Qué es el síndrome del impostor y su impacto en el mundo del emprendimiento

El síndrome del impostor se refiere a un patrón de comportamientos por los cuales las personas no son capaces de interiorizar sus logros y sufren de un miedo constante a equivocarse y no cumplir con sus expectativas...

2 de septiembre, 2020

El síndrome del impostor se refiere a un patrón de comportamientos por los cuales las personas no son capaces de interiorizar sus logros y sufren de un miedo constante a equivocarse y no cumplir con sus expectativas profesionales.

Algunos aspectos que reflejan si un individuo padece de este síndrome son:

– Menosprecia su trabajo.

– Su autocrítica es excesiva y lo lleva a sabotear sus ideas.

– Es perfeccionista. Se presiona demasiado para alcanzar sus metas.

– Tiene miedo al fracaso.




– Acostumbra compararse con los demás.

 

Este síndrome puede perjudicar a un emprendedor de la siguiente manera:

– Haciendo que cobre menos por su trabajo al no sentirse merecedor.

– Afecta su desempeño.

– Puede rechazar nuevas oportunidades porque no valora su verdadero potencial.

– Posterga la consecución de nuevas ideas y estrategias en su proyecto empresarial por no sentirse capacitado para llevarlas a la acción.

 

Una forma de superar el síndrome del impostor es revisando los resultados positivos que has alcanzado a lo largo de tu trayectoria profesional, tales como:

– Haber incrementado tus ventas aun en época de crisis.

– Conseguir que tu negocio ayude a otras personas y los inspire a emprender.

– Ser autónomo y vivir de tu negocio.

– Revisa los comentarios que has recibido de clientes satisfechos.

– Fíjate metas SMART (Específicas, Medibles, Alcanzables, Relevantes y con un Tiempo límite).

La próxima vez que te encuentres en una situación en la que te sientas fuera de tu zona de confort, concéntrate en que puede ser una experiencia que te ayude a crecer y a hacer cambios en tu vida que favorezcan tu desarrollo.

Ser un emprendedor implica tener un marcado sentido de persistencia y de mejora continua. 

Es fundamental superar esos momentos en donde sientas los síntomas del síndrome del impostor. Por eso hay que seguir estudiando, actualizándose y renovándose para luego aportar lo aprendido a tu emprendimiento.

Hay que esforzarse por ser la mejor versión de uno mismo y dejar de sentirse menos competente por no haber logrado lo que otras personas.

Recuerda que no existe el fracaso, existe el éxito y el aprendizaje.  

 

Comentarios

Liderazgo Institucional vs Liderazgo unipersonal

Las naciones que han salido mejor libradas de esta crisis, más que héroes salvadores y milagrosos, poseen instituciones sólidas, confiables y funcionales....

febrero 19, 2021

Las pequeñas cosas: el inicio del camino

Seguir el rastro de las pequeñas cosas no es tarea fácil. En este espacio hemos apenas explorado los significados de ciertas palabras...

febrero 22, 2021




Más de categoría
la idea de liderazgo

Era Covid: breve disección de la idea de liderazgo

La pandemia ha confirmado que la gran mayoría de los modos de liderazgo del pasado ya no son eficaces...

marzo 5, 2021

8 de marzo: ¿cómo lo conmemoramos?

    8 de marzo: ¿cómo lo conmemoramos? En 1975 cursaba yo el tercer año de la carrera de...

marzo 2, 2021

Las pequeñas cosas: relatos

“La felicidad consiste en poner de acuerdo tus pensamientos, tus palabras y tus hechos.”  – Mahatma Gandhi, Pensador y...

marzo 1, 2021