Más mentiras del Peje. Corrupción en Morena. Dirigente y diputados de Morena ligados a “Casitas del Sur”

Fiel a su forma de ser basada en las mentiras, el Peje López Obrador advirtió que Morena “no negociará con los partidos corruptos”, incluído el… Fiel a su forma de ser basada en las mentiras, el Peje...

9 de julio, 2015
RHT

Fiel a su forma de ser basada en las mentiras, el Peje López Obrador advirtió que Morena “no negociará con los partidos corruptos”, incluído el…

Fiel a su forma de ser basada en las mentiras, el Peje López Obrador advirtió que Morena “no negociará con los partidos corruptos”, incluído el PRD, ni hará ningún tipo de componenda en las negociaciones que se realizarán a partir de septiembre próximo en el Senado, la Cámara de Diputados y la Asamblea Legislativa del DF, e incluso anunció que “aunque se enoje la mafia”, tomarán la tribuna en ambas cámaras cuantas veces sea necesario para evitar que se atente contra la población, se aumenten los impuestos o se trate de privatizar el agua, entre otros temas.

Bien valdría la pena que el Peje, antes de andar abriendo la boca para decir tantas mentiras, y de seguir afirmando que en su partido no hay corruptos, comience por aclarar, por qué César Arnulfo Cravioto Romero, será el Coordinador de Morena en la Asamblea Legislativa del DF, en la próxima legislatura y virtual presidente de la Comisión de Gobierno de ese órgano en la Ciudad de México.

Cómo olvidar a César Arnulfo Cravioto Romero, si fue funcionario del GDF durante la pésima administración del Peje López Obrador en el área de Concertación Política y se lo heredó a Marcelo Luís Ebrard, como Director del Instituto de Asistencia e Integración Social (IASIS) una especie de IAP, del mismo gobierno del DF, dependiendo “casualmente” del Secretario de Desarrollo Social, Martí Batres Guadarrama.

Ambos funcionarios fueron destituidos por Marcelo Luis Ebrard en septiembre del 2011, bajo circunstancias más que sospechosas, como si más bien quisieran deshacerse de ellos por el escándalo que surgió con el tema del albergue “Casitas del Sur”.

El despido de Martí Batres Guadarrama fue el 6 de septiembre del 2011, con el Secretario de Desarrollo Social del Distrito Federal, “supuestamente” se tomó la decisión, después de que éste puso en tela de juicio la autoridad política y moral del jefe de Gobierno, confirmó Marcelo Ebrard. Batres criticó a Ebrard por haber asistido al informe del presidente Felipe Calderón, argumentando que ese hecho equivalía a dejar de apoyar al excandidato perredista López Obrador, quien también aspiraba a la presidencia para 2012.




Por su parte, Marcelo Ebrard dijo que "no se puede ser secretario de un gobierno y opinar en contra del Jefe de Gobierno como lo hizo Martí Batres. Entonces, yo esperaba que él renunciara por sí, después de lo que declaró, de no hacerlo así, fue removido, que es una potestad, una facultad del Jefe de Gobierno". A su vez, el jefe de Gobierno nombró a Jesús Valdés, secretario de Desarrollo Social.

Y siguiendo con esas extrañas renuncias, el 12 de septiembre del 2011, se le pide la renuncia a César Arnulfo Cravioto Romero, Director del Instituto de Asistencia e Integración Social (Iasis), la cual entrega ese mismo día, con fecha posfechada al 30 de septiembre, señalando, “tomaré unos días de vacaciones y debo concluir el proceso de entrega-recepción al funcionario que sea nombrado en mi lugar”.

Agregando que desde 2007, cuando se integró al instituto, los recursos destinados a los 10 albergues en operación se mantienen en 185 millones de pesos, mientras el número de usuarios creció 30 por ciento, al pasar de 2 mil 300 a 3 mil, y la Secretaría de Finanzas no ha liberado un millón 800 mil pesos.

Hasta aquí todo parecería “normal”, pero Martí Batres, César Arnulfo Cravioto Romero y Julio Pérez Guzmán, fueron acusados en 2009 por la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF) de violar los derechos humanos de los infantes del albergue Casitas del Sur, del que desaparecieron 15 niños, de los cuales aún se desconoce el paradero de tres, “por no haber ejercido eficazmente las facultades que legalmente tienen, según el ámbito de su competencia”.

Los tres, que en ese entonces laboraban en la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) del Gobierno del Distrito Federal (GDF), Batres era su titular, Cravioto Romero como director del Instituto de Asistencia e Integración Social (IASIS), y Pérez Guzmán integrante del Programa de Financiamiento para la Asistencia e Integración Social (PROFAIS), fueron los responsables de la entrega de 150 mil pesos a Casitas del Sur, en 2007 y 2008, sin hacer la supervisión respectiva, a pesar de que ya había quejas por la entrega irregular en adopción de los niños que tenían a resguardo en ese lugar.

De acuerdo a la Procuraduría General de la República (PGR) en 2008 se reportó la desaparición de Ilse Michel Curiel Martínez, quien había sido enviada a la mencionada casa hogar. Ello obligó a una investigación del albergue que era administrado por la Iglesia Cristiana Restaurada y entregaba en adopción a los niños que enviaban a miembros de esa misma congregación de manera irregular.

Tras las desapariciones de niños en el albergue mencionado, el ombudsman capitalino de ese entonces, Emilio Álvarez Icaza Longoria, emitió la recomendación número 4/2009, en abril de 2009, a la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF), al DIF-DF y a la Sedeso-DF, en la que demandó a esas dependencias reconocer que por sus omisiones fueron violados los derechos humanos de los niños de ese lugar.

Luego de una investigación, la CDHDF detectó que en las mencionadas dependencias hubo negligencia por “la ausencia o deficiencia de mecanismos de supervisión y seguimiento de la situación y condiciones de los niños y niñas que son integrados a las casas hogar y/o reintegrados a sus núcleos familiares”.

En respuesta a la recomendación, Martí Batres se deslindó aduciendo que sí se realizaron las visitas de supervisión, pero como no le abrieron la puerta el personal del Profais se retiró.

Mayra Martínez, madre de Ilse Michel Curiel Martínez, una de las víctimas que reapareció seis años después, solicitó sanciones penales a los funcionarios de la Sedesol del GDF, que entregaron recursos a Casitas del Sur “pues su total impunidad muestra la complicidad de las autoridades con los traficantes de menores.

Todo lo anterior no le importo al Peje López Obrador y fueron arropados en su partido Morena, donde no se cansa de decir que no se aceptan corruptos ni hay corrupción. Martí Batres como presidente del partido, Cravioto Romero, diputado local y Coordinador de la bancada de Morena y Pérez Guzmán, diputado locale. Y pregunto ¿ así se puede confiar en Morena, sus dirigentes y diputados?. ¿Usted qué piensa estimado lector?

 

Viene, Viene… On behalf of: “Savior Hundred Fires”

H.H. Cortes de Justicia de los Estados Unidos de América: Presentes. Con fundamento en el “T-Mec” (¡México! “Siempre fiel” y por delante)...

·

Fiel a su forma de ser basada en las mentiras, el Peje López Obrador advirtió que Morena “no negociará con los partidos...

·




Más de categoría

Viene, Viene… On behalf of: “Savior Hundred Fires”

H.H. Cortes de Justicia de los Estados Unidos de América: Presentes. Con fundamento en el “T-Mec” (¡México! “Siempre fiel”...

·
Tour de Cine Francés

La edición número 24 del Tour de Cine Francés llega a México

A partir del ocho de octubre de este año, dará inicio la edición 24 del Tour de Cine Francés,...

·

El Meollo del Asunto | Divide y Vencerás, no siempre

La máxima con su variante, “divide e impera”, fueron frases utilizadas por el gobernante romano Julio César y el...

·

De nuevo: yo tengo otros datos

“Yo propuse que iba a ser un efecto de caída pronta, pero también de recuperación rápida, que iba a...

·