Sobre la crisis de combustibles: ¿es correcta la estrategia del gobierno?

Una característica de la filosofía griega fue que muchos de sus pensadores hicieron el símil entre justicia y medicina. Lo dice Platón en El Gorgias...

14 de enero, 2019

Una característica de la filosofía griega fue que muchos de sus pensadores hicieron el símil entre justicia y medicina. Lo dice Platón en El Gorgias y en La República: la medicina restituye la armonía del cuerpo; la justicia restituye la armonía de la polis –y la del alma, pero, en pro de la brevedad, no quiero abordar esto último ahora–.

En El Gorgias, Sócrates señala que si un hombre está gravemente enfermo, necesitará un tratamiento acorde. Se comportaría irracionalmente tal hombre y moriría si en lugar de aceptar el tratamiento se enfureciera con el médico y le diera muerte. Platón, usando a Sócrates como personaje, se plantea lo que pasaría si ese hipotético médico fuera acusado por un cocinero ante un tribunal de niños:

«Niños: este hombre [el médico] os ha causado muchos males a vosotros; a los más pequeños de vosotros los destroza cortando y quemando sus miembros, y os hace sufrir enflaqueciéndoos y sofocándoos; os da las bebidas más amargas y os obliga a pasar hambre y sed; no como yo [el cocinero], que os hartaba con toda clase de manjares agradables.» (El Gorgias, 521e-522a).

Sin duda el tribunal de niños –dicho con todo respeto a los niños, pero es el ejemplo que pone Platón en el diálogo; en aquellos tiempos no existía la corrección política– condenaría a muerte al médico. Mucha gente actúa en las redes sociales como este hipotético tribunal.

Sabíamos que el problema del robo de combustibles a PEMEX era grande, pero quizá muchos no teníamos idea ni de la envergadura ni de la gravedad que ahora ha revelado el gobierno de López Obrador. Es un problema de seguridad nacional que requiere acción inmediata. El gobierno está actuando y quizá muchos ciudadanos se estén comportando como los niños a que se refiere el diálogo El Gorgias.

Hay que analizar la cuestión con mucho cuidado, prescindiendo de filias y fobias. No se trata de criticar al presidente porque se le odia, ni de defenderlo porque se le ama. Actuar así es un sinsentido cuyo único resultado es exacerbar la ya de por sí hostil polarización social.




Es verdad que el robo de combustible a PEMEX, conocido como “huachicoleo”, requería una acción extrema y calculada. Volviendo al símil de la medicina, en cierto sentido los combustibles son la “sangre” de un país, pues en virtud de ellos hay “circulación” de bienes y personas y es posible la economía y el comercio, elementos fundamentales para el sostenimiento material de toda sociedad (incluso de las comunistas; ya hablaré de ello en otro momento). Ningún tratamiento médico, aún cuando se refiera al corazón, puede ser tal que impida permanentemente la circulación de la sangre, pues entonces el remedio sería la causa eficiente directa de la muerte del paciente. Este mismo principio es aplicable al caso que nos ocupa.

El actual gobierno ha demostrado determinación para enfrentar un problema que no fue debidamente combatido por las pasadas administraciones, en concreto la de Enrique Peña y la de Felipe Calderón. Se ha puesto en marcha una estrategia muy controvertida: el cierre de los ductos que distribuyen los combustibles en la región occidente del país, sustituyendo dicha distribución a través de vehículos terrestres que, sí, son más lentos, lo que ha provocado que los suministros no sean suficientes en varias entidades federativas.

El gobierno ha actuado teniendo en consideración los posibles impactos –al menos eso es lo que uno esperaría–, a pesar de las críticas que ha recibido por parte de la oposición, especialmente del PAN y del PRI, que han tomado una actitud estridente y catastrofista y han acusado a la actual administración de ineptitud. Por supuesto que el gobierno debió prever que la distribución de combustibles a través de vehículos terrestres sería lenta y muy probablemente insuficiente para satisfacer la demanda. Queda claro que es un problema de logística, no de inexistencia de las gasolinas. Aún así, evaluó que debía seguir la estrategia y previó establecer las medidas necesarias para regularizar el suministro en un corto plazo: el gobierno ha dicho que es cuestión de días, y que la situación se normalizará muy pronto (quizá el fin de semana o empezando la siguiente). Volviendo al símil: el médico se decantó por un procedimiento asumiendo los riesgos, pero seguro de que, a final de cuentas, el paciente se recuperaría.

Vamos a esperar el plazo que ha fijado el gobierno, de lo contrario estaríamos comportándonos como los hipotéticos familiares de un paciente que quieren correr al médico y a su equipo cuando ni siquiera han terminado de operar, o sea, en el quirófano y a la mitad del procedimiento, lo cual sería una locura, porque entonces de verdad el paciente moriría.

Cuando falta irrigación sanguínea en el cuerpo, puede ocurrir la necrosis de tejidos. Análogamente, la insuficiencia de combustible puede ocasionar desabasto en productos como alimentos y medicinas. El “tejido” a afectarse en la sociedad son las economías locales, pues sus sistemas circulatorios (flujos de abastecimiento) pueden quedar interrumpidos, con riesgo de necrosis. Insisto: el “tratamiento” aplicado por el gobierno podría parecer extremo (yo creo que no; sí es enérgico) y sin duda va a causar molestias; pero no lo puede ser a tal grado que la circulación de combustibles cese por completo, porque entonces el paciente morirá.

Demos al gobierno el plazo que ha pedido. Es lo menos que podemos hacer. Es más: es lo único que podemos hacer por el momento. Si el suministro de combustibles se normaliza, enhorabuena. Y si no, pues ya tendremos mucho de qué preocuparnos y de qué hablar. Lo que no se vale es propiciar un ambiente de pánico en el ínterin.

Comentarios

Una característica de la filosofía griega fue que muchos de sus pensadores hicieron el símil entre justicia y medicina. Lo dice Platón...

enero 1, 1970

Una característica de la filosofía griega fue que muchos de sus pensadores hicieron el símil entre justicia y medicina. Lo dice Platón...

enero 1, 1970




Más de categoría

AMLO vs los Intelectuales

López Obrador y un grupo de personas a las que llamó “intelectuales” se engancharon en una discusión. ¿Qué fue...

julio 17, 2020

AMLO y Trump: ¿Qué gana México con este encuentro?

Con la visita del presidente Andrés Manuel López Obrador al presidente Donald Trump, México está formalizando una relación a...

julio 10, 2020

¿Es López Obrador el presidente más atacado de los últimos 100 años?

Hace unos días, en el marco de la celebración de la victoria electoral del 1 de julio de 2018,...

julio 6, 2020

¿Qué tan grande fue la victoria de AMLO y MORENA en 2018?

Para darnos una idea de la tremenda magnitud del triunfo de MORENA y sus aliados en 2018, he aquí...

julio 3, 2020