La otra herencia

No, no se emocionen, nadie va a cobrar nada, en esta ocasión vamos a hablar de la epigenética, nuestra otra herencia genética, la que no… No, no se emocionen, nadie va a cobrar nada, en esta ocasión vamos...

18 de enero, 2016
RHT

No, no se emocionen, nadie va a cobrar nada, en esta ocasión vamos a hablar de la epigenética, nuestra otra herencia genética, la que no…

No, no se emocionen, nadie va a cobrar nada, en esta ocasión vamos a hablar de la epigenética, nuestra otra herencia genética, la que no está programada en los ácidos nucleicos sino que son el resultado de las influencias y alteraciones del medio ambiente que también controlan e influyen nuestra herencia. En cualquier libro de biología encontraremos que los ácidos nucleicos DNA y RNAs son los principales almacenadores de la herencia genética proveniente de nuestros padres (óvulo + espermatozoide) que después de la inseminación organizan y regulan todas las etapas del desarrollo embrionario durante nueve meses hasta formar un producto que se asoma a este mundo, eso somos nosotros.

Sin embargo, existe otro tipo de herencia no escrita ni almacenada en los ácidos nucleicos que determinan muchas de las características fisiológicas, cognoscitivas, emocionales que nos confieren y otorgan cierta individualidad a nuestra presencia.

Nuestro origen como individuos se remonta a la conjunción de dos células: ovulo y espermatozoide, provenientes de nuestros padres. Dichas células se unen y forman un cigoto o huevo que posee nuevas características genéticas programadas en los ácidos nucleicos. De tal manera que de aquí en adelante todas las células que se reproduzcan a partir de las dos primeras tendrán una nueva información genética. Recordemos que dicho cigoto o huevo se sigue reproduciendo en la cavidad uterina de nuestra madre que es como una cámara donde circulan nutrientes, líquidos de desecho, oxígeno y temperatura adecuados para el desarrollo del embrión. Obviamente, la célula huevo seguirá creciendo, 1 célula se convertirá en 2.., 4.., 8.., 16… etcétera células, hasta formar un pequeño embrioncito.

Hasta aquí, la reproducción celular sigue su curso y el embrioncito sigue creciendo de acuerdo con la programación proveniente de los ácidos nucleicos de los dos progenitores. Sin embargo esta programación por correcta e inalterable que sea, está sujeta a una regulación de ciertos factores ambientales existentes en el interior del útero. Dichos factores son: calidad nutricional, estado emocional, estado clínico y cualquier otro factor ambiental que sufra la progenitora. En síntesis, los factores ambientales (stress, angustias, preocupaciones, nutrición, enfermedades propias de la progenitora, edad del embarazo, etc.) NO alteran el orden o el programa de los ácidos nucleicos, sino la expresión o regulación de las reacciones bioquímicas y hormonales propias de la progenitora1,2. Estos hallazgos son el tema central de LA EPIGENETICA, moderna rama de la biología que incluye diversas disciplinas, tales como: la embriología, la endocrinología, la neurología, la biología molecular etc. y tendrá gran impacto en las generaciones futuras, como explicare más adelante.

Mientras tanto, quisiera ilustrar la Epigenetica en una forma más accesible. El argumento y los personajes son ficticios, lo que no es ficticio son las conclusiones obtenidas por diversos investigadores, las cuales han sido debidamente documentadas.   




Gloria y Abel son dos adultos profesionales que viven en una ciudad pequeña en el interior de la republica, ambos gozan de buena salud, se casaron hace 8 meses, Gloria tiene cuatro meses de embarazo, tiene un amplio círculo social donde se desenvuelve bien, su economía es restringida y ambos tienen ambiciosos planes personales y profesionales. Diversas pruebas clínicas y ultrasonidos revelan que el feto presenta una leve alteración  en el metabolismo de la glucosa y retardo en su crecimiento. Gloria tiene el antecedente de haber nacido muy pequeña.

Doce años después, Efrén hijo de Gloria y Abel muestra ciertos trastornos en la asimilación de algunos azucares, a los 16 años la asimilación de los azucares se hace más patente, pero no se ha confirmado ningún tipo de diabetes. Lo que si se descubrió fue su baja actividad pancreática. A los 21 años Efrén muestra una irregularidad en su metabolismo de los azucares, la baja actividad pancreática continua y aun no se confirma ningún tipo de diabetes. El seguimiento de la historia clínica de Efrén muestra que sus trastornos con los azucares provienen de una baja actividad pancreática producto de su herencia programada en los ácidos nucleicos; estos datos se consideran un excelente punto de referencia.  

Tres años después del nacimiento de Efrén, Gloria y Abel se han trasladado a otra ciudad más grande, Gloria ha descuidado su alimentación y acusa un sobrepeso de 12 kg. Ahora tiene que manejar, ha adquirido mayores responsabilidades y se ve agobiada por el tráfico, la economía familiar y cierta disminución de su vida social.

Además ha descubierto que está embarazada. Aparentemente, Gloria lleva un embarazo sin alteraciones y está expectante del nacimiento de su nueva creatura.

Ella desarrolla diabetes gestacional y un gran volumen corporal durante el embarazo. El nacimiento se realizo mediante una cesárea, dado el volumen de Rita, una hermosa niña que desde pequeña mostro un discreto sobrepeso que fue aumentando durante la adolescencia. Los análisis de Rita revelaron que ella tuvo una sobrealimentación en el útero lo que propició un crecimiento anormal, que siempre mostro una elevada cuenta de adipocitos (células relacionadas con el metabolismo de las grasas) y que por más que hiciera ejercicio durante su adolescencia nunca pudo lograr la figura deseada. Otros análisis relacionados con la obesidad  siempre mostraron cifras elevadas, indicando que esta niña estaba condenada a la gordura por sobrealimentación desde la etapa intrauterina.3 Diversos estudios epigenéticos sugieren que este tipo de niños desarrollaran desajustes hormonales, intestinos perezosos y alteraciones diversas del sistema inmunológico en su vida futura.

Carlos fue el tercer hijo de Gloria y Abel, él nació 2 años después de Rita en un ambiente totalmente diferente a de sus dos hermanos. Primero, Gloria no pudo perder el peso que deseaba y sugirió a Abel la posibilidad de una operación estética que no se pudo realizar por que costaba muy cara, la noticia del embarazo de Carlos no fue muy bien recibida por Gloria, simplemente no era una prioridad para ella, además estaba muy preocupada por la economía que antes era suficiente y que ahora sería mucho más limitada especialmente por los costos de las matriculas escolares y el alto costo de la economía familiar.4 El resultado de todos estos factores se reflejo en el nacimiento de Carlos que resulto ser un niño gordo con un carácter irascible, con muy baja tolerancia a la frustración y con dificultades en el aprendizaje.

Es impresionante como el mismo tronco común (Gloria y Abel) dentro de las probabilidades estadísticas de la genética clásica han producido tres seres diferentes en sus características clínicas, perceptivas y cognoscitivas según la etapa existencial que han atravesado sus progenitores. Esto tiene una importancia enorme en la planificación natal y la predicción de características indeseables que pueden y deben evitarse. Existen factores que ya han sido tomados en cuenta y que se han  controlado, tales como la exposición al humo de los cigarros y el alcohol, existen otros, como los gases nocivos industriales o plaguicidas donde aun no se conocen con certeza los mecanismos toxicológicos que afectan a las progenitoras.

Por otra parte, es importantísimo reconocer el delicado enlace que existe entre la progenitora y la nueva creatura, no en vano ellas siempre se jactan y reclaman a sus hijos como su propiedad porque los protegieron y alimentaron durante la gestación. La epigenética no es nada nuevo, es del dominio popular que desde tiempos inmemorables las mujeres han aconsejado:

No comas chile porque al niño…

Oye otro tipo de música para que tu niño …

No es necesario saber epigenética, cuando el sentido común y el afecto bastan.

Es obvio que la epigenética abre un nuevo campo para entender y procurar estudios más diversos y profundos sobre estas relaciones materno infantiles que sin duda nos darán un mejor entendimiento y favorecerán una mejor coexistencia entre los humanos.

___________________________________________________________

Referencias

Aberlin, Mary Beth. Family Ties. The Scientist Magazine. December 1, 2015 

Simmons Rebecca. Epigenetics and Maternal Nutrition: nature vs nurture. Proceedings of the Nutrition Society, (2011). 70. 73-81.

Beil Laura. Science News Mom’s weight during pregnancy shapes baby’s health. Enero 23, 2016. p. 22

Gaidos Susan. His Stress is not like her stress. Science News Enero 23, 2016, p.18.       

De nuevo: yo tengo otros datos

“Yo propuse que iba a ser un efecto de caída pronta, pero también de recuperación rápida, que iba a ser una ‘V’,...

·
Verdi

Para los amantes de Verdi, cinco óperas para disfrutar

Sin duda alguna, uno de los gigantes de la ópera, Giuseppe Verdi, contribuyó con más obras maestras al mundo de la ópera...

·




Más de categoría

De nuevo: yo tengo otros datos

“Yo propuse que iba a ser un efecto de caída pronta, pero también de recuperación rápida, que iba a...

·
Verdi

Para los amantes de Verdi, cinco óperas para disfrutar

Sin duda alguna, uno de los gigantes de la ópera, Giuseppe Verdi, contribuyó con más obras maestras al mundo...

·

Piedra Ibarra demostró ignorancia, desinterés o partidización

“¿Han asesinado periodistas? Yo he visto y vi lo que pasó en todos los sexenios pasados y es algo...

·
eydie-gorme-01_1

En notas musicales – Eydie Gormé

10 de Agosto – Eydie Gormé (16 de agosto de 1928 – 10 de agosto de 2013, 84 años)...

·