De Frente Y Claro | Continúa la corrupción en SEGALMEX

La enorme promesa que hizo López en campaña con la que convenció seguramente a 30 millones de ilusos que votaran por él, ACABAR CON LA CORRUPCIÓN, ha sido una de sus más grandes mentiras. Y en su...

15 de julio, 2021 De Frente Y Claro | Continúa la corrupción en SEGALMEX

La enorme promesa que hizo López en campaña con la que convenció seguramente a 30 millones de ilusos que votaran por él, ACABAR CON LA CORRUPCIÓN, ha sido una de sus más grandes mentiras.

Y en su afán de engañar a los ilusos, sigue mintiendo y ellos creyéndole. En esa línea de eterna mentira, el 13 de marzo del 2021 López afirmó: “Ya no hay corrupción, aunque les de coraje a los conservas. Todo estaba muy descuidado. Más claro ni el agua; el gobierno estaba organizado para robar, era un comité al servicio de una minoría rapaz. No les importaba el pueblo, eran negocios, bisnes”. Lamento que antes todo se manejara con amiguísimo, palancas, para venderle al gobierno, construir un reclusorio y tentarlo al gobierno; o perforar un pozo petrolero y extraer crudo y ‘quedarme con una utilidad ‘, porque ahora ya hay una reforma para que haya utilidad compartida pero no con el pueblo, pero con particulares”.

LOS OTROS DATOS DE LA CORRUPCIÓN

López pretende con sus palabras encubrir la enorme corrupción que se ha presentado en su administración, y solamente como una pequeña muestra de ella, tocaremos el tema de SEGALMEX. Esto es parte de lo que publicó en El Universal, Mario Maldonado, el 13 de julio del 2021: “El cochinero de Segalmex”: 

En un intento desesperado por salvar las finanzas y el prestigio de Seguridad Alimentaria Mexicana (Segalmex), uno de los organismos prioritarios de Andrés Manuel López Obrador, la 4T busca recuperar 770 millones de pesos que la administración actual destinó a la compra de valores e instrumentos financieros, y que debieron reservarse para garantizar principalmente los programas de abasto de leche dirigidos a la población de escasos recursos en todo el país.

“La Auditoría Superior de la Federación ha enviado varias alertas sobre este tema, en el sentido de que Segalmex, a cargo de Ignacio Ovalle, decidió realizar inversiones millonarias que no cumplían con los lineamientos para el manejo de las disponibilidades financieras de las Entidades Paraestatales de la Administración Pública Federal, debido a que eran fácilmente convertibles en efectivo y, por lo tanto, susceptibles de desaparecer.




“En la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) que encabeza Santiago Nieto están revisando estas operaciones. Puntualmente, se hace énfasis en dos contratos de compra y venta de instrumentos financieros que Seguridad Alimentaria Mexicana firmó con CI Casa de Bolsa, de Jorge Rangel de Alba, por la cantidad conjunta de 800 millones de pesos, y de los cuales únicamente se han podido recuperar 30 millones”.

“El pago de dichas inversiones se garantizó al grupo CI Banco con los recursos de un fideicomiso que Liconsa y Segalmex abrieron con una razón social denominada Financiera CORAFI, propiedad de un empresario chiapaneco de nombre René Dávila de la Vega y dedicada, según los datos de su objeto social, a los servicios de intermediación crediticia y financiera, a los productos de arrendamiento e incluso al factoraje. Por su parte, a René Dávila se le han detectado archivos de indagatorias por delitos de fraude en la desaparecida Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal, así como millonarias operaciones financieras que no corresponden con su perfil transaccional”.

Estimados lectores, el 26 de noviembre del 2020, publiqué en este espacio: “Corrupción en Segalmex” (https://ruizhealytimes.com/opinion-y-analisis/de-frente-y-claro-corrupcion-en-segalmex/) sin que hasta la fecha, ya pasados casi 8 meses, nada se haya hecho al respecto. Retomo parte de lo publicado sumándolo a lo que mencionó Mario Maldonado: 

LARGA ESTELA DE CORRUPCIÓN Toca el turno en esta larga estela de Corrupción ahora a Segalmex, la nueva Conasupo que recicló López, en manos ni más ni menos que de un priísta, quien además “casualmente”, fue Director de Conasupo en 1988, en su etapa final. La Conasupo se creó el 6 de marzo de 1961 y finalizó su existencia el 24 de mayo de 1999.

“El 16 de noviembre de 2020, el diario Reforma publicó: “En su primer año Segalmex demostró que es ineficiente y una carga al erario” Seguridad Alimentaria Mexicana (Segalmex), la nueva “Conasupo” de la 4T, operó con desorden en 2019 y no pudo comprobar el destino de 3 mil 27 millones de pesos, equivalentes al 375 por ciento del presupuesto público que ejerció ese año.

“Conforme a la intervención que la Secretaría de Función Pública hizo para aclarar la Cuenta Pública de ese año, Segalmex tampoco tiene registro de los apoyos y subsidios entregados a productores de leche, además de que pagó 134 millones de pesos a 691 “grandes” productores que excedieron el tonelaje permitido. En la revisión se detectó además duplicidad de beneficiarios con el programa Producción para el Bienestar de la Secretaría de Desarrollo Rural.

“PAGA A SOBRE PRECIO 

“Por ejemplo, Segalmex pagó a productores 3 mil 923 millones de pesos para comprar maíz, frijol, arroz y trigo a precios subsidiados, es decir, superiores a los del mercado. “En el caso del maíz y del frijol, no se pudo determinar el costo real del subsidio porque Segalmex no acreditó información sobre los precios de comercialización de esos granos, lo que significa que pagó mil 823 millones de pesos a los productores de maíz y frijol, pero no dispuso de la información sobre los recursos que recuperó con la comercialización de los productos adquiridos, explica el reporte.

“En defensa de las observaciones, Segalmex alegó que en 2019 aún no contaba con un sistema para reportar la totalidad de operaciones de compra y venta de granos. Si bien no tiene fines de lucro, Segalmex no es rentable. La ASF estimó que, sin las transferencias que recibe del erario, hubiera perdido 5 mil 49 millones de pesos en 2019. 

“¿QUIÉN ES IGNACIO OVALLE, EL GRAN AMIGO DE LÓPEZ?

“Ignacio Ovalle abogado egresado de la UNAM; su primer cargo público, entre 1966 y 1968, jefe de la Oficina de Vendedores Ambulantes de la Secretaría de Gobernación; siendo el Secretario Luis Echeverría Álvarez, quien lo nombró posteriormente, su secretario particular, durante el sexenio de Gustavo Díaz Ordaz. Pasó con ese mismo cargo a la campaña electoral de Echeverría como candidato del PRI a Presidente de México en 1969 y al asumir la presidencia de la república el 1 de diciembre de 1970.

“Fue subsecretario de la Secretaría de la Presidencia y titular de ésta, a partir del 3 de octubre de 1975. Permaneció en el cargo hasta el fin del gobierno de Echeverría en 1976. A partir de 1976 José López Portillo lo nombró director general del Instituto Nacional Indigenista, cargo al que sumó a partir del 21 de enero de 1977, el de coordinador general del Plan Nacional de Zonas Deprimidas y Grupos Marginados (COPLAMAR). En 1982 “Miguel de la Madrid lo designó embajador de México en Argentina entre 1983 y 1987 y a partir de ese año y hasta 1988, embajador de México en Cuba.

“En 1988 Carlos Salinas de Gortari lo designó director general de la Compañía Nacional de Subsistencias Populares (CONASUPO), iniciando un proceso para liquidarla, poniendo a la venta sus activos y cerrando sus tiendas al público, además de terminar con la adquisición de granos a precios de garantía a los campesinos. Una de sus últimas iniciativas como director de CONASUPO fue el otorgamiento de un subsidio consistente en un kilo de tortilla diario a familias consideradas en situación vulnerable. Este beneficio, denominado tortivale, fue severamente criticado y considerado como populista y destinado a la compra del voto. En consecuencia, fue removido del cargo el 16 de noviembre de 1990 y nombrado secretario de Gestión Social del CEN del PRI que presidía Luis Donaldo Colosio y posteriormente ocupó la secretaría técnica del consejo político nacional del partido. Fue elegido diputado federal por la vía plurinominal a la LVI Legislatura de 1994 a 1997. Al terminar, se alejó de los cargos públicos.

“Ignacio Ovalle tiene 76 años de edad y no podemos dejar de mencionar que cuando fue Director de la Conasupo en el sexenio de Salinas de Gortari, la izquierda criticaba y denunciaba, que esta hubiere dejado de dar precios de garantía; que estafaban al campesino: que almacenaban productos fantasmas: que había corrupción. 

“Muy importante aclarar que cuando Ovalle fue coordinador general del Plan Nacional de Zonas Deprimidas y Grupos Marginados (COPLAMAR), le ofreció a López en 1977 su primer empleo (y quizás el único), comprobándose aquello de “Amor con amor se paga”, ya que López rescata a su exjefe y amigo, quien estaba en el ostracismo sin cargo alguno, hasta que López lo designa en el 2018 al frente de Segalmex. 41 años después los papeles se invirtieron”. 

Con todo lo anterior ¿podrá seguir afirmando López que ya acabó con la corrupción? ¿Por qué, no actúa en contra de Ignacio Ovalle? ¿O será una de sus tantas cajas chicas de la 4-T? ¿Usted qué piensa, estimado lector?

Comentarios
object(WP_Query)#17810 (51) { ["query"]=> array(5) { ["cat"]=> int(15) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(68060) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "05-07-2021" ["before"]=> string(10) "02-08-2021" ["inclusive"]=> bool(true) } } } ["query_vars"]=> array(65) { ["cat"]=> int(15) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(68060) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "05-07-2021" ["before"]=> string(10) "02-08-2021" ["inclusive"]=> bool(true) } } ["error"]=> string(0) "" ["m"]=> string(0) "" ["p"]=> int(0) ["post_parent"]=> string(0) "" ["subpost"]=> string(0) "" ["subpost_id"]=> string(0) "" ["attachment"]=> string(0) "" ["attachment_id"]=> int(0) ["name"]=> string(0) "" ["pagename"]=> string(0) "" ["page_id"]=> int(0) ["second"]=> string(0) "" ["minute"]=> string(0) "" ["hour"]=> string(0) "" ["day"]=> int(0) ["monthnum"]=> int(0) ["year"]=> int(0) ["w"]=> int(0) ["category_name"]=> string(18) "opinion-y-analisis" ["tag"]=> string(0) "" ["tag_id"]=> string(0) "" ["author"]=> string(0) "" ["author_name"]=> string(0) "" ["feed"]=> string(0) "" ["tb"]=> string(0) "" ["paged"]=> int(0) ["meta_key"]=> string(0) "" ["meta_value"]=> string(0) "" ["preview"]=> string(0) "" ["s"]=> string(0) "" ["sentence"]=> string(0) "" ["title"]=> string(0) "" ["fields"]=> string(0) "" ["menu_order"]=> string(0) "" ["embed"]=> string(0) "" ["category__in"]=> array(0) { } ["category__not_in"]=> array(0) { } ["category__and"]=> array(0) { } ["post__in"]=> array(0) { } ["post_name__in"]=> array(0) { } ["tag__in"]=> array(0) { } ["tag__not_in"]=> array(0) { } ["tag__and"]=> array(0) { } ["tag_slug__in"]=> array(0) { } ["tag_slug__and"]=> array(0) { } ["post_parent__in"]=> array(0) { } ["post_parent__not_in"]=> array(0) { } ["author__in"]=> array(0) { } ["author__not_in"]=> array(0) { } ["ignore_sticky_posts"]=> bool(false) ["suppress_filters"]=> bool(false) ["cache_results"]=> bool(true) ["update_post_term_cache"]=> bool(true) ["lazy_load_term_meta"]=> bool(true) ["update_post_meta_cache"]=> bool(true) ["post_type"]=> string(0) "" ["nopaging"]=> bool(false) ["comments_per_page"]=> string(2) "50" ["no_found_rows"]=> bool(false) ["order"]=> string(0) "" } ["tax_query"]=> object(WP_Tax_Query)#17809 (6) { ["queries"]=> array(1) { [0]=> array(5) { ["taxonomy"]=> string(8) "category" ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(15) } ["field"]=> string(7) "term_id" ["operator"]=> string(2) "IN" ["include_children"]=> bool(true) } } ["relation"]=> string(3) "AND" ["table_aliases":protected]=> array(1) { [0]=> string(21) "rt_term_relationships" } ["queried_terms"]=> array(1) { ["category"]=> array(2) { ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(15) } ["field"]=> string(7) "term_id" } } ["primary_table"]=> string(8) "rt_posts" ["primary_id_column"]=> string(2) "ID" } ["meta_query"]=> object(WP_Meta_Query)#17857 (9) { ["queries"]=> array(0) { } ["relation"]=> NULL ["meta_table"]=> NULL ["meta_id_column"]=> NULL ["primary_table"]=> NULL ["primary_id_column"]=> NULL ["table_aliases":protected]=> array(0) { } ["clauses":protected]=> array(0) { } ["has_or_relation":protected]=> bool(false) } ["date_query"]=> object(WP_Date_Query)#17804 (5) { ["queries"]=> array(4) { [0]=> array(6) { ["after"]=> string(10) "05-07-2021" ["before"]=> string(10) "02-08-2021" ["inclusive"]=> bool(true) ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["relation"]=> string(3) "AND" ["column"]=> string(18) "rt_posts.post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["time_keys"]=> array(14) { [0]=> string(5) "after" [1]=> string(6) "before" [2]=> string(4) "year" [3]=> string(5) "month" [4]=> string(8) "monthnum" [5]=> string(4) "week" [6]=> string(1) "w" [7]=> string(9) "dayofyear" [8]=> string(3) "day" [9]=> string(9) "dayofweek" [10]=> string(13) "dayofweek_iso" [11]=> string(4) "hour" [12]=> string(6) "minute" [13]=> string(6) "second" } } ["request"]=> string(463) "SELECT SQL_CALC_FOUND_ROWS rt_posts.ID FROM rt_posts LEFT JOIN rt_term_relationships ON (rt_posts.ID = rt_term_relationships.object_id) WHERE 1=1 AND ( ( rt_posts.post_date >= '2021-07-05 00:00:00' AND rt_posts.post_date <= '2021-08-02 00:00:00' ) ) AND rt_posts.ID NOT IN (68060) AND ( rt_term_relationships.term_taxonomy_id IN (15) ) AND rt_posts.post_type = 'post' AND (rt_posts.post_status = 'publish') GROUP BY rt_posts.ID ORDER BY RAND() LIMIT 0, 2" ["posts"]=> array(2) { [0]=> object(WP_Post)#17847 (24) { ["ID"]=> int(68545) ["post_author"]=> string(2) "84" ["post_date"]=> string(19) "2021-07-23 08:57:22" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2021-07-23 13:57:22" ["post_content"]=> string(11341) "¿De qué manera una idea puede consolidar –mejorándola– o modificar –transformándola– la realidad que la hizo posible? Lo primero es contrastar tres tipos de ideas: exitosas, disruptivas y auténticamente revolucionarias.  ¿Realmente una idea puede cambiar al mundo? La respuesta intuitiva seguramente sería: no. Las ideas son abstracciones subjetivas mientras que la realidad objetiva y las estructuras materiales, sociales, económicas y culturales son demasiado sólidas como para que una intención individual sea capaz de modificarlas.   No hay duda que sería un argumento aplastante, de no ser porque la experiencia empírica nos dice lo contrario: cada objeto, invento, obra de arte, desarrollo científico o tecnológico, ideología, ley, institución, y un largo etcétera, fueron primero ideas que alguien abrigó como posibles y que, tras una combinación de actos y circunstancias, consiguió materializarse y con ello, en alguna medida transformó la realidad.  Entonces quizá lo que cabría preguntarse enseguida es ¿qué clase de ideas cambian al mundo? Por otro lado, las ideas jamás surgen en la nada, sino como consecuencia de la realidad existente con la intención de consolidarla, mejorarla o transformarla. Para que emerja una idea se requiere un contexto –o un entramado de ellos– que la detonen ¿De qué manera una idea puede consolidar (mejorándola) o modificar (transformándola) la realidad que la hizo posible? Y además, lo que también nos dice la experiencia es que, de entre el cúmulo incontable de ideas e intenciones –unas brillantes y otras anodinas e intrascendentes– que surgen en la interioridad humana con el propósito de perfeccionar o transformar la realidad existente, sólo un porcentaje minúsculo acaba efectivamente materializándose con plenitud e influyendo de forma significativa en su entorno.  Así que, vayamos por partes. Lo primero que merecería la pena es contrastar tres tipos de ideas diferentes: las exitosas, las disruptivas y las auténticamente revolucionarias.  La primera distinción es la más simple. La idea exitosa es aquella que consigue hacer de forma más eficiente, más estética y/o más deseable lo que ya se hacía. Busca la mejora en los sistemas preexistentes, refuerza fortalece y perfecciona la tendencia dominante y el statu quo vigente sin mayores pretensiones transformadoras de fondo. El principio de mejora constante es implementado en un sin fin de organizaciones, estructuras y empresas, y cada vez más es la base para programas de desarrollo humano individual. Las normas ISO son una buena referencia de cómo medirlas y un buen ejemplo de carácter más simbólico y subjetivo de esta dinámica puede verse si analizamos la aparición del célebre exprimidor de cítricos diseñado por Philippe Starck para la marca Alessi. No es otra cosa que un exprimidor manual de jugos, pero esta función tan manida y tradicional Stark consiguió llenarla de belleza, equilibrio y distinción. En la práctica ni siquiera es eficiente para hacer jugos, pero adquirir dicha pieza –más escultura que utensilio de cocina– refuerza su verdadero propósito: apuntalar la idea de que su propietario posee un estilo, refinamiento y estatus por encima del promedio. Como producto es un éxito que no busca modificar la realidad que le da origen, pero sí mejorarla en lo posible, siempre dentro de las tendencias dominantes. El segundo tipo de idea es la disruptiva. Esta me parece francamente genial, porque tiene el aspecto de “idea revolucionaria”, pero sin tener que pagar los enormes precios que aquella implica. Una idea disruptiva parece romper con las formas y tendencias del statu quo, pero en realidad las reconfirma y fortalece al reencuzar la corriente dominante por un camino que la refresca y renueva aun más que las ideas exitosas.  Pensemos en un Influencer. No lo es por hacer lo que todo el mundo hace, sino por hacer lo que nadie se atreve, pero entre más parezca “romper el orden establecido”, más éxito tiene dentro de la corriente mainstream y más popular se vuelve. Paradójicamente el éxito disruptivo, una vez que se asienta, se convierte en dominante y, a partir de entonces, debe someterse a la mejora constante para seguir vigente. Es decir, el Influencer que se “distinga” por ser “disruptivo”, tendrá que seguir “pareciéndolo” si no quiere salir del gusto del público que lo encumbró. El Influencer disruptivo necesita “likes”, “visualizaciones”, “followers” y “comentarios”, con lo cual, más allá de la apariencia, no se ha movido un milímetro de la tendencia dominante previa y, por el contrario, la refuerza. Su “perfeccionamiento del sistema” pasa por hacer lo mismo –llamar la atención–, pero de una forma novedosa. Entre más éxito tenga y más sea reconocido como “disruptivo” –sin serlo en realidad–, más dependerá de las plataformas digitales patrocinadoras del statu quo vigente, como Facebook, Instagram, Youtube o Tik-Tok, con lo cual surge lo que me gusta llamar la paradoja del Influencer: para estar en “tendencia” (ser parte del mainstream) tienes que ser “disruptivo” (fingir que lo trasgredes).     El caso del Influencer puede lucir un poco caricaturesco, pero no deja de ser ilustrativo. Sin embargo las ideas disruptivas lo que hacen es renovar el estatu quo dominante a partir de cambios menores pero significativos que lo revitalizan y fortalecen. Un ejemplo de esta dinámica es la aparición de la plataforma Uber. En el fondo no hay diferencias esenciales al servicio prestado por un taxi tradicional, pero al transformar el “cómo” se accede, se paga y se brinda ese mismo servicio consiguieron una potente innovación que tonificó y trastocó de forma definitiva e irreversible el negocio del transporte público individual: crearon un proceso automatizado, reflejaron la tendencia de la generación millennials –y posteriores– de preferir el intercambio digital al humano e integraron una actividad tradicional al universo tecnológico del siglo XXI.  Además, han sabido leer nuevas posibilidades creando servicios adicionales con la misma plataforma, como la entrega de comida a domicilio y la mensajería. Aun cuando sus estándares de calidad han decaído conforme se han popularizado, fueron disruptivos porque consiguieron renovar conceptualmente un servicio tradicional –ya nadie “toma un taxi”, ahora todos “pedimos un Uber”–, sin necesidad de cambiarlo de fondo.   Las dos ideas anteriores (exitosas y disruptivas) utilizan las mismas estructuras y sistemas preexistentes para manifestarse, pero las ideas realmente revolucionarias prescinden de las estructuras y sistemas previos –o en su caso los  modifican de manera tan sustancial que terminan irreconocibles– dando lugar a nuevas realidades en diversos órdenes.   El ejemplo más obvio es la Internet, que transformó por completo una enorme cantidad de sistemas y estructuras humanas en infinidad de ámbitos, en especial en lo que tiene que ver con los procesos de transmisión global de información sin restricciones. Vinton Cerf, nacido en Connecticut, en 1943 y Robert E. Khan, originario de Nueva York, donde nació en 1938 –ambos en los Estados Unidos– crearon los protocolos informáticos TCP/IP que dieron vida a esta red global de información en los primeros años de la década de 1970.  No hay forma de exagerar la influencia que este desarrollo ha tenido en devenir de la humanidad en las últimas décadas, al grado de provocar el surgimiento de un nuevo statu quo, donde se han trastocado valores, maneras de entender el mundo, tendencias de consumo, educación, y un larguísimo etcétera y que pasó del liderazgo de las grandes corporaciones industriales (Ford, General Electric, Nestlé, etc.) al de un nuevo puñado de empresas tecnológicas (Facebook, Amazon, Google, etc.). Internet, en tanto idea revolucionaria, ha modificado las estructuras sociales y económicas, culturales y relacionales en infinidad de niveles, situación que no ocurre con las ideas exitosas y disruptivas.  Y todo lo anterior está relacionado con la construcción de narrativas que he desarrollado en las semanas anteriores porque, como he insistido una y otra vez, los tiempos que estamos viviendo son propicios para la renovación de los relatos con que nos explicamos el futuro y pueden abrir caminos para renovar las narrativas caducas, esas que nos han traído hasta aquí, esas que han devastado al planeta, esas que nos tienen en perpetua confrontación unos con otros, cuando la pandemia global que estamos atravesando ha dado lugar a nuevas dinámicas de cooperación, comunicación y empatía inéditas en la historia humana, pero que, desde luego, no se consolidarán solas.  En el artículo siguiente hablaremos un poco más del proceso mediante el cual surgen y se materializan las ideas que posteriormente son el germen de las narrativas que habrán de darnos, o no, la posibilidad de un futuro.  Web: www.juancarlosaldir.com Instagram:  jcaldir Twitter:   @jcaldir    Facebook:  Juan Carlos Aldir" ["post_title"]=> string(46) "Narrativas: cómo las ideas cambian al mundo " ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(42) "narrativas-como-las-ideas-cambian-al-mundo" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2021-07-23 11:21:43" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2021-07-23 16:21:43" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=68545" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [1]=> object(WP_Post)#17771 (24) { ["ID"]=> int(67847) ["post_author"]=> string(2) "38" ["post_date"]=> string(19) "2021-07-08 11:16:50" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2021-07-08 16:16:50" ["post_content"]=> string(9017) "Sin lugar a dudas, los medicamentos son la base importante y determinante para combatir y prevenir las enfermedades en el cuidado de la salud, desde un simple catarro hasta un padecimiento grave como el cáncer. El no contar con ellos, tiene como consecuencia el detrimento de la salud y la pérdida de la vida. Pero desafortunadamente para quienes integran la 4T, eso es lo que menos les importa porque desde que iniciaron su nefasta administración el 1 de diciembre del 2018, con su excusa tonta de que había corrupción en la compra de medicamentos, y cancelaron el servicio con quienes lo venían haciendo, todo ha sido un desastre, llegando a niveles enormes de desabasto de medicinas. LÓPEZ TIENE OTROS DATOS Y como siempre que se le muestran y demuestran sus errores, López el 27 de mayo de 2021 desde su púlpito en la mañanera, afirmó respecto a la compra de medicamentos que "Vamos bien", señalando que su gobierno adquirió más de 160 millones de medicamentos en el extranjero, para ahorrar más de 11 mil millones de pesos. Todo esto, según él, gracias a la intervención de la UNOPS, adquirió en el extranjero 730 claves (medicamentos), con un gasto de 43 278 millones de pesos y de acuerdo con el Secretario de Salud, Jorge Alcocer, desde enero empezaron las entregas. Y López, fiel a su manera de denostar a todo mundo, reconoció que no ha sido fácil cambiar el modelo de compra consolidada "porque como es público y notorio que había muchos intereses en la compra de medicamentos y equipos de curación". Agregando que antes, el gobierno era un facilitador para hacer negocios al amparo del poder público. LA CRUDA REALIDAD La cruda realidad respecto a la compra de medicamentos es que ha repercutido en un gran desabasto generalizado en el país desde 2019. A tal grado que los amparos y las quejas que se han presentado en la Comisión Nacional de los Derechos Humanos han ido en aumento, sin que a las autoridades responsables ni a López, les interese resolver, dado que el desabasto sigue. De acuerdo a la investigación “Operación Desabasto”, que realizaron las organizaciones Impunidad Cero y Justicia Justa, en ella se lograron identificar las causas del desabasto de insumos médicos. Señalando que el desabasto se debe a una serie de políticas públicas que fueron mal planeadas y ejecutadas, que tenían como objetivo luchar contra la corrupción en la adquisición de medicamentos y ahorrar en la compra de insumos médicos. El desabasto inició al asumir la responsabilidad de adquirir los medicamentos a nivel federal, incluidas las medicinas, la Oficialía Mayor de la Secretaría de Hacienda en un intento por reducir los costos de la compra de insumos. Pero sin tanto escándalo, esto ya se venía haciendo, con las compras consolidadas de medicamentos. Año con año el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) compraba los insumos médicos necesarios no solo para sus clínicas y hospitales, sino para otras instituciones de salud tanto estatales como federales. Debido a la compra masiva que se hacía anualmente, entre 2013 y 2018 se ahorraron hasta 21 361 millones de pesos. Pero al cambiar esas compras a la Oficialía Mayor de SHCP, resultó que se perdió el personal y el expertise técnico necesario para realizarlas. Ante una notoria inexperiencia, en su primera compra del gobierno federal, se hizo a destiempo y de forma incompleta. Por lo mismo, 62% de las claves de medicamentos quedaron desiertas, es decir, no se recibió oferta alguna para que el gobierno las comprara y la mayoría de los contratos se dieron mediante adjudicaciones directas. Esto empezó a generar problemas de desabasto. Sumándose a este grave error de centralizar las compras, el haber vetado, según por corrupción, a las tres principales distribuidoras de insumos médicos del país: Grufesa, Dimesa y Maypo. Se le prohibió al gobierno comprarles, ya que se afirmó que acaparaban el mercado y constituían un oligopolio.  Desafortunadamente, al aplicar ese veto, nunca tuvieron la precaución de contar con quien o quienes las reemplazarían en la red de distribución, logística, almacenaje y personal que tenían esas distribuidoras, experiencia acumulada a través de los años dedicados a ello. El mundo se les vino encima a López y su cofradía por no haber tomado en cuenta que las distribuidoras les compraban a otras farmacéuticas los insumos que requerían, por lo que el gobierno adquiría tanto la distribución como el insumo médico a un mismo precio. Y a todo este galimatías se le vino a sumar la crisis sanitaria del COVID-19, aumentando la problemática. Pero vino la brillante idea de que para que no hubiera corrupción, que la Oficina de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (UNOPS) fuera quien se encargara de las compras consolidadas de medicamentos del país. Pero, tampoco contaban con que LA UNOPS carecía de experiencia en relación al mercado mexicano, teniendo como consecuencia, realizar tardíamente la compra de insumos médicos.  Y lo más grave, que por ese servicio de adquirir los medicamentos, que cuando lo hacía el IMSS no costaba un peso, al encargárselo a la UNOPS tendría un precio de alrededor de 85 millones de dólares por la comisión que cobra. Y vino otra gran “ideota”: que la empresa paraestatal Birmex se encargara de la distribución de medicinas e insumos médicos. Pero, tampoco contemplaron que no se le podría dotar de la infraestructura y personal necesario a esa institución en el corto o mediano plazo que se requería para llevar a cabo la compra de medicamentos, además de que es una institución que tiene antecedentes de CORRUPCIÓN, que era supuestamente con lo que buscaban acabar. Los antecedentes de Birmex se documentan en la investigación “Facturas Falsas: la epidemia en el sector salud”, donde se informa que Birmex fue la segunda institución federal con más desvíos de recursos mediante facturas falsas. Y que la corrupción en el sector salud no se daba en la compra de insumos médicos, sino que se facturaban consultorías, remodelaciones, asesorías y capacitaciones. De esa corrupción denunciada nada pasó, ahí quedó todo sin aplicarse la ley. Y, antes, al contrario, le dan carta libre para que Birmex siga en los negocios.  Finalmente, ese ahorro del que presume López y el “santo” secretario de salud, Jorge Alcocer (santo porque saben que existe, pero nadie lo ve), es una mentira, dado que el precio para adquirir medicamentos aumentó, por la comisión que debe pagarse a la UNOPS, además de pagarle a otras instituciones que se encargan de la distribución de insumos médicos a todo el país. Todo este desastre ha repercutido en desabasto y en que finalmente los directores de los institutos nacionales de salud, hospitales y autoridades sanitarias de las 32 entidades federativas recibieron instrucciones el 26 de febrero del 2021, oficio INSABI-UCNAMEMCA-91-2021, de comprar por su propia cuenta más de un millar de claves de medicinas y material de curación para evitar su desabasto. DESABASTO El desabasto de medicamentos aumentó en 2020, principalmente para atender a los pacientes de cáncer, diabetes, que es la tercera causa de muerte en el país, de acuerdo con información del INEGI y de hipertensión, de acuerdo con el Colectivo Cero Desabasto. Al igual que la insulina, que utilizan los pacientes diabéticos; así como Losartán, para hipertensos y Ciclofosfamida, que se usa en tratamientos contra el cáncer, son los medicamentos que más desabasto registraron, de acuerdo con la información que hicieron llegar los pacientes afectados al Colectivo Cero Desabasto. Los reportes de desabasto de medicamentos aumentaron 54% en el 2020, en comparación con 2019. El problema de desabasto continúa a pesar de que López y su 4T tengan otros datos. Espero entiendan y valoren que, con la vida de los mexicanos no se juega.   " ["post_title"]=> string(58) "De Frente Y Claro | ABASTO DE MEDICINAS: UN FRACASO MÁS " ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(52) "de-frente-y-claro-abasto-de-medicinas-un-fracaso-mas" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2021-07-08 11:16:50" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2021-07-08 16:16:50" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=67847" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } } ["post_count"]=> int(2) ["current_post"]=> int(-1) ["in_the_loop"]=> bool(false) ["post"]=> object(WP_Post)#17847 (24) { ["ID"]=> int(68545) ["post_author"]=> string(2) "84" ["post_date"]=> string(19) "2021-07-23 08:57:22" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2021-07-23 13:57:22" ["post_content"]=> string(11341) "¿De qué manera una idea puede consolidar –mejorándola– o modificar –transformándola– la realidad que la hizo posible? Lo primero es contrastar tres tipos de ideas: exitosas, disruptivas y auténticamente revolucionarias.  ¿Realmente una idea puede cambiar al mundo? La respuesta intuitiva seguramente sería: no. Las ideas son abstracciones subjetivas mientras que la realidad objetiva y las estructuras materiales, sociales, económicas y culturales son demasiado sólidas como para que una intención individual sea capaz de modificarlas.   No hay duda que sería un argumento aplastante, de no ser porque la experiencia empírica nos dice lo contrario: cada objeto, invento, obra de arte, desarrollo científico o tecnológico, ideología, ley, institución, y un largo etcétera, fueron primero ideas que alguien abrigó como posibles y que, tras una combinación de actos y circunstancias, consiguió materializarse y con ello, en alguna medida transformó la realidad.  Entonces quizá lo que cabría preguntarse enseguida es ¿qué clase de ideas cambian al mundo? Por otro lado, las ideas jamás surgen en la nada, sino como consecuencia de la realidad existente con la intención de consolidarla, mejorarla o transformarla. Para que emerja una idea se requiere un contexto –o un entramado de ellos– que la detonen ¿De qué manera una idea puede consolidar (mejorándola) o modificar (transformándola) la realidad que la hizo posible? Y además, lo que también nos dice la experiencia es que, de entre el cúmulo incontable de ideas e intenciones –unas brillantes y otras anodinas e intrascendentes– que surgen en la interioridad humana con el propósito de perfeccionar o transformar la realidad existente, sólo un porcentaje minúsculo acaba efectivamente materializándose con plenitud e influyendo de forma significativa en su entorno.  Así que, vayamos por partes. Lo primero que merecería la pena es contrastar tres tipos de ideas diferentes: las exitosas, las disruptivas y las auténticamente revolucionarias.  La primera distinción es la más simple. La idea exitosa es aquella que consigue hacer de forma más eficiente, más estética y/o más deseable lo que ya se hacía. Busca la mejora en los sistemas preexistentes, refuerza fortalece y perfecciona la tendencia dominante y el statu quo vigente sin mayores pretensiones transformadoras de fondo. El principio de mejora constante es implementado en un sin fin de organizaciones, estructuras y empresas, y cada vez más es la base para programas de desarrollo humano individual. Las normas ISO son una buena referencia de cómo medirlas y un buen ejemplo de carácter más simbólico y subjetivo de esta dinámica puede verse si analizamos la aparición del célebre exprimidor de cítricos diseñado por Philippe Starck para la marca Alessi. No es otra cosa que un exprimidor manual de jugos, pero esta función tan manida y tradicional Stark consiguió llenarla de belleza, equilibrio y distinción. En la práctica ni siquiera es eficiente para hacer jugos, pero adquirir dicha pieza –más escultura que utensilio de cocina– refuerza su verdadero propósito: apuntalar la idea de que su propietario posee un estilo, refinamiento y estatus por encima del promedio. Como producto es un éxito que no busca modificar la realidad que le da origen, pero sí mejorarla en lo posible, siempre dentro de las tendencias dominantes. El segundo tipo de idea es la disruptiva. Esta me parece francamente genial, porque tiene el aspecto de “idea revolucionaria”, pero sin tener que pagar los enormes precios que aquella implica. Una idea disruptiva parece romper con las formas y tendencias del statu quo, pero en realidad las reconfirma y fortalece al reencuzar la corriente dominante por un camino que la refresca y renueva aun más que las ideas exitosas.  Pensemos en un Influencer. No lo es por hacer lo que todo el mundo hace, sino por hacer lo que nadie se atreve, pero entre más parezca “romper el orden establecido”, más éxito tiene dentro de la corriente mainstream y más popular se vuelve. Paradójicamente el éxito disruptivo, una vez que se asienta, se convierte en dominante y, a partir de entonces, debe someterse a la mejora constante para seguir vigente. Es decir, el Influencer que se “distinga” por ser “disruptivo”, tendrá que seguir “pareciéndolo” si no quiere salir del gusto del público que lo encumbró. El Influencer disruptivo necesita “likes”, “visualizaciones”, “followers” y “comentarios”, con lo cual, más allá de la apariencia, no se ha movido un milímetro de la tendencia dominante previa y, por el contrario, la refuerza. Su “perfeccionamiento del sistema” pasa por hacer lo mismo –llamar la atención–, pero de una forma novedosa. Entre más éxito tenga y más sea reconocido como “disruptivo” –sin serlo en realidad–, más dependerá de las plataformas digitales patrocinadoras del statu quo vigente, como Facebook, Instagram, Youtube o Tik-Tok, con lo cual surge lo que me gusta llamar la paradoja del Influencer: para estar en “tendencia” (ser parte del mainstream) tienes que ser “disruptivo” (fingir que lo trasgredes).     El caso del Influencer puede lucir un poco caricaturesco, pero no deja de ser ilustrativo. Sin embargo las ideas disruptivas lo que hacen es renovar el estatu quo dominante a partir de cambios menores pero significativos que lo revitalizan y fortalecen. Un ejemplo de esta dinámica es la aparición de la plataforma Uber. En el fondo no hay diferencias esenciales al servicio prestado por un taxi tradicional, pero al transformar el “cómo” se accede, se paga y se brinda ese mismo servicio consiguieron una potente innovación que tonificó y trastocó de forma definitiva e irreversible el negocio del transporte público individual: crearon un proceso automatizado, reflejaron la tendencia de la generación millennials –y posteriores– de preferir el intercambio digital al humano e integraron una actividad tradicional al universo tecnológico del siglo XXI.  Además, han sabido leer nuevas posibilidades creando servicios adicionales con la misma plataforma, como la entrega de comida a domicilio y la mensajería. Aun cuando sus estándares de calidad han decaído conforme se han popularizado, fueron disruptivos porque consiguieron renovar conceptualmente un servicio tradicional –ya nadie “toma un taxi”, ahora todos “pedimos un Uber”–, sin necesidad de cambiarlo de fondo.   Las dos ideas anteriores (exitosas y disruptivas) utilizan las mismas estructuras y sistemas preexistentes para manifestarse, pero las ideas realmente revolucionarias prescinden de las estructuras y sistemas previos –o en su caso los  modifican de manera tan sustancial que terminan irreconocibles– dando lugar a nuevas realidades en diversos órdenes.   El ejemplo más obvio es la Internet, que transformó por completo una enorme cantidad de sistemas y estructuras humanas en infinidad de ámbitos, en especial en lo que tiene que ver con los procesos de transmisión global de información sin restricciones. Vinton Cerf, nacido en Connecticut, en 1943 y Robert E. Khan, originario de Nueva York, donde nació en 1938 –ambos en los Estados Unidos– crearon los protocolos informáticos TCP/IP que dieron vida a esta red global de información en los primeros años de la década de 1970.  No hay forma de exagerar la influencia que este desarrollo ha tenido en devenir de la humanidad en las últimas décadas, al grado de provocar el surgimiento de un nuevo statu quo, donde se han trastocado valores, maneras de entender el mundo, tendencias de consumo, educación, y un larguísimo etcétera y que pasó del liderazgo de las grandes corporaciones industriales (Ford, General Electric, Nestlé, etc.) al de un nuevo puñado de empresas tecnológicas (Facebook, Amazon, Google, etc.). Internet, en tanto idea revolucionaria, ha modificado las estructuras sociales y económicas, culturales y relacionales en infinidad de niveles, situación que no ocurre con las ideas exitosas y disruptivas.  Y todo lo anterior está relacionado con la construcción de narrativas que he desarrollado en las semanas anteriores porque, como he insistido una y otra vez, los tiempos que estamos viviendo son propicios para la renovación de los relatos con que nos explicamos el futuro y pueden abrir caminos para renovar las narrativas caducas, esas que nos han traído hasta aquí, esas que han devastado al planeta, esas que nos tienen en perpetua confrontación unos con otros, cuando la pandemia global que estamos atravesando ha dado lugar a nuevas dinámicas de cooperación, comunicación y empatía inéditas en la historia humana, pero que, desde luego, no se consolidarán solas.  En el artículo siguiente hablaremos un poco más del proceso mediante el cual surgen y se materializan las ideas que posteriormente son el germen de las narrativas que habrán de darnos, o no, la posibilidad de un futuro.  Web: www.juancarlosaldir.com Instagram:  jcaldir Twitter:   @jcaldir    Facebook:  Juan Carlos Aldir" ["post_title"]=> string(46) "Narrativas: cómo las ideas cambian al mundo " ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(42) "narrativas-como-las-ideas-cambian-al-mundo" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2021-07-23 11:21:43" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2021-07-23 16:21:43" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=68545" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } ["comment_count"]=> int(0) ["current_comment"]=> int(-1) ["found_posts"]=> int(47) ["max_num_pages"]=> float(24) ["max_num_comment_pages"]=> int(0) ["is_single"]=> bool(false) ["is_preview"]=> bool(false) ["is_page"]=> bool(false) ["is_archive"]=> bool(true) ["is_date"]=> bool(false) ["is_year"]=> bool(false) ["is_month"]=> bool(false) ["is_day"]=> bool(false) ["is_time"]=> bool(false) ["is_author"]=> bool(false) ["is_category"]=> bool(true) ["is_tag"]=> bool(false) ["is_tax"]=> bool(false) ["is_search"]=> bool(false) ["is_feed"]=> bool(false) ["is_comment_feed"]=> bool(false) ["is_trackback"]=> bool(false) ["is_home"]=> bool(false) ["is_privacy_policy"]=> bool(false) ["is_404"]=> bool(false) ["is_embed"]=> bool(false) ["is_paged"]=> bool(false) ["is_admin"]=> bool(false) ["is_attachment"]=> bool(false) ["is_singular"]=> bool(false) ["is_robots"]=> bool(false) ["is_favicon"]=> bool(false) ["is_posts_page"]=> bool(false) ["is_post_type_archive"]=> bool(false) ["query_vars_hash":"WP_Query":private]=> string(32) "d802d3c7822646ec61a6555e76d40687" ["query_vars_changed":"WP_Query":private]=> bool(false) ["thumbnails_cached"]=> bool(false) ["stopwords":"WP_Query":private]=> NULL ["compat_fields":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(15) "query_vars_hash" [1]=> string(18) "query_vars_changed" } ["compat_methods":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(16) "init_query_flags" [1]=> string(15) "parse_tax_query" } }

Narrativas: cómo las ideas cambian al mundo 

¿De qué manera una idea puede consolidar –mejorándola– o modificar –transformándola– la realidad que la hizo posible? Lo primero es contrastar tres...

julio 23, 2021

De Frente Y Claro | ABASTO DE MEDICINAS: UN FRACASO MÁS 

Sin lugar a dudas, los medicamentos son la base importante y determinante para combatir y prevenir las enfermedades en el cuidado de...

julio 8, 2021




Más de categoría

GRAN INE-GURACIÓN DEL CIRCO

¡Señoras y señores, después de la larga espera, este domingo 1º de agosto de 2021 podrán presenciar por fin,...

julio 30, 2021
La Dirección General de Juegos y Sorteos. Segunda parte

La Dirección General de Juegos y Sorteos. Segunda parte

Los acuerdos que se tomaron en la Secretaría de Gobernación el 25 de junio, entre los ejecutivos de la...

julio 30, 2021
Narrativas: el compromiso con las ideas

Narrativas: el compromiso con las ideas

Solemos suponer que las ideas no transforman el mundo, cuando en realidad no nos atrevemos a comprometernos con ellas...

julio 30, 2021

EMBARAZO EN NIÑAS Y ADOLESCENTES

Hace unos días el Consejo Nacional de Población (CONAPO) a través de su secretaria general y titular reportaron que...

julio 30, 2021