Monreal, el Underwood morenista

La semana pasada el senador Ricardo Monreal realizó una operación política digna de aparecer en una nueva temporada de “House of cards”.

9 de septiembre, 2022

Francis J Underwood es un personaje de ficción de la popular serie “House o Cards” producida por una cadena de streaming que había encumbrado al actor Kevin Spacey, antes de la llegada de Donald Trump a la presidencia de Estados Unidos y de las acusaciones de abuso sexual al defenestrado actor estadounidense. La serie está inspirada en la teoría de un congresista demócrata sin escrúpulos que, luego de una elección presidencial, es traicionado por la cúpula de su partido al negarle el puesto de Secretario de Estado que le había sido prometido.

Underwood es el coordinador de la bancada demócrata que a base de sus contactos políticos y experiencia legislativa urde su venganza en contra del presidente hasta que logra que lo nombren vicepresidente. Luego de escándalos políticos que alcanzan al primer mandatario estadounidense, éste debe renunciar permitiendo la llegada al poder de Underwood. Todo esto en un largo camino de asesinatos, traiciones, complots y no pocas crisis internas e internacionales.

El antihéroe magistralmente interpretado por Spacey era calculador, sumamente rencoroso y dispuesto a todo con tal de lograr sus objetivos políticos personales. Antes de la llegada de Trump a la presidencia estadounidense, el personaje de ficción Underwood era un ser increíble, la realidad mostraría que el expresidente republicano rebasaría toda ficción producida.

La semana pasada el senador morenista Ricardo Monreal realizó una operación política digna de la ficción de la popular serie del streaming, pues a pesar de recibir la línea presidencial en la que se buscaba renovar la presidencia del senado a favor de Higinio Martínez, el monrealismo logró ganar la votación interna morenista a través de su incondicional Alejandro Armenta. Luego, en el pleno del senado, Armenta ganaría una votación surrealista contra su jefe de bancada, el propio Ricardo Monreal, que fue impulsado por los senadores de oposición en una maniobra que buscaba cambiar la mayoría oficial en el Senado.

Los contactos de Monreal con la oposición están en todas las bancadas, en especial con Movimiento Ciudadano de Dante Delgado a quien el presidente de la Junta de Coordinación Política (JOCUPO) le permitió armar una comisión especial para tratar los temas de persecución política  en Veracruz y con el PRD de Miguel Ángel Mancera quien es líder de la ilegal bancada, ya que no cumple con el mínimo de cinco senadores para constituirla. Se dice, se comenta y se rumora la conjura nació en la casa de Delgado que es íntimo amigo de Monreal, donde el poderoso senador hizo creer a los líderes de las bancadas opositoras que su destino estaba marcado y era inminente su salida de Morena, junto con la pérdida de su liderazgo en la bancada. 

Monreal, se sabe, jugó a dos escenarios. Primero se cubrió que en caso de perder la coordinación de Morena, por lo que se habría acercado a la oposición, que se comprometió a apoyarlo para presidir la mesa directiva del senado. Luego de que Armenta fuera negociado a regañadientes como el candidato de unidad de la bancada morenista, la oposición apostó a romper el bloque mayoritario al votar por Monreal, esperando que en tres rondas los senadores monrealistas decantaran el triunfo opositor. A la hora de la verdad, los senadores afines al senador zacatecano no se atrevieron a suicidarse políticamente.

Monreal sabe que sus aspiraciones presidenciales están cerradas al interior de Morena, su peso político como detractor no le permite tampoco presidir la alianza opositora,  por lo que debe permanecer lo más posible dentro del partido que fundó, para mantenerse vigente en la agenda noticiosa, a pesar de que ya se le considere un zombi político, por más poderoso que sea en el senado.

Ya nadie confía en Monreal al acusarlo de traidor. Su malabarismo político le hace coquetear con el abismo, ya que se sabe que en la pasada elección de 2021 fue artífice de la pérdida de importantes alcaldías en la Ciudad de México, además de haber tratado de formar un partido unipersonal donde buscaba competir en la boleta presidencial de 2024.

Para la oposición Monreal también es un ente oscuro, al más puro estilo del personaje Underwood, al que no puede confiársele nada, ya que en el pasado su historia de traiciones es amplia, como cuando en los tiempos del presidente Ernesto Zedillo se sublevó al dedazo y le arrebató la gubernatura de Zacatecas al otrora poderoso PRI.

Con la polémica reforma de ley a la guardia nacional, el frente político abierto se vuelve una papa caliente en el senado donde Monreal recibió un mensaje del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) de buscar aprobar la ley, sin contaminar el proceso con politiquería e intereses personales. Aunque el senador Armenta es un personaje cercano a Monreal, no deja de ser un político con aspiraciones personales de ser gobernador de Puebla, para ello le debe demostrar disciplina al presidente AMLO y al grupo de senadores radicales que no toleran ya a su jefe y presidente de la JOCUPO.

La galleta de la suerte que Monreal presentó vía Twitter a la oposición resultó ser una manzana envenenada al fallar la apuesta de romper a morena en el senado, quedó claro que para el poderoso senador zacatecano le es posible construir alianzas legislativas entre opositores y sus senadores afines, habilidad no aplicable para los intereses del presidente AMLO quien fue el que hizo posible la mayoría en el senado gracias a su exitosa campaña presidencial. El envalentonado Monreal solamente supo usufructuar ese enorme apoyo popular emanado de las urnas y reflejado en la conformación del senado, para su beneficio personal.

El problema con Monreal en la inminente confrontación con el presidente AMLO es que las fuerzas son dispares una vez que deba salir oficialmente de Morena. El discurso de ser el garante del poder legislativo no se puede sostener sin verse como un dique en las necesidades legislativas de la 4T. La vida política del Monreal opositor solo es posible dentro de Morena, ya que cuando rompa formalmente con el presidente, deberá negociar con la oposición un puesto insignificante. La alianza que se ve sin rumbo y dando tumbos no tiene la fuerza suficiente para enfrentar la elección de 2024, pero sobre todo no contempla a Monreal como su candidato.  

Al igual que Underwood, Monreal será un dolor de cabeza desde el interior de Morena, tejiendo alianzas y contubernios con la oposición para menguar el enorme poder presidencial, pero cuando sea expulsado o deba romper formalmente con el proyecto lopezobradorista, todo ese poder se verá diezmado y no tendrá mayor futuro político.

Negociar con Monreal siempre ha sido jugar a la ruleta rusa, no existe ningún compañero o excolaborador que no tenga alguna historia oscura con el zacatecano que es un operador político eficiente, pero que cuando sus particulares intereses personales se ven afectados, no tiene empacho alguno en volverse un oscuro personaje capaz de traicionar a quien sea. Se verá en los próximos meses, como se da su ruptura y que es lo que alcanza a negociar con la oposición que navega en las oscuras aguas del rechazo ciudadano y del rancio pragmatismo de la intrascendencia.

Comentarios


object(WP_Query)#16103 (51) { ["query"]=> array(5) { ["cat"]=> int(15) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(83126) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "03-09-2022" ["before"]=> string(10) "01-10-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } } ["query_vars"]=> array(65) { ["cat"]=> int(15) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(83126) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "03-09-2022" ["before"]=> string(10) "01-10-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } ["error"]=> string(0) "" ["m"]=> string(0) "" ["p"]=> int(0) ["post_parent"]=> string(0) "" ["subpost"]=> string(0) "" ["subpost_id"]=> string(0) "" ["attachment"]=> string(0) "" ["attachment_id"]=> int(0) ["name"]=> string(0) "" ["pagename"]=> string(0) "" ["page_id"]=> int(0) ["second"]=> string(0) "" ["minute"]=> string(0) "" ["hour"]=> string(0) "" ["day"]=> int(0) ["monthnum"]=> int(0) ["year"]=> int(0) ["w"]=> int(0) ["category_name"]=> string(18) "opinion-y-analisis" ["tag"]=> string(0) "" ["tag_id"]=> string(0) "" ["author"]=> string(0) "" ["author_name"]=> string(0) "" ["feed"]=> string(0) "" ["tb"]=> string(0) "" ["paged"]=> int(0) ["meta_key"]=> string(0) "" ["meta_value"]=> string(0) "" ["preview"]=> string(0) "" ["s"]=> string(0) "" ["sentence"]=> string(0) "" ["title"]=> string(0) "" ["fields"]=> string(0) "" ["menu_order"]=> string(0) "" ["embed"]=> string(0) "" ["category__in"]=> array(0) { } ["category__not_in"]=> array(0) { } ["category__and"]=> array(0) { } ["post__in"]=> array(0) { } ["post_name__in"]=> array(0) { } ["tag__in"]=> array(0) { } ["tag__not_in"]=> array(0) { } ["tag__and"]=> array(0) { } ["tag_slug__in"]=> array(0) { } ["tag_slug__and"]=> array(0) { } ["post_parent__in"]=> array(0) { } ["post_parent__not_in"]=> array(0) { } ["author__in"]=> array(0) { } ["author__not_in"]=> array(0) { } ["ignore_sticky_posts"]=> bool(false) ["suppress_filters"]=> bool(false) ["cache_results"]=> bool(true) ["update_post_term_cache"]=> bool(true) ["lazy_load_term_meta"]=> bool(true) ["update_post_meta_cache"]=> bool(true) ["post_type"]=> string(0) "" ["nopaging"]=> bool(false) ["comments_per_page"]=> string(2) "50" ["no_found_rows"]=> bool(false) ["order"]=> string(0) "" } ["tax_query"]=> object(WP_Tax_Query)#16099 (6) { ["queries"]=> array(1) { [0]=> array(5) { ["taxonomy"]=> string(8) "category" ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(15) } ["field"]=> string(7) "term_id" ["operator"]=> string(2) "IN" ["include_children"]=> bool(true) } } ["relation"]=> string(3) "AND" ["table_aliases":protected]=> array(1) { [0]=> string(21) "rt_term_relationships" } ["queried_terms"]=> array(1) { ["category"]=> array(2) { ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(15) } ["field"]=> string(7) "term_id" } } ["primary_table"]=> string(8) "rt_posts" ["primary_id_column"]=> string(2) "ID" } ["meta_query"]=> object(WP_Meta_Query)#16101 (9) { ["queries"]=> array(0) { } ["relation"]=> NULL ["meta_table"]=> NULL ["meta_id_column"]=> NULL ["primary_table"]=> NULL ["primary_id_column"]=> NULL ["table_aliases":protected]=> array(0) { } ["clauses":protected]=> array(0) { } ["has_or_relation":protected]=> bool(false) } ["date_query"]=> object(WP_Date_Query)#16100 (5) { ["queries"]=> array(4) { [0]=> array(6) { ["after"]=> string(10) "03-09-2022" ["before"]=> string(10) "01-10-2022" ["inclusive"]=> bool(true) ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["relation"]=> string(3) "AND" ["column"]=> string(18) "rt_posts.post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["time_keys"]=> array(14) { [0]=> string(5) "after" [1]=> string(6) "before" [2]=> string(4) "year" [3]=> string(5) "month" [4]=> string(8) "monthnum" [5]=> string(4) "week" [6]=> string(1) "w" [7]=> string(9) "dayofyear" [8]=> string(3) "day" [9]=> string(9) "dayofweek" [10]=> string(13) "dayofweek_iso" [11]=> string(4) "hour" [12]=> string(6) "minute" [13]=> string(6) "second" } } ["request"]=> string(503) " SELECT SQL_CALC_FOUND_ROWS rt_posts.ID FROM rt_posts LEFT JOIN rt_term_relationships ON (rt_posts.ID = rt_term_relationships.object_id) WHERE 1=1 AND ( ( rt_posts.post_date >= '2022-09-03 00:00:00' AND rt_posts.post_date <= '2022-10-01 00:00:00' ) ) AND rt_posts.ID NOT IN (83126) AND ( rt_term_relationships.term_taxonomy_id IN (15) ) AND ((rt_posts.post_type = 'post' AND (rt_posts.post_status = 'publish'))) GROUP BY rt_posts.ID ORDER BY RAND() LIMIT 0, 2 " ["posts"]=> array(2) { [0]=> object(WP_Post)#16102 (24) { ["ID"]=> int(83614) ["post_author"]=> string(3) "195" ["post_date"]=> string(19) "2022-09-22 12:42:31" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-09-22 17:42:31" ["post_content"]=> string(5840) "Recientemente, algunos líderes académicos y políticos han vuelto a  levantar su voz en torno a la necesidad de llevar a la sociedad a consumir menos a fin de lograr un mayor efecto en las medidas sobre los problemas ambientales que se están viviendo. En concreto, el planteamiento sobre el decrecimiento está enfocándose a reducir el consumo de forma planeada y programada, especialmente en los países más desarrollados pero ¿Qué hacer con los patrones de consumo de las sociedades del mundo entero?  Por años, el consumo ha sido incentivado a gran escala y tanto los países desarrollados como las naciones en vías de desarrollo han sido influidos y los patrones de consumo de sus habitantes responden a programas que lo impulsan, tanto a nivel de medios de comunicación como programas financieros. Dejamos el consumo como acto inherente a la vida humana, para llegar al consumismo, como actividad adherida a un sistema económico que debería aumentarlo para sostenerse.  El modelo de obsolescencia programada se instaló como un criterio para definir la vida útil de los equipos eléctricos anteriormente y hoy los electrónicos; adicionalmente a eso, se promovieron (y estudiaron) hábitos de consumo, estrategias publicitarias, segmentación de mercados y mensajes específicos para generar una mayor activación económica. La crisis del 29 y los problemas económicos de la posguerra apoyaron la creencia de que a mayor consumo, más felicidad y mayor calidad de vida.  Se difunde el consumo, se persuade a adquirir, pero en realidad no se enseña a consumir y con menor medida aún, generamos una intención de autoaprender. Como si no fuera necesario aprender a consumir porque se da por hecho que comprar más en cantidad o más caro es sinónimo de éxito y estabilidad financiera.  Un precio muy alto se ha pagado por el consumo poco inteligente, movido por los impulsos y sin sentido ético o social. El solo deseo de tener más, de competir con alguien ha llevado al endeudamiento excesivo, al daño a la naturaleza y consecuentemente a crisis financieras y medioambientales.  La urgencia por cambiar el paradigma de consumo está planteada, las resistencias a estas ideas también han sido expuestas por parte de los sectores empresariales, aunque en realidad, no son las únicas, hay una resistencia incrustada en la cultura, en las creencias sobre el consumo. Aunque la crisis económica y la ambiental nos llevarán necesariamente por fuerza y radicalmente a un solo resultado: el cambio en los patrones de consumo.  Transitar hacia una nuevo paradigma con respecto al consumo se asume difícil porque para unos puede ser innecesario, para otros puede ser urgente, otros no tendrán disposición a realizarlo y algunos quizá vean su riqueza comprometida porque la fuente es la adquisición constante de los bienes ofertados.  En este cambio de mentalidad con respecto al consumo debe iniciar en algún punto del planeta pero no limitarse al bloque de países desarrollados. En las sociedades de menor desarrollo, la construcción de un nuevo paradigma sobre el consumo también es necesario. Aprender a comprar es cambiar las prioridades, comprar a partir de valores éticos, morales y de satisfacción de necesidades reales, modificar hábitos alimenticios, usar lo que se compra con eficacia, informarnos sobre las características técnicas y/o nutricionales sobre lo consumido, reciclar y quizá lo más profundo, cambiar la valoración social sobre la adquisición de bienes e incluso servicios.   Dicho de otra forma, la estrategia educativa para modificar los hábitos de consumo sociales tendría que iniciar su implementación ya, a partir de una política pública que lleve a mejorar la calidad de vida de los ciudadanos con independencia de si los países son desarrollados o están en vías de desarrollo.  Consumir menos será una consecuencia de un programa educativo de grandes magnitudes que no se limite solo a las bases del sistema formal y que tenga por objetivo primario enseñar a consumir. El énfasis de la política educativa deberá estar dado por igual en los aspectos cuantitativos y en los aspectos cualitativos del consumo. No se trata de consumir menos una cosa para consumir más en otra, se trata de realizar la adquisición de algo para vivir mejor.   Ofertas de cursos sobre reciclaje, economía circular, economía familiar, entre otros, se presentan por diferentes organizaciones civiles, gubernamentales y empresariales en internet y en diferentes lugares de forma presencial, los cuales, son elementos valiosos en la educación sobre hábitos de consumo y reutilización de bienes. De igual forma, los programas sobre consumo responsable, Responsabilidad Social Empresarial, certificaciones ambientales a empresas e instituciones hablan, en lo práctico, de un avance hacia nuevos modelos de consumo.  Pero nos estamos quedando a medio camino y si en lo global el consumo cae, no es por resultado de una acción planeada y mucho menos educativa, sino por el empobrecimiento global y la reducción del poder adquisitivo.  ¿Qué hacer con los patrones de consumo? Cambiarlos a partir de procesos educativos organizados, globales, que definan metas y que nos ayuden a consumir menos para vivir mejor.   " ["post_title"]=> string(17) "¿Consumir menos?" ["post_excerpt"]=> string(137) "La crisis económica y la ambiental nos llevarán necesariamente por fuerza a un solo resultado: el cambio en los patrones de consumo. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(14) "consumir-menos" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-09-22 12:42:31" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-09-22 17:42:31" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=83614" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [1]=> object(WP_Post)#16124 (24) { ["ID"]=> int(82942) ["post_author"]=> string(2) "96" ["post_date"]=> string(19) "2022-09-05 09:37:26" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-09-05 14:37:26" ["post_content"]=> string(5225) "Desde hace cientos de años, mujeres y niñas han sido separadas de sus lugares de origen y comerciadas para mano de obra, servidumbre y/o como objetos sexuales. Poco a poco se fue convirtiendo en un problema social que comenzó a concebirse a finales del siglo XIX cuando se denominó “trata de blancas”, un fenómeno muy antiguo que atenta contra los derechos humanos. Este concepto era muy conocido desde la década de los sesenta cuando en las páginas de los diarios nacionales se comenzó a percibir información que hacían referencia a los tratantes de blancas: sujetos que utilizaban mujeres como objetos sexuales y las ofrecían, lo mismo en las calles, que en los cabarés y hasta a sus amistades más cercanas y con recursos para acceder a una “chica” en el lugar que eligiera. El negocio del “mercado negro de tráfico de personas”, desde que se reconoció como un problema social, se trató de ocultar. Comunicadores y periodistas eran corrompidos a través de “moches”, “embutes” y “chayos” para que no hablaran del tema, incluso les llegaban a ofrecer mujeres blancas, europeas y americanas, que eran objeto de explotación sexual. Directivos y agentes de la entonces Dirección General de Policía y Tránsito y de la Dirección General para Prevención de la Delincuencia de la que fue la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal, sobornaban a medios de comunicación y sus periodistas para ocultar lo que ya se concebía como un delito que dejaba jugosas ganancias y que a la fecha es encubierto por legisladores, empresarios y funcionarios. Basta con recordar aquel caso de “Las muertas” en el libro de Jorge Ibargüengoitia que se inspiró en una realidad que sucedió en San Francisco del Rincón (Guanajuato). El hecho se conoció como “Las Poquianchis”. Las investigaciones del crimen revelarían en 1964 los oscuros secretos de las conocidas hermanas Baladro –en realidad eran Adelina y María Rosa–, dueñas de cantinas y prostíbulos: estafas, trata de mujeres, entierros clandestinos de estas mujeres que antes eran sometidas a perros que las violaban, cuando ya no les servían. Su proceso penal tuvo una cobertura mundial Fue un caso sui generis que llevó a que el fenómeno de la trata alcanzara un nivel de alto impacto que hizo a las autoridades mexicanas voltear a lo que en las Naciones Unidas se había impulsado en 1949 con la creación de diversos tratados sobre este tema, por ejemplo, el Convenio para la Represión de la Trata de Personas y la Explotación de la Prostitución. Después de la Segunda Guerra Mundial, y gracias al aumento de la migración femenina, se hizo evidente que el fenómeno de la trata, lejos de haber desaparecido, se había extendido por todo el mundo y adquirido diversas modalidades. Así, el término “trata de blancas” quedó en desuso por no corresponder ya a las realidades de desplazamiento y comercio de personas, y tampoco a la naturaleza y dimensiones de los abusos inherentes a dicho fenómeno. En la actualidad este crimen merece otro tratamiento luego del informe de Hispanics in Philanthropy, publicado de cara al Día Mundial contra la Trata, que advierte que este delito aumentó en el país en 32.5% en los últimos cinco años, que debería contar con políticas para encararlo. Lo cierto es que en lo que va del actual gobierno, no se percibe un Programa Nacional para Prevenir, Sancionar y Erradicar los Delitos en Materia de Trata de Personas en donde la presencia del crimen organizado y la inacción de las autoridades facilitan que el dinero se mueva de manera ilegal.  De acuerdo con cifras de la fiscalía general de la República (FGR), la posibilidad de que una persona sea castigada en México por lavado de dinero es del 2%. En materia de trata de personas aún se está lejos de reducir su incidencia a través del aparato penal y de proveer servicios suficientes de atención a víctimas.  La propia UIF indica que no se cuenta con cifras precisas sobre los montos monetarios que son sujetos de lavado; sin embargo, reconoce que en 2019 se han incrementado los reportes de operaciones sospechosas (364) además de que se identificó una importante red de trata de personas que utilizaba bitcoins para lavar sus ganancias, por eso la importancia de que se identifique a través de la ruta del dinero. Contacto: @larapaola1" ["post_title"]=> string(18) "La ruta del dinero" ["post_excerpt"]=> string(198) "La trata de mujeres es uno de los delitos que más laceran a la sociedad. Descubrir la ruta del dinero de los traficantes de personas podría ser la clave para reducir la impunidad de este delito. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(18) "la-ruta-del-dinero" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-09-05 09:58:45" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-09-05 14:58:45" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=82942" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } } ["post_count"]=> int(2) ["current_post"]=> int(-1) ["in_the_loop"]=> bool(false) ["post"]=> object(WP_Post)#16102 (24) { ["ID"]=> int(83614) ["post_author"]=> string(3) "195" ["post_date"]=> string(19) "2022-09-22 12:42:31" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-09-22 17:42:31" ["post_content"]=> string(5840) "Recientemente, algunos líderes académicos y políticos han vuelto a  levantar su voz en torno a la necesidad de llevar a la sociedad a consumir menos a fin de lograr un mayor efecto en las medidas sobre los problemas ambientales que se están viviendo. En concreto, el planteamiento sobre el decrecimiento está enfocándose a reducir el consumo de forma planeada y programada, especialmente en los países más desarrollados pero ¿Qué hacer con los patrones de consumo de las sociedades del mundo entero?  Por años, el consumo ha sido incentivado a gran escala y tanto los países desarrollados como las naciones en vías de desarrollo han sido influidos y los patrones de consumo de sus habitantes responden a programas que lo impulsan, tanto a nivel de medios de comunicación como programas financieros. Dejamos el consumo como acto inherente a la vida humana, para llegar al consumismo, como actividad adherida a un sistema económico que debería aumentarlo para sostenerse.  El modelo de obsolescencia programada se instaló como un criterio para definir la vida útil de los equipos eléctricos anteriormente y hoy los electrónicos; adicionalmente a eso, se promovieron (y estudiaron) hábitos de consumo, estrategias publicitarias, segmentación de mercados y mensajes específicos para generar una mayor activación económica. La crisis del 29 y los problemas económicos de la posguerra apoyaron la creencia de que a mayor consumo, más felicidad y mayor calidad de vida.  Se difunde el consumo, se persuade a adquirir, pero en realidad no se enseña a consumir y con menor medida aún, generamos una intención de autoaprender. Como si no fuera necesario aprender a consumir porque se da por hecho que comprar más en cantidad o más caro es sinónimo de éxito y estabilidad financiera.  Un precio muy alto se ha pagado por el consumo poco inteligente, movido por los impulsos y sin sentido ético o social. El solo deseo de tener más, de competir con alguien ha llevado al endeudamiento excesivo, al daño a la naturaleza y consecuentemente a crisis financieras y medioambientales.  La urgencia por cambiar el paradigma de consumo está planteada, las resistencias a estas ideas también han sido expuestas por parte de los sectores empresariales, aunque en realidad, no son las únicas, hay una resistencia incrustada en la cultura, en las creencias sobre el consumo. Aunque la crisis económica y la ambiental nos llevarán necesariamente por fuerza y radicalmente a un solo resultado: el cambio en los patrones de consumo.  Transitar hacia una nuevo paradigma con respecto al consumo se asume difícil porque para unos puede ser innecesario, para otros puede ser urgente, otros no tendrán disposición a realizarlo y algunos quizá vean su riqueza comprometida porque la fuente es la adquisición constante de los bienes ofertados.  En este cambio de mentalidad con respecto al consumo debe iniciar en algún punto del planeta pero no limitarse al bloque de países desarrollados. En las sociedades de menor desarrollo, la construcción de un nuevo paradigma sobre el consumo también es necesario. Aprender a comprar es cambiar las prioridades, comprar a partir de valores éticos, morales y de satisfacción de necesidades reales, modificar hábitos alimenticios, usar lo que se compra con eficacia, informarnos sobre las características técnicas y/o nutricionales sobre lo consumido, reciclar y quizá lo más profundo, cambiar la valoración social sobre la adquisición de bienes e incluso servicios.   Dicho de otra forma, la estrategia educativa para modificar los hábitos de consumo sociales tendría que iniciar su implementación ya, a partir de una política pública que lleve a mejorar la calidad de vida de los ciudadanos con independencia de si los países son desarrollados o están en vías de desarrollo.  Consumir menos será una consecuencia de un programa educativo de grandes magnitudes que no se limite solo a las bases del sistema formal y que tenga por objetivo primario enseñar a consumir. El énfasis de la política educativa deberá estar dado por igual en los aspectos cuantitativos y en los aspectos cualitativos del consumo. No se trata de consumir menos una cosa para consumir más en otra, se trata de realizar la adquisición de algo para vivir mejor.   Ofertas de cursos sobre reciclaje, economía circular, economía familiar, entre otros, se presentan por diferentes organizaciones civiles, gubernamentales y empresariales en internet y en diferentes lugares de forma presencial, los cuales, son elementos valiosos en la educación sobre hábitos de consumo y reutilización de bienes. De igual forma, los programas sobre consumo responsable, Responsabilidad Social Empresarial, certificaciones ambientales a empresas e instituciones hablan, en lo práctico, de un avance hacia nuevos modelos de consumo.  Pero nos estamos quedando a medio camino y si en lo global el consumo cae, no es por resultado de una acción planeada y mucho menos educativa, sino por el empobrecimiento global y la reducción del poder adquisitivo.  ¿Qué hacer con los patrones de consumo? Cambiarlos a partir de procesos educativos organizados, globales, que definan metas y que nos ayuden a consumir menos para vivir mejor.   " ["post_title"]=> string(17) "¿Consumir menos?" ["post_excerpt"]=> string(137) "La crisis económica y la ambiental nos llevarán necesariamente por fuerza a un solo resultado: el cambio en los patrones de consumo. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(14) "consumir-menos" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-09-22 12:42:31" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-09-22 17:42:31" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=83614" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } ["comment_count"]=> int(0) ["current_comment"]=> int(-1) ["found_posts"]=> int(54) ["max_num_pages"]=> float(27) ["max_num_comment_pages"]=> int(0) ["is_single"]=> bool(false) ["is_preview"]=> bool(false) ["is_page"]=> bool(false) ["is_archive"]=> bool(true) ["is_date"]=> bool(false) ["is_year"]=> bool(false) ["is_month"]=> bool(false) ["is_day"]=> bool(false) ["is_time"]=> bool(false) ["is_author"]=> bool(false) ["is_category"]=> bool(true) ["is_tag"]=> bool(false) ["is_tax"]=> bool(false) ["is_search"]=> bool(false) ["is_feed"]=> bool(false) ["is_comment_feed"]=> bool(false) ["is_trackback"]=> bool(false) ["is_home"]=> bool(false) ["is_privacy_policy"]=> bool(false) ["is_404"]=> bool(false) ["is_embed"]=> bool(false) ["is_paged"]=> bool(false) ["is_admin"]=> bool(false) ["is_attachment"]=> bool(false) ["is_singular"]=> bool(false) ["is_robots"]=> bool(false) ["is_favicon"]=> bool(false) ["is_posts_page"]=> bool(false) ["is_post_type_archive"]=> bool(false) ["query_vars_hash":"WP_Query":private]=> string(32) "4d82e3840c68ec1284b04abf5153ed7a" ["query_vars_changed":"WP_Query":private]=> bool(false) ["thumbnails_cached"]=> bool(false) ["stopwords":"WP_Query":private]=> NULL ["compat_fields":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(15) "query_vars_hash" [1]=> string(18) "query_vars_changed" } ["compat_methods":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(16) "init_query_flags" [1]=> string(15) "parse_tax_query" } }
consumo de las sociedades

¿Consumir menos?

La crisis económica y la ambiental nos llevarán necesariamente por fuerza a un solo resultado: el cambio en los patrones de consumo....

septiembre 22, 2022

La ruta del dinero

La trata de mujeres es uno de los delitos que más laceran a la sociedad. Descubrir la ruta del dinero de los...

septiembre 5, 2022




Más de categoría
Se le complica Ayotzinapa a López Obrador

Se le complica Ayotzinapa a López Obrador

Cuando parecía que el caso de los 43 normalistas desaparecidos de Ayotzinapa tomaba una ruta aceptable, un movimiento de...

septiembre 30, 2022
¿Qué es la verdad?

¿Qué es la verdad?

La “verdad” es la conclusión a la que se llega al interpretar una porción de la realidad conceptual y...

septiembre 30, 2022

Caso Ayotzinapa

Recientemente se cumplieron ocho años de la desaparición de los 43 estudiantes normalistas de la Escuela Normal Rural de...

septiembre 29, 2022

Lo Mejor de la 4T

El primer informe como presidente municipal de la primera mujer que gana una elección en el municipio trae la...

septiembre 29, 2022