Capitalizar: dos puntos de vista encontrados, la empresa y la 4T

La autodenominada cuarta transformación no podría capitalizar absolutamente nada porque nada ha creado.

8 de febrero, 2022 Capitalizar: dos puntos de vista encontrados, la empresa y la 4T

Reunir capital tal vez ofenda preceptos de una transición basada en una supuesta transformación que en tres años ha desbocado todo principio económico para retar con eufemismos de bienestar la regla económica de preservar capital para crear capital. Un silogismo tan simple contraviene enunciados de igualdad, de aspiración creativa y aspiración material. Son enunciados que esquivan la premisa fundamental del origen de una riqueza que se da por sentada cuando la regla social invade el terreno de la acumulación. El desvío es intencionado, porque la partida inicial del reto al capital fundó toda discrepancia de la riqueza misma. 

Así sucedió en la extinta Unión Soviética, que partió de la riqueza Zarista; así sucedió en Cuba ante la riqueza de los años de Batista y así sucedió en Venezuela con un incidente atemporal llamado petróleo. El Socialismo no puede sostener ninguna premisa válida sin antecedentes de prosperidad; simplemente no existiría reclamo. La social Democracia captó otras variantes regadas, dispersas un buen tiempo en el Contrato Social, pero la gran diferencia con el Socialismo es que la primera buscaba en los cimientos de la producción las formas y modelos de cobertura que la Revolución Industrial dejaba atrás con esa prisa con la que el vapor cubría las zonas industriales.

Las décadas que recibieron los beneficios de las máquinas, entendieron no solamente la premisa fundamental del capital, entendieron el talento empresarial en su creatividad y en su potencial. Entendieron también conceptos de expansión, de rendimiento y por momentos la acumulación quedó en pausa porque la capitalización para crecer era una urgencia mayor que la acumulación. Acumular nunca fue objetivo principal cuando la exposición de satisfactores inundaba un mundo ávido por reconstruir la escena proscrita con las guerras devastadoras. Entonces, el camino de la producción llenó los espacios de las finanzas y de la economía. 

El mundo empresarial entendía la banca de inversión, sin gravar activos, entendía de flujos de efectivo para cubrir necesidades crediticias y también entendía el sendero irredento del crecimiento como sino, como insignia y como destino y permanencia. La empresa revisaba toda perspectiva presente y trataba en lo previsible anticipar situaciones futuras. Crisis ha habido desde que la humanidad surgió y en materia de intereses más se componen o descomponen, porque las imperfecciones en el manejo de los recursos jamás se irán del comportamiento individual y de grupo, pero las fuerzas del orden económico obligan a la revisión concienzuda de los números. 

Es así como la empresa inicia su inspección o retrospección podríamos añadir. La primera instancia es su circulante, de lo que puede echar mano y de lo que no puede soslayar en obligaciones de corto plazo. El caso mexicano actual es relevante porque enfrentamos una estanflación, recesión con inflación, a pesar de que las autoridades lo nieguen. Como el escenario no es nuevo y el crecimiento económico se detuvo antes de la pandemia, el reto es mayor, toda vez que la transición en turno arremete una y otra vez con obsesivo abuso verbal la actuación de la empresa privada. Entonces, la situación de corto plazo requiere de vigilancia y cautela en renglones esenciales que inician con el abasto. Aunque para algunos agentes económicos el abasto puede ser producto terminado de otros, no deja de representar la esencia misma y piedra angular de toda cadena productiva. En resumidas cuentas, el tema toral de supervivencia en el corto plazo son los inventarios. 

Una vez superado el abasto, la cadena continúa en los costos de manufactura, los de administración, hasta completar el ciclo en la oferta con un precio de venta. Este afán ha sido solitario, árido, escabroso para la empresa mexicana; en esa trayectoria se quedaron un millón de emprendedores de diversos tamaños y no fue la pandemia, fue la irresponsabilidad del gobierno en turno. Nunca existieron programas de aliento a la producción, incentivos fiscales, créditos, nunca existieron estos esfuerzos desde la esfera gubernamental. Nos guardamos de la Estructura del Capital para otro espacio.

Entonces hablemos de capitalización, porque las cosas tienen mejores derroteros que los que plantea un gobierno incapaz. Surgió la especialización, surgieron las ventajas comparativas y surgió la excelencia para remarcar una y otra vez que las voces del progreso son las más de las veces silenciosas y se amparan en la labor fecunda que excede las ocho horas de los contratos tradicionales, que el trabajo marca la diferencia ante el discurso estentóreo y rapaz. 

Las fórmulas del resurgimiento de una economía en estanco no son nuevas porque han sido probadas en múltiples derrotas al capital, pero probado también ha quedado que las fórmulas del capital coadyuvan, pero es el mundo de las ideas el que cubre el espejismo del fracaso que programa un gobierno enemigo del progreso. Los vocablos se multiplican en la falsa redención de valores que sustentan el idealismo de la confrontación y el capital como vocablo simple no resuelve con entrada triunfal, resuelve en su engranaje de valores que se encadenan uno a otro con impecable perfección. 

Entonces vienen los plazos a decidir futuro, a decidir lo pactado de inicio, la seriedad de la conducción del agente económico que entiende su papel creador, su papel ético en el empleo, en la satisfacción de sus mercados, en la búsqueda de precios accesibles, en su contribución a su entorno y en la responsabilidad de todos sus actos. Comprendemos entonces los alcances de la capitalización de una empresa; la empresa capitaliza experiencias, capitaliza su entorno, sus posibilidades, sus riesgos y su permanencia. No podemos negar que admite soluciones financieras para redimir sus vencimientos y obligaciones, como tampoco podríamos negar el ámbito de su influencia en un mercado, pero la gran diferencia con la autodenominada transformación es la realidad.

El mundo de la empresa es real y tiene sustento desde su creación. El mundo que supuestamente sustenta la cuarta transformación es amorfo, irreal; es un mundo que ha tomado prestada la herencia del haber y el recaudo para convertirlo en una dispersión sin freno. La pobreza intelectual de su creador reduce el mundo real a un simplismo que ofende. La cuarta transformación no podría capitalizar absolutamente nada porque nada ha creado; capitalizar es animar, recrear, emprender…y si eso hace la cuarta transformación, ya nos hubiéramos enterado.

 

Comentarios


object(WP_Query)#17943 (51) { ["query"]=> array(5) { ["cat"]=> int(16) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(75365) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "28-04-2022" ["before"]=> string(10) "26-05-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } } ["query_vars"]=> array(65) { ["cat"]=> int(16) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(75365) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "28-04-2022" ["before"]=> string(10) "26-05-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } ["error"]=> string(0) "" ["m"]=> string(0) "" ["p"]=> int(0) ["post_parent"]=> string(0) "" ["subpost"]=> string(0) "" ["subpost_id"]=> string(0) "" ["attachment"]=> string(0) "" ["attachment_id"]=> int(0) ["name"]=> string(0) "" ["pagename"]=> string(0) "" ["page_id"]=> int(0) ["second"]=> string(0) "" ["minute"]=> string(0) "" ["hour"]=> string(0) "" ["day"]=> int(0) ["monthnum"]=> int(0) ["year"]=> int(0) ["w"]=> int(0) ["category_name"]=> string(19) "economia-y-negocios" ["tag"]=> string(0) "" ["tag_id"]=> string(0) "" ["author"]=> string(0) "" ["author_name"]=> string(0) "" ["feed"]=> string(0) "" ["tb"]=> string(0) "" ["paged"]=> int(0) ["meta_key"]=> string(0) "" ["meta_value"]=> string(0) "" ["preview"]=> string(0) "" ["s"]=> string(0) "" ["sentence"]=> string(0) "" ["title"]=> string(0) "" ["fields"]=> string(0) "" ["menu_order"]=> string(0) "" ["embed"]=> string(0) "" ["category__in"]=> array(0) { } ["category__not_in"]=> array(0) { } ["category__and"]=> array(0) { } ["post__in"]=> array(0) { } ["post_name__in"]=> array(0) { } ["tag__in"]=> array(0) { } ["tag__not_in"]=> array(0) { } ["tag__and"]=> array(0) { } ["tag_slug__in"]=> array(0) { } ["tag_slug__and"]=> array(0) { } ["post_parent__in"]=> array(0) { } ["post_parent__not_in"]=> array(0) { } ["author__in"]=> array(0) { } ["author__not_in"]=> array(0) { } ["ignore_sticky_posts"]=> bool(false) ["suppress_filters"]=> bool(false) ["cache_results"]=> bool(true) ["update_post_term_cache"]=> bool(true) ["lazy_load_term_meta"]=> bool(true) ["update_post_meta_cache"]=> bool(true) ["post_type"]=> string(0) "" ["nopaging"]=> bool(false) ["comments_per_page"]=> string(2) "50" ["no_found_rows"]=> bool(false) ["order"]=> string(0) "" } ["tax_query"]=> object(WP_Tax_Query)#17945 (6) { ["queries"]=> array(1) { [0]=> array(5) { ["taxonomy"]=> string(8) "category" ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(16) } ["field"]=> string(7) "term_id" ["operator"]=> string(2) "IN" ["include_children"]=> bool(true) } } ["relation"]=> string(3) "AND" ["table_aliases":protected]=> array(1) { [0]=> string(21) "rt_term_relationships" } ["queried_terms"]=> array(1) { ["category"]=> array(2) { ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(16) } ["field"]=> string(7) "term_id" } } ["primary_table"]=> string(8) "rt_posts" ["primary_id_column"]=> string(2) "ID" } ["meta_query"]=> object(WP_Meta_Query)#17935 (9) { ["queries"]=> array(0) { } ["relation"]=> NULL ["meta_table"]=> NULL ["meta_id_column"]=> NULL ["primary_table"]=> NULL ["primary_id_column"]=> NULL ["table_aliases":protected]=> array(0) { } ["clauses":protected]=> array(0) { } ["has_or_relation":protected]=> bool(false) } ["date_query"]=> object(WP_Date_Query)#17933 (5) { ["queries"]=> array(4) { [0]=> array(6) { ["after"]=> string(10) "28-04-2022" ["before"]=> string(10) "26-05-2022" ["inclusive"]=> bool(true) ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["relation"]=> string(3) "AND" ["column"]=> string(18) "rt_posts.post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["time_keys"]=> array(14) { [0]=> string(5) "after" [1]=> string(6) "before" [2]=> string(4) "year" [3]=> string(5) "month" [4]=> string(8) "monthnum" [5]=> string(4) "week" [6]=> string(1) "w" [7]=> string(9) "dayofyear" [8]=> string(3) "day" [9]=> string(9) "dayofweek" [10]=> string(13) "dayofweek_iso" [11]=> string(4) "hour" [12]=> string(6) "minute" [13]=> string(6) "second" } } ["request"]=> string(503) " SELECT SQL_CALC_FOUND_ROWS rt_posts.ID FROM rt_posts LEFT JOIN rt_term_relationships ON (rt_posts.ID = rt_term_relationships.object_id) WHERE 1=1 AND ( ( rt_posts.post_date >= '2022-04-28 00:00:00' AND rt_posts.post_date <= '2022-05-26 00:00:00' ) ) AND rt_posts.ID NOT IN (75365) AND ( rt_term_relationships.term_taxonomy_id IN (16) ) AND ((rt_posts.post_type = 'post' AND (rt_posts.post_status = 'publish'))) GROUP BY rt_posts.ID ORDER BY RAND() LIMIT 0, 2 " ["posts"]=> array(2) { [0]=> object(WP_Post)#17948 (24) { ["ID"]=> int(79010) ["post_author"]=> string(2) "79" ["post_date"]=> string(19) "2022-05-17 12:43:04" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-05-17 17:43:04" ["post_content"]=> string(11303) "Entre los instrumentos de información estadística y económica con los que contamos en el país, uno de los más importantes y que los analistas esperamos con más expectativa es el de la Encuesta Nacional de Inclusión Financiera (ENIF 2021), elaborada por la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV). Esta encuesta tiene como objetivo generar información estadística e indicadores oficiales a nivel nacional, regional y por tamaño de localidad que les permita a las autoridades financieras hacer diagnósticos, diseñar políticas públicas y establecer metas en materia de inclusión y educación financiera.  En este cuarto levantamiento de la ENIF 2021, se incorporaron cambios y  actualizaciones necesarias para atender los nuevos requerimientos de información y consideraciones de la Política Nacional de Inclusión Financiera (PNIF), y se exploraron otros fenómenos como las afectaciones económicas ocasionadas por la emergencia sanitaria causada por el Covid-19 o el incremento de la relevancia de las llamadas fintech. El bienestar financiero, los canales de contratación de los productos financieros, entre otros, son aspectos nuevos de esta versión de la ENIF. El mundo académico también está muy pendiente de esta nueva versión de la ENIF, pues permite a los estudiosos sobre el tema, generar una comprensión más amplia de muchos fenómenos que se entrecruzan con la inclusión financiera, como la bancarización, la disposición a emprender, el éxito promedio de las empresas nuevas, los factores sociales y de marginación que se asocian con una baja inclusión, por mencionar algunos ejemplos. Esta versión de la Encuesta Nacional de Inclusión Financiera (ENIF), trae muchos datos que a mi manera parecer, son buenas noticias en cuanto a la dirección en la que vamos avanzando en relación con la inclusión financiera. Para empezar, cabe decir que en 2021, 56.7 millones de personas de 18 a 70 años en México tenían algún tipo de producto financiero formal (cuenta de ahorro, crédito, seguro o Afore), lo que marca un avance con respecto a 2018 de 5%, año en el que la cifra era de 54.0 millones de personas. Un segundo dato muy relevante es que el 49.1% de la población de 18 a 70 años (41.1 millones de personas) en México tenía una cuenta en un banco o institución financiera, aumentando con respecto a 2018 un 4.2%. En aquel año, la proporción era de 47.1%. Población de 18 a 70 años que tiene al menos un producto financiero (Porcentaje) [caption id="attachment_79012" align="alignnone" width="700"]Fuente: INEGI y CNBV. Fuente: INEGI y CNBV.[/caption] Hay que reconocer que los rezagos de género salen a relucir en lo que se refiere a la inclusión financiera, sin que hayamos avanzado mucho como país para aminorar esa brecha entre hombres y mujeres. La ENIF revela que el 42.6% de las mujeres de 18 a 70 años tenían una cuenta de ahorro formal, mientras que esa proporción en el caso de los hombres es de 56.4%, mostrando una brecha enorme entre hombres y mujeres de nada menos que 13.8 puntos porcentuales. Pero un aspecto en el que la brecha de género no aumentó, sino por el contrario, disminuyó, es en lo relativo al crédito. En comparación con la ENIF 2018, el crédito para las mujeres reportó un crecimiento de 2.5 puntos porcentuales y para los hombres medio punto porcentual. La brecha a favor de los hombres disminuyó de 4.1 a solo 2.1 puntos porcentuales. Es interesante que en el crédito no se vea una brecha tan amplia entre hombres y mujeres; 31.7% de las mujeres y 33.8% de los hombres de 18 a 70 años dijeron tener algún crédito formal. Al hablar de crédito, se incluye la tenencia de tarjeta de crédito departamental (o autoservicio), bancaria, crédito de nómina, personal, automotriz, de vivienda, comunitario, grupal o solidario, y para 2021, se considera también el crédito contratado por internet o aplicación de celular. Población de 18 a 70 años con tenencia de al menos un crédito formal (Porcentaje) El seguro se contrajo tanto en hombres como mujeres En comparación con 2018, la tenencia de seguro disminuyó 4.4 puntos porcentuales. El seguro incluye la tenencia de seguro de vida, gastos médicos, de auto, contra accidentes, de casa, de educación, plan privado de retiro y otros. Los datos de la ENIF 2021 revelan que 17.6 millones de personas de 18 a 70 años tenían al menos un seguro, pero en 2018 eran 20.1 millones de personas, siendo el 25.4% de la población en esa edad.  El que 2.5 millones de personas dejaran de tener al menos un seguro, nos habla de la vulnerabilidad económica que dejó la pandemia, paradójicamente cuando más se necesita un seguro.  De la población de 18 a 70 años, 16.4% de las mujeres y 26.1% de los hombres declararon tener algún seguro, lo que implica una brecha de 9.7 puntos porcentuales.    Población de 18 a 70 años que cuenta con al menos un tipo de seguro (Porcentaje) ¿Qué revela la ENIF 2021 en infraestructura financiera? En 2021, 70.8% de la población de 18 a 70 años utilizó algún canal financiero:
  • 52.1% cajero automático
  • 43.9% corresponsal financiero (establecimientos comerciales)
  • 41.5% alguna sucursal bancaria. 
En comparación con 2018, incrementó el uso de cajeros automáticos (7.2 puntos porcentuales) y corresponsales (4.1), mientras que disminuyó el uso de sucursales (1.6 puntos porcentuales). Estos resultados son muy buenas noticias por varias razones:
  1. El que haya más personas utilizando los cajeros automáticos que en 2018, nos habla no solo de más personas acudiendo a realizar retiros, sino un mayor aprovechamiento de esa red, que también sirve para realizar operaciones como pagos, transferencias, entre otros.
  2. El papel de los establecimientos comerciales en la bancarización queda de manifiesto por el crecimiento en el uso de esos canales. Independientemente de si puede o no ser un medio un tanto caro, lo que no debemos perder de vista la practicidad y cercanía con las personas, por lo que son un actor notorio y relevante en la escena financiera del país.
  3. Que cada vez menos personas acudan a la sucursal, nos muestra que los bancos sí han adaptado toda clase de procesos y recursos, tanto humanos como tecnológicos, logrando que como usuarios dependamos cada vez menos de estar en una sucursal para realizar nuestras operaciones cotidianas. Aquí la pregunta que conviene hacerse cada uno de nosotros para comprobar esta hipótesis es: ¿Hace cuánto que no me paro en una sucursal de mi banco?
Últimos comentarios La ENIF 2021 es una muestra clara de cómo un instrumento estadístico para la toma de decisiones debe no solo producirse sino ir mejorando con el paso del tiempo. Esto se puede confirmar con los cambios que han sido incorporados en la ENIF para no dejar pasar el papel tan relevante que han venido jugando rápidamente en el sistema financiero las empresas llamadas fintech. En la actualidad, uno como usuario del sistema financiero mexicano puede tener una cuenta de banco completamente en línea, obtener un préstamo personal sin contar con historial de crédito, o hasta obtener un crédito hipotecario sin pisar una sucursal para tener una entrevista cara a cara con un ejecutivo. Dicho sea de paso, esta bancarización en el nicho que tiene su boom actualmente en México, el de Fintech, ha migrado también a otros sectores como el de la venta de autos, donde uno puede comprar o vender un auto por internet de una manera muy segura y formal. Finalmente, no me gustaría dejar pasar que la ENIF también nos ayuda mucho a conocernos mejor en cómo es nuestro comportamiento como clientes del sistema financiero.  De acuerdo con la ENIF 2021, 66.6% de la población de 18 a 70 años lleva un registro de sus gastos o los de su hogar. El 51.4% separa el dinero para pagos o deudas del gasto diario, 41.5% lleva un registro de los recibos o deudas y 23.5% hace anotaciones de los gastos.  Por otro lado, aquí no hay tal distinción entre mujeres y hombres, ambos son más o menos igual de preocupados por el registro de los gastos. El 65.8% de las mujeres y 67.5% de los hombres de 18 a 70 años llevan un registro de sus gastos o los de su hogar.  Hay buenas noticias: la inclusión financiera avanza.   Twitter: @romero_hicks  Facebook: José Luis Romero Hicks   Referencias https://www.inegi.org.mx/app/saladeprensa/noticia.html?id=7339   " ["post_title"]=> string(52) "Registra avances la Inclusión Financiera en México" ["post_excerpt"]=> string(123) "José Luis Romero Hicks nos comparte las buenas noticias respecto al avance de la inclusión financiera en nuestro país. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(50) "registra-avances-la-inclusion-financiera-en-mexico" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-05-17 12:43:04" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-05-17 17:43:04" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=79010" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [1]=> object(WP_Post)#17878 (24) { ["ID"]=> int(79151) ["post_author"]=> string(2) "55" ["post_date"]=> string(19) "2022-05-20 09:28:45" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-05-20 14:28:45" ["post_content"]=> string(5587) "La Ley Federal de Juegos y Sorteos vigente la creó Matusalén en 1947. Así viajó por 57 años sin reglamento, hasta que, en el año 2004, en el sexenio de Vicente Fox, se publicó el “conjunto ordenado de reglas o preceptos dictados por la autoridad competente para la ejecución de una ley”, es decir, su Reglamento que contiene varias modificaciones y adiciones menores del año 2013. De esta manera, por muchos, muchos años la Ley fue un manjar de discrecionalidad para su aplicación y a la fecha no tenemos una Ley de Juegos con Apuesta moderna y eficiente que logre que esta importantísima Industria se desarrolle a su potencial, por la gran cantidad de empleos bien remunerados que puede producir, así como derechos e impuestos. Ha habido intentos por legislar en la materia. En 1995 la H. Cámara de Diputados convocó a un foro que se realizó en la floreciente Bahía de Huatulco. Financiados por Luis Bravo Tornel ―entusiasta caballista y criador ya desaparecido― fuimos a exponer las necesidades de la Industria Hípica, es decir, lo que las carreras de caballos con apuesta requerían. La iniciativa no progresó. Años después, en el sexenio de Enrique Peña Nieto, bajo la conducción de Ricardo Mejía Berdeja, entonces diputado federal, ahora subsecretario de Seguridad Pública Federal convocó a otro foro ahora en la Perla Tapatía para discutir la creación de una nueva Ley. Volvimos a exponer el estado en que se encontraba nuestra actividad ―advirtiendo su deterioro― e hicimos propuestas para crear una auténtica Industria Hípica con todo lo que ello implica. La iniciativa se aprobó en la Cámara de Diputados, pero en el Senado se atoró y sigue durmiendo el sueño de los justos. Sin duda, reglamentar esta actividad pudiera ser importante y extrañamente desde el Ejecutivo Federal se presentan iniciativas que no van a llegar a ningún puerto, como la rechazada reforma eléctrica o la electoral.  Recientemente, doña Olga Sánchez Cordero ―a su paso por la secretaría de Gobernación― convocó a una serie de consultas para revivir la iniciativa y crear una nueva Ley. Se fue a presidir el Senado de la República y desde ahí, no ha movido un dedo para impulsarla.  Así pues, aunque el juego con apuesta existe y es una realidad ―a lo largo y ancho del país existen más de 300 casas de juego auténticos casinos― a los que hay que sumar todos los casinos en línea en donde se puede apostar deportes y todo tipo de ofertas, desde su computadora o teléfono móvil. Es claro que toda está competencia de las diferentes modalidades de juego, afecta a las carreras de caballos con apuesta, pues como dice el clásico: “no es lo mismo conectar una máquina tragamonedas china a la corriente eléctrica, que criar un caballo de carreras y rifársela”. Es por ello por lo que una nueva legislación debe de alcanzar a la industria hípica. En el estado de Nuevo México se logró que las máquinas tragamonedas aportaran un pequeño porcentaje de la apuesta que generan a los premios que ofrecen los hipódromos de ese estado fronterizo y con ello la Industria de las carreras de caballos ha florecido. Los premios que ofrecen las plantas hípicas son fenomenales y muchas personas quieren tener un caballo de carreras. Es la única forma en que la actividad renazca, cuando los actores del espectáculo compitan por buenas bolsas y no por los cacahuates que ofrece la permisionaria del Hipódromo de las Américas. Además de procurar que la Dirección General de Juegos y Sorteos, que comanda Manuel Marcué Diaz, apruebe la creación de un Órgano Rector bajo la rectoría del Estado, como funcionan estas “Comisiones”, para vigilar, supervisar y fomentar las carreras de caballos en el Hipódromo de las Américas, y así conseguir la anhelada transparencia para proteger a todos los participantes, pues por el momento el Órgano Técnico de Consulta que ejecuta estas funciones, sin tener las facultades legales para ello, no las garantiza. Como segundo paso, las asociaciones que estamos interesadas en que las carreras de caballos sean de primera clase, tendremos que cabildear con el Ejecutivo Federal y los órganos legislativos para contar, a la brevedad posible, con una nueva Ley Federal de Juegos con Apuesta que impulse toda esta actividad. ¡Mis lectores estarán de acuerdo!  Gracias por sus comentarios." ["post_title"]=> string(53) "La Importancia de una Nueva Ley de Juegos con Apuesta" ["post_excerpt"]=> string(161) "Para que la industria hípica renazca, será necesario impulsar una nueva ley de Juegos con Apuesta para proteger a todos quienes hacen posible esta actividad. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(53) "la-importancia-de-una-nueva-ley-de-juegos-con-apuesta" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-05-20 13:22:31" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-05-20 18:22:31" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=79151" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } } ["post_count"]=> int(2) ["current_post"]=> int(-1) ["in_the_loop"]=> bool(false) ["post"]=> object(WP_Post)#17948 (24) { ["ID"]=> int(79010) ["post_author"]=> string(2) "79" ["post_date"]=> string(19) "2022-05-17 12:43:04" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-05-17 17:43:04" ["post_content"]=> string(11303) "Entre los instrumentos de información estadística y económica con los que contamos en el país, uno de los más importantes y que los analistas esperamos con más expectativa es el de la Encuesta Nacional de Inclusión Financiera (ENIF 2021), elaborada por la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV). Esta encuesta tiene como objetivo generar información estadística e indicadores oficiales a nivel nacional, regional y por tamaño de localidad que les permita a las autoridades financieras hacer diagnósticos, diseñar políticas públicas y establecer metas en materia de inclusión y educación financiera.  En este cuarto levantamiento de la ENIF 2021, se incorporaron cambios y  actualizaciones necesarias para atender los nuevos requerimientos de información y consideraciones de la Política Nacional de Inclusión Financiera (PNIF), y se exploraron otros fenómenos como las afectaciones económicas ocasionadas por la emergencia sanitaria causada por el Covid-19 o el incremento de la relevancia de las llamadas fintech. El bienestar financiero, los canales de contratación de los productos financieros, entre otros, son aspectos nuevos de esta versión de la ENIF. El mundo académico también está muy pendiente de esta nueva versión de la ENIF, pues permite a los estudiosos sobre el tema, generar una comprensión más amplia de muchos fenómenos que se entrecruzan con la inclusión financiera, como la bancarización, la disposición a emprender, el éxito promedio de las empresas nuevas, los factores sociales y de marginación que se asocian con una baja inclusión, por mencionar algunos ejemplos. Esta versión de la Encuesta Nacional de Inclusión Financiera (ENIF), trae muchos datos que a mi manera parecer, son buenas noticias en cuanto a la dirección en la que vamos avanzando en relación con la inclusión financiera. Para empezar, cabe decir que en 2021, 56.7 millones de personas de 18 a 70 años en México tenían algún tipo de producto financiero formal (cuenta de ahorro, crédito, seguro o Afore), lo que marca un avance con respecto a 2018 de 5%, año en el que la cifra era de 54.0 millones de personas. Un segundo dato muy relevante es que el 49.1% de la población de 18 a 70 años (41.1 millones de personas) en México tenía una cuenta en un banco o institución financiera, aumentando con respecto a 2018 un 4.2%. En aquel año, la proporción era de 47.1%. Población de 18 a 70 años que tiene al menos un producto financiero (Porcentaje) [caption id="attachment_79012" align="alignnone" width="700"]Fuente: INEGI y CNBV. Fuente: INEGI y CNBV.[/caption] Hay que reconocer que los rezagos de género salen a relucir en lo que se refiere a la inclusión financiera, sin que hayamos avanzado mucho como país para aminorar esa brecha entre hombres y mujeres. La ENIF revela que el 42.6% de las mujeres de 18 a 70 años tenían una cuenta de ahorro formal, mientras que esa proporción en el caso de los hombres es de 56.4%, mostrando una brecha enorme entre hombres y mujeres de nada menos que 13.8 puntos porcentuales. Pero un aspecto en el que la brecha de género no aumentó, sino por el contrario, disminuyó, es en lo relativo al crédito. En comparación con la ENIF 2018, el crédito para las mujeres reportó un crecimiento de 2.5 puntos porcentuales y para los hombres medio punto porcentual. La brecha a favor de los hombres disminuyó de 4.1 a solo 2.1 puntos porcentuales. Es interesante que en el crédito no se vea una brecha tan amplia entre hombres y mujeres; 31.7% de las mujeres y 33.8% de los hombres de 18 a 70 años dijeron tener algún crédito formal. Al hablar de crédito, se incluye la tenencia de tarjeta de crédito departamental (o autoservicio), bancaria, crédito de nómina, personal, automotriz, de vivienda, comunitario, grupal o solidario, y para 2021, se considera también el crédito contratado por internet o aplicación de celular. Población de 18 a 70 años con tenencia de al menos un crédito formal (Porcentaje) El seguro se contrajo tanto en hombres como mujeres En comparación con 2018, la tenencia de seguro disminuyó 4.4 puntos porcentuales. El seguro incluye la tenencia de seguro de vida, gastos médicos, de auto, contra accidentes, de casa, de educación, plan privado de retiro y otros. Los datos de la ENIF 2021 revelan que 17.6 millones de personas de 18 a 70 años tenían al menos un seguro, pero en 2018 eran 20.1 millones de personas, siendo el 25.4% de la población en esa edad.  El que 2.5 millones de personas dejaran de tener al menos un seguro, nos habla de la vulnerabilidad económica que dejó la pandemia, paradójicamente cuando más se necesita un seguro.  De la población de 18 a 70 años, 16.4% de las mujeres y 26.1% de los hombres declararon tener algún seguro, lo que implica una brecha de 9.7 puntos porcentuales.    Población de 18 a 70 años que cuenta con al menos un tipo de seguro (Porcentaje) ¿Qué revela la ENIF 2021 en infraestructura financiera? En 2021, 70.8% de la población de 18 a 70 años utilizó algún canal financiero:
  • 52.1% cajero automático
  • 43.9% corresponsal financiero (establecimientos comerciales)
  • 41.5% alguna sucursal bancaria. 
En comparación con 2018, incrementó el uso de cajeros automáticos (7.2 puntos porcentuales) y corresponsales (4.1), mientras que disminuyó el uso de sucursales (1.6 puntos porcentuales). Estos resultados son muy buenas noticias por varias razones:
  1. El que haya más personas utilizando los cajeros automáticos que en 2018, nos habla no solo de más personas acudiendo a realizar retiros, sino un mayor aprovechamiento de esa red, que también sirve para realizar operaciones como pagos, transferencias, entre otros.
  2. El papel de los establecimientos comerciales en la bancarización queda de manifiesto por el crecimiento en el uso de esos canales. Independientemente de si puede o no ser un medio un tanto caro, lo que no debemos perder de vista la practicidad y cercanía con las personas, por lo que son un actor notorio y relevante en la escena financiera del país.
  3. Que cada vez menos personas acudan a la sucursal, nos muestra que los bancos sí han adaptado toda clase de procesos y recursos, tanto humanos como tecnológicos, logrando que como usuarios dependamos cada vez menos de estar en una sucursal para realizar nuestras operaciones cotidianas. Aquí la pregunta que conviene hacerse cada uno de nosotros para comprobar esta hipótesis es: ¿Hace cuánto que no me paro en una sucursal de mi banco?
Últimos comentarios La ENIF 2021 es una muestra clara de cómo un instrumento estadístico para la toma de decisiones debe no solo producirse sino ir mejorando con el paso del tiempo. Esto se puede confirmar con los cambios que han sido incorporados en la ENIF para no dejar pasar el papel tan relevante que han venido jugando rápidamente en el sistema financiero las empresas llamadas fintech. En la actualidad, uno como usuario del sistema financiero mexicano puede tener una cuenta de banco completamente en línea, obtener un préstamo personal sin contar con historial de crédito, o hasta obtener un crédito hipotecario sin pisar una sucursal para tener una entrevista cara a cara con un ejecutivo. Dicho sea de paso, esta bancarización en el nicho que tiene su boom actualmente en México, el de Fintech, ha migrado también a otros sectores como el de la venta de autos, donde uno puede comprar o vender un auto por internet de una manera muy segura y formal. Finalmente, no me gustaría dejar pasar que la ENIF también nos ayuda mucho a conocernos mejor en cómo es nuestro comportamiento como clientes del sistema financiero.  De acuerdo con la ENIF 2021, 66.6% de la población de 18 a 70 años lleva un registro de sus gastos o los de su hogar. El 51.4% separa el dinero para pagos o deudas del gasto diario, 41.5% lleva un registro de los recibos o deudas y 23.5% hace anotaciones de los gastos.  Por otro lado, aquí no hay tal distinción entre mujeres y hombres, ambos son más o menos igual de preocupados por el registro de los gastos. El 65.8% de las mujeres y 67.5% de los hombres de 18 a 70 años llevan un registro de sus gastos o los de su hogar.  Hay buenas noticias: la inclusión financiera avanza.   Twitter: @romero_hicks  Facebook: José Luis Romero Hicks   Referencias https://www.inegi.org.mx/app/saladeprensa/noticia.html?id=7339   " ["post_title"]=> string(52) "Registra avances la Inclusión Financiera en México" ["post_excerpt"]=> string(123) "José Luis Romero Hicks nos comparte las buenas noticias respecto al avance de la inclusión financiera en nuestro país. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(50) "registra-avances-la-inclusion-financiera-en-mexico" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-05-17 12:43:04" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-05-17 17:43:04" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=79010" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } ["comment_count"]=> int(0) ["current_comment"]=> int(-1) ["found_posts"]=> int(24) ["max_num_pages"]=> float(12) ["max_num_comment_pages"]=> int(0) ["is_single"]=> bool(false) ["is_preview"]=> bool(false) ["is_page"]=> bool(false) ["is_archive"]=> bool(true) ["is_date"]=> bool(false) ["is_year"]=> bool(false) ["is_month"]=> bool(false) ["is_day"]=> bool(false) ["is_time"]=> bool(false) ["is_author"]=> bool(false) ["is_category"]=> bool(true) ["is_tag"]=> bool(false) ["is_tax"]=> bool(false) ["is_search"]=> bool(false) ["is_feed"]=> bool(false) ["is_comment_feed"]=> bool(false) ["is_trackback"]=> bool(false) ["is_home"]=> bool(false) ["is_privacy_policy"]=> bool(false) ["is_404"]=> bool(false) ["is_embed"]=> bool(false) ["is_paged"]=> bool(false) ["is_admin"]=> bool(false) ["is_attachment"]=> bool(false) ["is_singular"]=> bool(false) ["is_robots"]=> bool(false) ["is_favicon"]=> bool(false) ["is_posts_page"]=> bool(false) ["is_post_type_archive"]=> bool(false) ["query_vars_hash":"WP_Query":private]=> string(32) "4de1b29794c190bfdf3d34b336f6bf94" ["query_vars_changed":"WP_Query":private]=> bool(false) ["thumbnails_cached"]=> bool(false) ["stopwords":"WP_Query":private]=> NULL ["compat_fields":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(15) "query_vars_hash" [1]=> string(18) "query_vars_changed" } ["compat_methods":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(16) "init_query_flags" [1]=> string(15) "parse_tax_query" } }

Registra avances la Inclusión Financiera en México

José Luis Romero Hicks nos comparte las buenas noticias respecto al avance de la inclusión financiera en nuestro país.

mayo 17, 2022

La Importancia de una Nueva Ley de Juegos con Apuesta

Para que la industria hípica renazca, será necesario impulsar una nueva ley de Juegos con Apuesta para proteger a todos quienes hacen...

mayo 20, 2022




Más de categoría

LOS PETRODÓLARES, UNA MONEDA

A lo largo de la historia se ha observado una correlación entre precio del barril de petróleo e índice...

mayo 26, 2022

La lamentable pérdida de Eugenio López Rodea, fundador del grupo Jumex

El pasado 20 de mayo de 2022, falleció el empresario Eugenio López Rodea, fundador de Jumex, a la edad...

mayo 25, 2022

¿Es la educación la clave de la movilidad social? 

Bajo la promesa de que la educación es la clave para la movilidad social, muchos estudiantes estadounidenses se endeudan...

mayo 24, 2022
Los datos de empleo y el indicador adelantado de la actividad económica dan signos alentadores para el segundo trimestre del año

Los datos de empleo y el indicador adelantado de la actividad económica dan signos alentadores para el segundo trimestre del año

Ayer el INEGI nos reveló buenas noticias en el panorama económico. Recién acababa de publicar que el Indicador Adelantado...

mayo 24, 2022