De Frente Y Claro – MORENA Y SU ENGAÑO PARA DESIGNAR CANDIDATA EN EL EDOMEX

Las encuestas que beneficiaron a Delfina Gómez como candidata a la gubernatura de Edomex, en realidad fueron una simulación para disfrazar la voluntad de López.

11 de agosto, 2022 MORENA Y SU ENGAÑO PARA DESIGNAR CANDIDATA EN EL EDOMEX

Morena sigue “Haciendo historia” igual que López y su 4T, con enormes problemas para poder realmente dar ese gran paso, ese gran salto de ser un simple Movimiento, a ser un verdadero partido político. Esto se ve reflejado en una jauría interna por la lucha de quien lo controle, sobre todo en vías de las elecciones en el Estado de México y Coahuila en el 2023 y la elección presidencial del 2024. 

Es por ello que esa lucha los está llevando a una gran división que se reflejará en los próximos procesos electorales del 2023 y 2024. En cuanto a los de 2023, la elección de sus Consejeros fue una verdadera vergüenza, dado que por innumerables videos que los mismos militantes de Morena subieron a redes sociales, al mostrar su desacuerdo en la violencia que hubo, en el robo de urnas, acarreo de personas, la compra del voto, para que la balanza de esos consejeros que tendrán una fuerza para elegir candidatos y tratar de quitarse el yugo de YSQ que es quien manda y decide en ese Movimiento desde que surgió, se incline ya desde estos momentos, hacia alguno de los aspirantes a la Presidencia de la República en el 2024.

La importancia que representa el Estado de México no solamente se debe a los más de 12 millones de ciudadanos que ahí votan, sino a la importancia económica del estado, pues quien gane esa elección, quedará muy posicionado para la elección presidencial. 

NUEVAMENTE DELFINA

En esa línea en Morena no hubo sorpresas al resultar ganador de las encuestas que llevó a cabo Morena para quien dirija y se haga supuestamente cargo de encabezar los Comités de Defensa de la 4T en el Estado de México, Delfina Gómez, la titular de la SEP, después de que se inscribieron 67 aspirantes y de un plumazo eliminaron a 63, quedando solamente cuatro y de ellos Delfina ganó.

Ya estaba cantada, anunciada que la designación de López sería ella. Lo de la convocatoria y el registro de los aspirantes fue otra vez darles atole con el dedo a los morenistas y peor aún, que el senador Higinio Martínez, el director de Aduanas Horacio Duarte y el alcalde de Ecatepec, Luis Fernando Vilchis, se prestaran a ser los patiños del show o los payasos del circo, ya que si pensaban que tendrían posibilidades, no eran más que sueños guajiros, conociendo a López como es de autoritario, de que no le hace caso a nadie, y que en Morena se hace lo que él ordena. De nada sirvieron los millones y millones de pesos que estos tres suspirantes gastaron en busca de ser los elegidos. 

Se les olvidó que en política quien está más cercano al presidente es quien finalmente será el candidato. Porque esa es la realidad y la otra parte del engaño, dado que esa mentira de encabezar los Comités de Defensa de la 4-T en el Estado de México, es solamente para que Delfina pueda hacer una precampaña disfrazada, encubierta bajo el manto de la impunidad, recorriendo el Estado, hasta que la designen candidata a la gubernatura. Importante es ir previendo entonces quién se hará cargo de esos Comités de Defensa, cuando Delfina se vaya a hacer campaña oficial. La duda es: ¿será alguno de los suspirantes que se prestaron a la farsa? ¿O ni siquiera para eso los tiene contemplados Lópe?

El análisis de este destape anticipado para la gubernatura del Estado de México, nos lleva a señalar que a López le sigue valiendo un cacahuate partido por la mitad, designar a quien él quiera, sin importarle o tomar en cuenta lo que le dicen, sugieren, o aconsejan en Morena, y mucho menos los nefastos antecedentes que tenga.

Como el caso de Delfina Gómez, quien todo el Estado de México y el país, tienen presente el fraude de lo que sucedió en Texcoco, siendo presidenta municipal Delfina Gómez, les retuvo parte de su salario a los trabajadores, dinero que enviaba a Morena para financiar campañas, lo cual, a todas luces, es un delito, por el cual Delfina Gómez y los que junto con ella llevaron a cabo ese delito, debieron haber sido castigados. Da la “casualidad” que entre los involucrados estaban dos de quienes aspiraron junto con Delfina a dirigir los Comités de Defensa de Morena: Higinio Martínez y Horacio Duarte, quienes al igual que Morena, están protegidos por el manto de la impunidad de la 4T.

Y si bien es cierto que Morena -entiéndase López- es libre de decidir o designar a quien ponga como candidato y así debe ser en cada partido, el tema central es que esos candidatos son los que finalmente harán una campaña buscando ser el próximo gobernador del estado y con ellos y en sus manos estará el destino de más de 16 millones de mexiquenses.

Pero una cosa es que sean libres de elegir a sus candidatos y otra que cerremos los ojos ante la forma en que en Morena se dan las cosas. Sobre todo, que solamente López es quien decide los candidatos. Usa el disfraz, la farsa, el engaño de sus encuestas para encubrir una decisión ya tomada. Por ello las encuestas le sirven para cubrirse, para justificarse, no importándoles los millones que gastan en ellas. Si bien a quien designe López afectará a los millones de mexiquenses, dan pena ajena los morenistas por sobre quien pasa López, pisoteándolos y valiéndole lo que piensen o quieran. Es una cínica y perversa simulación, un juego de imagen, pretendiendo dar una cara de que son democráticos, cuando solamente hay imposición y autoritarismo de un aprendiz de tirano.

Reiterando, estimados lectores, que Morena no ha podido dar el paso a ser un partido político, sino un simple y vergonzoso club de admiradores de López, por ello están ahí, ya que lo fue armando López con quienes no tenían nada, no trabajaban, pero supuestamente eran fieles a él. Y López utilizó a Morena como un vehículo para llegar al poder y a esos fieles admiradores les ha dado cargos públicos en pago a su servilismo teniéndolos como lacayos.

Y a partir de que llegó López al poder, todo lo que hace Morena es con base en recursos públicos del gobierno, lo cual le da una enorme delantera en relación a los otros partidos políticos, dejándolos muy atrás en ese espíritu de competencia democrática que debería ser pareja. Lo más grave es que eso que han venido haciendo estos 3 años 8 meses, está contemplado en la Ley y debe ser sancionado si se incumple. 

Pero Morena se ha hecho de un control nacional casi total, que no importa lo que los Tribunales digan, caso de ejemplo, Delfina Gómez, quien en la realidad es una persona procesada por delitos electorales, resaltando que anteriormente, en otros tiempos, una persona sometida a proceso, no le era permitido competir electoralmente. Pero en su caso, no está sometida a proceso, sino que está condenada por el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) y multó a Morena por desvío de recursos al robarle parte de su sueldo a los trabajadores del ayuntamiento de Texcoco, y ese dinero fue a parar a campañas electorales de Morena, lo cual fue admitido por el propio López, y eso que hizo es totalmente ilegal. Pero en esta 4T con López al frente la ILEGALIDAD no pesa más que la voluntad presidencial. 

Y ante ese fracaso, caos y desorden mediante el cual supuestamente en Morena eligen a sus Consejeros, demostrando que es casi imposible que lleven a cabo algún tipo de proceso de elección interna democrático, ordenado, transparente, sin denuncias de fraude, relleno de urnas, acarreo, compra de votos. Y sumado al engaño de las encuestas se muestra realmente la naturaleza de Morena. Por ello pregunto: ¿eso quieren los mexiquenses para su estado? Vale la pena reflexionarlo. Están muy a tiempo de hacerlo, por su bien y el de sus familias, por el bien del Edomex. Porque de otra manera, si gana Morena, no habrá futuro.

Comentarios


object(WP_Query)#16265 (51) { ["query"]=> array(5) { ["cat"]=> int(15) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(82044) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "02-09-2022" ["before"]=> string(10) "30-09-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } } ["query_vars"]=> array(65) { ["cat"]=> int(15) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(82044) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "02-09-2022" ["before"]=> string(10) "30-09-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } ["error"]=> string(0) "" ["m"]=> string(0) "" ["p"]=> int(0) ["post_parent"]=> string(0) "" ["subpost"]=> string(0) "" ["subpost_id"]=> string(0) "" ["attachment"]=> string(0) "" ["attachment_id"]=> int(0) ["name"]=> string(0) "" ["pagename"]=> string(0) "" ["page_id"]=> int(0) ["second"]=> string(0) "" ["minute"]=> string(0) "" ["hour"]=> string(0) "" ["day"]=> int(0) ["monthnum"]=> int(0) ["year"]=> int(0) ["w"]=> int(0) ["category_name"]=> string(18) "opinion-y-analisis" ["tag"]=> string(0) "" ["tag_id"]=> string(0) "" ["author"]=> string(0) "" ["author_name"]=> string(0) "" ["feed"]=> string(0) "" ["tb"]=> string(0) "" ["paged"]=> int(0) ["meta_key"]=> string(0) "" ["meta_value"]=> string(0) "" ["preview"]=> string(0) "" ["s"]=> string(0) "" ["sentence"]=> string(0) "" ["title"]=> string(0) "" ["fields"]=> string(0) "" ["menu_order"]=> string(0) "" ["embed"]=> string(0) "" ["category__in"]=> array(0) { } ["category__not_in"]=> array(0) { } ["category__and"]=> array(0) { } ["post__in"]=> array(0) { } ["post_name__in"]=> array(0) { } ["tag__in"]=> array(0) { } ["tag__not_in"]=> array(0) { } ["tag__and"]=> array(0) { } ["tag_slug__in"]=> array(0) { } ["tag_slug__and"]=> array(0) { } ["post_parent__in"]=> array(0) { } ["post_parent__not_in"]=> array(0) { } ["author__in"]=> array(0) { } ["author__not_in"]=> array(0) { } ["ignore_sticky_posts"]=> bool(false) ["suppress_filters"]=> bool(false) ["cache_results"]=> bool(true) ["update_post_term_cache"]=> bool(true) ["lazy_load_term_meta"]=> bool(true) ["update_post_meta_cache"]=> bool(true) ["post_type"]=> string(0) "" ["nopaging"]=> bool(false) ["comments_per_page"]=> string(2) "50" ["no_found_rows"]=> bool(false) ["order"]=> string(0) "" } ["tax_query"]=> object(WP_Tax_Query)#16269 (6) { ["queries"]=> array(1) { [0]=> array(5) { ["taxonomy"]=> string(8) "category" ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(15) } ["field"]=> string(7) "term_id" ["operator"]=> string(2) "IN" ["include_children"]=> bool(true) } } ["relation"]=> string(3) "AND" ["table_aliases":protected]=> array(1) { [0]=> string(21) "rt_term_relationships" } ["queried_terms"]=> array(1) { ["category"]=> array(2) { ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(15) } ["field"]=> string(7) "term_id" } } ["primary_table"]=> string(8) "rt_posts" ["primary_id_column"]=> string(2) "ID" } ["meta_query"]=> object(WP_Meta_Query)#16267 (9) { ["queries"]=> array(0) { } ["relation"]=> NULL ["meta_table"]=> NULL ["meta_id_column"]=> NULL ["primary_table"]=> NULL ["primary_id_column"]=> NULL ["table_aliases":protected]=> array(0) { } ["clauses":protected]=> array(0) { } ["has_or_relation":protected]=> bool(false) } ["date_query"]=> object(WP_Date_Query)#16268 (5) { ["queries"]=> array(4) { [0]=> array(6) { ["after"]=> string(10) "02-09-2022" ["before"]=> string(10) "30-09-2022" ["inclusive"]=> bool(true) ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["relation"]=> string(3) "AND" ["column"]=> string(18) "rt_posts.post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["time_keys"]=> array(14) { [0]=> string(5) "after" [1]=> string(6) "before" [2]=> string(4) "year" [3]=> string(5) "month" [4]=> string(8) "monthnum" [5]=> string(4) "week" [6]=> string(1) "w" [7]=> string(9) "dayofyear" [8]=> string(3) "day" [9]=> string(9) "dayofweek" [10]=> string(13) "dayofweek_iso" [11]=> string(4) "hour" [12]=> string(6) "minute" [13]=> string(6) "second" } } ["request"]=> string(503) " SELECT SQL_CALC_FOUND_ROWS rt_posts.ID FROM rt_posts LEFT JOIN rt_term_relationships ON (rt_posts.ID = rt_term_relationships.object_id) WHERE 1=1 AND ( ( rt_posts.post_date >= '2022-09-02 00:00:00' AND rt_posts.post_date <= '2022-09-30 00:00:00' ) ) AND rt_posts.ID NOT IN (82044) AND ( rt_term_relationships.term_taxonomy_id IN (15) ) AND ((rt_posts.post_type = 'post' AND (rt_posts.post_status = 'publish'))) GROUP BY rt_posts.ID ORDER BY RAND() LIMIT 0, 2 " ["posts"]=> array(2) { [0]=> object(WP_Post)#16266 (24) { ["ID"]=> int(83614) ["post_author"]=> string(3) "195" ["post_date"]=> string(19) "2022-09-22 12:42:31" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-09-22 17:42:31" ["post_content"]=> string(5840) "Recientemente, algunos líderes académicos y políticos han vuelto a  levantar su voz en torno a la necesidad de llevar a la sociedad a consumir menos a fin de lograr un mayor efecto en las medidas sobre los problemas ambientales que se están viviendo. En concreto, el planteamiento sobre el decrecimiento está enfocándose a reducir el consumo de forma planeada y programada, especialmente en los países más desarrollados pero ¿Qué hacer con los patrones de consumo de las sociedades del mundo entero?  Por años, el consumo ha sido incentivado a gran escala y tanto los países desarrollados como las naciones en vías de desarrollo han sido influidos y los patrones de consumo de sus habitantes responden a programas que lo impulsan, tanto a nivel de medios de comunicación como programas financieros. Dejamos el consumo como acto inherente a la vida humana, para llegar al consumismo, como actividad adherida a un sistema económico que debería aumentarlo para sostenerse.  El modelo de obsolescencia programada se instaló como un criterio para definir la vida útil de los equipos eléctricos anteriormente y hoy los electrónicos; adicionalmente a eso, se promovieron (y estudiaron) hábitos de consumo, estrategias publicitarias, segmentación de mercados y mensajes específicos para generar una mayor activación económica. La crisis del 29 y los problemas económicos de la posguerra apoyaron la creencia de que a mayor consumo, más felicidad y mayor calidad de vida.  Se difunde el consumo, se persuade a adquirir, pero en realidad no se enseña a consumir y con menor medida aún, generamos una intención de autoaprender. Como si no fuera necesario aprender a consumir porque se da por hecho que comprar más en cantidad o más caro es sinónimo de éxito y estabilidad financiera.  Un precio muy alto se ha pagado por el consumo poco inteligente, movido por los impulsos y sin sentido ético o social. El solo deseo de tener más, de competir con alguien ha llevado al endeudamiento excesivo, al daño a la naturaleza y consecuentemente a crisis financieras y medioambientales.  La urgencia por cambiar el paradigma de consumo está planteada, las resistencias a estas ideas también han sido expuestas por parte de los sectores empresariales, aunque en realidad, no son las únicas, hay una resistencia incrustada en la cultura, en las creencias sobre el consumo. Aunque la crisis económica y la ambiental nos llevarán necesariamente por fuerza y radicalmente a un solo resultado: el cambio en los patrones de consumo.  Transitar hacia una nuevo paradigma con respecto al consumo se asume difícil porque para unos puede ser innecesario, para otros puede ser urgente, otros no tendrán disposición a realizarlo y algunos quizá vean su riqueza comprometida porque la fuente es la adquisición constante de los bienes ofertados.  En este cambio de mentalidad con respecto al consumo debe iniciar en algún punto del planeta pero no limitarse al bloque de países desarrollados. En las sociedades de menor desarrollo, la construcción de un nuevo paradigma sobre el consumo también es necesario. Aprender a comprar es cambiar las prioridades, comprar a partir de valores éticos, morales y de satisfacción de necesidades reales, modificar hábitos alimenticios, usar lo que se compra con eficacia, informarnos sobre las características técnicas y/o nutricionales sobre lo consumido, reciclar y quizá lo más profundo, cambiar la valoración social sobre la adquisición de bienes e incluso servicios.   Dicho de otra forma, la estrategia educativa para modificar los hábitos de consumo sociales tendría que iniciar su implementación ya, a partir de una política pública que lleve a mejorar la calidad de vida de los ciudadanos con independencia de si los países son desarrollados o están en vías de desarrollo.  Consumir menos será una consecuencia de un programa educativo de grandes magnitudes que no se limite solo a las bases del sistema formal y que tenga por objetivo primario enseñar a consumir. El énfasis de la política educativa deberá estar dado por igual en los aspectos cuantitativos y en los aspectos cualitativos del consumo. No se trata de consumir menos una cosa para consumir más en otra, se trata de realizar la adquisición de algo para vivir mejor.   Ofertas de cursos sobre reciclaje, economía circular, economía familiar, entre otros, se presentan por diferentes organizaciones civiles, gubernamentales y empresariales en internet y en diferentes lugares de forma presencial, los cuales, son elementos valiosos en la educación sobre hábitos de consumo y reutilización de bienes. De igual forma, los programas sobre consumo responsable, Responsabilidad Social Empresarial, certificaciones ambientales a empresas e instituciones hablan, en lo práctico, de un avance hacia nuevos modelos de consumo.  Pero nos estamos quedando a medio camino y si en lo global el consumo cae, no es por resultado de una acción planeada y mucho menos educativa, sino por el empobrecimiento global y la reducción del poder adquisitivo.  ¿Qué hacer con los patrones de consumo? Cambiarlos a partir de procesos educativos organizados, globales, que definan metas y que nos ayuden a consumir menos para vivir mejor.   " ["post_title"]=> string(17) "¿Consumir menos?" ["post_excerpt"]=> string(137) "La crisis económica y la ambiental nos llevarán necesariamente por fuerza a un solo resultado: el cambio en los patrones de consumo. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(14) "consumir-menos" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-09-22 12:42:31" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-09-22 17:42:31" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=83614" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [1]=> object(WP_Post)#16244 (24) { ["ID"]=> int(82901) ["post_author"]=> string(3) "195" ["post_date"]=> string(19) "2022-09-02 11:28:46" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-09-02 16:28:46" ["post_content"]=> string(6587) "La violencia mundial y nacional sacude nuestras emociones, entristece y atemoriza. Nos exige tomar decisiones y pensar sobre lo que queremos para nosotros y aún para la generación que viene detrás. Sería egoísta de nuestra parte pensar únicamente en una solución que permitiera tranquilidad solo unos días o pocos años y deje la bomba de tiempo para las generaciones posteriores, como lamentablemente ya ha pasado.  Quienes estamos convencidos de que educar para la paz es un recurso estratégico y operativo viable entendemos que el contexto es difícil pero no limitativo y entendemos también que lo que está sucediendo justifica la necesidad de refundar las bases educativas globales y nacionales a partir de la construcción de una ciudadanía que tenga como una de sus prioridades la prevención y la solución de conflictos en todos los ámbitos.  Cooperación, definición de metas colectivas, negociación y solución de conflictos, tolerancia, integración social, interacción con el medio ambiente, desmilitarización, proyecto de vida, equidad, empatía con el problema del otro, alegrarse con el éxito de otro ser humano son conceptos, criterios educativos y conductuales que se requiere incorporar a programas generales de educación, a programas políticos, de formación ciudadana y a normas de convivencia familiar.  En esta reconstrucción educativa ciudadana todos formamos parte: individuos, inversionistas, periodistas, iglesias, líderes espirituales, partidos, autoridades, asociaciones civiles, asociaciones de vecinos, padres de familia, clubes deportivos, sindicatos, cámaras empresariales.   La crisis de seguridad y de violencia es también el efecto de la agudización de la crisis social. La pérdida del respeto al trabajo y a su resultado, la falta de respeto por la vida del otro, de sus bienes y sus recursos. Es consecuencia también de las recurrentes y profundas crisis económicas que empujaron a los jóvenes al desempleo y a los niños a la deserción escolar, de la corrupción y del caso omiso que por años muchos políticos han hecho, emitiendo discursos contrarios que dividen y construyen odio.  Durante años, el discurso político (con su intención didáctica) ha sido la manifestación de poder militar, capitalistas y socialistas desfilan con trajes, tanques y soldados. Pedagogía de la violencia que ha escalado sin límites porque sus generadores no los establecieron.  Las armas que eran exclusivas del ejército hoy están en las calles sin control provocando un entorno violento y generando inseguridad para individuos y familias. El discurso cinematográfico y televisivo de legitimación de la agresividad se transformó en vida cotidiana y la narcocultura reforzó las estructuras didácticas de la violencia primero en un entorno regional que se ha extendido más allá de las fronteras de cualquier nación.  Hemos vivido la industrialización de la cultura de la violencia, se generó adicción elevando la adrenalina de muchos e incorporando a otros a producir para hacer un mercado que consumiera y elevara sus ganancias.   Por momentos pareciera que no conocemos la paz, sin embargo, todos conocemos la paz. Ha sido una experiencia vital para nuestro desarrollo individual y social, por lo tanto, el conocimiento que tenemos de la paz es práctico y personal. Todos hemos trabajado, leído, escrito, disfrutado momentos de paz e inevitablemente consideramos que la normalidad debe ser vivir en paz. Es una necesidad vivir en ella.  Conocer la paz es construir la paz, interior, laboral, familiar y social en general. Desarrollar las formas personales y colectivas que nos permitan vivir en ella. Volver a vivir en paz será entonces un proceso de reconstrucción que requiere la convergencia de los distintos sectores sociales e individuos. La negación discursiva de la violencia no se limita a una negación política, es la negación a la posibilidad de construir una paz duradera, por lo tanto, es la negación al derecho de conocer la paz, a construir la paz, a vivir en paz.   Desde las raíces de la estructura social básica como lo es la familia, hemos construido experiencias familiares de vida en paz, tal vez de forma inconsciente, pero finalmente productivas y con resultados concretos. Pero en el desarrollo de la historia familiar algo robó la paz: el desempleo, el consumo de droga, la ruptura de los lazos familiares, la pérdida de un ser querido. Recuperar la vida en paz al interior de la familia es básico en este proceso de reconstrucción colectiva de la paz. La estabilidad financiera de un hogar, la consolidación del patrimonio, la generación de condiciones dignas para el desarrollo de cada uno de sus integrantes, son factores necesarios, pero no van solas, van acompañadas de ejercicio de una paternidad y maternidad ligadas a la construcción de la paz. Apoyadas por un entorno que consolide el esfuerzo de los padres por una crianza orientada a la prevención y solución de conflictos, a la armonía y construcción colectiva de proyectos.  El centro de trabajo, el barrio, las instituciones donde los individuos socializan o construyen su vida colectiva, así como la administración pública y sus decisiones son parte del engranaje colectivo que a cada individuo le permita un desarrollo en paz.  En síntesis, la educación para la paz es un proyecto viable, absolutamente necesario, por el contexto actual y porque es transgeneracional. En su construcción, desde la familia, hasta el gobierno y cada sector e institución social participan. Y es urgente que se impulsen condiciones para que esto suceda, de lo contrario, la ambigüedad discursiva de los políticos no sirve, de lo contrario, la pedagogía de la violencia continuará su normalización con todos los impactos negativos para el individuo y la sociedad que ya hemos estado sintiendo.  El proyecto es viable y el llamado a involucrarse  es para toda persona." ["post_title"]=> string(42) "Educación para la Paz: un proyecto viable" ["post_excerpt"]=> string(104) "Construir una pedagogía para la paz, es uno de los grandes pendientes de la educación del siglo XXI. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(40) "educacion-para-la-paz-un-proyecto-viable" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-09-02 11:28:46" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-09-02 16:28:46" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=82901" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } } ["post_count"]=> int(2) ["current_post"]=> int(-1) ["in_the_loop"]=> bool(false) ["post"]=> object(WP_Post)#16266 (24) { ["ID"]=> int(83614) ["post_author"]=> string(3) "195" ["post_date"]=> string(19) "2022-09-22 12:42:31" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-09-22 17:42:31" ["post_content"]=> string(5840) "Recientemente, algunos líderes académicos y políticos han vuelto a  levantar su voz en torno a la necesidad de llevar a la sociedad a consumir menos a fin de lograr un mayor efecto en las medidas sobre los problemas ambientales que se están viviendo. En concreto, el planteamiento sobre el decrecimiento está enfocándose a reducir el consumo de forma planeada y programada, especialmente en los países más desarrollados pero ¿Qué hacer con los patrones de consumo de las sociedades del mundo entero?  Por años, el consumo ha sido incentivado a gran escala y tanto los países desarrollados como las naciones en vías de desarrollo han sido influidos y los patrones de consumo de sus habitantes responden a programas que lo impulsan, tanto a nivel de medios de comunicación como programas financieros. Dejamos el consumo como acto inherente a la vida humana, para llegar al consumismo, como actividad adherida a un sistema económico que debería aumentarlo para sostenerse.  El modelo de obsolescencia programada se instaló como un criterio para definir la vida útil de los equipos eléctricos anteriormente y hoy los electrónicos; adicionalmente a eso, se promovieron (y estudiaron) hábitos de consumo, estrategias publicitarias, segmentación de mercados y mensajes específicos para generar una mayor activación económica. La crisis del 29 y los problemas económicos de la posguerra apoyaron la creencia de que a mayor consumo, más felicidad y mayor calidad de vida.  Se difunde el consumo, se persuade a adquirir, pero en realidad no se enseña a consumir y con menor medida aún, generamos una intención de autoaprender. Como si no fuera necesario aprender a consumir porque se da por hecho que comprar más en cantidad o más caro es sinónimo de éxito y estabilidad financiera.  Un precio muy alto se ha pagado por el consumo poco inteligente, movido por los impulsos y sin sentido ético o social. El solo deseo de tener más, de competir con alguien ha llevado al endeudamiento excesivo, al daño a la naturaleza y consecuentemente a crisis financieras y medioambientales.  La urgencia por cambiar el paradigma de consumo está planteada, las resistencias a estas ideas también han sido expuestas por parte de los sectores empresariales, aunque en realidad, no son las únicas, hay una resistencia incrustada en la cultura, en las creencias sobre el consumo. Aunque la crisis económica y la ambiental nos llevarán necesariamente por fuerza y radicalmente a un solo resultado: el cambio en los patrones de consumo.  Transitar hacia una nuevo paradigma con respecto al consumo se asume difícil porque para unos puede ser innecesario, para otros puede ser urgente, otros no tendrán disposición a realizarlo y algunos quizá vean su riqueza comprometida porque la fuente es la adquisición constante de los bienes ofertados.  En este cambio de mentalidad con respecto al consumo debe iniciar en algún punto del planeta pero no limitarse al bloque de países desarrollados. En las sociedades de menor desarrollo, la construcción de un nuevo paradigma sobre el consumo también es necesario. Aprender a comprar es cambiar las prioridades, comprar a partir de valores éticos, morales y de satisfacción de necesidades reales, modificar hábitos alimenticios, usar lo que se compra con eficacia, informarnos sobre las características técnicas y/o nutricionales sobre lo consumido, reciclar y quizá lo más profundo, cambiar la valoración social sobre la adquisición de bienes e incluso servicios.   Dicho de otra forma, la estrategia educativa para modificar los hábitos de consumo sociales tendría que iniciar su implementación ya, a partir de una política pública que lleve a mejorar la calidad de vida de los ciudadanos con independencia de si los países son desarrollados o están en vías de desarrollo.  Consumir menos será una consecuencia de un programa educativo de grandes magnitudes que no se limite solo a las bases del sistema formal y que tenga por objetivo primario enseñar a consumir. El énfasis de la política educativa deberá estar dado por igual en los aspectos cuantitativos y en los aspectos cualitativos del consumo. No se trata de consumir menos una cosa para consumir más en otra, se trata de realizar la adquisición de algo para vivir mejor.   Ofertas de cursos sobre reciclaje, economía circular, economía familiar, entre otros, se presentan por diferentes organizaciones civiles, gubernamentales y empresariales en internet y en diferentes lugares de forma presencial, los cuales, son elementos valiosos en la educación sobre hábitos de consumo y reutilización de bienes. De igual forma, los programas sobre consumo responsable, Responsabilidad Social Empresarial, certificaciones ambientales a empresas e instituciones hablan, en lo práctico, de un avance hacia nuevos modelos de consumo.  Pero nos estamos quedando a medio camino y si en lo global el consumo cae, no es por resultado de una acción planeada y mucho menos educativa, sino por el empobrecimiento global y la reducción del poder adquisitivo.  ¿Qué hacer con los patrones de consumo? Cambiarlos a partir de procesos educativos organizados, globales, que definan metas y que nos ayuden a consumir menos para vivir mejor.   " ["post_title"]=> string(17) "¿Consumir menos?" ["post_excerpt"]=> string(137) "La crisis económica y la ambiental nos llevarán necesariamente por fuerza a un solo resultado: el cambio en los patrones de consumo. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(14) "consumir-menos" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-09-22 12:42:31" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-09-22 17:42:31" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=83614" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } ["comment_count"]=> int(0) ["current_comment"]=> int(-1) ["found_posts"]=> int(56) ["max_num_pages"]=> float(28) ["max_num_comment_pages"]=> int(0) ["is_single"]=> bool(false) ["is_preview"]=> bool(false) ["is_page"]=> bool(false) ["is_archive"]=> bool(true) ["is_date"]=> bool(false) ["is_year"]=> bool(false) ["is_month"]=> bool(false) ["is_day"]=> bool(false) ["is_time"]=> bool(false) ["is_author"]=> bool(false) ["is_category"]=> bool(true) ["is_tag"]=> bool(false) ["is_tax"]=> bool(false) ["is_search"]=> bool(false) ["is_feed"]=> bool(false) ["is_comment_feed"]=> bool(false) ["is_trackback"]=> bool(false) ["is_home"]=> bool(false) ["is_privacy_policy"]=> bool(false) ["is_404"]=> bool(false) ["is_embed"]=> bool(false) ["is_paged"]=> bool(false) ["is_admin"]=> bool(false) ["is_attachment"]=> bool(false) ["is_singular"]=> bool(false) ["is_robots"]=> bool(false) ["is_favicon"]=> bool(false) ["is_posts_page"]=> bool(false) ["is_post_type_archive"]=> bool(false) ["query_vars_hash":"WP_Query":private]=> string(32) "2b6580e366a653ccf3512f4b5c3c8d7d" ["query_vars_changed":"WP_Query":private]=> bool(false) ["thumbnails_cached"]=> bool(false) ["stopwords":"WP_Query":private]=> NULL ["compat_fields":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(15) "query_vars_hash" [1]=> string(18) "query_vars_changed" } ["compat_methods":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(16) "init_query_flags" [1]=> string(15) "parse_tax_query" } }
consumo de las sociedades

¿Consumir menos?

La crisis económica y la ambiental nos llevarán necesariamente por fuerza a un solo resultado: el cambio en los patrones de consumo....

septiembre 22, 2022

Educación para la Paz: un proyecto viable

Construir una pedagogía para la paz, es uno de los grandes pendientes de la educación del siglo XXI.

septiembre 2, 2022




Más de categoría

Caso Ayotzinapa

Recientemente se cumplieron ocho años de la desaparición de los 43 estudiantes normalistas de la Escuela Normal Rural de...

septiembre 29, 2022

Lo Mejor de la 4T

El primer informe como presidente municipal de la primera mujer que gana una elección en el municipio trae la...

septiembre 29, 2022

INDEP, sumando fracasos de la 4T

Graves anomalías se han presentado en el INDEP al grado que ya lleva su tercer Director y los problemas...

septiembre 29, 2022

Violencia. ¿Tiene solución?

La atención a las causas que generan la violencia es todavía una deuda que como sociedad debemos realmente atender.

septiembre 29, 2022