Herramientas Electrónicas en Municipios

La tecnología ha impactado todas las actividades del quehacer humano, inclusive a los gobiernos. Frente a una reducción continua de los presupuestos públicos y el...

15 de diciembre, 2015

La tecnología ha impactado todas las actividades del quehacer humano, inclusive a los gobiernos. Frente a una reducción continua de los presupuestos públicos y el incremento de las demandas ciudadanas por más y mejores servicios, a la vez de mayor transparencia y rendición de cuentas, la tecnología se presenta como una opción muy atractiva.

La idea del uso de la tecnología en los gobiernos, denominado gobierno electrónico o digital, tomó fuerza a finales de los años noventa, junto al crecimiento exponencial de las empresas tecnológicas.

Muchos gobiernos han realizado esfuerzos para incorporar la tecnología en su operación y relación con el ciudadano. En el caso de México, el gobierno federal ha mantenido un liderazgo en las iniciativas digitales, con incipientes políticas y programas públicos. En los gobiernos estatales y municipales los casos de adopción de la tecnología han sido más la excepción que la regla.

Uso de tecnologías en los Municipios

Por ello, es interesante revisar los resultados del reciente Índice de Herramientas Electrónicas de Gobierno Locales 2015, publicado por el Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO) y la organización USAid.

Este estudio parte de la premisa de que el uso de la tecnología en los gobiernos locales (municipales) puede aportar importantes ventajas a la competitividad gubernamental. Menciona el estudio, por ejemplo, que 68% de los empresarios piensa que la corrupción pública disminuiría si se usarán más trámites en línea; y que 8 de los 10 trámites que generan mayor percepción de corrupción en el país son municipales.




Y no cabe duda que la tecnología está cambiando al mundo, tanto en las empresas como en las organizaciones públicas. Aquí algunos ejemplos: 1) en más de 50 ciudades de Estados Unidos se usan aplicaciones para reportar fallas en los servicios públicos; 2) todas las ciudades de Chile tienen sistemas de licitaciones en línea; 3) en Río de Janeiro desde 2011 tienen un sistema digital para responder ante catástrofes y optimizar el transporte; 4) en Chicago existe la posibilidad de realizar quejas por celular y conocer el estatus de atención de las mismas.

Ante este reto, el IMCO y USAid desarrollaron una metodología para medir el índice del uso de herramientas electrónicas en los municipios del país, con base a cuatro elementos: a) información disponible, b) interacción con los usuarios, c) capacidad de hacer transacciones y d) experiencia del usuario.

Los resultados son elocuentes y reflejan grandes disparidades entre los distintos municipios del país, lo que deja en claro la ausencia de una política nacional de desarrollo digital para los gobiernos.

Los municipios más avanzados en el uso de herramientas electrónicas de acuerdo al índice, son: Mérida (con 81 puntos sobre 100 posibles), Colima (77), Hermosillo (73), y Zapopan (72).

Los más atrasados son: Reynosa (25), Nezahualcóyotl (24), Cuatitlán Izcalli (21), Chimalhuacán (18)  y Matamoros (15).

La presentación del índice finaliza haciendo varias recomendaciones en la materia a los gobiernos municipales: desarrollar portales más proactivos, que ofrezcan más valor a los usuarios, información abierta y de fácil acceso e interpretación, tener mecanismos de comunicación directa con los ciudadanos, usar lenguajes más sencillos y formatos personalizados, sistematizar los trámites previa mejora regulatoria, garantizar la seguridad y la protección de los datos personales y aprovechar los beneficios de la expansión de la telefonía celular.

Conclusiones

La tecnología puede ser una gran oportunidad para mejorar el desempeño de los gobiernos e incrementar su eficacia frente a ciudadanos más exigentes y participativos. Sin embargo, poco se puede avanzar con esfuerzos aislados y desarticulados que no aprovechen las experiencias, los avances, las herramientas ya probadas y se conecten entre sí para ofrecer más valor al ciudadano en todas sus interacciones con los gobiernos: siempre, en todo lugar y con la misma calidad.

Es determinante desarrollar una política nacional de gobierno digital que sea suficientemente ambiciosa en su visión y también práctica para ofrecer resultados en el corto plazo que generen el ambiente necesario para seguir avanzando. Estamos hablando del futuro de todos.

Comentarios

La tecnología ha impactado todas las actividades del quehacer humano, inclusive a los gobiernos. Frente a una reducción continua de los presupuestos...

enero 1, 1970

La tecnología ha impactado todas las actividades del quehacer humano, inclusive a los gobiernos. Frente a una reducción continua de los presupuestos...

enero 1, 1970




Más de categoría

Vigilancia digital, en el centro de la guerra tecnológica EEUU-China

Las redes sociales se han convertido en el nuevo espacio de interacción social del siglo XXI. Actualmente, uno de...

julio 23, 2020

Alertas para un mundo complejo y conectado

Hoy en día vivimos una dicotomía de mundos: el mundo real y el virtual . Este último cada día...

julio 15, 2020

La reinvención del deporte profesional

Los daños que ha causado la covid-19 a la salud y a la economía son todavía incuantificables. Todos los...

julio 8, 2020

¿Y si no hay vacuna?

Covid-19 se ha convertido en muy poco tiempo en una de las enfermedades más devastadoras en la historia de...

julio 1, 2020