Cuando despertó…

Así son los arrebatos del mundo loco que nos toca palpar, ya no solo es lo que se escucha sino lo que se puede sentir… Así son los arrebatos del mundo loco que nos toca palpar, ya...

26 de junio, 2018
ninos-separados-trump

Así son los arrebatos del mundo loco que nos toca palpar, ya no solo es lo que se escucha sino lo que se puede sentir…

Así son los arrebatos del mundo loco que nos toca palpar, ya no solo es lo que se escucha sino lo que se puede sentir como garras en el cerebro, lo que se hunde como daga en la mitad del corazón y lo que queda después, un mísero corredor infinito en el que la luz no ha de llegar jamás.

Me apareció como balde de agua helada la imagen de un pequeño atrapado y, como queriendo espantar una avispa que vuela cerca del oído, sacudí la cabeza y abaniqué las manos, cerré la tenebrosa noticia y me fui a dormir con el dolor y la angustia de ese pequeño. Soñé con la sensación de abandono que tuerce los dedos y aprieta los dientes hasta sangrar la lengua.

Abandonados somos todos en algún momento, desde el primer día en el jardín de niños que, después de tanto amor y tanto arrumaco, mamá y papá se atreven a depositar al chiquitín en un lugar extraño, con un montón de extraños y lleno de señoras que no se parecen a mamá.

El abandono sucede siempre y sean quizá, los primeros traumas adquiridos en el complejo mundo de la mente, no se entienden y no hay explicación suficiente como para consolar la razón. Nos abandonan papá y mamá en la escuela, nos abandona el hermano que se fue a primaria, nos deja el amiguito que se fue a vivir lejos. Nos abandona la cobijita y hasta el pañal. Después, empezamos a abandonar las cosas, la cuna, la recámara de los papás, el biberón. La ropa y los juguetes. Nos abandona papá o mamá si se mueren cuando somos pequeños y más pronto, casi siempre, nos abandonan los abuelos que se van “a vivir al cielo”.

Ya de adultos, abandonamos la casa familiar para ir a perseguir sueños y alcanzar metas, en ese camino abandonamos las metas y nos deshacemos de los sueños. Luego, abandonamos cualquier cosa y a cualquier persona, muchas veces sin vacilación, sin pensar que estamos hiriendo a alguien hasta que se vuelve una mala costumbre. La sensación de abandono es un proceso que se tiene que vivir y es obligación del ser humano superarlo, siempre pasa, nos abandona hasta el más plácido sueño cuando suena la alarma del despertador.

Otra cosa muy diferente y cruel, es que los adultos crean tener la facultad de ‘dios’ para provocar ausencias y abandonos en criaturas que no saben más que de papá y mamá. Pequeñitos que no conocen rechazos, que no saben de noches de miedo porque papi y mami están ahí, cerquita. Otra cosa es que un ser sin cerebro y vísceras retacadas de desecho, se atribuya la capacidad para lastimar y golpear emocionalmente a los niños.

La separación de familias se da de muchas formas, es cierto, ya una vez el jefe o la jefa de familia saltaron el charco o la cerca para “buscar una vida mejor” y abandonaron a sus hijos. Es cierto que muchos indocumentados no tuvieron la facilidad, el tiempo o les ganó la desidia y no legalizaron su situación de residencia en Estados Unidos, y con todo y las justificaciones o razones que quepan en la migración de los seres humanos, no se justifica de ninguna manera y bajo ninguna circunstancia que un presidente monstruoso destroce el bienestar de los pequeños.

Son casi bebés que ni siquiera conocieron el jardín de niños y ahora se encuentran respirando alientos extraños, durmiendo en un suelo frío y siendo observados como animalitos de zoológico. Sí, la comparación y la imagen es terriblemente cruel y al personaje que hace las veces de presidente del país más “poderoso” del mundo, simplemente ‘le vale madres’. ¡Qué vergüenza tener un padre así! No puedo imaginar lo que pensarán o sentirán los hijos de Trump, sus nietos, la mujer que lo acompaña como esposa. ¡Qué vergüenza que el odio viva en el poder!

No hay suficientes palabras para describir la sensación que provocan las imágenes de niños llorando rasguñando las rejas buscando una salida. Escuchar los gritos chiquitos que ensordecen y lastiman porque parece que, como todo en el mundo de ahora, “no se puede hacer nada”.

La mano de Trump, empuñando la pluma y firmando enfurecido un papel que dicta que no se separarán a las familias no es suficiente, porque esa firma no exime el resto del contenido y las familias posiblemente se reúnan, sí, en el mismo enrejado junto a sus hijos.

La furia que corroe al venido a menos, Trump, no tiene límites y mientras más iracundo se ponga, más atrocidades se le van a ocurrir. No entiendo por qué, tanto los historiadores y los organismos mundiales, han mencionado la cantidad de posibilidades que se tuvieron en otros tiempos para detener a Hitler. Tantos que han presumido en sus publicaciones las alternativas que pudieron haber evitado, o al menos obstaculizado a tiempo el Holocausto, y ahora que el Holocausto vive en tiempos modernos, ¿ninguno puede hacer oficialmente algo?, ¿se tiene que dejar que termine de suceder para entonces, escribirlo en las páginas de la historia moderna y después decir que se pudo haber evitado?

El abandono en esos niños es un trauma importante, no queremos tener viejitos de noventa años, sentados en un auditorio recibiendo un homenaje porque son “sobrevivientes” de la era Trump y quienes les aplaudan y los abracen y les empujen la silla de ruedas le pregunten al mundo en un grito ahogado: “¿Por qué dejaron que ésto pasara?”

¿Qué han hecho por ellos, además de ir a tomar fotografías? ¿Qué podemos hacer todos, además de publicar etiquetitas con mensajes de consuelo? ¿Qué puedo hacer yo, además de estar tecleando con coraje y rabia como si de un cincel sobre piedra se tratara? ¿Qué tenemos que hacer todos? Algo habrá debajo de cada teclado, de cada libreta, en cada voz que tiene la fuerza para hacerse escuchar. Algo, algo debe haber que se pueda hacer.

Dormiré queriendo soñar que soy un mago poderoso que abrirá esas jaulas y saldrán los niños corriendo a encontrar los brazos de sus papás, aún cuando, de madrugada, el cuento de Augusto Monterroso suene como alarma: “Cuando despertó, el dinosaurio todavía estaba allí”.

Comentarios
object(WP_Query)#18570 (51) { ["query"]=> array(5) { ["cat"]=> int(1) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(21608) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "26-08-2021" ["before"]=> string(10) "23-09-2021" ["inclusive"]=> bool(true) } } } ["query_vars"]=> array(65) { ["cat"]=> int(1) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(21608) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "26-08-2021" ["before"]=> string(10) "23-09-2021" ["inclusive"]=> bool(true) } } ["error"]=> string(0) "" ["m"]=> string(0) "" ["p"]=> int(0) ["post_parent"]=> string(0) "" ["subpost"]=> string(0) "" ["subpost_id"]=> string(0) "" ["attachment"]=> string(0) "" ["attachment_id"]=> int(0) ["name"]=> string(0) "" ["pagename"]=> string(0) "" ["page_id"]=> int(0) ["second"]=> string(0) "" ["minute"]=> string(0) "" ["hour"]=> string(0) "" ["day"]=> int(0) ["monthnum"]=> int(0) ["year"]=> int(0) ["w"]=> int(0) ["category_name"]=> string(13) "sin-categoria" ["tag"]=> string(0) "" ["tag_id"]=> string(0) "" ["author"]=> string(0) "" ["author_name"]=> string(0) "" ["feed"]=> string(0) "" ["tb"]=> string(0) "" ["paged"]=> int(0) ["meta_key"]=> string(0) "" ["meta_value"]=> string(0) "" ["preview"]=> string(0) "" ["s"]=> string(0) "" ["sentence"]=> string(0) "" ["title"]=> string(0) "" ["fields"]=> string(0) "" ["menu_order"]=> string(0) "" ["embed"]=> string(0) "" ["category__in"]=> array(0) { } ["category__not_in"]=> array(0) { } ["category__and"]=> array(0) { } ["post__in"]=> array(0) { } ["post_name__in"]=> array(0) { } ["tag__in"]=> array(0) { } ["tag__not_in"]=> array(0) { } ["tag__and"]=> array(0) { } ["tag_slug__in"]=> array(0) { } ["tag_slug__and"]=> array(0) { } ["post_parent__in"]=> array(0) { } ["post_parent__not_in"]=> array(0) { } ["author__in"]=> array(0) { } ["author__not_in"]=> array(0) { } ["ignore_sticky_posts"]=> bool(false) ["suppress_filters"]=> bool(false) ["cache_results"]=> bool(true) ["update_post_term_cache"]=> bool(true) ["lazy_load_term_meta"]=> bool(true) ["update_post_meta_cache"]=> bool(true) ["post_type"]=> string(0) "" ["nopaging"]=> bool(false) ["comments_per_page"]=> string(2) "50" ["no_found_rows"]=> bool(false) ["order"]=> string(0) "" } ["tax_query"]=> object(WP_Tax_Query)#18569 (6) { ["queries"]=> array(1) { [0]=> array(5) { ["taxonomy"]=> string(8) "category" ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(1) } ["field"]=> string(7) "term_id" ["operator"]=> string(2) "IN" ["include_children"]=> bool(true) } } ["relation"]=> string(3) "AND" ["table_aliases":protected]=> array(1) { [0]=> string(21) "rt_term_relationships" } ["queried_terms"]=> array(1) { ["category"]=> array(2) { ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(1) } ["field"]=> string(7) "term_id" } } ["primary_table"]=> string(8) "rt_posts" ["primary_id_column"]=> string(2) "ID" } ["meta_query"]=> object(WP_Meta_Query)#18585 (9) { ["queries"]=> array(0) { } ["relation"]=> NULL ["meta_table"]=> NULL ["meta_id_column"]=> NULL ["primary_table"]=> NULL ["primary_id_column"]=> NULL ["table_aliases":protected]=> array(0) { } ["clauses":protected]=> array(0) { } ["has_or_relation":protected]=> bool(false) } ["date_query"]=> object(WP_Date_Query)#18679 (5) { ["queries"]=> array(4) { [0]=> array(6) { ["after"]=> string(10) "26-08-2021" ["before"]=> string(10) "23-09-2021" ["inclusive"]=> bool(true) ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["relation"]=> string(3) "AND" ["column"]=> string(18) "rt_posts.post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["time_keys"]=> array(14) { [0]=> string(5) "after" [1]=> string(6) "before" [2]=> string(4) "year" [3]=> string(5) "month" [4]=> string(8) "monthnum" [5]=> string(4) "week" [6]=> string(1) "w" [7]=> string(9) "dayofyear" [8]=> string(3) "day" [9]=> string(9) "dayofweek" [10]=> string(13) "dayofweek_iso" [11]=> string(4) "hour" [12]=> string(6) "minute" [13]=> string(6) "second" } } ["request"]=> string(462) "SELECT SQL_CALC_FOUND_ROWS rt_posts.ID FROM rt_posts LEFT JOIN rt_term_relationships ON (rt_posts.ID = rt_term_relationships.object_id) WHERE 1=1 AND ( ( rt_posts.post_date >= '2021-08-26 00:00:00' AND rt_posts.post_date <= '2021-09-23 00:00:00' ) ) AND rt_posts.ID NOT IN (21608) AND ( rt_term_relationships.term_taxonomy_id IN (1) ) AND rt_posts.post_type = 'post' AND (rt_posts.post_status = 'publish') GROUP BY rt_posts.ID ORDER BY RAND() LIMIT 0, 2" ["posts"]=> array(1) { [0]=> object(WP_Post)#18611 (24) { ["ID"]=> int(70383) ["post_author"]=> string(1) "8" ["post_date"]=> string(19) "2021-09-14 08:45:04" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2021-09-14 13:45:04" ["post_content"]=> string(3658) "2020 fue el año más letal para los activistas de la tierra y el medio ambiente, asegura la ONG británica Global Witness, que ayer difundió su reporte “Last Line of Defense, The industries causing the climate crisis and attacks against land and environmental defenders” (Última Línea de Defensa, Las industrias causantes de la crisis climática y los ataques contra los defensores de la tierra y el medio ambiente). 227 personas fueron asesinadas en 21 países por actuar pacíficamente contra la explotación injusta, discriminatoria, corrupta o dañina de los recursos naturales o el medio ambiente. Con 65 asesinatos, Colombia es en donde más activistas perdieron la vida, seguido por México (30), Filipinas (29), Brasil (20), Honduras (17), República Democrática del Congo (15), Guatemala (13) y Nicaragua (12). Es decir, que el 88.1% del total ocurrieron en ocho de los 21 países. Casi tres de cuatro asesinatos ocurrieron en América y siete de los 10 países en donde más personas fueron asesinadas están en América Latina. 23 de los muertos estaban involucrados en temas de explotación forestal, 20 en asuntos de agua y presas, 17 en la industria minera y extractiva, 17 en la substitución ilegal de cultivos, 17 en los agronegocios, 12 en aspectos de reforma agraria, seis combatían la caza ilegal, dos en cuestiones relacionadas con caminos, uno en asuntos legales y 112 en diversos temas relacionados con la tierra. En donde se detallan los casos, siete de cada 10 fueron asesinados por defender los bosques de la deforestación y el desarrollo industrial. Otros murieron por proteger ríos, áreas costeras y océanos. De acuerdo con los reportes, más de un tercio de los crímenes están vinculados a la explotación de recursos –tala, minería y agroindustria a gran escala–, y a la construcción de presas hidroeléctricas y obras de infraestructura. Cinco de siete asesinatos fueron de indígenas, a pesar de que solo representan el 5% de la población mundial. Estos casos fueron documentados en México, Centro y Sudamérica y Filipinas. En México, se registraron 30 asesinatos, un aumento del 67% respecto a 2019. La tala se vinculó a casi un tercio de estos crímenes y la mitad de todos los ataques fueron dirigidos contra comunidades indígenas. La impunidad para los asesinos de los activistas sigue siendo sorprendentemente alta y una investigación reciente que clasifica a los países según el acceso a la justicia para sus ciudadanos colocó a México en el lugar 60 de los 69 países evaluados. Hasta el 95% de los asesinatos no son castigados. El reporte dedica dos páginas al caso de Óscar Eyraud Adams, defensor de los derechos del agua de las comunidades indígenas de Baja California que fue asesinado el 24 de septiembre de 2020 en Tecate, luego de que denunciara el despojo de agua por trasnacionales y la negativa de Conagua de permitirles cavar un pozo en Neji, BC. Global Witness acusa a las empresas privadas de actuar irresponsablemente durante décadas, contribuir y beneficiarse de los ataques contra la tierra y el medio ambiente ante la mirada complaciente de las autoridades. Queda claro, después de leer el reporte en www.globalwitness.org, que para el gobierno de la 4T no es importante proteger a los activistas y al medio ambiente, y menos aclarar los 30 asesinatos. Twitter: @ruizhealy Facebook: Eduardo J Ruiz-Healy Instagram: ruizhealy Sitio: ruizhealytimes.com" ["post_title"]=> string(60) "227 activistas ambientales asesinados en 2020; 30 en México" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(58) "227-activistas-ambientales-asesinados-en-2020-30-en-mexico" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2021-09-14 08:45:40" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2021-09-14 13:45:40" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=70383" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } } ["post_count"]=> int(1) ["current_post"]=> int(-1) ["in_the_loop"]=> bool(false) ["post"]=> object(WP_Post)#18611 (24) { ["ID"]=> int(70383) ["post_author"]=> string(1) "8" ["post_date"]=> string(19) "2021-09-14 08:45:04" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2021-09-14 13:45:04" ["post_content"]=> string(3658) "2020 fue el año más letal para los activistas de la tierra y el medio ambiente, asegura la ONG británica Global Witness, que ayer difundió su reporte “Last Line of Defense, The industries causing the climate crisis and attacks against land and environmental defenders” (Última Línea de Defensa, Las industrias causantes de la crisis climática y los ataques contra los defensores de la tierra y el medio ambiente). 227 personas fueron asesinadas en 21 países por actuar pacíficamente contra la explotación injusta, discriminatoria, corrupta o dañina de los recursos naturales o el medio ambiente. Con 65 asesinatos, Colombia es en donde más activistas perdieron la vida, seguido por México (30), Filipinas (29), Brasil (20), Honduras (17), República Democrática del Congo (15), Guatemala (13) y Nicaragua (12). Es decir, que el 88.1% del total ocurrieron en ocho de los 21 países. Casi tres de cuatro asesinatos ocurrieron en América y siete de los 10 países en donde más personas fueron asesinadas están en América Latina. 23 de los muertos estaban involucrados en temas de explotación forestal, 20 en asuntos de agua y presas, 17 en la industria minera y extractiva, 17 en la substitución ilegal de cultivos, 17 en los agronegocios, 12 en aspectos de reforma agraria, seis combatían la caza ilegal, dos en cuestiones relacionadas con caminos, uno en asuntos legales y 112 en diversos temas relacionados con la tierra. En donde se detallan los casos, siete de cada 10 fueron asesinados por defender los bosques de la deforestación y el desarrollo industrial. Otros murieron por proteger ríos, áreas costeras y océanos. De acuerdo con los reportes, más de un tercio de los crímenes están vinculados a la explotación de recursos –tala, minería y agroindustria a gran escala–, y a la construcción de presas hidroeléctricas y obras de infraestructura. Cinco de siete asesinatos fueron de indígenas, a pesar de que solo representan el 5% de la población mundial. Estos casos fueron documentados en México, Centro y Sudamérica y Filipinas. En México, se registraron 30 asesinatos, un aumento del 67% respecto a 2019. La tala se vinculó a casi un tercio de estos crímenes y la mitad de todos los ataques fueron dirigidos contra comunidades indígenas. La impunidad para los asesinos de los activistas sigue siendo sorprendentemente alta y una investigación reciente que clasifica a los países según el acceso a la justicia para sus ciudadanos colocó a México en el lugar 60 de los 69 países evaluados. Hasta el 95% de los asesinatos no son castigados. El reporte dedica dos páginas al caso de Óscar Eyraud Adams, defensor de los derechos del agua de las comunidades indígenas de Baja California que fue asesinado el 24 de septiembre de 2020 en Tecate, luego de que denunciara el despojo de agua por trasnacionales y la negativa de Conagua de permitirles cavar un pozo en Neji, BC. Global Witness acusa a las empresas privadas de actuar irresponsablemente durante décadas, contribuir y beneficiarse de los ataques contra la tierra y el medio ambiente ante la mirada complaciente de las autoridades. Queda claro, después de leer el reporte en www.globalwitness.org, que para el gobierno de la 4T no es importante proteger a los activistas y al medio ambiente, y menos aclarar los 30 asesinatos. Twitter: @ruizhealy Facebook: Eduardo J Ruiz-Healy Instagram: ruizhealy Sitio: ruizhealytimes.com" ["post_title"]=> string(60) "227 activistas ambientales asesinados en 2020; 30 en México" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(58) "227-activistas-ambientales-asesinados-en-2020-30-en-mexico" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2021-09-14 08:45:40" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2021-09-14 13:45:40" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=70383" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } ["comment_count"]=> int(0) ["current_comment"]=> int(-1) ["found_posts"]=> int(1) ["max_num_pages"]=> float(1) ["max_num_comment_pages"]=> int(0) ["is_single"]=> bool(false) ["is_preview"]=> bool(false) ["is_page"]=> bool(false) ["is_archive"]=> bool(true) ["is_date"]=> bool(false) ["is_year"]=> bool(false) ["is_month"]=> bool(false) ["is_day"]=> bool(false) ["is_time"]=> bool(false) ["is_author"]=> bool(false) ["is_category"]=> bool(true) ["is_tag"]=> bool(false) ["is_tax"]=> bool(false) ["is_search"]=> bool(false) ["is_feed"]=> bool(false) ["is_comment_feed"]=> bool(false) ["is_trackback"]=> bool(false) ["is_home"]=> bool(false) ["is_privacy_policy"]=> bool(false) ["is_404"]=> bool(false) ["is_embed"]=> bool(false) ["is_paged"]=> bool(false) ["is_admin"]=> bool(false) ["is_attachment"]=> bool(false) ["is_singular"]=> bool(false) ["is_robots"]=> bool(false) ["is_favicon"]=> bool(false) ["is_posts_page"]=> bool(false) ["is_post_type_archive"]=> bool(false) ["query_vars_hash":"WP_Query":private]=> string(32) "930b19fe1625357a32cb828880a1bf6e" ["query_vars_changed":"WP_Query":private]=> bool(false) ["thumbnails_cached"]=> bool(false) ["stopwords":"WP_Query":private]=> NULL ["compat_fields":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(15) "query_vars_hash" [1]=> string(18) "query_vars_changed" } ["compat_methods":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(16) "init_query_flags" [1]=> string(15) "parse_tax_query" } }

227 activistas ambientales asesinados en 2020; 30 en México

2020 fue el año más letal para los activistas de la tierra y el medio ambiente, asegura la ONG británica Global Witness,...

septiembre 14, 2021
ninos-separados-trump

Así son los arrebatos del mundo loco que nos toca palpar, ya no solo es lo que se escucha sino lo que...

enero 1, 1970




Más de categoría

227 activistas ambientales asesinados en 2020; 30 en México

2020 fue el año más letal para los activistas de la tierra y el medio ambiente, asegura la ONG...

septiembre 14, 2021

Cartón

Comentarios

agosto 25, 2021
luy

Cartón

Comentarios

agosto 19, 2021
luis llaca

Cartón

Comentarios

junio 14, 2021