La (de)formación cívica y ética

¿La democracia no debería ser el gobierno de todas y todos? O, al menos, ¿recibir validación de una cierta mayoría ciudadana? Si es así, ¿hasta cuándo consideramos que un bloque es mayoría? 

21 de junio, 2024 casilla-electoral

Matemáticamente, de un rango de cero a cien, sesenta ya indica una mayor parte. Sin embargo, cuarenta continúa siendo una cantidad considerable. Pensemos que con diez menos ya se está en igualdad (60-10=50, dando 50 y 50). La diferencia entre la mayoría y la minoría radica, en realidad, en tan sólo diez unidades. Si se resta el diez por ciento de sesenta a sesenta, incluso, la diferencia se acorta sustancialmente, pues el bloque mayoritario se reduce a 54, mientras que el minoritario sube a 46. Ahora, la diferencia es un poco más del diez por ciento originario. Estos simples juegos numéricos ayudan a poner en perspectiva que, aunque de sesenta a cuarenta pareciera indicar una mayoría substancial, en realidad, lo que se juegan son diez unidades que apenas son poco más del diez por ciento de la cantidad que se muestra como mayoría. La noción de mayoría se empieza a desdibujar. 

¿Por qué hablar del sesenta? Esta cifra fue el total de participación ciudadana que se registró en las votaciones del 2 de junio anterior. Decir que tuvimos un total de sesenta por ciento no es motivo de orgullo. Quiere decir que varios millones de ciudadanas y ciudadanos, por desidia o alguna imposibilidad, no votaron. Por tanto, no queda más alternativa que igualar este sesenta por ciento de participación como si fuera el cien por ciento. Lo cual, ya introduce un sesgo en la representatividad política. 

Volvamos a los números. El padrón electoral, a inicio de este año, tenía registrados 98 472 000 ciudadanas y ciudadanos inscritos. De los cuales, «los datos del INE destacan que el pasado domingo, 60 millones 114 180 personas salieron a votar». Si mi resta no se equivoca, este abstencionismo del diez por ciento se traduce en 38 357 820 ciudadanas y ciudadanos que no votaron. Lo cual, además de que esta elección tuvo una menor participación comparada con las de 2028 y 2012, significa que, en total –contabilizando los votos de la oposición, más los de Movimiento Ciudadano, más las abstenciones–, hubieron 62 548 331 votos que no eligieron a Morena. ¿Podemos afirmar que en México gobierna una mayoría representativa real? 

Este no es un problema que acaba de surgir. Es posible rastrear una gran cantidad de abstencionismo desde las elecciones anteriores. Incluso, en la de 2018 donde ganó Andrés Manuel se registró un «63.4% de los ciudadanos en la Lista Nominal de Electores (LNE) y por tanto el abstencionismo en la elección presidencial fue de 36.6%». 

Este problema es una de las prioridades políticas-electorales que, como Estado conformado por ciudadanía y representantes, debiéramos dialogar para buscar causas y encontrar soluciones. Por ello, más allá de buscar culpables y expedir indulgencias, ensayo ciertas vías de análisis que ayuden a comprender el resultado de estas elecciones, así como cuestionar nuestra idea de una mayoría que legitima las acciones que impactan a todos. 

Considero que una de las raíces detrás de este fenómeno de abstencionismo es la falta de comprensión del rol que juegan las y los ciudadanos en la construcción de la vida pública. Incluso, el interés de participar a cabalidad. Para las personas que sí votaron por la continuación de Morena queda claro que el bloque opositor no ofreció una alternativa real. Este rechazo, por una parte, considero que no tuvo que ver con un análisis concienzudo sobre las propuestas políticas. Más bien, jugó el desprestigio de la coalición opositora que tuvo desde su origen. La etiqueta del «PRIAN» fue imposible de sacudir de cualquier discurso y debate. Por una parte, tiene mucho sentido cuando se consideran las pésimas actuaciones de los líderes del PAN y el PRI. Sobre todo, cuando frente a la terrible derrota, «ambos son, virtualmente, senadores de la república por la vía plurinominal, con todo lo que esto representa: fuero y sueldo (120 000 pesos mensuales), más comisiones». Con estas noticias, es difícil ignorar todos los sentidos de «vieja política», «conservadurismo» y «corruptos» que están asociados dentro del concepto «PRIAN». Por otra parte, si le damos unos momentos de consideración, en realidad la mayoría de los militantes de Morena fueron del PRI, del PRD o del PAN en algún momento de sus carreras. Si aplicamos la lógica a unos, ¿no vale igual para los otros? De nuevo, hay un sesgo cultural que actuó en los votantes a favor de Morena. 

También influyó el mal arbitraje, junto con la serie de incidencias que se presentaron a lo largo de las campañas, así como en el día mismo de la elección. Así como es de auténticos demócratas aceptar los resultados de una elección libre, también es deber de los auténticos demócratas vigilar y mejorar los mecanismos vigentes. Desde las intromisiones del ejecutivo federal, hasta los reportes de compra de votos, la injerencia del crimen organizado e incluso que –en un salado e irónico giro del destino– se haya reportado un ciberataque al IECEM, son situaciones que pudieron inclinar la balanza hacia un lado. 

Pero el problema que tiene mayor dificultad de comprensión y atención es el entendimiento de que culturalmente no tenemos las suficientes herramientas materiales e intelectuales para vivir una sana democracia. Esto es algo que la oposición definitivamente no lo captó, pero Morena sí. La ancestral discusión sobre la libertad humana tiene demasiadas vías de acceso. Pero prácticamente todas coinciden en que no basta ser libre para auténticamente elegir bien. Se necesitan ciertas condiciones para ejercer la voluntad. En el caso electoral, hablamos de libertad política, entendida como la capacidad para tomar decisiones en comunidad, con miras al bien público. Ya lo decía Sartori, se trata de «la condición de ser libre o no libre en relación con los demás. Y la libertad política es eso: una coexistencia en libertad con la libertad ajena y una resistencia a la falta de libertad». Si no tengo trabajo y, por lo tanto, no tengo cubiertas mis necesidades más básicas, lo primero que voy a tratar de resolver será precisamente llenar mi estómago. Así, para que cualquier persona sea auténticamente libre en la esfera pública, se requiere cubrir una lista de dimensiones que posibiliten el pensar más allá de la imperiosa necesidad actual, para después, con mayor educación cívica, estar en capacidad de pensar más allá de la esfera inmediata y personal. ¿Qué le va a interesar hablar de «controles constitucionales» a alguien con veinte pesos en el bolsillo? De ahí el éxito de la campaña de comunicación sobre los programas sociales. 

Y nosotros, como ciudadanas y ciudadanos, desde nuestra trinchera, hemos de apostar por una auténtica formación cívica, basada en la deliberación común y en la vigilancia del poder. De otra manera, seguiremos enfrentándonos con representantes que no representan los verdaderos intereses de todas y todos los mexicanos. Pienso que la apuesta no debe estar en función de lo que quiera una mayoría, sino de lo que realmente concierne a todas las comunidades integradas en una sola idea de nación.

 1 «[…] el nivel de participación ciudadana en urnas osciló entre 60 y 61.5% de los mexicanos en posibilidad de votar…». Carina García, “Elección 2024 tuvo menos participación que las de 2018 y 2012”, lunes 3 de junio de 2024, Expansión Política. Disponible en: https://politica.expansion.mx/elecciones/2024/06/03/cuanta-gente-voto-por-amlo-2028.

2  «En el padrón electoral hay registradas 51 millones 103 mil 429 mujeres; 47 millones 229 mil 62 hombres y hay 105 registros solicitados como personas no binaries». Redacción de Animal Político, “El padrón electoral 2024 alcanza los 98 millones de inscritos en México”, 23 de enero de 2024. Disponible en: https://animalpolitico.com/elecciones-2024/electoral/padron-electoral-2024-votantes-mexico.

3  Maritza Pérez, “Terminan cómputos; Sheinbaum tuvo 35.9 millones de votos”, 6 de junio de 2024, El Economista. Disponible en: https://www.eleconomista.com.mx/politica/Elecciones-2024-Computos-distritales-del-INE-confirman-el-triunfo-de-Claudia-Sheinbaum-20240606-0094.html.

4  Cabe mencionar que Expansión Política señaló en el artículo referenciado un número ligeramente menor del padrón electoral, con un total de 98,329,591 mexicanos inscritos. 

5  Carina García, “Elección 2024 tuvo menos participación que las de 2018 y 2012”…

6  Manuel Ajenjo, “Alito y Marko, los ganones”, 6 de junio de 2024, El Economista. Disponible en: https://www.eleconomista.com.mx/opinion/Alito-y-Marko-los-ganones-20240606-0001.html.

7  Rubén Aguilar, “México, focos rojos en las elecciones 2024”, 17 de mayo de 2024, Animal Político. Disponible en: https://animalpolitico.com/analisis/autores/lo-que-quiso-decir/elecciones-2024-focos-rojos.

8  Gloria Leticia Díaz, “Detenciones, golpizas y presunta compra de votos: México Vigila registra irregularidades electorales”, 2 de junio de 2024, Proceso. Disponible en: https://www.proceso.com.mx/nacional/elecciones-2024/2024/6/2/detenciones-golpizas-presunta-compra-de-votos-mexico-vigila-registra-irregularidades-electorales-330217.html

9  Maritza Pérez, “Elecciones en México: Infiltración del crimen en partidos e instituciones preocupa a COPPPAL”, 12 de mayo de 2024, El Financiero. Disponible en: https://www.eleconomista.com.mx/politica/Elecciones-en-Mexico-Infiltracion-del-crimen-en-partidos-e-instituciones-preocupa-a-COPPPAL-20240512-0045.html.

10  Ana Luisa Gutiérrez y Fernando Guarneros, “El IECM admite ciberataque durante el PREP, pero se trato de saturación”, 2 de junio de 2024, Animal Político. Disponible en: https://politica.expansion.mx/cdmx/2024/06/02/iecm-sufre-ciberataque-prep-de-jefatura-de-gobierno.

Comentarios


Hacia la política inclusiva

Hacia la política inclusiva

En la auténtica democracia todos los puntos de vista tienen validez para construir una vida pública.

junio 28, 2024

Otra muerte sin sentido

Un creciente grado de casos las acciones vengativas violentas surgen como el asesinato del colega Victor Alonso Culebro Morales.

julio 1, 2024




Más de categoría

De Frente Y Claro | LA INSEGURIDAD EN TIENDAS DE AUTOSERVICIO DE LA CDMX 

Estos delincuentes de supermercados actúan en grupos de dos a cinco personas, eligen a sus víctimas, las rodean, simulan...

julio 18, 2024

Alito te quiere gobernar y Piña le sigue la corriente

En un acto digno de los mejores gánsteres, Alito Moreno modificó los estatutos del PRI para poder reelegirse en...

julio 18, 2024
Ya ni los Marines en Iwo Jima

Ya ni los Marines en Iwo Jima

Juvenil, fuerte, con rostro de líder guerrero, con el puño desafiando al destino y de remate: ¡la bandera de...

julio 17, 2024

(Falta de) SEGURIDAD

“Hapiness is submission to GODzilla” -Troy's bucket

julio 16, 2024