Lesiones, problemas, malas rachas y sentencias en la MLB (y los Backstreet Boys)

Como cada semana, Fernando Navarrete nos trae las novedades del rey de los deportes.

7 de mayo, 2024 Lesiones, problemas, malas rachas y sentencias en la MLB (y los Backstreet Boys)

Lesiones

Primero que nada, Mike Trout. 

El jardinero estrella de los Angels deberá someterse a una cirugía de rodilla para reparar un desgarro en el menisco de la pierna izquierda; lo anterior resulta una terrible noticia dado que viene a confirmar que Michael Nelson Trout es una de esas joyas a las que las lesiones jamás les brindaron la oportunidad de convertirse en leyendas. 

El ganador de tres premios al Jugador Más Valioso y también Novato del Año había comenzado la presente campaña con el liderato de jonrones (10) y producido 14 carreras con 6 bases robadas hasta su lesión. Cuando llegó a las Grandes Ligas en el 2012 no pocas voces en el medio hablaban de que el “Meteoro de Millville” podía llegar a niveles de gigantes del juego como Barry Bonds y Willie Mays. Sus números (378 HR, 954 carreras impulsadas, 212 bases robadas) parecían confirmarlo.  

Sin embargo, en el 2021 disputó únicamente 36 encuentros por un esguince en la pantorrilla y 119 en el año 2022 por una lesión en el torso. En el 2023, participó en 82 juegos luego de una fractura en la muñeca izquierda. 

Trout, de 32 años, quien ha sido convocado 11 veces al Juego de Estrellas de la MLB, no ha podido disputar 140 juegos o más desde el lejano 2018. 

Mala racha

Los Yankees, tras la vapuleada que le pusieron a Milwaukee e inconsistentes como andan, volvieron a activar el modo “no producir absolutamente nada” y fueron derrotados en tres de los cuatro juegos en los que enfrentaron a los Orioles, sus rivales de división, para días después imponerse de manera apretada en la serie contra Detroit. 

Sobre lo anterior queda poco que resaltar salvo el bache en el que se ha metido el CAPITANAZO Aaron Judge, que trae un promedio de .209 en 122 turnos al bate y antes del HR frente a los Tigers traía un récord de 0 de 14. Por si eso fuera poco, el estelar de los Yankees fue expulsado el fin de semana por una discusión con el umpire Ryan Blakney, primer capitán de los bombarderos en salir del encuentro por dicha vía desde Don Mattingly en el lejano año de 1994. 

Otros toleteros del equipo que no cantan mal las rancheras son Gleyber Torres (.222) y el veterano Giancarlo Stanton (.226), Anthony Rizzo (.263) y Austin Wells (.179) que simplemente andan brindando una de cal por varias de arena. Del lado opuesto Juan Soto (.316) y Alex Verdugo (.272) son de momento quienes han intentado sacar las papas del fuego, pero poco han podido hacer para llevar a buen puerto al conjunto del Bronx en los encuentros más cerrados.  

Peor aún, los 19 lanzadores que han rotado los bombarderos durante la presente campaña traen un rendimiento acumulado (ERA) de 2.27 carreras, el mejor de toda la MLB, lo cual significa que todos sin excepción han hecho su trabajo eficientemente, sin embargo, el inoperante ataque ha generado una seguidilla de evitables derrotas y complicado encuentros aparentemente controlados.   

Los Orioles, con el mismo número de encuentros ganados (23), ya lideran la este de la nacional, dado que los mulos traen a cuestas dos derrotas más que los de Baltimore. Los Red Sox se encuentran cerca de los neoyorkinos, acechando, en el tercer lugar de su división. 

Rockies

Y tal y como lo platicaba hace unos días con un buen amigo con motivo de la Mexico City Series, mientras que los Astros ya le cedieron el último lugar de su división a los Angels (Astros y Yankees se enfrentan esta semana, por cierto) los Rockies de Colorado igualaron el hito de ser el primer equipo que ha estado en desventaja (parcial) en sus primeros 30 juegos de la campaña desde principios del siglo pasado, 1910 para ser más precisos, registro que corresponde a los St. Louis Browns (hoy los Orioles) con 28 encuentros yendo abajo en el marcador.  

Con una marca de 26 derrotas y 8 victorias, los de Colorado ocupan el último lugar de la oeste de la nacional, división que lideran los Dodgers y el pronóstico es que cierren la campaña con una récord de 38 victorias y 124 derrotas. Pero ¿qué #$%&$#¿Qué está pasando con el equipo de los hermanos Monfort en este 2024? 

Podemos decir que, en esencia, todo está fallando. Su ofensiva produce poco (.239 en promedio), la efectividad de su montículo es la peor de toda la liga (6.36), sus relevistas han bregado por mantener la ventaja en los pocos encuentros donde se han visto arriba en el marcador, entre otras varias cosas, siendo estas las principales. 

Y nada de esto es novedad, aunque pocas veces de manera tan estrepitosa; cierto es que la franquicia ha visto más fracasos que triunfos deportivos a lo largo de su historia. Los jugadores estrella y MVP’s no permanecen con la escuadra y prefieren partir, como sucedió con Nolan Arenado. O Trevor Story. Y DJ LeMahieu y estos últimos años no han sido la excepción.

Para la trivia, los Rockies jamás han ganado un campeonato, lo que los convierte en el único equipo de Colorado de cualquier deporte profesional (incluyendo a los Nuggets, los Broncos, Colorado Rapids, etc.) que carece de al menos uno en sus vitrinas. 

Yendo aún más allá, a lo largo de su historia nunca han ganado más de 92 juegos en una temporada. Los mejores momentos del equipo fueron con los Bombarderos de Blake Street (Vinny Castilla, Dante Bichette, Andrés Galarraga, Larry Walker) al tercer año de su creación y por supuesto, la racha del llamado “Rocktober” con Clint Hurdle al mando, donde ganaron 21 de sus 22 últimos juegos en el 2007, la cual les permitió hacerse del trofeo de la Liga Nacional sobre los Diamondbacks y llegar a la World Series, donde fueron barridos por los Red Sox. 

A pesar de lo anterior y contrario a otros equipos como los A’s y los Marlins, los Rockies son considerados como un “buen equipo” en las Mayores: valuados en más de $1.5 billones de dólares acorde con Forbes, tienen un gran estadio (con una panorámica impresionante) y gozan de buenas asistencias en el Coors Field (quizás porque asistir a otro encuentro de la MLB implica recorrer casi 1,000 kilómetros de distancia), gastan en agentes libres (que normalmente poco aportan), poseen solvencia financiera y no han tenido problemas de endeudamiento. Sin dramas ni escándalos extra-cancha, invierten además en su semillero, ligeramente mejor que el promedio, más especializado en jonroneros que en brazos de calidad. 

¿Entonces el equipo de Colorado está destinado a lo peor de lo peor, por siempre y para siempre? 

Para la presente campaña, sería lo más probable, pero para su buena fortuna existen los Chicago White Sox y muy cerca de ellos, los Marlins, sobre todo considerando que los A’s han agarrado un segundo aire y que su cerrador Mason Miller brilla como el sol de abril. 

La luz al final del túnel radica en que la directiva de Colorado le apostó, como es lo usual, a un equipo con proyección a futuro, más barato y despilfarrando menos, con el joven Ezequiel Tovar, el veterano Elías Díaz, Ryan McMahon y el “Guante de Oro” Brenton Doyle, quienes deberán asentarse y mejorar con el transcurso del tiempo arropados por los de mayor experiencia. 

Veremos qué tan bien resulta la estrategia…esta vez. 

Sentencia

Esta semana por fin hubo novedades del pitcher mexicano con mejor porcentaje de partidos ganados/perdidos en la historia de las Grandes Ligas (mínimo 80 decisiones) y no, por si lo están pensando no me refiero al “Toro” Valenzuela (.531), ni a Teodoro Higuera (.595), ni tampoco a Aurelio López (.633) sino que hablamos de Julio Urías, quien recibió una condena de 3 años de libertad condicional por violencia doméstica por parte de la Fiscalía de la ciudad de los Ángeles. 

Con ello, se acabaron las Grandes Ligas para Julio, ya que no habrá equipo alguno que se haga de sus servicios en lo sucesivo. Aunque evitó pisar la cárcel, el ex lanzador de los Dodgers deberá además realizar 30 días de trabajo comunitario, completar un curso de terapia de 52 semanas y abonar una cifra (no especificada) a un fondo de apoyo a víctimas de situaciones similares. Con ello, el alguna vez prometedor futuro de Urías en el mejor béisbol del mundo, sobre todo considerando lo cerca que estuvo de firmar un contrato multianual con los angelinos antes del incidente en el BMO Stadium, tiene un final abrupto y ahora mismo, lo que viene, es un enigma. 

Entrevistado sobre el tema Horacio de la Vega, el presidente de la LMB, comentó: “Si Urías resulta culpable de los cargos que tiene, no habría manera de que juegue en la liga” lo que descartaría a la liga mexicana como posible opción para el zurdo de 27 años. 

El culichi, quien se convirtió en agente libre al final de la campaña 2023 y se adjudicó en 2020 el salvamento para ganar la World Series con los Dodgers que rompió la sequía de 32 años sin título del equipo de Los Ángeles, ya había sido sancionado por un incidente similar en el 2019 pero nomás no aprendió la lección.

Piden pan y no les dan

La más reciente adición a la liga, los Conspiradores de Querétaro, están en problemas. Y no hablo de su rendimiento en el diamante, que salvo por un par de resultados atroces, han ido de a poco pagando la novatada de su llegada a la LMB, con récord de 10 ganados y 11 perdidos. 

Tampoco del hecho de que a su estadio aún le falte más del 50% de obra para su culminación, dado lo cual numerosos fanáticos y espectadores casuales se quejan, con razón, de lo caro que resultan los productos en el inmueble inacabado, la falta de sanitarios, servicios, lo complejo del trayecto para llegar a él, etc.  

No, los problemas a los que me refiero (mencionados originalmente por el portal Béisbol Puro y retomados por distintos medios) radican en que tras 17 encuentros disputados, los peloteros de los Conspiradores se quejan de no contar con los recursos mínimos para su desempeño profesional (ni bats ni pelotas, comida de mala calidad, etc.)

El jueves 2 de mayo, el mismo sitio refirió la salida de Agustín Murillo de la organización derivado de lo anterior y que Leonys Martín y Miguel Romero, por su parte, decidieron no ser parte de la novena queretana que se midió a los Olmecas de Tabasco. 

Hasta este momento, no ha habido pronunciamiento alguno por parte de la Directiva del equipo. 

Con respecto al hermetismo también cabe mencionar que Los Conspiradores no cuentan con redes sociales salvo por un perfil en Facebook donde suben alineaciones y resultados de los partidos y una cuenta de Instagram donde se dedican a subir fotos y videos cortos, cosa muy extraña en pleno 2024, donde los medios digitales resultan una herramienta indispensable para el marketing y difusión de cualquier escuadra deportiva, más aún una de reciente creación. 

De los responsables del conjunto, su directiva, áreas, etc. tampoco hay nada de nada en la supercarretera de la información. 

Raro. 

Pero la novena queretana no ha sido la única que tiene reclamos en este inicio de campaña. 

Los Diablos Rojos, incluyendo a su abridor estrella Trevor Bauer (que el fin de semana anunció que se queda un mes más con el equipo de la CdMx) se han quejado de la dificultad para conseguir alimentos tras los juegos, a altas horas de la noche, teniendo que salir a recorrer las calles a buscar algún puesto abierto de tacos, tortas, tamalitos de chipilín o lo que sea. De no hallar nada, han tenido que recurrir a UBER EATS o RAPPI y demás plataformas para saciar su apetito. Uno supondría, lógicamente, que las instituciones deportivas, sobre todo las de más alto nivel, tendrían todo esto cubierto, incluyendo un apropiado régimen alimenticio para sus jugadores. Pero parece que no es así.

Quizás los toleteros y serpentineros deberían pedirles consejo a los todoterreno Backstreet Boys quienes, tras ser uno de los grupos con mayor fama del orbe por allá a principios de los años 2000, ahora andan en gira permanente presentándose en cualquier feria local, kermesse escolar o en cualquier evento donde requieran sus servicios a lo largo y ancho de México y Latinoamérica, tomando aguas locas y comiendo ceviche, salteñas y chilpachole de jaiba y eso que de “Boys” ya no tienen nada más que el nombre. 

Los Jonas Brothers, Blink 182 y muchas otras agrupaciones no nacionales deberían de aprender de ellos, ya que ni la comida ni el ambiente ni el clima ni nada de nada parece gustarles de nuestro país y ya le agarraron el gusto a andar cancelando presentaciones a diestra y siniestra. 

Eso es todo por el momento y nos leemos la semana entrante. 

Te puede interesar:

Congruencia en la palabra

Comentarios


Política negativa en el siglo XXI: la influencia de la “máquina de fango” en la esfera pública

Autor: Mª Teresa López de la Vieja Catedrática Emérita Honorífica de Filosofía, Universidad de Salamanca En 1917, Max Weber analizó la política negativa...

mayo 13, 2024
A la 4T le estorba la democracia liberal

A la 4T le estorba la democracia liberal

El mejor antídoto contra las dictaduras o las tentaciones autoritarias del poder político yace en la sociedad civil, en la movilización ciudadana,...

mayo 9, 2024




Más de categoría
Elección en Edomex

Cultura política. Un problema que no se resuelve en las urnas

Debemos transformarnos de pasivos observadores a activos vigilantes del poder público. Nuestra misión como ciudadanos será asumir nuestro lugar...

mayo 24, 2024

Cómo el ruido, la confusión y el humo impulsan la popularidad de Javier Milei

Todos, o casi todos, en algún momento de nuestra vida, hemos visitado una discoteca. Luces bajas, música alta y...

mayo 24, 2024

Vínculo e individualidad

“… el tiempo que pasábamos separados mejoraba el tiempo que pasábamos juntos”. –Hernán Díaz, Fortuna

mayo 24, 2024
De Frente Y Claro | AUMENTAN ASESINATOS DE MUJERES POLICÍAS EN MÉXICO

De Frente Y Claro | AUMENTAN ASESINATOS DE MUJERES POLICÍAS EN MÉXICO

La cruda realidad nos muestra la violencia y saña con que se cometen los asesinatos en México.

mayo 23, 2024