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(54) "transporte-publico-tenemos-el-transporte-que-merecemos" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-06-03 13:15:14" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-06-03 18:15:14" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=79583" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } ["comment_count"]=> int(0) ["current_comment"]=> int(-1) ["found_posts"]=> int(45) ["max_num_pages"]=> float(23) ["max_num_comment_pages"]=> int(0) ["is_single"]=> bool(false) ["is_preview"]=> bool(false) ["is_page"]=> bool(false) ["is_archive"]=> bool(true) ["is_date"]=> bool(false) ["is_year"]=> bool(false) ["is_month"]=> bool(false) ["is_day"]=> bool(false) ["is_time"]=> bool(false) ["is_author"]=> bool(false) ["is_category"]=> bool(true) ["is_tag"]=> bool(false) ["is_tax"]=> bool(false) ["is_search"]=> bool(false) ["is_feed"]=> bool(false) ["is_comment_feed"]=> bool(false) ["is_trackback"]=> bool(false) ["is_home"]=> bool(false) ["is_privacy_policy"]=> bool(false) ["is_404"]=> bool(false) ["is_embed"]=> bool(false) ["is_paged"]=> bool(false) ["is_admin"]=> bool(false) ["is_attachment"]=> bool(false) ["is_singular"]=> bool(false) ["is_robots"]=> bool(false) ["is_favicon"]=> bool(false) ["is_posts_page"]=> bool(false) ["is_post_type_archive"]=> bool(false) ["query_vars_hash":"WP_Query":private]=> string(32) "b4c41e4ee65a57bbf72a1b1b108587a3" ["query_vars_changed":"WP_Query":private]=> bool(false) ["thumbnails_cached"]=> bool(false) ["stopwords":"WP_Query":private]=> NULL ["compat_fields":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(15) "query_vars_hash" [1]=> string(18) "query_vars_changed" } ["compat_methods":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(16) "init_query_flags" [1]=> string(15) "parse_tax_query" } }
Transporte público

Transporte público. ¿Tenemos el transporte que merecemos?

El transporte público nuevamente está en el ojo del huracán. Las autoridades de la CDMX y el gremio de los transportistas no...

junio 3, 2022

Veredicto del caso Depp vs Heard: consideraciones jurídicas

¿Qué nos dejó el  juicio entre Amber Heard y Johnny Depp, más allá del ruido mediático que se generó alrededor de estas...

junio 4, 2022




Más de categoría
La corrupción en México: un recuento del retroceso

La corrupción en México: un recuento del retroceso

Liliana Alvarado nos comparte los puntos más destacables que señala el informe de Combate a la Corrupción en México...

junio 28, 2022

La Marcha

Bárbara Lejtik nos comparte su experiencia en la marcha de la diversidad LGBTTTIQA+ del sábado pasado.

junio 28, 2022

EL ETERNO FRACASO LATINOAMERICANO

La ola de gobiernos populistas sigue presentándose en Latinoamérica. ¿Qué clase de consecuencias políticas y económicas se vislumbran sobre...

junio 28, 2022

Para bien de todos

La convivencia de grupos humanos se dificulta cuando esperamos que los demás actúen como nosotros lo haríamos.  Hay diversas...

junio 28, 2022