Los desatinos de una sociedad

Hola, esperando que todos se encuentren bien. De nueva cuenta estoy por aquí con ustedes. En esta ocasión les quiero compartir una situación que se…   Hola, esperando que todos se encuentren bien. De nueva cuenta estoy...

23 de marzo, 2017
RHT
camion-llamas-oaxaca

Hola, esperando que todos se encuentren bien. De nueva cuenta estoy por aquí con ustedes. En esta ocasión les quiero compartir una situación que se…

 

Hola, esperando que todos se encuentren bien. De nueva cuenta estoy por aquí con ustedes.

En esta ocasión les quiero compartir una situación que se hace muy recurrente en nuestra sociedad. Ya sea en Sonora, Sinaloa, Monterrey, Querétaro, Michoacán, Ciudad de México o en cualquier otra ciudad o poblado de nuestra Republica Mexicana.

Es sobre la constante violencia que toman algunos grupos de personas, que va desde tomar las casetas de alguna carretera y dan el paso libre, hasta la quema de inmuebles o vehículos gubernamentales.

Cuántas veces hemos visto en el televisor, en los diferentes noticieros, que nos informan de este tipo de situaciones.

Al punto que quiero llegar es el siguiente:




Ya sean grupos de choque manejados por intereses políticos o grupos de personas que con razón o sin ella, realizan este tipo de actos.

¿Qué ocurre cuando un grupo llega, toma las casetas de alguna carretera y dan el paso libre a vehículos?

Las consecuencias son diversas. Al no cobrar la cuota respectiva en ese punto de cobro, no se obtienen ingresos vía impuestos y por consecuencia no aportan los recursos al gobierno; entonces eso va directo al presupuesto de ingresos.

¿Qué pasa cuando estos grupos queman vehículos gubernamentales o privados?

Si son grupos de choque manejados por intereses políticos, saben y son consientes de las consecuencias de este tipo de ataques. Y si son ciudadanos que están inconformes por alguna situación, su protesta los puede llevar a este resultado. Lo mas probable es que desconozcan que la quema o el robo de vehículos particulares o gubernamentales son un delito y esto es un asunto penal. Además de que si son vehículos gubernamentales, fueron comprados con nuestros impuestos.

Cuántas veces hemos visto a las personas que están quemando vehículos, puertas de edificios, artículos de las oficinas de gobiernos, etc. y nos recuerdan imágenes de alguna película de la era paleolítica donde los vemos brincar, gritar y regocijarse de lo que están haciendo. Pero lo que no toman en cuenta, es que ese acto nos va a costar a todos, porque esas “cosas del gobierno”, ya sea municipal, estatal o federal, se adquirieron con recursos vía nuestros impuestos y por lo tanto, para poder remplazarlos, se deben tomar de nueva cuenta recursos de nuestros impuestos para volver a comprar todo lo destruido y/o vandalizado.

¿Y ustedes quién creen que pagó la quema de las puertas de la Secretaria de Educación Publica, la puerta de Palacio Nacional en la Ciudad de México, la quema de las puertas de los edificios de gobierno, tanto de Chiapas como de Oaxaca?

¡Pues nosotros!

¿Quién creen ustedes que pago todos los artículos de oficina que quemaron y robaron en Oaxaca, Michoacán, Chiapas, etc.?

¡Pues nosotros!

Cabe recordar que todas estas puertas están catalogadas como patrimonio histórico, siendo clasificados por instituciones internacionales.

Aún existen personas de la sociedad que hasta los apoyan y se los celebran. Sigamos vanagloriando a todos estos grupos, al fin de cuentas nos costó a todos los mexicanos.

Por favor, hay que tomar conciencia y exigir a las autoridades de los diferentes niveles de gobierno que hagan lo que tienen que hacer. No por ser complacientes u omisos, con el pretexto de que se respeta la “libre manifestación de las ideas”; ya sea por el miedo de que se les salga de control, por no tener protocolos bien definidos o con el pretexto de que les repercute en costos políticos, que no procedan como tiene que ser y dejen pasar de largo estas cosas.

A estas personas que hacen este tipo de actos, que vean que estas acciones nos perjudican mas que beneficiarnos.

Todas estas situaciones, lo único que nos deja como resultado es que de por sí hay desvíos de recursos, como últimamente lo hemos visto en los estados de Veracruz, Chihuahua, Quintana Roo y Sonora, todavía nosotros, como sociedad, cooperamos consciente o inconscientemente para que se desvíen mas recursos a situaciones que no deberían de pasar.

Estas acciones ocasionan que nos volvamos una sociedad decadente, desorganizada, llevándonos directo a una anarquía, tanto que la misma sociedad lo llegue a consecuentar.

Tomemos conciencia y estemos más informados de nuestras leyes, códigos y reglamentos para saber de nuestros beneficios pero sobre todo, de nuestras obligaciones como ciudadanos de este hermoso país que es México.

Les mando saludos a todos, nos leemos y nos escribimos hasta el siguiente mes.

Viene, Viene… On behalf of: “Savior Hundred Fires”

H.H. Cortes de Justicia de los Estados Unidos de América: Presentes. Con fundamento en el “T-Mec” (¡México! “Siempre fiel” y por delante)...

·
camion-llamas-oaxaca

Hola, esperando que todos se encuentren bien. De nueva cuenta estoy por aquí con ustedes. En esta ocasión les quiero compartir una...

·




Más de categoría

Viene, Viene… On behalf of: “Savior Hundred Fires”

H.H. Cortes de Justicia de los Estados Unidos de América: Presentes. Con fundamento en el “T-Mec” (¡México! “Siempre fiel”...

·
Tour de Cine Francés

La edición número 24 del Tour de Cine Francés llega a México

A partir del ocho de octubre de este año, dará inicio la edición 24 del Tour de Cine Francés,...

·

El Meollo del Asunto | Divide y Vencerás, no siempre

La máxima con su variante, “divide e impera”, fueron frases utilizadas por el gobernante romano Julio César y el...

·

De nuevo: yo tengo otros datos

“Yo propuse que iba a ser un efecto de caída pronta, pero también de recuperación rápida, que iba a...

·