Estrés laboral, ansiedad y depresión

De acuerdo con cifras de la Secretaría de Salud, tres de cada cuatro mexicanos padecemos de estrés laboral.

29 de julio, 2022 Estrés laboral, ansiedad y depresión

Muchas son las razones por las que podemos estar estresados: situaciones, personales, familiares, económicas o de trabajo. El estrés en exceso puede producirnos ansiedad e incluso depresión. 

Pero ¿qué es el estrés? El estrés no es una enfermedad mental, aunque puede tener efectos duraderos en la salud mental de un individuo. El estrés es, más bien, una respuesta física, mental y emocional del cuerpo a un agente externo.

Frecuentemente, la raíz del estrés está en el cambio: cambios en la vida personal, en proyectos nuevos, en el trabajo… pero también puede ser ocasionado por el entorno de la persona: relaciones conflictivas, conversaciones tensas o ambiente laboral pesado.

Si el cuerpo percibe algún tipo de amenaza, entonces liberamos hormonas como cortisol, epinefrina y norepinefrina con la finalidad de mantenernos alertas. Los músculos se tensan, la presión sanguínea se eleva y entramos en una fase que se denomina pelear o huir en la que nuestro cuerpo se alista para defenderse. Pero en la mayoría de las ocasiones, el estrés no es provocado por un ataque que podamos recibir, sino por el entorno y situaciones en las que nos desenvolvemos.

Esto puede provocar dolores de cabeza, tensión muscular, insomnio y, si no se atiende adecuadamente, a la larga puede producir problemas cardiacos, gástricos y ansiedad. De los factores que pueden producir estrés, me voy a centrar en uno en particular: el tema laboral. De acuerdo con cifras de la Secretaría de Salud, tres de cada cuatro mexicanos padecemos de estrés laboral y aproximadamente 15 millones de mexicanos sufren de algún tipo de padecimiento mental gracias a su trabajo.

Datos de la Organización Mundial de la Salud señalan a los trabajadores mexicanos como los de mayor incidencia en temas de estrés, síndrome de burnout o síndrome del trabajador quemado, ansiedad y depresión. El síndrome de burnout o del trabajador quemado se refiere al estrés laboral crónico que provoca estados de agotamiento físico y mental y llega a alterar la personalidad y autoestima del trabajador.

Con la idea de combatir estos problemas en los lugares de trabajo se creó la Norma Oficial Mexicana (NOM) 035. Si se aplica correctamente en empresas y centros de trabajo, esta norma permite identificar, analizar y prevenir los factores de riesgo para los trabajadores. Esta Norma es impulsada y vigilada por la Secretaría del Trabajo y Previsión Social y hasta diciembre del año pasado, sólo 32% de las empresas cumplían con ella.

El tema de la salud mental en México tiene un rezago de décadas. Entre el 2019 y 2022, solo se le ha dedicado el 2.1% del presupuesto de la Secretaría de Salud (aproximadamente 3000 millones de pesos) cuando la OMS recomienda que el presupuesto designado a salud mental debe estar entre el 5% y el 10% del gasto público en salud.

A esto hay que sumarle que en México se está cambiando el modelo de atención. Se busca terminar con el sistema de aislamiento e internamiento y dirigir a los pacientes a clínicas mucho más chicas (niveles 1 y 2) en las que no habrá institucionalización. 

Regresando a los temas de estrés laboral, síndrome de burnout, depresión y ansiedad, los expertos recomiendan lo siguiente para combatirlos:

  1. Evitar sobrecargas de trabajo.
  2. Buscar tener liderazgos bien enfocados.
  3. Implementar horarios laborales flexibles.
  4. Ser congruente entre las habilidades y funciones que se le dan al cargo.
  5. Contar con políticas de seguridad y salud bien definidas en materia de prevención y detección.
  6. Prácticas eficientes de gestión y de comunicación.
  7. Trabajar en la motivación de los empleados.
  8. Cuidar bien a los empleados.
  9. Contar con un buen salario emocional (beneficios tangibles o ventajas intangibles del puesto que no se ven reflejados en la nómina pero que proporcionan bienestar al empleado o su familia).
Comentarios


object(WP_Query)#18050 (51) { ["query"]=> array(5) { ["cat"]=> int(3) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(81567) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "22-07-2022" ["before"]=> string(10) "19-08-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } } ["query_vars"]=> array(65) { ["cat"]=> int(3) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(81567) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "22-07-2022" ["before"]=> string(10) "19-08-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } ["error"]=> string(0) "" ["m"]=> string(0) "" ["p"]=> int(0) ["post_parent"]=> string(0) "" ["subpost"]=> string(0) "" ["subpost_id"]=> string(0) "" ["attachment"]=> string(0) "" ["attachment_id"]=> int(0) ["name"]=> string(0) "" ["pagename"]=> string(0) "" ["page_id"]=> int(0) ["second"]=> string(0) "" ["minute"]=> string(0) "" ["hour"]=> string(0) "" ["day"]=> int(0) ["monthnum"]=> int(0) ["year"]=> int(0) ["w"]=> int(0) ["category_name"]=> string(11) "vivir-mejor" ["tag"]=> string(0) "" ["tag_id"]=> string(0) "" ["author"]=> string(0) "" ["author_name"]=> string(0) "" ["feed"]=> string(0) "" ["tb"]=> string(0) "" ["paged"]=> int(0) ["meta_key"]=> string(0) "" ["meta_value"]=> string(0) "" ["preview"]=> string(0) "" ["s"]=> string(0) "" ["sentence"]=> string(0) "" ["title"]=> string(0) "" ["fields"]=> string(0) "" ["menu_order"]=> string(0) "" ["embed"]=> string(0) "" ["category__in"]=> array(0) { } ["category__not_in"]=> array(0) { } ["category__and"]=> array(0) { } ["post__in"]=> array(0) { } ["post_name__in"]=> array(0) { } ["tag__in"]=> array(0) { } ["tag__not_in"]=> array(0) { } ["tag__and"]=> array(0) { } ["tag_slug__in"]=> array(0) { } ["tag_slug__and"]=> array(0) { } ["post_parent__in"]=> array(0) { } ["post_parent__not_in"]=> array(0) { } ["author__in"]=> array(0) { } ["author__not_in"]=> array(0) { } ["ignore_sticky_posts"]=> bool(false) ["suppress_filters"]=> bool(false) ["cache_results"]=> bool(true) ["update_post_term_cache"]=> bool(true) ["lazy_load_term_meta"]=> bool(true) ["update_post_meta_cache"]=> bool(true) ["post_type"]=> string(0) "" ["nopaging"]=> bool(false) ["comments_per_page"]=> string(2) "50" ["no_found_rows"]=> bool(false) ["order"]=> string(0) "" } ["tax_query"]=> object(WP_Tax_Query)#18048 (6) { ["queries"]=> array(1) { [0]=> array(5) { ["taxonomy"]=> string(8) "category" ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(3) } ["field"]=> string(7) "term_id" ["operator"]=> string(2) "IN" ["include_children"]=> bool(true) } } ["relation"]=> string(3) "AND" ["table_aliases":protected]=> array(1) { [0]=> string(21) "rt_term_relationships" } ["queried_terms"]=> array(1) { ["category"]=> array(2) { ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(3) } ["field"]=> string(7) "term_id" } } ["primary_table"]=> string(8) "rt_posts" ["primary_id_column"]=> string(2) "ID" } ["meta_query"]=> object(WP_Meta_Query)#18024 (9) { ["queries"]=> array(0) { } ["relation"]=> NULL ["meta_table"]=> NULL ["meta_id_column"]=> NULL ["primary_table"]=> NULL ["primary_id_column"]=> NULL ["table_aliases":protected]=> array(0) { } ["clauses":protected]=> array(0) { } ["has_or_relation":protected]=> bool(false) } ["date_query"]=> object(WP_Date_Query)#18011 (5) { ["queries"]=> array(4) { [0]=> array(6) { ["after"]=> string(10) "22-07-2022" ["before"]=> string(10) "19-08-2022" ["inclusive"]=> bool(true) ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["relation"]=> string(3) "AND" ["column"]=> string(18) "rt_posts.post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["time_keys"]=> array(14) { [0]=> string(5) "after" [1]=> string(6) "before" [2]=> string(4) "year" [3]=> string(5) "month" [4]=> string(8) "monthnum" [5]=> string(4) "week" [6]=> string(1) "w" [7]=> string(9) "dayofyear" [8]=> string(3) "day" [9]=> string(9) "dayofweek" [10]=> string(13) "dayofweek_iso" [11]=> string(4) "hour" [12]=> string(6) "minute" [13]=> string(6) "second" } } ["request"]=> string(502) " SELECT SQL_CALC_FOUND_ROWS rt_posts.ID FROM rt_posts LEFT JOIN rt_term_relationships ON (rt_posts.ID = rt_term_relationships.object_id) WHERE 1=1 AND ( ( rt_posts.post_date >= '2022-07-22 00:00:00' AND rt_posts.post_date <= '2022-08-19 00:00:00' ) ) AND rt_posts.ID NOT IN (81567) AND ( rt_term_relationships.term_taxonomy_id IN (3) ) AND ((rt_posts.post_type = 'post' AND (rt_posts.post_status = 'publish'))) GROUP BY rt_posts.ID ORDER BY RAND() LIMIT 0, 2 " ["posts"]=> array(2) { [0]=> object(WP_Post)#18051 (24) { ["ID"]=> int(82183) ["post_author"]=> string(3) "190" ["post_date"]=> string(19) "2022-08-15 10:36:16" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-08-15 15:36:16" ["post_content"]=> string(4815) "Durante nuestro día a día vivimos corriendo, haciendo mil cosas diferentes, queriendo ganarle la corrida al reloj, siempre con prisa. Y nuestra mente no es diferente, nuestros pensamientos vienen y van de un lugar a otro, estos con la capacidad de ir del pasado al futuro en un abrir y cerrar de ojos. Cuando menos nos damos cuenta nuestra mente está totalmente descontrolada, pasamos de la realidad a la irrealidad o de repente está llena de expectativas o como se dice muchas veces: soñamos despiertos. No quiere decir que soñar con algo, o que tengamos un objetivo y que hagamos todo lo posible por alcanzarlo sea malo, al contrario, si no tuviéramos objetivos, nuestra vida no tendría ningún sentido. El problema es cuando vivimos fuera de la realidad, cuando nuestros pensamientos nos controlan y tenemos pensamientos recurrentes u obsesivos “pensamientos rumiativos” en determinado aspecto; cuando somos secuestrados por nuestros pensamientos y emociones. Cuando nuestra mente está totalmente descontrolada y damos rienda suelta a nuestros pensamientos e imaginación, es justo ahí que podemos perdernos entre la realidad y la fantasía, empezamos a crear historias en nuestra cabeza que única y exclusivamente existen en nuestra mente y nada más. Es cuando empezamos a vivir de expectativas de cualquier tipo: amorosas, profesionales o personales. “Los seres humanos tenemos la capacidad de planear o imaginar en nuestra mente y después responder como si fueran estímulos reales. La imaginación no es neutral desde un punto de vista fisiológico: las fantasías pueden activar los sistemas fisiológicos y producir respuestas. Los recuerdos emocionales y condicionamientos nos empujan a reaccionar rápidamente ante ciertas cosas, de forma que antes de ser conscientes de la situación que se presenta, el cuerpo reacciona y las emociones nos invaden, apoderándose de nuestros pensamientos y comportamientos, pudiéndose expresar en conductas reactivas”. Nuestros fantasmas empiezan a salir y a llevarnos por rumbos nada agradables: empezamos a crear historia en nuestra cabeza, que después de tanto imaginarlas, las vemos y sentimos como reales:
  • Una persona que teme que lo despidan de su trabajo porque piensa que no le cae bien a su jefe, sin ningún fundamento.
  • Una mujer/un hombre que muere de celos por su pareja y se imagina que lo está traicionando con su amigo porque se vieron de una manera diferente.
  • La obsesión de alcanzar algún objetivo y solo se vive para eso sin importar nada más.
  • - Etc…
Lo peor es que todo esto solo existe en nuestra mente y muchas veces si existe un tercero dentro de nuestras fantasías, ni siquiera está enterado, ni se imagina que él o ella sea la causa de nuestro sufrimiento o de nuestras expectativas. “Podemos aprender a estar atentos a las emociones y pensamientos en cuanto surgen, y a descubrir sus vínculos con nuestros recuerdos y condicionamientos emocionales. Dándonos cuenta y observando lo que ocurre en nuestro interior, evitamos ser capturados por ello. Al ser conscientes de cómo somos secuestrados por las preocupaciones internas, podemos calmar y reducir los bucles que retroalimentan la supuesta amenaza y la mantienen, que es la repetición de pensamientos reiterados a los que llamamos “pensamiento rumiativo”. Así podemos elegir otro tipo de respuestas: se trata de entrenar la mente de manera que nos permita afrontar, convivir y fluir con las realidades de la vida, sean las que sean”. Dentro de la filosofía budista y el Mindfulness, el poder aceptar la vida y las cosas como se nos presentan y no de la forma como nos gustaría, es fundamental para no crear falsas expectativas en nuestras vidas. La meditación es una herramienta muy poderosa para entrenar nuestra mente y poder tener una verdadera paz mental. Referencias: Material del curso Mindfulness Transpersonal, Escuela Española de Desarrollo Transpersonal, Madrid, España, 2018." ["post_title"]=> string(21) "Vivir de expectativas" ["post_excerpt"]=> string(197) "Dentro de la filosofía budista y el Mindfulness, el poder aceptar la vida y las cosas como se nos presentan y no de la forma como nos gustaría, es fundamental para no caer en falsas expectativas." ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(21) "vivir-de-expectativas" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-08-15 13:25:53" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-08-15 18:25:53" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=82183" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [1]=> object(WP_Post)#17947 (24) { ["ID"]=> int(81377) ["post_author"]=> string(1) "5" ["post_date"]=> string(19) "2022-07-25 09:24:45" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-07-25 14:24:45" ["post_content"]=> string(7392) "“Que lo que resulte se parezca a lo que planeaste, es el éxito”. – Héctor Bonilla (1939), actor mexicano. El gran Federico García Lorca (poeta, dramaturgo y prosista español) dictó en su conferencia Juego y teoría del duende que “es un poder y no un obrar, es un luchar y no un pensar. No es cuestión de facultad, sino de verdadero estilo vivo; es decir, de sangre; es decir, de viejísima cultura, de creación en un acto. Hay que despertarlo en las últimas habitaciones de la sangre. Un encanto misterioso e inefable, una especie de magnetismo que puede poseer cualquier arte, país o persona. Un encanto poético aplicado a la creación artística”. El término se ha aplicado tradicionalmente al flamenco (en cuanto danza y música); sin embargo, se dice que está presente en las artes en general. Mi encuentro con el término duende fue durante mi época universitaria, tiempo de estrecha conexión con la actividad cinematográfica como becaria coordinadora de actividades culturales, lo cual me permitió acercarme al acto creativo de cineastas, actores, productores y distribuidores; además de instituciones como la Filmoteca de la UNAM en tiempos de Celia Barrientos, la Cineteca Nacional, los cinemas Lumiére, la distribuidora Warner Bros, Centro Cultural Telmex y tantas personalidades y lugares emblemáticos que me hicieron amar el cine. Entre ellos, la labor de Óscar Uriel (conductor, productor de teatro y cine, analista cinematográfico) a quien seguí por mucho tiempo a través del programa 24xsegundo y que reencontré en 2010 como entrevistador del programa T.A.P. (Taller de Actores Profesionales) cuyo trabajo era distinto porque iba más allá de descubrir el detrás de cámaras del próximo estreno cinematográfico, al desmenuzar y desentrañar la esencia humana detrás de la actuación profesional en teatro, cine y televisión (porque hay que pagar las cuentas como suelen decir)  y desde entonces, verlo y disfrutar de sus invitados ha sido como un bálsamo en días aciagos como los vividos recientemente a causa de la pandemia.  En 2021 y a propósito de la presentación de la temporada diez de T.A.P., el conductor comentó: “muchos asuntos se van a resignificar, por ejemplo, el miedo, las relaciones humanas, la soledad, me da la impresión de que serán temas apreciados desde otro punto de vista”. Y sí, los invitados que estuvieron con él durante dicha temporada hablaron de su experiencia a partir de la pandemia y de cómo les cambió la vida, de la forma en que tuvieron que reinventarse y de cómo ratificaron su empeño en seguir haciendo lo que mejor saben hacer: interpretar personajes y contar historias. Como parte de los créditos finales del programa aparece una leyenda, “NO SOMOS NADA” (nombre de la casa productora), que si bien encierra una gran razón, resulta reveladora al mismo tiempo porque todo lo que se dice, se cuenta y se comparte en una hora resulta ser todo para los espectadores, porque lo esencial de una producción como T.AP. es lo que se revela para cada espectador y lo que le inspira y mueve en la entraña al conocer la parte humana detrás de los personajes que han amado a través de las diferentes historias.  La vida (o quizá un duende), como es con sus constantes misterios, me llevó como invitada a la presentación de la onceava temporada de T.A.P., la cual se realizó el pasado martes 19 de julio en el Foro Shakespeare para anunciar su estreno en canal once hoy lunes 25 a las diecinueve horas. En la presentación estuvo también Bruno Bichir, productor del programa quien compartió con los reporteros y dijo: “Me emociona hasta el tuétano (es una de sus frases favoritas) y lo digo porque Óscar ha volado desde que llegó a T.A.P. por su trialidad como actor, productor y evidentemente como entrevistador y periodista porque es un gran indagador con amor y precisión del quehacer de la ficción. Él ya había entrevistado a grandes estrellas de todos los tiempos, pero lo que ahora hace es, sin duda, volar y no es inusual porque ha evolucionado a lo largo del tiempo”. A su vez, en la entrevista que el propio Óscar le realiza a Bichir, este último reflexiona y comenta parafraseando a Marlon Brando a quien admira: “Pasamos toda una vida estudiando o desarrollando nuestra capacidad como intérpretes para mostrar lo que el ser humano es y la realidad de las cosas es que al ser humano no le gusta mostrarse, somos animalitos muy tímidos. No nos gusta mostrar”. Así que la dupla Óscar-Bruno en conjunto con Itari Marta y Baltazar Morelos también en la producción además de todo el equipo y en coproducción con Canal Once es tratar de develar el misterio de la actuación o al menos, mostrar que es un acto humano que atraviesa por la entraña y la emoción, lo cual no es poca cosa. Paradójicamente, hay un antes y un después no sólo en el trabajo de realización del programa sino en la vigencia e importancia de este tipo de producciones que logran capturar a ese “duende” presente en el acto creativo y que permite conectar con el aquí y el ahora para expresar #laspequeñascosas que son la vida misma y que llamamos emociones aunque las negamos por quedarnos en la superficie, pero la vida es un ratito y no somos nada. A manera de colofón: conocí a Bruno en el año 2000 durante la presentación del filme “Crónica de un desayuno” (Benjamín Cann, E. Carranza, 2000), por alguna extraña razón lo acompañé durante un lapso mientras él esperaba la entrevista que estaban por realizarle. Recuerdo que él me hablaba de cosas que yo apenas podía asimilar, pero algo me quedó fijo en la memoria: su pasión, vocación, entrega y amor por lo que hace. No volví a verlo pero conservé su autógrafo en el cartel oficial de la película y su entonces número telefónico y dirección de e-mail. Me reencontré sorpresivamente con él durante la presentación de T.A.P., me acerqué y lo saludé desde la admiración y el respeto que siento por su trabajo y su gran sensibilidad como persona, impresión que se reforzó durante los largos minutos de entrevista que concedió generosa y pacientemente a los reporteros que acudieron a cubrir el evento. El cine, el teatro o la televisión (ahora las plataformas) nos venden historias y estrellas de la actuación pero en el fondo, debajo de cada vestuario y maquillaje se esconde la calidad y la calidez humana de los intérpretes a los cuales muy pocas veces tenemos el privilegio de acercarnos y aprender de ellos, a todos ellos GRACIAS por hacer de este mundo algo mejor con su labor artística." ["post_title"]=> string(27) "Las pequeñas cosas: duende" ["post_excerpt"]=> string(212) "Hay un antes y un después, no solo en el trabajo de realización del programa sino en la vigencia e importancia de este tipo de producciones que logran capturar a ese “duende” presente en el acto creativo. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(25) "las-pequenas-cosas-duende" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-07-26 09:53:06" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-07-26 14:53:06" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=81377" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } } ["post_count"]=> int(2) ["current_post"]=> int(-1) ["in_the_loop"]=> bool(false) ["post"]=> object(WP_Post)#18051 (24) { ["ID"]=> int(82183) ["post_author"]=> string(3) "190" ["post_date"]=> string(19) "2022-08-15 10:36:16" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-08-15 15:36:16" ["post_content"]=> string(4815) "Durante nuestro día a día vivimos corriendo, haciendo mil cosas diferentes, queriendo ganarle la corrida al reloj, siempre con prisa. Y nuestra mente no es diferente, nuestros pensamientos vienen y van de un lugar a otro, estos con la capacidad de ir del pasado al futuro en un abrir y cerrar de ojos. Cuando menos nos damos cuenta nuestra mente está totalmente descontrolada, pasamos de la realidad a la irrealidad o de repente está llena de expectativas o como se dice muchas veces: soñamos despiertos. No quiere decir que soñar con algo, o que tengamos un objetivo y que hagamos todo lo posible por alcanzarlo sea malo, al contrario, si no tuviéramos objetivos, nuestra vida no tendría ningún sentido. El problema es cuando vivimos fuera de la realidad, cuando nuestros pensamientos nos controlan y tenemos pensamientos recurrentes u obsesivos “pensamientos rumiativos” en determinado aspecto; cuando somos secuestrados por nuestros pensamientos y emociones. Cuando nuestra mente está totalmente descontrolada y damos rienda suelta a nuestros pensamientos e imaginación, es justo ahí que podemos perdernos entre la realidad y la fantasía, empezamos a crear historias en nuestra cabeza que única y exclusivamente existen en nuestra mente y nada más. Es cuando empezamos a vivir de expectativas de cualquier tipo: amorosas, profesionales o personales. “Los seres humanos tenemos la capacidad de planear o imaginar en nuestra mente y después responder como si fueran estímulos reales. La imaginación no es neutral desde un punto de vista fisiológico: las fantasías pueden activar los sistemas fisiológicos y producir respuestas. Los recuerdos emocionales y condicionamientos nos empujan a reaccionar rápidamente ante ciertas cosas, de forma que antes de ser conscientes de la situación que se presenta, el cuerpo reacciona y las emociones nos invaden, apoderándose de nuestros pensamientos y comportamientos, pudiéndose expresar en conductas reactivas”. Nuestros fantasmas empiezan a salir y a llevarnos por rumbos nada agradables: empezamos a crear historia en nuestra cabeza, que después de tanto imaginarlas, las vemos y sentimos como reales:
  • Una persona que teme que lo despidan de su trabajo porque piensa que no le cae bien a su jefe, sin ningún fundamento.
  • Una mujer/un hombre que muere de celos por su pareja y se imagina que lo está traicionando con su amigo porque se vieron de una manera diferente.
  • La obsesión de alcanzar algún objetivo y solo se vive para eso sin importar nada más.
  • - Etc…
Lo peor es que todo esto solo existe en nuestra mente y muchas veces si existe un tercero dentro de nuestras fantasías, ni siquiera está enterado, ni se imagina que él o ella sea la causa de nuestro sufrimiento o de nuestras expectativas. “Podemos aprender a estar atentos a las emociones y pensamientos en cuanto surgen, y a descubrir sus vínculos con nuestros recuerdos y condicionamientos emocionales. Dándonos cuenta y observando lo que ocurre en nuestro interior, evitamos ser capturados por ello. Al ser conscientes de cómo somos secuestrados por las preocupaciones internas, podemos calmar y reducir los bucles que retroalimentan la supuesta amenaza y la mantienen, que es la repetición de pensamientos reiterados a los que llamamos “pensamiento rumiativo”. Así podemos elegir otro tipo de respuestas: se trata de entrenar la mente de manera que nos permita afrontar, convivir y fluir con las realidades de la vida, sean las que sean”. Dentro de la filosofía budista y el Mindfulness, el poder aceptar la vida y las cosas como se nos presentan y no de la forma como nos gustaría, es fundamental para no crear falsas expectativas en nuestras vidas. La meditación es una herramienta muy poderosa para entrenar nuestra mente y poder tener una verdadera paz mental. Referencias: Material del curso Mindfulness Transpersonal, Escuela Española de Desarrollo Transpersonal, Madrid, España, 2018." ["post_title"]=> string(21) "Vivir de expectativas" ["post_excerpt"]=> string(197) "Dentro de la filosofía budista y el Mindfulness, el poder aceptar la vida y las cosas como se nos presentan y no de la forma como nos gustaría, es fundamental para no caer en falsas expectativas." ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(21) "vivir-de-expectativas" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-08-15 13:25:53" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-08-15 18:25:53" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=82183" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } ["comment_count"]=> int(0) ["current_comment"]=> int(-1) ["found_posts"]=> int(12) ["max_num_pages"]=> float(6) ["max_num_comment_pages"]=> int(0) ["is_single"]=> bool(false) ["is_preview"]=> bool(false) ["is_page"]=> bool(false) ["is_archive"]=> bool(true) ["is_date"]=> bool(false) ["is_year"]=> bool(false) ["is_month"]=> bool(false) ["is_day"]=> bool(false) ["is_time"]=> bool(false) ["is_author"]=> bool(false) ["is_category"]=> bool(true) ["is_tag"]=> bool(false) ["is_tax"]=> bool(false) ["is_search"]=> bool(false) ["is_feed"]=> bool(false) ["is_comment_feed"]=> bool(false) ["is_trackback"]=> bool(false) ["is_home"]=> bool(false) ["is_privacy_policy"]=> bool(false) ["is_404"]=> bool(false) ["is_embed"]=> bool(false) ["is_paged"]=> bool(false) ["is_admin"]=> bool(false) ["is_attachment"]=> bool(false) ["is_singular"]=> bool(false) ["is_robots"]=> bool(false) ["is_favicon"]=> bool(false) ["is_posts_page"]=> bool(false) ["is_post_type_archive"]=> bool(false) ["query_vars_hash":"WP_Query":private]=> string(32) "05107b5876db5822e5cf25d6d91e904d" ["query_vars_changed":"WP_Query":private]=> bool(false) ["thumbnails_cached"]=> bool(false) ["stopwords":"WP_Query":private]=> NULL ["compat_fields":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(15) "query_vars_hash" [1]=> string(18) "query_vars_changed" } ["compat_methods":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(16) "init_query_flags" [1]=> string(15) "parse_tax_query" } }
Vivir de expectativas

Vivir de expectativas

Dentro de la filosofía budista y el Mindfulness, el poder aceptar la vida y las cosas como se nos presentan y no...

agosto 15, 2022
Las pequeñas cosas: duende

Las pequeñas cosas: duende

Hay un antes y un después, no solo en el trabajo de realización del programa sino en la vigencia e importancia de...

julio 25, 2022




Más de categoría
Vivir de expectativas

Vivir de expectativas

Dentro de la filosofía budista y el Mindfulness, el poder aceptar la vida y las cosas como se nos...

agosto 15, 2022

Cuando quiero

Es ideal hacer las cosas que nos gusten cuando queremos, pero esto no siempre es posible.

agosto 15, 2022

No le dejes todo al tiempo

Dicen que lo cura todo pero… la realidad es distinta…

agosto 10, 2022
¿Bailamos?

¿Bailamos?

Como cada lunes, Saúl Homero Montoya nos comparte una pequeña reflexión de vida.

agosto 8, 2022