El fútbol mexicano y las carreras de caballos infectados por el mismo virus 

Las carreras de caballos y el fútbol están infectados por el mismo virus: la incompetencia. 

2 de diciembre, 2022

El fracaso de la selección mexicana de fútbol se dio en la Copa Mundial de ese misterioso país llamado Qatar. Ahí los derechos humanos occidentales no se rigen de la misma manera que en el mundo musulmán, con lo cual se comprueba que este mundo es, ha sido y será siempre un desmadre.  El hecho de que varios miembros de algunas selecciones nacionales (Alemania, Iraq, Dinamarca, etcétera) se manifestaran en contra de las formas de vivir que imperan en ese pequeño pero riquísimo país, fue una muestra de solidaridad humana. El “humanismo mexicano” desgraciadamente no se manifestó, mientras que otras naciones se declararon por la defensa de los derechos de las mujeres; contra la persecución de la comunidad LGTB, las condiciones de vida de los trabajadores importados, el racismo, clasismo…

El espectáculo se ofreció y el tumulto de aficionados mexicanos que viajaron a ese emirato fue impresionante y después, de la mala actuación del equipo mexicano salieron muy decepcionados. Sollozos y una que otra mentada. Los ratoncitos verdes no calificaron a la siguiente ronda y solo ante un rival muy guango pudieron ganar. Claro, la esperanza no murió hasta que no pudieron meter el tercer gol que faltaba para clasificar. 

Todo ello me recuerda a lo que pasa en el Hipódromo de las Américas: ante tanta incompetencia que, sin duda, es planeada. Los caballistas que ofrecen el espectáculo se reducen o de plano se retiran. ¡No hay forma de retenerlos ante los bajos premios que la empresa ofrece!

En el fútbol el mal radica en la evidente falta de compromiso de quien la dirige: la Federación Mexicana de Fútbol, la cual parece muy bien organizada, pero en mi opinión ─sin ser ni medianamente experto─ solo obedece a sus agremiados. Ahogado el niño, ahora se pronuncian y dicen que va a haber cambios radicales. Su presidente, Yon de Luisa,  ex vicepresidente de Televisa Deportes y expresidente del Club América, en entrevista anunció la reestructuración de la actividad, pasión de los mexicanos.

En el caso de la Industria Hípica de Carreras de Caballos, hasta que tomó posesión el actual Director de Juegos y Sorteos de la Secretaría de Gobernación ─quien vigila y autoriza todo lo concerniente a la Industria del Juego con apuesta─ ha tomado el compromiso de rescatar la industria, empezando por reestructurar la autoridad hípica, pues la actual ─un negocio particular, con más de 17 años de permanecer intocada─ ha permitido una serie de irregularidades y favoritismos lo que ha dado como consecuencia que no existe piso parejo entre los competidores. De hecho, hace muchos años y con otros gobiernos, la permisionaria se impuso con eso de la impunidad y corrupción, incumpliendo con las condiciones de su permiso, llegando al extremo que lograron que les prolongaran su autorización otros 15 años para construir un hotel. Ya lo he expuesto en algún otro de mis artículos.  ¿Y el hotel? 

Todos los espectáculos deportivos ─fútbol, carreras de caballos, beisbol─ deben tener sus autoridades reguladoras que deben dictar las reglas para que haya piso parejo y no se permitan trampas y favoritismos. De acuerdo con los especialistas del popular deporte, critican lo que han hecho los dueños de los equipos. Por ejemplo, permiten nueve jugadores extranjeros por club, lo que impide que el futbolista nacional se desarrolle. De manera similar, una de las condiciones del permiso que le dieron a la permisionaria del Hipódromo es que exista una escuela de jinetes, para formar profesionales, la cual nunca han cumplido y las asociaciones de caballistas y criadores pues no se han impuesto para lograrlo. Como en todos los deportes profesionales la meta sería lograr que cumplan con su verdadera función social: crear personas bien remuneradas, crear riqueza.

Así pues, sostengo que las carreras de caballos y el fútbol están infectados por el mismo virus: la incompetencia pues sus resultados hablan. La falta de una autoridad gubernamental que regulen los espectáculos deportivos podría ser importante, porque hay que recordar que, tanto en el Hipódromo como en el fútbol, también se apuesta. ¡Y se apuesta un montón!

Y como estamos en el mundo de las apuestas ─como me sugiere un excelente amigo─, necesitamos saber quién va a repuntar primero… ¿La Hípica o el Fútbol? Hagan sus apuestas…

Para los lectores interesados en estos temas, pueden leer en la liga todos los artículos que he publicado en este portal desde 2014. Conste, no todas mis opiniones son acerca de Carreras de Caballos.

En esta liga se explica lo qué es la Industria Hípica.

Gracias por sus comentarios.

Comentarios


Los primeros 50 años del INFONACOT

Los primeros 50 años del INFONACOT

El Fondo de Fomento y Garantía para el Consumo de los Trabajadores (FONACOT), actualmente constituido como INFONACOT, se creó por decreto presidencial...

mayo 8, 2024

BMW, líder automotriz de origen alemán, revoluciona la electromovilidad en México

El pasado 3 de mayo de 2024, BMW anunció que su planta en San Luis Potosí se está reconfigurando y dio inicio...

mayo 15, 2024




Más de categoría

En Irapuato nace Aztema, la primera fábrica de llantas de automóvil radial en México con inversión mexicana y china 

El pasado 15 de mayo de 2024, se llevó a cabo la ceremonia de colocación de la primera piedra...

mayo 22, 2024

Un chino en París

China se perfila a ser la primera economía del mundo.

mayo 17, 2024

BMW, líder automotriz de origen alemán, revoluciona la electromovilidad en México

El pasado 3 de mayo de 2024, BMW anunció que su planta en San Luis Potosí se está reconfigurando...

mayo 15, 2024
Panamá

Panamá

El escándalo de Odebrecht reveló otra cifra multimillonaria de la corrupción panameña.

mayo 15, 2024