Día internacional contra la Corrupción

El 9 de diciembre de cada año se conmemora el día internacional contra la corrupción. Y el problema no es únicamente de nuestro país. La OCDE estima que la corrupción mundial le cuesta unos 4.4 billones de...

11 de diciembre, 2020

El 9 de diciembre de cada año se conmemora el día internacional contra la corrupción. Y el problema no es únicamente de nuestro país. La OCDE estima que la corrupción mundial le cuesta unos 4.4 billones de dólares a la economía mundial, lo que representa el 5% del PIB global. Desgraciadamente, hace mucho tiempo que nuestro país se encuentra instalado entre los países más corruptos del mundo.

Cada año, Transparencia Internacional publica un estudio sobre la corrupción en el mundo. El estudio correspondiente a este 2020 se dará a conocer en enero, pero en el estudio más reciente, México obtuvo 29 puntos de 100 posibles, colocando a nuestro país en la posición 130 de 180.

Ni siquiera estamos cerca del promedio de 43 puntos que obtuvo América Latina, promedio que de por sí es bajo. Solo para contrastar, los países menos corruptos, como Dinamarca y Nueva Zelanda, obtuvieron una calificación de 87 puntos.

Pero hay otra organización, World Justice Project, que publicó este año el Índice del Estado de Derecho en México 2019 – 2020. En ese estudio se muestran los resultados de varios factores que afectan el Estado de derecho, entre ellos, límites al poder gubernamental, ausencia de corrupción, gobierno abierto, derechos fundamentales, orden y seguridad, cumplimiento regulatorio, justicia civil y justicia penal.

La calificación más alta está en derechos fundamentales, en donde obtuvimos 0.50 puntos de 1.00 posible. El tema de corrupción es en el que peor puntaje obtuvo el país con 0.36 puntos, empatado con justicia civil. Una décima arriba se encuentran cumplimiento regulatorio, orden y seguridad y, salvo límites al poder gubernamental y derechos fundamentales, ninguno de los índices supera los 0.40 puntos.

Dentro de este estudio se ubica a Querétaro como el estado menos corrupto con una calificación de 0.45 puntos y a la Ciudad de México como la entidad con mayor corrupción con una calificación de 0.28 puntos

El ejemplo más reciente de la corrupción que impera en nuestro país está, para no variar, en PEMEX. La empresa Vitol, una de las compañías de comercio de energía más grande del mundo, fue acusada por el gobierno de Estados Unidos de sobornar a funcionarios de PEMEX para obtener contratos entre 2015 y julio de este año.

El Departamento de Justicia de Estados Unidos ha impuesto una multa de 163 millones de dólares a esta empresa de origen suizo. Los sobornos detectados por el Departamento de Justicia estadounidense son de 2 millones de dólares repartidos en México y en Ecuador utilizando facturas falsas y empresas fantasma.

El Día Internacional de la Lucha contra la Corrupción es una oportunidad para mostrar verdaderos resultados contra este lastre, más allá de la retórica gubernamental para poder declarar que ya no hay corrupción.

Comentarios


object(WP_Query)#18040 (51) { ["query"]=> array(5) { ["cat"]=> int(15) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(59011) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "17-07-2022" ["before"]=> string(10) "14-08-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } } ["query_vars"]=> array(65) { ["cat"]=> int(15) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(59011) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "17-07-2022" ["before"]=> string(10) "14-08-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } ["error"]=> string(0) "" ["m"]=> string(0) "" ["p"]=> int(0) ["post_parent"]=> string(0) "" ["subpost"]=> string(0) "" ["subpost_id"]=> string(0) "" ["attachment"]=> string(0) "" ["attachment_id"]=> int(0) ["name"]=> string(0) "" ["pagename"]=> string(0) "" ["page_id"]=> int(0) ["second"]=> string(0) "" ["minute"]=> string(0) "" ["hour"]=> string(0) "" ["day"]=> int(0) ["monthnum"]=> int(0) ["year"]=> int(0) ["w"]=> int(0) ["category_name"]=> string(18) "opinion-y-analisis" ["tag"]=> string(0) "" ["tag_id"]=> string(0) "" ["author"]=> string(0) "" ["author_name"]=> string(0) "" ["feed"]=> string(0) "" ["tb"]=> string(0) "" ["paged"]=> int(0) ["meta_key"]=> string(0) "" ["meta_value"]=> string(0) "" ["preview"]=> string(0) "" ["s"]=> string(0) "" ["sentence"]=> string(0) "" ["title"]=> string(0) "" ["fields"]=> string(0) "" ["menu_order"]=> string(0) "" ["embed"]=> string(0) "" ["category__in"]=> array(0) { } ["category__not_in"]=> array(0) { } ["category__and"]=> array(0) { } ["post__in"]=> array(0) { } ["post_name__in"]=> array(0) { } ["tag__in"]=> array(0) { } ["tag__not_in"]=> array(0) { } ["tag__and"]=> array(0) { } ["tag_slug__in"]=> array(0) { } ["tag_slug__and"]=> array(0) { } ["post_parent__in"]=> array(0) { } ["post_parent__not_in"]=> array(0) { } ["author__in"]=> array(0) { } ["author__not_in"]=> array(0) { } ["ignore_sticky_posts"]=> bool(false) ["suppress_filters"]=> bool(false) ["cache_results"]=> bool(true) ["update_post_term_cache"]=> bool(true) ["lazy_load_term_meta"]=> bool(true) ["update_post_meta_cache"]=> bool(true) ["post_type"]=> string(0) "" ["nopaging"]=> bool(false) ["comments_per_page"]=> string(2) "50" ["no_found_rows"]=> bool(false) ["order"]=> string(0) "" } ["tax_query"]=> object(WP_Tax_Query)#18038 (6) { ["queries"]=> array(1) { [0]=> array(5) { ["taxonomy"]=> string(8) "category" ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(15) } ["field"]=> string(7) "term_id" ["operator"]=> string(2) "IN" ["include_children"]=> bool(true) } } ["relation"]=> string(3) "AND" ["table_aliases":protected]=> array(1) { [0]=> string(21) "rt_term_relationships" } ["queried_terms"]=> array(1) { ["category"]=> array(2) { ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(15) } ["field"]=> string(7) "term_id" } } ["primary_table"]=> string(8) "rt_posts" ["primary_id_column"]=> string(2) "ID" } ["meta_query"]=> object(WP_Meta_Query)#18007 (9) { ["queries"]=> array(0) { } ["relation"]=> NULL ["meta_table"]=> NULL ["meta_id_column"]=> NULL ["primary_table"]=> NULL ["primary_id_column"]=> NULL ["table_aliases":protected]=> array(0) { } ["clauses":protected]=> array(0) { } ["has_or_relation":protected]=> bool(false) } ["date_query"]=> object(WP_Date_Query)#18005 (5) { ["queries"]=> array(4) { [0]=> array(6) { ["after"]=> string(10) "17-07-2022" ["before"]=> string(10) "14-08-2022" ["inclusive"]=> bool(true) ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["relation"]=> string(3) "AND" ["column"]=> string(18) "rt_posts.post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["time_keys"]=> array(14) { [0]=> string(5) "after" [1]=> string(6) "before" [2]=> string(4) "year" [3]=> string(5) "month" [4]=> string(8) "monthnum" [5]=> string(4) "week" [6]=> string(1) "w" [7]=> string(9) "dayofyear" [8]=> string(3) "day" [9]=> string(9) "dayofweek" [10]=> string(13) "dayofweek_iso" [11]=> string(4) "hour" [12]=> string(6) "minute" [13]=> string(6) "second" } } ["request"]=> string(503) " SELECT SQL_CALC_FOUND_ROWS rt_posts.ID FROM rt_posts LEFT JOIN rt_term_relationships ON (rt_posts.ID = rt_term_relationships.object_id) WHERE 1=1 AND ( ( rt_posts.post_date >= '2022-07-17 00:00:00' AND rt_posts.post_date <= '2022-08-14 00:00:00' ) ) AND rt_posts.ID NOT IN (59011) AND ( rt_term_relationships.term_taxonomy_id IN (15) ) AND ((rt_posts.post_type = 'post' AND (rt_posts.post_status = 'publish'))) GROUP BY rt_posts.ID ORDER BY RAND() LIMIT 0, 2 " ["posts"]=> array(2) { [0]=> object(WP_Post)#18041 (24) { ["ID"]=> int(81464) ["post_author"]=> string(2) "81" ["post_date"]=> string(19) "2022-07-27 09:38:03" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-07-27 14:38:03" ["post_content"]=> string(13057) "Nos guste o no, para las generaciones actuales los dispositivos electrónicos se han convertido en el mejor aliado para mantener a sus hijos ocupados (para muchos, aún más cuando llega la temporada vacacional…); pero ¿de verdad no hay mejor amigo, mejor compañía, mejores cosas que hacer o mejor niñera? y… ¿qué pasaría si de pronto supieran que esa “supernani” tiene nombre, tiene rostro y además tiene toda la intención de abusar de ellos? ¿Abusar de un niño es más fácil que nunca? El grooming (del inglés groom, que hace referencia a conductas de acercamiento o preparación para un fin determinado) es el conjunto de conductas y acciones deliberadas por parte de un adulto (varón o mujer) para acosar y/o abusar (sexualmente) de un niño o adolescente, las cuales se dan, inicialmente, creando vínculos de confianza con ellos a través de diversos medios digitales. En muchos de los casos, el objetivo principal del groomer (acosador) es obtener material sexual de su víctima para promoverlo en redes de pornografía infantil. Existen dos tipos de grooming:
  • Sin fase previa de relación y generación de confianza: El adulto obtiene material de abuso sexual a través de las contraseñas del niño o adolescente o del hackeo de sus cuentas. En este caso el material es obtenido a la fuerza y la víctima puede desconocer cómo el groomer obtuvo las imágenes.
  • Con fase previa de generación de confianza: El adulto busca generar confianza y deja de ser un «desconocido». En este caso, la “amistad” se vuelve “consensuada” y/o el material es entregado voluntariamente.
Está en todas partes: más común y más real de lo que quisiéramos…  El acceso a internet sin control es el mayor peligro para niños y jóvenes, ya que, debido a su vulnerabilidad, se exponen a los ataques de los groomers en:
  1. Redes sociales: Instagram, Facebook, Snapchat, Twitter y otros.
  2. Apps de mensajería: Whatsapp, iMessage, Kik, Messenger, Telegramm, etc.
  3. Videojuegos: Desde Roblox, hasta los más sofisticados juegos por streaming.
  4. Plataformas de contenido: videos, fotografías e incluso sitios pornográficos a los que son invitados a acceder.
Por fortuna para los padres, las redes están llenas también de videos realizados expresamente para hacerlos conscientes de lo fácil que es convencer a los niños pequeños de ir con un extraño (ofreciendo regalos atractivos o información falsa sobre sus familias), a los adolescentes de entablar relaciones virtuales o de asistir a eventos a espaldas de sus padres o, en los casos más graves, a los adultos jóvenes de dejar su casa con la promesa de viajes o trabajos (todo esto con el objetivo de hacerlos parte de la extensa red de trata de blancas, tráfico de órganos y feminicidios que sabemos que existe). Es de suma importancia ver estos contenidos y poner atención en las estrategias que utilizan los perpetradores para poder así proteger a los hijos. Etapas del grooming: “Ven… Tengo dulces…” De acuerdo con un artículo publicado en savethechildren.es, las etapas del grooming son:
  • La creación de un vínculo de confianza. En muchos casos a través de sobornos o engaños el agresor contacta con la niña o niño y establece el vínculo de confianza. Para ello normalmente finge otra edad, muy cercana a la de la víctima. Además, puede que el abusador haga regalos, empatice a un nivel profundo con los niños y niñas haciendo que escucha sus problemas y aproveche esa información para chantajear después.
  • El aislamiento de la víctima. En esta fase el agresor persigue arrancar la red de apoyo natural del menor (familiares, amistades, docentes, etc.) dejándolo desprotegido. De esta manera insiste en la necesidad de mantener todo en secreto.
  • La valoración de los riesgos. El agresor tiende siempre a asegurar su posición, así que suele preguntar a la víctima si alguien más conoce su relación e intenta averiguar quién más tiene acceso al ordenador o dispositivo que utiliza el menor.
  • Conversaciones sobre sexo. Una vez se siente con confianza, el abusador empieza a introducir conversaciones sexuales de manera paulatina. Busca que la víctima se familiarice tanto con la temática sexual como con el vocabulario.
  • Las peticiones de naturaleza sexual. Este es el objetivo principal del online grooming. En esta última fase el criminal utiliza la manipulación, las amenazas, el chantaje o la coerción para que la víctima le envíe material sexual, relate fantasías sexuales o la relación culmine con un encuentro físico.
¿Cómo detectar si nuestros hijos son posibles víctimas? Como en toda situación de riesgo, lo más importante es conocer a nuestros hijos, observar sus conductas y palabras y estar atentos a señales como:
  • Manifestaciones repentinas de tristeza y/o cambios de humor.
  • Disminución del rendimiento escolar.
  • Necesidad de estar en soledad y retraimiento ante los adultos.
  • Incremento en el tiempo de uso de los dispositivos y, especialmente, si buscan estar a solas para hacerlo.
  • Muestras de nerviosismo o ansiedad al momento de utilizar los dispositivos con los que se conectan.
  • Lesiones físicas sin explicación.
Tips para prevenir el grooming Aunque como siempre, la mejor herramienta que tenemos es la educación que damos a nuestros hijos, algunas de las estrategias que pueden ayudar a prevenir el peligro del grooming son:
  • Crear vínculos de confianza que ponderen la reflexión y las conversaciones familiares.
  • Proveer una educación afectivo-sexual clara que les dé seguridad y fortalezca su autoestima.
  • Dialogar abiertamente sobre cualquier tema que les inquiete o les provoque curiosidad.
  • Usar herramientas de control parental que permitan bloquear, monitorear y/o limitar el uso de aplicaciones o contenidos en Internet.
  • Configurar las opciones de seguridad en redes sociales, juegos en línea o navegadores que utilicen las niñas, niños y adolescentes.
  • Conocer las redes sociales que utilizan y con quiénes se comunica.
  • Realizar un seguimiento constante de sus hábitos de uso de internet.
¿Qué debemos enseñar a nuestros hijos en cuanto al uso de las redes? Además de todo lo anterior, recordando de nuevo que lo más importante es educar y teniendo en cuenta que tampoco podemos prohibirles el uso de internet y aislarlos en una burbuja, ANTES de permitirles el uso de medios digitales, enseñémosles a: 
  • Tener contraseñas robustas, únicas y secretas (salvo de los padres).
  • Mantener los perfiles privados para evitar y eliminar el grooming.
  • No enviar fotos, videos o información a desconocidos.
  • Saber que las redes sociales permiten denunciar contenido inapropiado u ofensivo para que pueda ser removido de la plataforma.
  • En caso de que ya estén siendo acosados:
    • Dejar de interactuar con ese perfil o cuenta y acercarse a los padres si algo les incomoda, les parece extraño o simplemente no se sienten seguros.
    • Bloquear el perfil o cuenta de quien los acosa.
Se tenía que decir… ¡Y se dijo! Cierto es el dicho que afirma que la verdad no peca pero incomoda y en situaciones como esta, por fuerte que suene o que parezca, los padres y maestros tenemos la obligación de estar informados, de aceptar la realidad que enfrentan nuestros chicos y, lo más importante, de tomar las acciones que sean necesarias para protegerlos. No debemos temer a que se enojen ni asustarnos de tomar el papel que nos corresponde como adultos responsables de ellos: pongamos límites, observemos en todo momento y asumamos la obligación de cuidarlos aunque sea cansado, aunque sea duro y aunque sea difícil. Visita nuestro site y descubre la forma en la que ayudamos a nuestros alumnos y familias a utilizar la tecnología como una herramienta para aprender, crear y compartir, siempre con la inteligencia, la identidad, la integridad y la ciudadanía digital que necesitan los niños y jóvenes del siglo XXI. " ["post_title"]=> string(54) "Grooming: ¿Qué es y cómo proteger a nuestros hijos?" ["post_excerpt"]=> string(131) "Alejandra Ruiz Sánchez nos advierte de los peligros del grooming. Las víctimas suelen ser menores de edad a través de Internet. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(48) "grooming-que-es-y-como-proteger-a-nuestros-hijos" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-07-27 09:38:03" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-07-27 14:38:03" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=81464" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [1]=> object(WP_Post)#17937 (24) { ["ID"]=> int(81560) ["post_author"]=> string(2) "84" ["post_date"]=> string(19) "2022-07-29 09:35:47" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-07-29 14:35:47" ["post_content"]=> string(9239) "Ser fieles a nosotros mismos, si bien consiste en mostrarnos tal como somos y mantener una coherencia interna y externa, también implica la suficiente plasticidad personal para abrirnos a la transformación, recordando que no somos ni un monolito ni un producto terminado, sino que estamos en permanente evolución y cambio.  En el artículo anterior enumerábamos cuatro obstáculos frecuentes para alcanzar la autenticidad, sin embargo, para poder fijarnos la meta de ser auténticos, lo primero será discernir en qué consiste “ser fiel a uno mismo”.  El primer punto a considerar, y aunque suene a contradicción, la autenticidad, por más de que en apariencia se refiera a nosotros y lo que ocurre en nuestro interior, en realidad está directamente relacionada con la postura existencial  que asumimos ante los demás. Los seres humanos no habitamos en la nada ni mucho menos en un territorio abstracto, sino que existimos inmersos en distintos contextos –sociales, económicos, culturales, etc.– y siempre en interacción con los otros humanos y con el entorno. Y justamente la autenticidad consiste en definir una especie de “fórmula de identidad” que nos distinga, y que generalmente se traduce en conductas, que nos coloque en un lugar específico en relación y contraste con el comportamiento y las convicciones de los demás.  La autenticidad no se trata de mimetizarnos con la vida que nos tocó, sino precisamente en lo opuesto: en asumir responsablemente una postura personal ante las situaciones, conflictos y circunstancias de la existencia. Pensemos en un personaje de ficción como Robinsón Crusoe, quien, debido a una naufragio, termina en una isla desierta durante una buena cantidad de años. Para este personaje, en tanto no hay otros seres humanos contra los cuales contrastarse, la autenticidad y los condicionamientos sociales dejan de ser un factor importante en su día a día. A partir de que se asume como nuevo habitante solitario de la isla, sus actos y decisiones pasan por el tamiz de la supervivencia mucho antes que por el de identidad, pero sin olvidarlo del todo porque la formación previa ha sido tan determinante de su manera de estar en el mundo que no la puede abandonar por completo. Por ejemplo, puesto que la isla de la novela de Defoe es de clima tropical y no hay “otros” a quienes complacer con una cierta forma de vestir, podría ya no necesitar ropa, o cuando menos no tanta. Sin embargo, el personaje continúa curtiendo pieles y confeccionando prendas de vestir a la usanza “civilizada”, cuando menos mientras abriga la esperanza de ser rescatado.  Todo da un nuevo giro cuando aparece Viernes en su vida; un aborigen que huye de la ejecución con la que sus iguales pretendían castigarlo. De nuevo aparece en la vida de Robinson un ser humano a quién clasifica según sus convicciones y prejuicios y a quien intenta “civilizar” según los condicionamientos de su vida anterior.  Sin “otros” ante quienes compararse, la autenticidad carece de sentido, pero en un mundo de vínculos e interacciones de todo tipo, asumir conscientemente una forma de presentarse ante cada situación que represente nuestras convicciones y nuestra manera de entender la existencia se vuelve crucial en la construcción de nuestra identidad. Un factor importante a tomar en cuenta es la consciencia en la rigidez de nuestras convicciones y actos. Por un lado, es indispensable evaluar los precios que estamos dispuestos a pagar para sostener una convicción u otra. Ideas originales y radicales suelen producir rechazo y aislamiento, pero al mismo tiempo, es posible que estemos dispuestos a asumir esas consecuencias cuando, al poner en una balanza los beneficios y costos de una postura, consideramos qué es lo correcto para nosotros. Imaginemos a alguien que bebe en exceso. Lo que suele ocurrir es que la inmensa mayoría de la gente que rodea al individuo alcohólico está relacionada con la acción de beber. Cuando éste decide dejar esa forma de estar en el mundo, es casi inevitable que se quede solo debido a sus cambios de conducta y nuevas necesidades. Por eso una parte central de su cambio deberá contemplar la aceptación del rompimiento de esos vínculos y la construcción de nuevos que le ayuden a sostener su impulso de cambio. No solo dejará de beber, sino que perderá los contextos e individuos que completaban su identidad de bebedor, y esto suele experimentarse como una pérdida mayúscula. En términos prácticos la identidad que lo ha distinguido por años, se diluye. Su nuevo yo auténtico implicará nuevas conductas, modos de ocio, nuevas convicciones y nuevas maneras de entender la salud y la relación con los demás y eso lo llevará inevitablemente a nuevos entornos donde deberá entablar nuevos vínculos e interacciones.     Por otro lado, aunque estrechamente asociado con lo anterior, cuando hablamos de ser fieles a nosotros mismos, no podemos dejar de considerar un hecho capital: no somos un producto terminado, sino que estamos en permanente evolución y cambio. Si he ido transformándome a lo largo de la vida, y lo más probable que continúe evolucionando (o involucionando según sea el caso), es natural que la conducta, idea o convicción que me representaba en otras épocas de la vida, deje de funcionar con la misma eficacia en etapas posteriores. Las descripciones habituales de la autenticidad parecieran sugerir que lo que somos es algo dado desde siempre, lo que convierte en un misterio el por qué unos se deciden a mostrarse desde la autenticidad y otros no. De ser así, ¿cuál podría ser la razón para no ser auténtico? Todos los seríamos de forma natural, pero queda claro que no es así y que mostrarse de forma genuina es mucho más demandante que el mero deseo de hacerlo. Esto implica que para ser fieles a nosotros mismos tenemos que adaptar nuestra individualidad, nuestras ideologías, nuestras conductas y convicciones a los distintos momentos y etapas que vamos viviendo a lo largo de la existencia.   Pensemos en unos padres de corte tradicional que se enteran que su hija(o) es homosexual. Atendiendo a lo que les dicta sus condicionamientos morales y religiosos, es muy probable que lo que auténticamente les nazca sea el impulso de rechazar esa manifestación de autenticidad de su hija(o); incluso se esforzarán sinceramente por convencerla(o) de su error, señalándole lo inaceptable que consideran esa mancha o enfermedad moral que “padece”. Con la mejor de las intenciones y total autenticidad intentarán por todos los medios “regresarla(o) al buen camino”. Si la autenticidad de las convicciones y creencias morales de estos padres fuese monolítica, esa hija(o) estaría condenada(o) al rechazo permanente, y ese rechazo sería plenamente congruente con las convicciones auténticas de los padres, y estos lo asumirían aun entendiendo el monstruoso precio, tanto interno como social, que implicaría repudiar a su propia hija(o).  Esto nos lleva a que “ser fieles a nosotros mismos” no implica una definición única y permanente de aquello que nos representa, sino una visión flexible del mundo y una apertura permanente a adaptarnos a nuevas realidades, entendiendo que esta flexibilidad, cuando es meditada y no producto del miedo o la resignación, sino que se alinea con los nacientes cuerpos de nuevas convicciones, no traiciona a nuestro auténtico yo sino que lo refuerza y fortalece. Si los padres terminaran por aceptar genuinamente a ese hija(o) homosexual, habrían transformado en alguna medida su comprensión de la existencia, la moralidad y la relación con otras personas –no solo se alteraría su vínculo con la/el hijo(a) sino con la comunidad, amistades y demás personas alrededor–, lo que implicaría una nueva versión de autenticidad.    Ser fieles a nosotros mismos, si bien tiene que ver con que nos mostremos “tal como somos”, con mantener una coherencia interna y externa, con ser congruentes entre lo que se piensa, se dice y se hace, con defender la propia originalidad sin quedarse atado a los condicionamientos sociales que no nos hagan sentido, también implica la suficiente plasticidad interna para abrirnos al cambio y la evolución.      Web: www.juancarlosaldir.com Instagram:  jcaldir Twitter:   @jcaldir    Facebook:  Juan Carlos Aldir" ["post_title"]=> string(46) "¿En qué consiste “ser fiel a uno mismo”?" ["post_excerpt"]=> string(206) "Ser fieles a nosotros mismos, si bien tiene que ver con ser congruentes entre lo que se piensa, se dice y se hace, también implica la suficiente plasticidad interna para abrirnos al cambio y la evolución." ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(36) "en-que-consiste-ser-fiel-a-uno-mismo" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-07-29 11:34:25" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-07-29 16:34:25" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=81560" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } } ["post_count"]=> int(2) ["current_post"]=> int(-1) ["in_the_loop"]=> bool(false) ["post"]=> object(WP_Post)#18041 (24) { ["ID"]=> int(81464) ["post_author"]=> string(2) "81" ["post_date"]=> string(19) "2022-07-27 09:38:03" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-07-27 14:38:03" ["post_content"]=> string(13057) "Nos guste o no, para las generaciones actuales los dispositivos electrónicos se han convertido en el mejor aliado para mantener a sus hijos ocupados (para muchos, aún más cuando llega la temporada vacacional…); pero ¿de verdad no hay mejor amigo, mejor compañía, mejores cosas que hacer o mejor niñera? y… ¿qué pasaría si de pronto supieran que esa “supernani” tiene nombre, tiene rostro y además tiene toda la intención de abusar de ellos? ¿Abusar de un niño es más fácil que nunca? El grooming (del inglés groom, que hace referencia a conductas de acercamiento o preparación para un fin determinado) es el conjunto de conductas y acciones deliberadas por parte de un adulto (varón o mujer) para acosar y/o abusar (sexualmente) de un niño o adolescente, las cuales se dan, inicialmente, creando vínculos de confianza con ellos a través de diversos medios digitales. En muchos de los casos, el objetivo principal del groomer (acosador) es obtener material sexual de su víctima para promoverlo en redes de pornografía infantil. Existen dos tipos de grooming:
  • Sin fase previa de relación y generación de confianza: El adulto obtiene material de abuso sexual a través de las contraseñas del niño o adolescente o del hackeo de sus cuentas. En este caso el material es obtenido a la fuerza y la víctima puede desconocer cómo el groomer obtuvo las imágenes.
  • Con fase previa de generación de confianza: El adulto busca generar confianza y deja de ser un «desconocido». En este caso, la “amistad” se vuelve “consensuada” y/o el material es entregado voluntariamente.
Está en todas partes: más común y más real de lo que quisiéramos…  El acceso a internet sin control es el mayor peligro para niños y jóvenes, ya que, debido a su vulnerabilidad, se exponen a los ataques de los groomers en:
  1. Redes sociales: Instagram, Facebook, Snapchat, Twitter y otros.
  2. Apps de mensajería: Whatsapp, iMessage, Kik, Messenger, Telegramm, etc.
  3. Videojuegos: Desde Roblox, hasta los más sofisticados juegos por streaming.
  4. Plataformas de contenido: videos, fotografías e incluso sitios pornográficos a los que son invitados a acceder.
Por fortuna para los padres, las redes están llenas también de videos realizados expresamente para hacerlos conscientes de lo fácil que es convencer a los niños pequeños de ir con un extraño (ofreciendo regalos atractivos o información falsa sobre sus familias), a los adolescentes de entablar relaciones virtuales o de asistir a eventos a espaldas de sus padres o, en los casos más graves, a los adultos jóvenes de dejar su casa con la promesa de viajes o trabajos (todo esto con el objetivo de hacerlos parte de la extensa red de trata de blancas, tráfico de órganos y feminicidios que sabemos que existe). Es de suma importancia ver estos contenidos y poner atención en las estrategias que utilizan los perpetradores para poder así proteger a los hijos. Etapas del grooming: “Ven… Tengo dulces…” De acuerdo con un artículo publicado en savethechildren.es, las etapas del grooming son:
  • La creación de un vínculo de confianza. En muchos casos a través de sobornos o engaños el agresor contacta con la niña o niño y establece el vínculo de confianza. Para ello normalmente finge otra edad, muy cercana a la de la víctima. Además, puede que el abusador haga regalos, empatice a un nivel profundo con los niños y niñas haciendo que escucha sus problemas y aproveche esa información para chantajear después.
  • El aislamiento de la víctima. En esta fase el agresor persigue arrancar la red de apoyo natural del menor (familiares, amistades, docentes, etc.) dejándolo desprotegido. De esta manera insiste en la necesidad de mantener todo en secreto.
  • La valoración de los riesgos. El agresor tiende siempre a asegurar su posición, así que suele preguntar a la víctima si alguien más conoce su relación e intenta averiguar quién más tiene acceso al ordenador o dispositivo que utiliza el menor.
  • Conversaciones sobre sexo. Una vez se siente con confianza, el abusador empieza a introducir conversaciones sexuales de manera paulatina. Busca que la víctima se familiarice tanto con la temática sexual como con el vocabulario.
  • Las peticiones de naturaleza sexual. Este es el objetivo principal del online grooming. En esta última fase el criminal utiliza la manipulación, las amenazas, el chantaje o la coerción para que la víctima le envíe material sexual, relate fantasías sexuales o la relación culmine con un encuentro físico.
¿Cómo detectar si nuestros hijos son posibles víctimas? Como en toda situación de riesgo, lo más importante es conocer a nuestros hijos, observar sus conductas y palabras y estar atentos a señales como:
  • Manifestaciones repentinas de tristeza y/o cambios de humor.
  • Disminución del rendimiento escolar.
  • Necesidad de estar en soledad y retraimiento ante los adultos.
  • Incremento en el tiempo de uso de los dispositivos y, especialmente, si buscan estar a solas para hacerlo.
  • Muestras de nerviosismo o ansiedad al momento de utilizar los dispositivos con los que se conectan.
  • Lesiones físicas sin explicación.
Tips para prevenir el grooming Aunque como siempre, la mejor herramienta que tenemos es la educación que damos a nuestros hijos, algunas de las estrategias que pueden ayudar a prevenir el peligro del grooming son:
  • Crear vínculos de confianza que ponderen la reflexión y las conversaciones familiares.
  • Proveer una educación afectivo-sexual clara que les dé seguridad y fortalezca su autoestima.
  • Dialogar abiertamente sobre cualquier tema que les inquiete o les provoque curiosidad.
  • Usar herramientas de control parental que permitan bloquear, monitorear y/o limitar el uso de aplicaciones o contenidos en Internet.
  • Configurar las opciones de seguridad en redes sociales, juegos en línea o navegadores que utilicen las niñas, niños y adolescentes.
  • Conocer las redes sociales que utilizan y con quiénes se comunica.
  • Realizar un seguimiento constante de sus hábitos de uso de internet.
¿Qué debemos enseñar a nuestros hijos en cuanto al uso de las redes? Además de todo lo anterior, recordando de nuevo que lo más importante es educar y teniendo en cuenta que tampoco podemos prohibirles el uso de internet y aislarlos en una burbuja, ANTES de permitirles el uso de medios digitales, enseñémosles a: 
  • Tener contraseñas robustas, únicas y secretas (salvo de los padres).
  • Mantener los perfiles privados para evitar y eliminar el grooming.
  • No enviar fotos, videos o información a desconocidos.
  • Saber que las redes sociales permiten denunciar contenido inapropiado u ofensivo para que pueda ser removido de la plataforma.
  • En caso de que ya estén siendo acosados:
    • Dejar de interactuar con ese perfil o cuenta y acercarse a los padres si algo les incomoda, les parece extraño o simplemente no se sienten seguros.
    • Bloquear el perfil o cuenta de quien los acosa.
Se tenía que decir… ¡Y se dijo! Cierto es el dicho que afirma que la verdad no peca pero incomoda y en situaciones como esta, por fuerte que suene o que parezca, los padres y maestros tenemos la obligación de estar informados, de aceptar la realidad que enfrentan nuestros chicos y, lo más importante, de tomar las acciones que sean necesarias para protegerlos. No debemos temer a que se enojen ni asustarnos de tomar el papel que nos corresponde como adultos responsables de ellos: pongamos límites, observemos en todo momento y asumamos la obligación de cuidarlos aunque sea cansado, aunque sea duro y aunque sea difícil. Visita nuestro site y descubre la forma en la que ayudamos a nuestros alumnos y familias a utilizar la tecnología como una herramienta para aprender, crear y compartir, siempre con la inteligencia, la identidad, la integridad y la ciudadanía digital que necesitan los niños y jóvenes del siglo XXI. " ["post_title"]=> string(54) "Grooming: ¿Qué es y cómo proteger a nuestros hijos?" ["post_excerpt"]=> string(131) "Alejandra Ruiz Sánchez nos advierte de los peligros del grooming. Las víctimas suelen ser menores de edad a través de Internet. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(48) "grooming-que-es-y-como-proteger-a-nuestros-hijos" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-07-27 09:38:03" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-07-27 14:38:03" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=81464" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } ["comment_count"]=> int(0) ["current_comment"]=> int(-1) ["found_posts"]=> int(53) ["max_num_pages"]=> float(27) ["max_num_comment_pages"]=> int(0) ["is_single"]=> bool(false) ["is_preview"]=> bool(false) ["is_page"]=> bool(false) ["is_archive"]=> bool(true) ["is_date"]=> bool(false) ["is_year"]=> bool(false) ["is_month"]=> bool(false) ["is_day"]=> bool(false) ["is_time"]=> bool(false) ["is_author"]=> bool(false) ["is_category"]=> bool(true) ["is_tag"]=> bool(false) ["is_tax"]=> bool(false) ["is_search"]=> bool(false) ["is_feed"]=> bool(false) ["is_comment_feed"]=> bool(false) ["is_trackback"]=> bool(false) ["is_home"]=> bool(false) ["is_privacy_policy"]=> bool(false) ["is_404"]=> bool(false) ["is_embed"]=> bool(false) ["is_paged"]=> bool(false) ["is_admin"]=> bool(false) ["is_attachment"]=> bool(false) ["is_singular"]=> bool(false) ["is_robots"]=> bool(false) ["is_favicon"]=> bool(false) ["is_posts_page"]=> bool(false) ["is_post_type_archive"]=> bool(false) ["query_vars_hash":"WP_Query":private]=> string(32) "9c1f9d2bfd2b94789d204f540d1db5c5" ["query_vars_changed":"WP_Query":private]=> bool(false) ["thumbnails_cached"]=> bool(false) ["stopwords":"WP_Query":private]=> NULL ["compat_fields":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(15) "query_vars_hash" [1]=> string(18) "query_vars_changed" } ["compat_methods":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(16) "init_query_flags" [1]=> string(15) "parse_tax_query" } }
Grooming

Grooming: ¿Qué es y cómo proteger a nuestros hijos?

Alejandra Ruiz Sánchez nos advierte de los peligros del grooming. Las víctimas suelen ser menores de edad a través de Internet.

julio 27, 2022
cuerpo al espejo

¿En qué consiste “ser fiel a uno mismo”?

Ser fieles a nosotros mismos, si bien tiene que ver con ser congruentes entre lo que se piensa, se dice y se...

julio 29, 2022




Más de categoría
Relación cuerpo-mente: ¿disociación irreversible o potencial integración?

Relación cuerpo-mente: ¿disociación irreversible o potencial integración?

–“Yo es otro”. Arthur Rimbaud (1854-1891)

agosto 12, 2022
línea de emergencia SOS mujeres

Línea SOS mujeres

La importancia de la existencia de líneas de auxilio para mujeres que funcionen de manera correcta son la diferencia...

agosto 11, 2022
Bajo fuego

Bajo fuego

Detrás de cada tragedia minera hay una historia de explotación laboral.

agosto 11, 2022
MORENA Y SU ENGAÑO PARA DESIGNAR CANDIDATA EN EL EDOMEX

De Frente Y Claro - MORENA Y SU ENGAÑO PARA DESIGNAR CANDIDATA EN EL EDOMEX

Las encuestas que beneficiaron a Delfina Gómez como candidata a la gubernatura de Edomex, en realidad fueron una simulación...

agosto 11, 2022