Hay que tomarle el pulso al PRI… es posible que fallezca

¿El enemigo a vencer es el PRI? ¿El enemigo a vencer es el PRI? Basta escuchar a Ricardo Anaya y Josefina Vázquez Mota o a Juan Zepeda y Alejandra Barrales para darnos cuenta que no han registrado...

23 de mayo, 2017
RHT
pri-muerte

¿El enemigo a vencer es el PRI?

¿El enemigo a vencer es el PRI? Basta escuchar a Ricardo Anaya y Josefina Vázquez Mota o a Juan Zepeda y Alejandra Barrales para darnos cuenta que no han registrado que ya no estamos en el año 2000 y que el PRI está lejos de ser el partido invencible que se vislumbró durante décadas. Por supuesto, es claro que los opositores han creado un fantoche al cual achacar todos los males. El gran maestro en estos temas es, sin duda, Andrés Manuel López Obrador (AMLO), quien incluso “descubrió” que desde Los Pinos se fraguó la campaña del Estado de México y que se prepara un “fraude electoral”. Otra de las absurdas profecías autocumplidas del líder de MORENA.

La verdad es que el PRI como partido debería estar en una lista de especies partidarias al borde de la extinción irremediable. Una especie que sería menos extrañada que el pájaro dodo. Siendo un partido tan grande, hay priistas para todos los gustos, pero todos parecen resignados a perder las elecciones del 2018. La mayoría culpa a Enrique Peña Nieto (EPN) por varias razones. Unos, piensan que rompió el pacto de impunidad que en general caracterizaba al PRI. En efecto, pero lo rompió a medias. A pesar de eso, ha sido el presidente que menos ha tolerado a los pillos políticos. Quienes exigen que Peña Nieto meta a la cárcel a personajes como Romero Deschamps, deberían recordar que ni Fox ni Calderón capturaron un pez grande. En la Ciudad de México, ni el gobierno de Cárdenas o el de AMLO encarcelaron a alguien de importancia. Para no hablar de Ebrard o Mancera. Otros priistas están convencidos de que las reformas han sido un fracaso y que sólo sirvieron para enemistar al PRI con los monopolios y el grueso de la iniciativa privada. Para algunos tricolores, el presidente nunca debió haber abierto la puerta a los organismos de derechos humanos pues esto sólo ha servido para distanciar al partido y al gobierno de las fuerzas armadas.

Sea como haya sido, la mayoría de los priistas no parecen muy preocupados porque perderán las elecciones en el 2018. A menos que de aquí a la fecha de la votación federal hagan algo que no sabemos que pueden hacer, se ve casi imposible la tarea de ganar. Suponen, tal vez, que en democracia, siempre tendrán la oportunidad de regresar al juego. Pero esta vez, las cosas serán diferentes por varias razones.

En primer lugar, en el año 2000 los priistas se refugiaron en los gobiernos estatales. Esta vez no será así. Poco a poco la oposición les ha ido ganando gobiernos estatales. Los que sobrevivan para el PRI estarán tan acosados políticamente que ya no tendrán mucho margen de maniobra. En segundo lugar, en el año 2000 los medios no fueron tan encarnizados contra el tricolor  como lo son ahora. El partido ya no tiene el respaldo de Televisa y de Televisión Azteca, sumidos en crisis, o de grandes medios impresos. En tercer lugar, la ciudadanía no le echaba la culpa de los grandes errores al PRI, ahora, la inseguridad y las condiciones económicas se achacan al otrora partidazo. Cuarto, en el año 2006, luego de la derrota de Madrazo, el partido comenzó una reconstrucción exitosa y, sobre todo, civilizada. Ahora no parece haber ni el deseo ni los liderazgos para luego del 2018 intentar una reconstrucción. Estas son algunas razones, pero de seguro hay más para afirmar que el partido tricolor está entrando en un proceso acelerado de disminución de espacios políticos y, en unos años, convertirse en un partido sin fuerza propia.

Muchos priistas no están preocupados porque en cuanto sea la debacle saltarán al hermano del PRI, un partido que tiene el mismo ADN, pero estilos de los años sesenta: MORENA.




Sálvese quien pueda.

De nuevo: yo tengo otros datos

“Yo propuse que iba a ser un efecto de caída pronta, pero también de recuperación rápida, que iba a ser una ‘V’,...

·
Verdi

Para los amantes de Verdi, cinco óperas para disfrutar

Sin duda alguna, uno de los gigantes de la ópera, Giuseppe Verdi, contribuyó con más obras maestras al mundo de la ópera...

·




Más de categoría

De nuevo: yo tengo otros datos

“Yo propuse que iba a ser un efecto de caída pronta, pero también de recuperación rápida, que iba a...

·
Verdi

Para los amantes de Verdi, cinco óperas para disfrutar

Sin duda alguna, uno de los gigantes de la ópera, Giuseppe Verdi, contribuyó con más obras maestras al mundo...

·

Piedra Ibarra demostró ignorancia, desinterés o partidización

“¿Han asesinado periodistas? Yo he visto y vi lo que pasó en todos los sexenios pasados y es algo...

·
eydie-gorme-01_1

En notas musicales – Eydie Gormé

10 de Agosto – Eydie Gormé (16 de agosto de 1928 – 10 de agosto de 2013, 84 años)...

·