Promesas pendientes

“…este Código busca socializar el derecho; entendiendo por socializar, que el derecho pase del hombre a la mujer..."

29 de marzo, 2017

 

“…este Código busca socializar el derecho; entendiendo por socializar, que el derecho pase del hombre a la mujer; del rico al pobre; del fuerte al débil; del patrón al trabajador; de manera que nadie quede a merced de los poderosos, so pretexto de la libertad de contratación…”.

¿Alguna vez había Usted leído este texto?

El párrafo con el que he dado inicio a esta entrega, corresponde a la Exposición de Motivos del Codigo Civil para el Distrito y Territorios Federales de 1928, que en el 2018  cumplirá 90 años de haber sido redactado.

¿Se imagina Usted eso de socializar el derecho?

Mientras la Constitución Federal ha recibido más de 200 parches a cual más de estúpidos en 100 años de haber sido promulgada, (incluyendo el caprichito de la ciudad federativa impulsado por el señorito Mancera) sin que sus variaciones impliquen cambios significativos en nuestra vida diaria, porque de todos modos nadie la obedece; el Código Civil es mucho más importante, porque su función regula o debería regular nuestra existencia cotidiana en temas que no podemos ignorar ni pasar por alto.

En nuestro pobre México, el derecho no ha pasado del hombre a la mujer, ni del patrón al trabajador, ni del rico al pobre o del fuerte al débil, sino todo lo contrario.




La Exposición de Motivos de aquel Código,  no fue redactada con  propósitos alegóricos o literarios, sino como un mandamiento expreso de sus redactores a los que estarían encargados de cumplirlo y hacerlo cumplir.

El famoso “estado de derecho” del que tanto blasona la clase política, es una quimera que solamente existe en la retórica falsaria de ministros, magistrados y jueces a los que la ju$ticia nada más las sirve para vivir en la $uprema Cohorte donde cobran 13,000 salarios mínimos mensuales, a cambio de seguirse conduciendo como lo denunció Francisco Madero en el preámbulo de su Plan de San  Luis del que me permito transcribir el siguiente fragmento:

“…Tanto el poder Legislativo COMO EL JUDICIAL están completamente supeditados al Ejecutivo; la división de los poderes, la soberanía de los Estados, la libertad de los Ayuntamientos y LOS DERECHOS DEL CIUDADANO SÓLO EXISTEN ESCRITOS EN NUESTRA CARTA MAGNA; pero, de hecho, en México casi puede decirse que reina constantemente la Ley Marcial; LA JUSTICIA, EN VEZ DE IMPARTIR SU PROTECCIÓN AL DÉBIL, SÓLO SIRVE PARA LEGALIZAR LOS DESPOJOS QUE COMETE EL FUERTE; los jueces, en vez de ser los representantes de la Justicia, son agentes del Ejecutivo, cuyos intereses sirven fielmente; las cámaras de la Unión no tienen otra voluntad que la del Dictador; LOS GOBERNADORES DE LOS ESTADOS SON DESIGNADOS POR ÉL y ellos a su vez designan e imponen de igual manera las autoridades municipales…”

Como podemos darnos cuenta, la Exposición de Motivos del Código Civil de 1928, y el preámbulo del Plan de San Luis, que expone los motivos de la revuelta armada de 1910, son retrato hablado del México de hoy.

Los anhelos expresados por los redactores del Código Civil, son evidencia de lo que quisimos ser y nunca hemos sido.

Las palabras de Francisco I. Madero por su parte, son crónica que describe la situación intolerable que llevó a nuestros mayores a los campos de batalla.

Yo estoy seguro que las elecciones federales del 2018, no van a traerle a México por la buena y gratuitamente, lo que 90 años de abuso del poder no nos han traído.

Sexenio tras sexenio, los mexicanos hemos escuchado presidentes que van y presidentes que vienen, protestar que “la nación se los demande”, sin que a la fecha, la pobre nación haya demandado de ellos absolutamente nada.

Mientras los tlacatecutlis sexenales han cumplido guardando y haciendo guardar (en sus cajones) la constitución y el Código Civil de 1928, lo que tendrían que haber hecho era CUMPLIRLOS Y HACERLOS CUMPLIR.

Si así no lo han hecho, no solamente debemos demandárselos a como dé lugar, sino cumplir por nuestra parte, que es la mejor forma y el primer paso indispensable para hacer cumplir los ideales que después de las luchas populares  se convirtieron en leyes de letra muerta y hoy siguen siendo promesas pendientes.

Comentarios

“…este Código busca socializar el derecho; entendiendo por socializar, que el derecho pase del hombre a la mujer..."

enero 1, 1970

“…este Código busca socializar el derecho; entendiendo por socializar, que el derecho pase del hombre a la mujer..."

enero 1, 1970




Más de categoría

Sed de justicia en ChihuAGUA

Ante la violencia creciente desatada por la llamada “Guardia Nacional” en Chihuahua, López Obrador se vio obligado a “salir...

julio 24, 2020

Detrás de la mampara de cristal

Me veo yo mismo Detrás de la mampara, Detrás de esa mampara de cristal Con orificios a manera de...

julio 22, 2020

Un México donde reine LA VERDAD

Hoy se cumplen 92 años de la muerte de Álvaro Obregón. La lista de traiciones y crímenes del “general”...

julio 17, 2020

Destiempo

Solo quiero que rías por la mañana Cuando paso a tu lado, Que me miren tus ojos Y luego...

julio 15, 2020