¿Funciona la Guardia Nacional? AMLO aumenta 50 mil millones a su presupuesto

¿Se acabó el “abrazos no balazos”? porque de resultar eficiente la operación de la Guardia Nacional con el mandato presidencial de no enfrentamientos violentos, no habría por qué sumar 50 mil millones de pesos al presupuesto de...

30 de julio, 2021
Publicidad
Publicidad

¿Se acabó el “abrazos no balazos”? porque de resultar eficiente la operación de la Guardia Nacional con el mandato presidencial de no enfrentamientos violentos, no habría por qué sumar 50 mil millones de pesos al presupuesto de 35 mil 600 millones de pesos anuales que se le venía destinando.

Cien mil elementos equivalentes a 3 mil efectivos en promedio por estado y la CDMX no parecen suficientes. Con el aumento, el gobierno federal pretende cuando menos duplicar la formación antes de terminar el sexenio. Como todo, la capacitación y búsqueda de los perfiles adecuados son obstáculos en el tiempo.

Sin embargo, este fin de semana Andrés Manuel López Obrador reveló que solamente un estado de la República no registró muertes dolosas, y que estas ascendieron a 236 en 48 horas. Los números son de fracaso, mayo alcanza casi los 3 mil homicidios (2963) es un incremento mensual de 3,57 % frente a los 2.861 asesinatos reportados en abril y un aumento anual de 1,26 % ante los 2.926 registrados en mayo del año pasado.

Esto es, a pesar de la pandemia, la reducción del 2% que dice la secretaria de Seguridad Rosa Icela Rodríguez, es un mal resultado por la contracción del mercado en todos los sentidos, y las restricciones de movilidad que se relajaron hasta el primer trimestre del 2021.

A la decisión de la Guardia Nacional habrá que agregar el desmantelamiento de elementos del Ejército y la Marina que pasaron a formar parte de este grupo, aproximadamente 30 mil elementos.

Sin embargo, el otro problema en puerta de la Guardia es que la cadena de mando puede sufrir fuertes repercusiones si el presidente no logra la reforma constitucional para pasar a la Guardia Nacional al Ejército.  El próximo presidente podría optar por desligarla totalmente del mando castrense y trazar una ruta vertical a la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, lo que devendría en tres organismos castrenses. 


Publicidad
Publicidad


De hecho la Guardia ya se puede considerar más fuerte que la Secretaría de Marina. El problema de extirpar el carácter civil de la Guardia es que, de llegar a los 200 mil elementos, resultaría en una fuerza muy cercana al Ejercito Mexicano, solo le restaría la Fuerza Aérea, una institución muy debilitada.

El otro dilema que mete un alto grado de incertidumbre es qué hacer con la Secretaría de Seguridad si López Obrador logra la reforma para fusionar la Guardia al Ejército. Ni siquiera en el papel tendría razón de ser de la dependencia de Rosa Icela Rodríguez.

La estrategia de Palacio Nacional para militarizar un gran número de funciones civiles es análoga a la de Hugo Chávez en Venezuela, que cimentó la fuerza del Partido Socialista Unido de Venezuela a través de las Fuerzas Armadas. De los 33 ministerios de Venezuela, nueve están dirigidos por militares retirados o en ejercicio. Dicho número de funcionarios gubernamentales representa 26,4% de un gabinete donde la milicia tiene gran relevancia.

La hegemonía militar comenzó cuando Hugo Chávez dio inicio al “Plan Bolívar 2000”, la primera de muchas misiones donde oficiales del ejército caminaban de puerta en puerta por casas y escuelas para coordinar programas sociales, educativos y de salud, dando así una mejor imagen entre la población.

Maduro continuó desde el 2013 con esa dinámica y hasta el 2019 el 26% de los ministerios están en manos de militares activos y retirados, sin embargo, no todo ha sido la fidelidad esperada. El miércoles 7 de julio renovó la cúpula militar al cambiar a los comandantes del Ejército, la Armada, la Guardia Nacional Bolivariana (GNB, policía militarizada) y al jefe del comando estratégico operacional, aunque ratificó al ministro de Defensa, Vladimir Padrino.

Dijo Maduro en un acto de ascenso de oficiales: “Como se acostumbra cada 7 de julio, he tomado la decisión de hacer una renovación necesaria para la continuidad de los planes, pero para imprimir nueva energía, nueva fuerza a nuestros mandos militares fundamentales”.

Minutos antes y por sorpresa, mientras anunciaba su ascenso, Maduro nombró como responsable del comando estratégico operacional al mayor general Domingo Hernández Larez, quien hasta ahora estaba al frente del Ejército.

Comentarios
Publicidad
Publicidad
object(WP_Query)#18598 (51) { ["query"]=> array(5) { ["cat"]=> int(15) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(68758) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "20-08-2021" ["before"]=> string(10) "17-09-2021" ["inclusive"]=> bool(true) } } } ["query_vars"]=> array(65) { ["cat"]=> int(15) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(68758) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "20-08-2021" ["before"]=> string(10) "17-09-2021" ["inclusive"]=> bool(true) } } ["error"]=> string(0) "" ["m"]=> string(0) "" ["p"]=> int(0) ["post_parent"]=> string(0) "" ["subpost"]=> string(0) "" ["subpost_id"]=> string(0) "" ["attachment"]=> string(0) "" ["attachment_id"]=> int(0) ["name"]=> string(0) "" ["pagename"]=> string(0) "" ["page_id"]=> int(0) ["second"]=> string(0) "" ["minute"]=> string(0) "" ["hour"]=> string(0) "" ["day"]=> int(0) ["monthnum"]=> int(0) ["year"]=> int(0) ["w"]=> int(0) ["category_name"]=> string(18) "opinion-y-analisis" ["tag"]=> string(0) "" ["tag_id"]=> string(0) "" ["author"]=> string(0) "" ["author_name"]=> string(0) "" ["feed"]=> string(0) "" ["tb"]=> string(0) "" ["paged"]=> int(0) ["meta_key"]=> string(0) "" ["meta_value"]=> string(0) "" ["preview"]=> string(0) "" ["s"]=> string(0) "" ["sentence"]=> string(0) "" ["title"]=> string(0) "" ["fields"]=> string(0) "" ["menu_order"]=> string(0) "" ["embed"]=> string(0) "" ["category__in"]=> array(0) { } ["category__not_in"]=> array(0) { } ["category__and"]=> array(0) { } ["post__in"]=> array(0) { } ["post_name__in"]=> array(0) { } ["tag__in"]=> array(0) { } ["tag__not_in"]=> array(0) { } ["tag__and"]=> array(0) { } ["tag_slug__in"]=> array(0) { } ["tag_slug__and"]=> array(0) { } ["post_parent__in"]=> array(0) { } ["post_parent__not_in"]=> array(0) { } ["author__in"]=> array(0) { } ["author__not_in"]=> array(0) { } ["ignore_sticky_posts"]=> bool(false) ["suppress_filters"]=> bool(false) ["cache_results"]=> bool(true) ["update_post_term_cache"]=> bool(true) ["lazy_load_term_meta"]=> bool(true) ["update_post_meta_cache"]=> bool(true) ["post_type"]=> string(0) "" ["nopaging"]=> bool(false) ["comments_per_page"]=> string(2) "50" ["no_found_rows"]=> bool(false) ["order"]=> string(0) "" } ["tax_query"]=> object(WP_Tax_Query)#18580 (6) { ["queries"]=> array(1) { [0]=> array(5) { ["taxonomy"]=> string(8) "category" ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(15) } ["field"]=> string(7) "term_id" ["operator"]=> string(2) "IN" ["include_children"]=> bool(true) } } ["relation"]=> string(3) "AND" ["table_aliases":protected]=> array(1) { [0]=> string(21) "rt_term_relationships" } ["queried_terms"]=> array(1) { ["category"]=> array(2) { ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(15) } ["field"]=> string(7) "term_id" } } ["primary_table"]=> string(8) "rt_posts" ["primary_id_column"]=> string(2) "ID" } ["meta_query"]=> object(WP_Meta_Query)#18614 (9) { ["queries"]=> array(0) { } ["relation"]=> NULL ["meta_table"]=> NULL ["meta_id_column"]=> NULL ["primary_table"]=> NULL ["primary_id_column"]=> NULL ["table_aliases":protected]=> array(0) { } ["clauses":protected]=> array(0) { } ["has_or_relation":protected]=> bool(false) } ["date_query"]=> object(WP_Date_Query)#18587 (5) { ["queries"]=> array(4) { [0]=> array(6) { ["after"]=> string(10) "20-08-2021" ["before"]=> string(10) "17-09-2021" ["inclusive"]=> bool(true) ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["relation"]=> string(3) "AND" ["column"]=> string(18) "rt_posts.post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["time_keys"]=> array(14) { [0]=> string(5) "after" [1]=> string(6) "before" [2]=> string(4) "year" [3]=> string(5) "month" [4]=> string(8) "monthnum" [5]=> string(4) "week" [6]=> string(1) "w" [7]=> string(9) "dayofyear" [8]=> string(3) "day" [9]=> string(9) "dayofweek" [10]=> string(13) "dayofweek_iso" [11]=> string(4) "hour" [12]=> string(6) "minute" [13]=> string(6) "second" } } ["request"]=> string(463) "SELECT SQL_CALC_FOUND_ROWS rt_posts.ID FROM rt_posts LEFT JOIN rt_term_relationships ON (rt_posts.ID = rt_term_relationships.object_id) WHERE 1=1 AND ( ( rt_posts.post_date >= '2021-08-20 00:00:00' AND rt_posts.post_date <= '2021-09-17 00:00:00' ) ) AND rt_posts.ID NOT IN (68758) AND ( rt_term_relationships.term_taxonomy_id IN (15) ) AND rt_posts.post_type = 'post' AND (rt_posts.post_status = 'publish') GROUP BY rt_posts.ID ORDER BY RAND() LIMIT 0, 2" ["posts"]=> array(2) { [0]=> object(WP_Post)#18603 (24) { ["ID"]=> int(70059) ["post_author"]=> string(2) "84" ["post_date"]=> string(19) "2021-09-03 08:54:53" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2021-09-03 13:54:53" ["post_content"]=> string(8108) "Asumir una convicción de forma profunda y general conlleva infinidad de consecuencias; la forma en que concibamos las cosas –aún sin ser conscientes de ello– determina nuestros actos.  Cada convicción consciente se convertirá en un fundamento que rija la narrativa que se articule a partir de ella. Dependiendo del tipo de decisiones que tomemos a este respecto, el mundo en que habitemos será objetivamente distinto.  En el artículo de la semana pasada se planteaba la posibilidad de elegir conscientemente las convicciones que, superponiéndose a prejuicios y miedos, sustituyan nuestras creencias inconscientes para regir con ellas nuestro comportamiento como humanidad. Una vez asumida esta posibilidad, la pregunta que emerge de manera natural sería: ¿Hay unas convicciones mejores que otras o cualquiera que se escoja tiene el mismo valor? Y en caso de que unas sean preferibles a otras, ¿bajo qué criterio se escogen las convicciones “correctas”? Lo primero es decir categóricamente que sí, que en efecto hay convicciones más deseables que otras y por eso el definir criterios para jerarquizarlas resulta fundamental. Uso con toda intención la palabra “jerarquizar” porque, por más que resulte políticamente incorrecto decirlo, hay ideas y valores más deseables que otros. El nazismo hitleriano no es intercambiable en términos de valor con la desobediencia civil pacífica de Gandhi, por más que todo mundo sea libre de pensar lo que quiera.   Tomemos como referencia la primera pregunta del ejemplo anterior para tratar de encontrar algunos elementos objetivos que funcionen como criterios para definir cuál de las convicciones planteadas es más deseable. La pregunta decía así: 1.- Para explicarnos los fenómenos naturales, ¿preferimos un mito o una tradición, o mejor optamos por la investigación científica? Lo primero es plantearse si alguna de las dos alternativas es intrínsecamente mejor que la otra. A mi juicio, la respuesta es: sí. Una primera razón es que la ciencia llega como consecuencia del proceso evolutivo de las ideas humanas. Del mito y de la tradición emerge la ciencia como instrumento para explicar lo que los primeros no podían. E incluso dentro de la propia ciencia el proceso evolutivo no cesa. Debió existir Newton, como máximo exponente de la física tradicional, para que emergiera Einstein y relativizara lo que hasta entonces se consideraba como verdades cósmicas absolutas.  Una segunda razón es porque en el mito no cabe la ciencia. Cuando una verdad se asume como dogma inquebrantable, la duda científica es expurgada. Mientras que en el mundo de la ciencia, la tradición y el mito cohabitan siempre y cuando sea posible cuestionarlos. La ciencia, en tanto producto humano que busca la certeza y la verdad de una vez y para siempre, se articula creando paradigmas, que en cierta forma equivalen a los mitos, sin embargo, a pesar de buscar certezas, la ciencia se permite la duda, la crítica, el cuestionamiento, lo que abre espacio para muchos de esos paradigmas que se creían inamovibles se sustituyan por nuevas comprensiones un poco más “verdaderas”. El mito, por su parte, se asume como la explicación final y definitiva que no permite cuestionamiento ni mejora. En una última instancia, la ciencia podría probar que el mito es verdadero, mientras que desde el mito, el cuestionamiento científico es inaceptable.  El proceso evolutivo del planeta entero tiende a la amplitud, a la complejidad, a la especialización. Cada nueva etapa de la evolución abre un nuevo espacio que integra y abraza a lo existente en el estadio anterior, por eso en el mundo newtoniano la relatividad es inimaginable, mientras que en mundo relativo de Einstein, Newton es el cimiento principal.     Una tercera razón es que mientras el mito se explica de forma distinta en cada región del mundo y en cada tiempo, las explicaciones de la ciencia son universales y atemporales. No hay matemáticas americanas, matemáticas rusas o matemáticas islámicas. Lo mismo ocurre con el tiempo, las matemáticas es un lenguaje atemporal, y si bien las desarrolladas en épocas antiguas eran más básicas y elementales, eran parte de un mismo cuerpo de conocimiento que, como buen proceso evolutivo, se ha ido ampliando y complejizando con cada nuevo descubrimiento, pero cuyos fundamentos continúan aplicando hoy, lo mismo que aplicaban en la Grecia clásica. Mientras que, por su parte, las concepciones míticas sí responden al tiempo, espacio e idiosincrasia en que fueron articuladas.  Asumir esta –o cualquier otra– convicción de forma profunda y general conlleva infinidad de consecuencias, porque la forma en que concibamos las cosas –aún sin ser conscientes de ello– determina nuestros actos. Por ejemplo, una vez que aceptamos como humanidad que sea la ciencia la que explique lo relacionado con los fenómenos naturales, ya no habrá lugar para continuar negando el cambio climático, las políticas sanitarias referentes a la Covid-19 –o cualquier otra contingencia de salud– se decidirán desde el criterio médico y no político o económico, los datos estadísticos serán centrales para definir cómo y dónde aplicar determinadas políticas públicas y dónde y cuándo no hacerlo, y un largo etcétera. Por eso las convicciones no son asunto menor. Se trata de fundamentos que rigen las narrativas que decidamos articular, y según sean unas u otras, el mundo en que habitemos será objetivamente distinto.  Y el mismo ejercicio podríamos hacer con las otras dos preguntas del ejemplo, y con muchas más que nos permitirían redefinir nuestras convicciones por encima de las creencias que nos lastran. Pero siempre, para escoger la respuesta más apropiada, lo deseable es tomar como criterio central las características mismas del proceso evolutivo en general y de las tendencias que ha seguido el desarrollo humano a lo largo de los siglos. Por ello siempre serán más valiosas las convicciones más amplias, aquellas que den cabida a escenarios más complejos, las que permitan una mayor diversidad, una mayor especialización, que favorezcan más matices, que armonicen la mayor cantidad de variables, y aquellas que nunca se consideren a sí mismas como productos terminados, sino como procesos vivos del desarrollo humano.      Y es desde ahí, de esa redefinición voluntaria y consciente de nuestras convicciones como humanos universales, conservando la particularidad cultural de cada visión del mundo, que resulta indispensable construir las premisas que den sentido a nuestro modo de pensar, a nuestras leyes, a nuestra convivencia social, sobre todo ante los enormes retos que el presente y el futuro próximo ponen ante nosotros como especie.  En los artículos siguientes repasaremos posibles convicciones que a mi juicio deberían formar parte de nuestras nuevas narrativas que nos permitan superar del todo esta Era Covid que nos agobia y que de forma tan brutal ha desnudado nuestras limitaciones y contradicciones.    Web: www.juancarlosaldir.com Instagram:  jcaldir Twitter:   @jcaldir    Facebook: Juan Carlos Aldir" ["post_title"]=> string(58) "Creando nuevas narrativas: Sistematizando las convicciones" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(57) "creando-nuevas-narrativas-sistematizando-las-convicciones" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2021-09-03 08:54:53" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2021-09-03 13:54:53" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=70059" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [1]=> object(WP_Post)#18529 (24) { ["ID"]=> int(70256) ["post_author"]=> string(2) "38" ["post_date"]=> string(19) "2021-09-09 11:24:09" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2021-09-09 16:24:09" ["post_content"]=> string(8639) "Sin lugar a dudas, el tema de los migrantes en México se ha convertido en un grave problema que, por no darle la atención y solución debida, se está convirtiendo en un Caos. Cada día llegan más personas de países de Centroamérica, de Haití y hasta de países africanos que buscan utilizar a México como puente para ir a los Estados Unidos. Y muchos de ellos al no lograrlo, terminan quedándose donde pueden. HACIA EL CAOS La situación es tan grave que el titular de la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (Comar), Andrés Ramírez, afirmó en días pasados que están rebasados en su capacidad para poder atender la demanda de solicitudes de migrantes porque se triplicó el número de peticiones, debido a la llegada de haitianos por la frontera sur de México. Suman 18 883 solicitudes cuando en el año 2020 solo de Haití había 5957, más los de centro y sudamericanos. Por otra parte, en la entrevista que dio al diario La Razón admitió que en las peticiones de los haitianos no se les puede conceder la condición de refugiados ni de asilados debido a que no llegaron a México por persecución o por violación sistemática de derechos humanos. Esto lleva a que en la Comisión mexicana de Ayuda a Refugiados no se pueda procesar todos los casos porque ha sido rebasada en mucho la capacidad de la institución. Por ello deben de buscarse otras alternativas migratorias para que estas personas puedan tener un cauce de salida. Y las cosas se complican dado que por razones humanitarias no se les puede regresar a su país de origen, ocasionando que los migrantes se desesperen e intenten irse a los Estados Unidos en caravanas.  Este 2021 el número de resoluciones aumentó en relación a los años anteriores. Al corte de julio, se dieron 17 726 resoluciones, en promedio, 2532 mensuales. En 2019 hubo 22 956 resoluciones; un promedio de 1913 casos. En 2020 fueron 17 719; 1477 por mes, rebasando cualquier pronóstico. Esto ocasionará siempre estar rezagados con la cantidad que siguen llegando. La Comar ha sido rebasada, por lo que se hace un llamado a los migrantes caribeños a que tengan paciencia y busquen otras alternativas que tendrán que ser ofrecidas por las autoridades mexicanas, ya que en la Comar se hace lo humanamente posible, apoyado por la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR) y la Secretaría de Gobernación (Segob). Obviamente ante la excesiva llegada de migrantes se requiere aumentar los recursos económicos y humanos para fortalecer la capacidad operativa de la Comar dado que actualmente laboran 400 personas, 100 ubicadas en las sedes de Tapachula y Palenque, Chiapas. Éstas no se dan abasto para atender a los migrantes centroamericanos y caribeños. Hasta el cierre de agosto ocupan el primer lugar los hondureños con 29 699, que casi alcanza la de todo 2019, cuando se tuvieron 30 107; en segundo lugar, los haitianos con 18 883; en tercer lugar los cubanos con 7375; les siguen los salvadoreños con 4813; después los venezolanos con 4179; luego los guatemaltecos con 3308; continúan los chilenos con 2590; los nicaragüenses con 2196; y 1243 brasileños, aunque en este último caso son hijos de haitianos. La ACNUR les apoyará con cuatro tráileres para contar con 16 salas de entrevistas adicionales, cuatro en cada uno de los vehículos. Se contratarán tres traductores más para un total de siete porque los haitianos no hablan español. ¿Y LOS DERECHOS HUMANOS? Como si lo anterior no fuera suficiente, al grave problema del aumento de migrantes se suma ante esta crisis migratoria el tema de los derechos humanos, pues la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) pareciera que no existe. Ante los hechos que se han suscitado en los enfrentamientos entre migrantes y la Guardia Nacional, la CNDH únicamente ha emitido una recomendación en la frontera sur al Instituto Nacional de Migración (INM) y a la Fiscalía General del Estado de Chiapas por la muerte de dos personas migrantes de nacionalidad haitiana y ghanesa, las cuales fallecieron al estar alojadas en las instalaciones de la Estación Migratoria Siglo XXI. La recomendación indica que el INM debía brindar la reparación integral por los daños causados a las familias e inscribirlas en el Registro Nacional de Víctimas, así como dar seguimiento a la queja contra autoridades responsables. Insisto, estimados lectores, como si la CNDH no existiera, y nadie supiera dónde está y qué hace la amiga que López designó como presidenta: Rosario Piedra Ibarra. Ésta no ha emitido ningún estudio o informe especial sobre la situación de los migrantes en México, pese al aumento de personas que buscan cruzar la frontera sur. Llama la atención que la CNDH sí ha elaborado recomendaciones en el caso del Covid-19 en centros penitenciarios o la educación de niñas, niños y adolescentes con discapacidad en México. Pero de trata de personas, defunciones en estaciones migratorias, protección de menores de edad migrantes, así como violaciones a derechos humanos durante operativos, nada. Sin importarle a la CNDH que ha recibido, desde 2010, 604 quejas por acciones y omisiones contra los derechos humanos de personas migrantes y sus familiares en México, concentrándose el 48.5% de ellas, en la frontera sur. Información contenida en el Informe Situacional de los Derechos Humanos 2021: una radiografía estatal, señala que las quejas por estos actos se concentran en Chiapas con 193 y Tabasco con 100 al corte de marzo de 2021. Pero en el informe no se detalla en cuántos casos se abrió un expediente por estos hechos o si la queja fue desechada por la CNDH.  Llama la atención el desinterés de la CNDH en estos temas, ya sea motu proprio o quizás ordenado por quien designó en el cargo a Rosario Piedra, porque las agresiones a migrantes, particularmente a los de nacionalidad haitiana, han sido difundidas en los medios. Así también las autoridades migratorias separan grupos de familias al momento de dispersar las caravanas. ¿ENCUBRIMIENTO? ¿MENTIRAS? ¿CINISMO? Lo que acontece en nuestra frontera sur llama mucho la atención. Pareciera que a la actual administración no le interesa, o bien la orden es mano dura, contenerlos para que no lleguen a los Estados Unidos como si fuéramos el muro que no terminaron en la frontera norte. Dado que el discurso de López es siempre de no represión, de ayudarlos, y ahora hasta incluye, en el colmo del cinismo, que no se les deja pasar para que no enfrenten los grandes peligros que existen para llegar a EUA,  Mientras tanto, los miles y miles de migrantes siguen quedándose en la frontera sur sin dejar de lado que también muchos logran colarse y desbalagarse en los estados de nuestro país, y si no consiguen llegar a territorio yanqui, simplemente se quedaran en México que, tristemente, no está para seguir sumando más personas. Así la cruda realidad de otro fracaso más de esta nefasta administración y su 4T.  " ["post_title"]=> string(60) "De Frente y Claro | MIGRANTES, GRAVE PROBLEMA QUE VA AL CAOS" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(57) "de-frente-y-claro-migrantes-grave-problema-que-va-al-caos" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2021-09-09 11:24:09" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2021-09-09 16:24:09" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=70256" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } } ["post_count"]=> int(2) ["current_post"]=> int(-1) ["in_the_loop"]=> bool(false) ["post"]=> object(WP_Post)#18603 (24) { ["ID"]=> int(70059) ["post_author"]=> string(2) "84" ["post_date"]=> string(19) "2021-09-03 08:54:53" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2021-09-03 13:54:53" ["post_content"]=> string(8108) "Asumir una convicción de forma profunda y general conlleva infinidad de consecuencias; la forma en que concibamos las cosas –aún sin ser conscientes de ello– determina nuestros actos.  Cada convicción consciente se convertirá en un fundamento que rija la narrativa que se articule a partir de ella. Dependiendo del tipo de decisiones que tomemos a este respecto, el mundo en que habitemos será objetivamente distinto.  En el artículo de la semana pasada se planteaba la posibilidad de elegir conscientemente las convicciones que, superponiéndose a prejuicios y miedos, sustituyan nuestras creencias inconscientes para regir con ellas nuestro comportamiento como humanidad. Una vez asumida esta posibilidad, la pregunta que emerge de manera natural sería: ¿Hay unas convicciones mejores que otras o cualquiera que se escoja tiene el mismo valor? Y en caso de que unas sean preferibles a otras, ¿bajo qué criterio se escogen las convicciones “correctas”? Lo primero es decir categóricamente que sí, que en efecto hay convicciones más deseables que otras y por eso el definir criterios para jerarquizarlas resulta fundamental. Uso con toda intención la palabra “jerarquizar” porque, por más que resulte políticamente incorrecto decirlo, hay ideas y valores más deseables que otros. El nazismo hitleriano no es intercambiable en términos de valor con la desobediencia civil pacífica de Gandhi, por más que todo mundo sea libre de pensar lo que quiera.   Tomemos como referencia la primera pregunta del ejemplo anterior para tratar de encontrar algunos elementos objetivos que funcionen como criterios para definir cuál de las convicciones planteadas es más deseable. La pregunta decía así: 1.- Para explicarnos los fenómenos naturales, ¿preferimos un mito o una tradición, o mejor optamos por la investigación científica? Lo primero es plantearse si alguna de las dos alternativas es intrínsecamente mejor que la otra. A mi juicio, la respuesta es: sí. Una primera razón es que la ciencia llega como consecuencia del proceso evolutivo de las ideas humanas. Del mito y de la tradición emerge la ciencia como instrumento para explicar lo que los primeros no podían. E incluso dentro de la propia ciencia el proceso evolutivo no cesa. Debió existir Newton, como máximo exponente de la física tradicional, para que emergiera Einstein y relativizara lo que hasta entonces se consideraba como verdades cósmicas absolutas.  Una segunda razón es porque en el mito no cabe la ciencia. Cuando una verdad se asume como dogma inquebrantable, la duda científica es expurgada. Mientras que en el mundo de la ciencia, la tradición y el mito cohabitan siempre y cuando sea posible cuestionarlos. La ciencia, en tanto producto humano que busca la certeza y la verdad de una vez y para siempre, se articula creando paradigmas, que en cierta forma equivalen a los mitos, sin embargo, a pesar de buscar certezas, la ciencia se permite la duda, la crítica, el cuestionamiento, lo que abre espacio para muchos de esos paradigmas que se creían inamovibles se sustituyan por nuevas comprensiones un poco más “verdaderas”. El mito, por su parte, se asume como la explicación final y definitiva que no permite cuestionamiento ni mejora. En una última instancia, la ciencia podría probar que el mito es verdadero, mientras que desde el mito, el cuestionamiento científico es inaceptable.  El proceso evolutivo del planeta entero tiende a la amplitud, a la complejidad, a la especialización. Cada nueva etapa de la evolución abre un nuevo espacio que integra y abraza a lo existente en el estadio anterior, por eso en el mundo newtoniano la relatividad es inimaginable, mientras que en mundo relativo de Einstein, Newton es el cimiento principal.     Una tercera razón es que mientras el mito se explica de forma distinta en cada región del mundo y en cada tiempo, las explicaciones de la ciencia son universales y atemporales. No hay matemáticas americanas, matemáticas rusas o matemáticas islámicas. Lo mismo ocurre con el tiempo, las matemáticas es un lenguaje atemporal, y si bien las desarrolladas en épocas antiguas eran más básicas y elementales, eran parte de un mismo cuerpo de conocimiento que, como buen proceso evolutivo, se ha ido ampliando y complejizando con cada nuevo descubrimiento, pero cuyos fundamentos continúan aplicando hoy, lo mismo que aplicaban en la Grecia clásica. Mientras que, por su parte, las concepciones míticas sí responden al tiempo, espacio e idiosincrasia en que fueron articuladas.  Asumir esta –o cualquier otra– convicción de forma profunda y general conlleva infinidad de consecuencias, porque la forma en que concibamos las cosas –aún sin ser conscientes de ello– determina nuestros actos. Por ejemplo, una vez que aceptamos como humanidad que sea la ciencia la que explique lo relacionado con los fenómenos naturales, ya no habrá lugar para continuar negando el cambio climático, las políticas sanitarias referentes a la Covid-19 –o cualquier otra contingencia de salud– se decidirán desde el criterio médico y no político o económico, los datos estadísticos serán centrales para definir cómo y dónde aplicar determinadas políticas públicas y dónde y cuándo no hacerlo, y un largo etcétera. Por eso las convicciones no son asunto menor. Se trata de fundamentos que rigen las narrativas que decidamos articular, y según sean unas u otras, el mundo en que habitemos será objetivamente distinto.  Y el mismo ejercicio podríamos hacer con las otras dos preguntas del ejemplo, y con muchas más que nos permitirían redefinir nuestras convicciones por encima de las creencias que nos lastran. Pero siempre, para escoger la respuesta más apropiada, lo deseable es tomar como criterio central las características mismas del proceso evolutivo en general y de las tendencias que ha seguido el desarrollo humano a lo largo de los siglos. Por ello siempre serán más valiosas las convicciones más amplias, aquellas que den cabida a escenarios más complejos, las que permitan una mayor diversidad, una mayor especialización, que favorezcan más matices, que armonicen la mayor cantidad de variables, y aquellas que nunca se consideren a sí mismas como productos terminados, sino como procesos vivos del desarrollo humano.      Y es desde ahí, de esa redefinición voluntaria y consciente de nuestras convicciones como humanos universales, conservando la particularidad cultural de cada visión del mundo, que resulta indispensable construir las premisas que den sentido a nuestro modo de pensar, a nuestras leyes, a nuestra convivencia social, sobre todo ante los enormes retos que el presente y el futuro próximo ponen ante nosotros como especie.  En los artículos siguientes repasaremos posibles convicciones que a mi juicio deberían formar parte de nuestras nuevas narrativas que nos permitan superar del todo esta Era Covid que nos agobia y que de forma tan brutal ha desnudado nuestras limitaciones y contradicciones.    Web: www.juancarlosaldir.com Instagram:  jcaldir Twitter:   @jcaldir    Facebook: Juan Carlos Aldir" ["post_title"]=> string(58) "Creando nuevas narrativas: Sistematizando las convicciones" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(57) "creando-nuevas-narrativas-sistematizando-las-convicciones" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2021-09-03 08:54:53" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2021-09-03 13:54:53" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=70059" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } ["comment_count"]=> int(0) ["current_comment"]=> int(-1) ["found_posts"]=> int(49) ["max_num_pages"]=> float(25) ["max_num_comment_pages"]=> int(0) ["is_single"]=> bool(false) ["is_preview"]=> bool(false) ["is_page"]=> bool(false) ["is_archive"]=> bool(true) ["is_date"]=> bool(false) ["is_year"]=> bool(false) ["is_month"]=> bool(false) ["is_day"]=> bool(false) ["is_time"]=> bool(false) ["is_author"]=> bool(false) ["is_category"]=> bool(true) ["is_tag"]=> bool(false) ["is_tax"]=> bool(false) ["is_search"]=> bool(false) ["is_feed"]=> bool(false) ["is_comment_feed"]=> bool(false) ["is_trackback"]=> bool(false) ["is_home"]=> bool(false) ["is_privacy_policy"]=> bool(false) ["is_404"]=> bool(false) ["is_embed"]=> bool(false) ["is_paged"]=> bool(false) ["is_admin"]=> bool(false) ["is_attachment"]=> bool(false) ["is_singular"]=> bool(false) ["is_robots"]=> bool(false) ["is_favicon"]=> bool(false) ["is_posts_page"]=> bool(false) ["is_post_type_archive"]=> bool(false) ["query_vars_hash":"WP_Query":private]=> string(32) "7dda21d7b8875d34454e55cfd2dae573" ["query_vars_changed":"WP_Query":private]=> bool(false) ["thumbnails_cached"]=> bool(false) ["stopwords":"WP_Query":private]=> NULL ["compat_fields":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(15) "query_vars_hash" [1]=> string(18) "query_vars_changed" } ["compat_methods":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(16) "init_query_flags" [1]=> string(15) "parse_tax_query" } }

Creando nuevas narrativas: Sistematizando las convicciones

Asumir una convicción de forma profunda y general conlleva infinidad de consecuencias; la forma en que concibamos las cosas –aún sin ser...

septiembre 3, 2021

De Frente y Claro | MIGRANTES, GRAVE PROBLEMA QUE VA AL CAOS

Sin lugar a dudas, el tema de los migrantes en México se ha convertido en un grave problema que, por no darle...

septiembre 9, 2021




Más de categoría
De Frente Y Claro | EL COMBATE A LOS SECUESTROS, OTRO FRACASO MÁS EN LA 4T

De Frente Y Claro | EL COMBATE A LOS SECUESTROS, OTRO FRACASO MÁS EN LA 4T

La Impotencia, el Coraje, la Frustración que se siente cuando enfrentas el secuestro de un familiar, un amigo, es...

septiembre 16, 2021
Vacunas a menores y el regreso a clases | El Meollo del Asunto

El Meollo del Asunto | Vacunas a menores y el regreso a clases

El pasado 30 de agosto, los niños, niñas y adolescentes en el país regresaron a clases presenciales después de...

septiembre 16, 2021
Claudia mejor calificada que López Obrador, llega al tercer Informe con la sombra de Ebrard y Monreal

Claudia mejor calificada que López Obrador, llega al tercer Informe con la sombra de Ebrard y Monreal

La fotografía es un claro mensaje en la sucesión presidencial: el canciller Marcelo Ebrard Casaubón de visita en Zacatecas,...

septiembre 16, 2021

LA SOLUCIÓN FINAL 

El pasado 7 de septiembre de 2021, la Suprema Corte de Justicia de la Nación emitió una resolución que...

septiembre 15, 2021