Una carta escrita especialmente para ti…

El amor es mucho más que un sentimiento o un estatus emocional porque es el verdadero motor de la vida.

26 de diciembre, 2022

Cada mes de diciembre, en Navidad, acostumbro abrirle las puertas de mi corazón a la nostalgia y… ¿cómo no hacerlo?, si ha pasado un año en el que he vivido todo tipo de emociones y es un buen momento para evaluar cuánto he logrado. Pero hoy desperté con una gran sorpresa que me provocó un sobresalto del que todavía no me repongo: no es diciembre ni Navidad, ¡hoy es el último día de mi vida!

Me quedan poco menos de 22 horas y no sé si serán suficientes para abrazar a tanta gente; para dar tantos besos; para pedir mil perdones; para pegar tantos vidrios rotos; para tomar tantas copas de vino y brindar con cada una por tantos buenos amigos; para estrenar toda esa ropa que no quiero que se quede en el armario; para grabar mi programa de televisión favorito y verlo tantas veces hasta aburrirme; para reír y saltar hasta que mi cuerpo se quede sin una gota de energía; para recordar todos los juguetes que recibí en Navidad y Día de Reyes; para ordenar tantos papeles; para comer tantos chocolates y pasteles; para saludar a tanta gente que anda por las calles y que algún día me sirvió en algo; para regresar a los lugares en donde pasé momentos inolvidables; para ver tantas fotos; para hacer tantas llamadas; para llorar tantas lágrimas; para escuchar mis canciones favoritas tantas veces como recuerdos tengo de ellas.

A pesar de que el día está comenzando y el sol todavía no despierta ¡siento que ya es demasiado tarde!. sé que el “tic-tac” no se detendrá y sé también que ya no tengo tiempo. Por eso te escribo a ti que eres mi único refugio y aunque ya no podré escuchar tus respuestas, espero que mis palabras te ayuden a tomar un nuevo camino, a vivir mejor cada día, a tomar en serio el compromiso de vivir al máximo y de disfrutar todo lo que Dios te ofrece, todo lo que Él sirvió para ti en el banquete de la vida. Debes tener presente que cada día que pasa se te va un pedazo de corazón, cuerpo, mente, alma…

Voy a empezar hablándote de la familia: ¿cómo son tus padres? ¿verdad que son increíbles? ellos velaron tu sueño cuando ni siquiera sabías que estabas vivo: Mamá te enseñó a comer, a estar limpio, a dormir tranquilamente; Papá te enseñó a caminar, a reparar tus primeros juguetes y se volvió loco cuando por fin dijiste las sílabas mágicas: pa-pa; tu hermano mayor fue desde el principio el cómplice perfecto… ¿Qué hacemos ahora? era la pregunta que guiaba cada momento que pasaron juntos, lo admirabas tanto que de pronto te transformaste de admirador a héroe cuando a casa llegó un nuevo integrante y entonces fuiste tú quien enseñó el secreto para lograr las mejores travesuras.

¿Cómo es ahora tu familia?, ¿aún viven juntos? Lo más seguro es que cada quién haya tomado un camino diferente pero, ¿sabes?, eso no importa porque los lazos del corazón no se separan nunca. Tus padres están ahí, en cada uno de los momentos de tu vida, físicamente pueden estar muy lejos pero basta con que cierres los ojos unos segundos para que aparezcan en tu mente y tu corazón palpite más rápido al sentir todo el amor que ellos sienten por ti… ¿ves qué fácil? ¡Llámalos simplemente para escuchar su voz y diles mil veces que los quieres! , cuando estés con ellos atiéndelos y entiéndelos, a través de ellos la vida te da la oportunidad de tener un trato directo con Dios.

¿Quién es tu mejor amigo, o amiga? ¿cuánto tiempo pasas a su lado?, ¿qué canción escucharon juntos la última vez?, ¿la han cantado a dueto como si fueran las máximas estrellas del espectáculo? ¿de qué platican? ¿Qué lugares frecuentan? ¿Cuál fue el último consejo que le pediste? ¿Has llorado con él o con ella? ¿Te has refugiado en su casa cuando el mundo te ha parecido tan pequeño que no encuentras un lugar para ti? ¿Te acordaste de felicitarlo en su cumpleaños?… basta con que puedas responder a una de estas preguntas para que yo te diga ¡felicidades! porque tienes en las manos algo precioso que se llama amistad. Cultívala siempre y dales a tus amigos tus mejores momentos, regálales el orgullo de presumirte y que todos puedan decir: “…ese/esa que va ahí es mi amigo (a)…”

Ahora voy a hablarte de mi tema favorito: el amor.

El amor es mucho más que un sentimiento o un estatus emocional porque es el verdadero motor de la vida; cuando amas a alguien te conviertes en un ser invencible, en la persona que nunca pierde el buen humor; tus ojos son los más brillantes y hermosos; ríes por todo y a todos les regalas esa sonrisa que te hace ser diferente; en casa, eres la compañía que los demás necesitan para sentirse bien; en el trabajo eres el mejor integrante del equipo y todos quieren estar cerca de ti; cuando amas a alguien ¡¡todo tiene sentido!! ¿Sabes por qué? porque esa es la suerte de tener una ilusión.

Hace mucho tiempo me pregunté: ¿cómo puedo saber a quien amar sin temor a equivocarme? y fue la vida misma la que me dio la respuesta…¡arriésgate! porque no sabes lo que hay detrás de la pared; llegará el momento en el que tu camino se unirá al de un ser verdaderamente maravilloso que será capaz de cambiar tu vida desde el primer momento en el que entre a ella. ¿Sabes por qué? porque Dios antes de serlo, fue un niño y como tal aprendió a hacer travesuras y “nunca se le quitó esa maña”, así que cuando naciste, nació también en algún momento antes o después la otra mitad de tu vida, pero los puso en puntos distantes y no solo eso, les dio toda una vida para encontrarse.

La verdadera travesura es que no te dio “tips” para encontrar a esa persona, pero no te preocupes, que tu corazón es más precavido y siempre está preparado para reconocer cuando frente a ti se encuentra ese alguien que al principio tú mismo no sabes qué tiene de especial.

Tiene una mirada limpia y el brillo de sus ojos te lo demuestra; un ser especial es aquel que adivina tus gustos como si te conociera de toda la vida y no podría ser de otra manera si en realidad te ha esperado siempre y también te ha buscado toda su vida.

Nunca olvides que un detalle demuestra muchas cosas porque es un espejo que te ayuda a conocer el alma de quien te lo gasta, porque te permite saber que está al pendiente de ti, que puede convertir una pequeñez en algo verdaderamente importante que te hará sentir bien; alguien especial que se contagia con tus deseos de superación y siempre está ahí para ayudarte a lograr tus metas; que sabe dejarte solo cuando es eso lo que necesitas, que si hace algo que te haga tener un buen día… su mejor recompensa es saberte feliz; parece que viviera para ti pero tiene la capacidad de vivir su propia vida con alegrías, tristezas, retos y todo porque es feliz y ¡te ama!

Esa persona tiene el maravilloso don de hacerte sentir importante siempre y esa es la esencia de la pareja; busca todos los días cómo demostrarte que eres todo, lo más bello, lo más delicado; te regala el mejor chiste en el momento adecuado, hace del mejor restaurante o de una banca del parque el lugar más especial para estar contigo; te regala algo extraño; en un aniversario te regala un dulce riquísimo; guarda el periódico para enseñarte una noticia importante; te espera horas en el mostrador de una boutique…¡ Te enseña a disfrutar cada minuto que pasan juntos, te llama sin motivo, te escribe una carta, aprovecha el tiempo para decir “te quiero”; se aparece por sorpresa y te invita a una cafetería en donde disfrutas de un postre delicioso. Esa persona es la única a la que identificarías dentro de un grupo de miles. ¿Sabes por qué? Porque tienes la capacidad de presentir su presencia.

El verdadero amor es una oportunidad, pero como tal puede escaparse de las manos ¡no lo permitas! porque tal vez solo llamará a tu puerta una vez. Déjame ahora regalarte una frase que algún día leí, entendí y la hice tan mía que en el momento preciso me permitió no dejar pasar esa oportunidad, la comparto contigo, tómala como un regalo especial: “Toma, es sólo un corazón, tenlo en la mano y cuando llegue el día…abre tu mano para que el sol lo caliente”.

Sueña todos los días en que ese momento llegará para ti, no tengas miedo porque Dios no nos hubiera dado la capacidad de soñar, sin darnos también la capacidad de convertir esos sueños en realidad.

Te pregunto: ¿amas verdaderamente?, ¿te aman de verdad? Ahora esa misma pregunta háztela cuando estés completamente solo.

Si tu respuesta es “sí”, vive intensamente ese amor y cada día hazlo parte de tu vida, recuerda que la convivencia de todos los días es la antesala del “caminar juntos”.

Si tu respuesta es “no”, no te aflijas ni corras contra el tiempo, recuerda que las cosas importantes llegan a nuestra vida cuando no las estamos buscando, de una forma inexplicable, por eso son especiales solo te pido que no dejes de buscar y ¡prepárate! Tal vez ese momento esté muy cerca.

Conoce todas las facetas del amor: ama a tus padres, ama a tus hermanos, ama a tus amigos, adora a tu pareja, ama a toda la gente que está cerca de ti y que te ha demostrado muchas veces que te quiere, ama tus cosas materiales y úsalas para vivir bien y para ayudar a quien carece de ellas, aprende a amar el dolor y la tristeza porque son

caminos que te llevan a estar más cerca de Dios ¡ayúdalo a cargar la cruz!

¡Ama la vida! porque no tendrás oportunidad de volver a vivir, ama la naturaleza y cuídala porque alguien viene detrás de ti y ese alguien puede ser tu hijo.

¡Ámate con todo el corazón y demuéstrate ese amor cada día de tu vida! Un sabio dijo en algún momento:

“La vida es acción. Quien no actúa es como si hubiera nacido muerto, transcurre por su época como la sombra de una sombra. No se puede ascender cuando no se ama la luz. El reptil rechaza la cima que es una meta reservada al impulso divino de las alas” Nunca lo olvides.

Inevitablemente la tarde llega poco a poco y debo terminar esta carta. ¡¡¡Gracias!!! por ayudarme a ocupar de la mejor manera mis últimas horas, espero que todo lo que hasta aquí has leído te sirva para que a partir de mañana tu vida sea diferente “en algo”… Esa será mi mejor recompensa y aunque ya no estaré aquí para disfrutar al verte viviendo mejor, mi corazón siempre estará contigo para acompañarte. ¡Vive, disfruta…ama! para que cuando llegue el día en que también a ti te despierte un sobresalto y el “tic-tac” te dé 24 horas, tengas menos cosas que hacer que las que yo tuve que hacer hoy y espero sinceramente que ese día…¡¡podamos conocernos!!

Comentarios


Pérdida y cambio

Pérdida y cambio

El fracaso es una gran oportunidad para empezar otra vez con más inteligencia. -Henry Ford

junio 11, 2024
¿Eres responsable de tu vida?

¿Le preguntas o le respondes a la vida?

Te animo a obtener una nueva y valiosa herramienta de vida.

mayo 24, 2024




Más de categoría
Pérdida y cambio

Pérdida y cambio

El fracaso es una gran oportunidad para empezar otra vez con más inteligencia. -Henry Ford

junio 11, 2024
21

21

Nuestro viaje tomó entonces rumbos distintos, más bien paralelos y cada quién vivió lo que le tocaba vivir con...

junio 10, 2024
¡VitaminaT!

¡VitaminaT!

Irradia luz y entusiasmo con este par de propuestas.

junio 7, 2024
¿Eres responsable de tu vida?

¿Le preguntas o le respondes a la vida?

Te animo a obtener una nueva y valiosa herramienta de vida.

mayo 24, 2024