Chapocristo superestrella

¿Fue a Aristegui o a Dóriga? No, el Chapo Guzmán le dio una entrevista exclusiva a Sean Penn y Kate del Castillo. ¿Fue a Aristegui o a Dóriga? No, el Chapo Guzmán le dio una entrevista exclusiva...

18 de enero, 2016
RHT
chapo-superestrella

¿Fue a Aristegui o a Dóriga? No, el Chapo Guzmán le dio una entrevista exclusiva a Sean Penn y Kate del Castillo.

¿Fue a Aristegui o a Dóriga? No, el Chapo Guzmán le dio una entrevista exclusiva a Sean Penn y Kate del Castillo. Al demonio con los medios tradicionales.

El título de este artículo hace alusión a la obra “Jesucristo Superestrella” y no tiene ninguna connotación religiosa ya que el afán no es ofender a nadie. Andrew Lloyd Webber compuso dicho musical para contar la historia de Jesús desde el punto de vista mediático del momento y como Jesús era tratado como un “rockstar”, cosa que no le pareció a Judas y por eso lo traiciona.

Ahora, ¿El Chapo qué diablos tiene que ver con el mundo del espectáculo? ¡Todo! Porque fue y sigue siendo un espectáculo además de estar vinculado con figuras del espectáculo y él mismo es un espectáculo. Perdone por tanto “espectáculo”.

Antes, cuando en una serie de TV se hablaba de narcos, se les hacía ver como los malos del cuento. Al paso del tiempo se han creado muchos contenidos donde nos cuentan la vida de estos personajes e incluso nos acercan un poco a ver su lado humano (si se le puede llamar de esa forma).

El Chapo siguiendo los pasos de Pablo Escobar, quería hacerse su película biográfica en vida. Antes de que la DEA lo eliminará en algún escape o antes de que construyera un túnel que fuera a dar a Marte, donde no hay cines.




Pero vamos por partes, ¿le parece?

Este espectáculo comenzó hace unos días cuando el Presidente Peña Nieto en vez de convocar a conferencia de prensa o salir a dirigir un mensaje a la nación por televisión y radio, escribió un tuit donde decía “Misión Cumplida”. Se refería a la captura de El Chapo.

¿Dónde demonios habíamos visto semejante frase victoriosa digna de Superman en un presidente? Desde ahí ya era espectáculo. Si Peña pensó que íbamos a salir corriendo al Ángel de la Independencia a celebrar, mejor hubiera inventado que México le ganó 3-0 a Brasil. Porque nadie le celebró nada. Fue más bien el impacto noticioso. Según mis fuentes, ni su abuelita le llamó para felicitarlo; pero en rollos familiares yo no me meto.

Convenientemente, Osorio Chong, estaba en una reunión con cónsules de México en todo el mundo donde de pronto, como de película, se tuvo que retirar unos minutos para recibir una llamada del presidente. ¡Pum!

Si hubiéramos estado ahí, pensaríamos que una masacre alien vendría en camino, o que el Agente 007 tenía información privilegiada que compartir o que Osorio Chong se estaba enterando de que Batman es realmente Carlos Slim.

Pero no, convenientemente Peña le informó a Osorio sobre la captura de El Chapo. Convenientemente, Chong regresa a la reunión diplomática y convenientemente anuncia el triunfo del gobierno mexicano. Los pobres cónsules que no viven aquí, lo tomaron como un acto de heroísmo y entonaron el Himno Nacional como si hubiéramos ganado la tercera guerra mundial. Casi me pongo a llorar de la emoción. Me aguanté porque estaba en la calle y no fueran a pensar que estaba llorando porque el dólar está por encima de los 18 pesos o porque el petróleo ya no vale nada.

¡Y sigue el show!

Todo el día estuvieron con cortes noticiosos sobre la captura de El Chapo. Ahora sí agarraron fuera de base a Televisa, TV Azteca y todos los medios informativos ya que no había imagen alguna de la captura y pues tuvieron que rellenar los espacios con videos viejos del túnel por donde había escapado el año pasado o fotografías de sus re-capturas.

Pobre de Lolita Ayala. La avientan al aire a leer tuits… No había información con dato duro. Una hora después empezó a circular una foto de El Chapo ya capturado en el hotel, de esos que usted y yo no visitamos pero que tienen TV de paga y estacionamiento.

Por ahí de las 3:30pm de la tarde, salió nuestro glorioso héroe, Enrique Peña Nieto, a dar el anuncio oficial. No contó mayores detalles y creo que hasta se quedó con ganas de que alguien le pusiera una medalla o lo sacaran en ovación como sacan a un torero de la plaza. Como estoy en contra de la matanza de toros de esa forma tan brutal, me refiero a que saquen al torero todo cornado, pero bueno.

Durante todo el día la información fluyó más por redes sociales, especialmente Twitter. Pero pues ahí empezó el show, así que no había de otra.

Hasta en la noche, hicieron todo el numerito de presentar la información de la captura: la titular de la PGR explicó el operativo que tenían montado y que logró la captura de El Chapo (o de perdida eso dice ella) y justo en el momento en el que bajan de una camioneta blindada al delincuente, re-convenientemente un militar lo voltea hacia las cámaras de los reporteros y todos tuvimos nuestra foto: El Chapo recapturado.

Idea millonaria para serie de TV: “Breaking Chapo”

Si ya de por sí no hay nada qué aplaudirle a nuestro gobierno, porque ellos mismos tienen un sistema de corrupción tal que permitió que este “capo” se escapara sin problema alguno del penal supuestamente más seguro del país, para acabarla de amolar se les revirtió el show.

Los reflectores que buscaba nuestro apuesto presidente con ese copete coquetón, se fueron encima de Kate del Castillo y Sean Penn.

Como sabemos, ambos hicieron una entrevista a El Chapo para la revista Rolling Stone. Se estuvieron poniendo de acuerdo en los últimos años a raíz de una carta que publicó Kate donde pedía al Chapo que su fuerza malévola la usara para el bien y que ella confiará más en alguien así que en nuestro gobierno.

Chapocristo Superestrella se comunicó con Kate, hicieron las negociaciones y ella que anda metida en Hollywood porque Televisa le cerró las puertas, contactó a Sean que se caracteriza por meterse en líos divertidos y ambos fueron a dar a un rancho donde hicieron la famosa entrevista.

¡Ups! Si ya de por sí era muy mal libreto el que traía nuestro señor Presidente, Don Enrique Peña Nieto, al parecer nos lo madrugaron con algo que no venía escrito: la publicación de la entrevista.

Inmediatamente agarró como pretexto el “mensaje de año nuevo” para salir, ahora sí, en cadena nacional hablando de los logros que ha tenido su gobierno y haciendo énfasis en la captura de este delincuente.

Bueno, creo que usted se está enterando por mí que Peña dio este mensaje en la tele y radio porque estoy casi seguro que no sabía. Yo sí lo vi porque se me fue el internet y tuve que poner la TV un rato.

Ahora, al día en que estoy escribiendo esta columna, varios medios de comunicación se le fueron encima a Kate y a Sean diciendo que es un delito el haber entrevistado al Chapo.

Hasta donde consulté y según me dicen 2 abogados penalistas, no es ningún delito salvo que alguno de los entrevistadores tuviera un proceso legal abierto con línea de investigación hacia el narcotráfico.

Más bien, se nos enojaron algunos periodistas, ya que se hubieran muerto (casi literal) por tener esa exclusiva y hacer preguntas bien inteligentes como “Señor Don Chapo, ¿se considera a usted mismo un buen hombre?”. Ya ve que algunos casi ni preguntan tonterías.

Fuera de sarcasmo, obviamente El Chapo es un delincuente que merece estar tras las rejas y romper toda la cadena de delitos que seguirá teniendo aún en prisión.

Obviamente El Chapo ha matado o mandado a matar a miles y miles de personas (civiles y narcos) para adueñarse de las plazas que él quería.

Obviamente merece la máxima condena por hacer esas atrocidades.

Obviamente tienen que extraditarlo a E.U. donde no son tan corruptos porque aquí seguro que “se nos vuelve a escapar”.

Pero lo que no me cuadra, es cómo un delincuente se vuelve una figura tan popular, agraciada ante la gente e incluso perseguida por celebridades como Kate del Castillo y Sean Penn.

¿Será que como sociedad estamos perdiendo los valores? ¿Será que nos gusta este tipo de espectáculos de la vida real?

¿Este es el nuevo estilo de reality shows?

Una serie que le recomiendo a muerte (no literal) es “Narcos” a través de Netflix. No habla de todos los narcos, sino de uno en particular: Pablo Escobar.

Es increíble como al paso de los años y de estar ya muerto, la gente lo sigue venerando de una o de otra forma. Incluso en Telemundo tiene su novela: “El Patrón del Mal”. Le recomiendo la serie o la telenovela para que se dé una idea de cómo se está dando un protagonismo tremendo a estos “villanos”.

Próximamente estaremos viendo por Netflix una serie que habla de la Primera Dama de México. Dicha serie es protagonizada por Kate del Castillo.

¿Será que ya estamos tan hartos, cansados y fastidiados del gobierno tradicional que impunemente roba y mata que ya mejor preferimos a delincuentes que de perdida generan dinero para la población y una mística que los políticos no tienen?

Una serie de la Primera Dama de México es un parteaguas en la historia del espectáculo porque nunca habíamos visto nada tan explícito. En este caso, obviamente es un personaje controvertido por lo que ha sido Angélica Rivera y sus escándalos.

¿Chapocristo Superestrella es un héroe? Mucha gente del norte del país sí lo cree.

¿Los medios tradicionales ya están derrotados y ahora los noticiarios se deberían hacer por Twitter?

¿Barack Obama se equivocó rotundamente al NO anunciar en Twitter: “Misión cumplida: matamos a Bin Laden”?

Lo que sí me queda claro es que este fenómeno social de convertir en un espectáculo la detención (por tercera vez) de un narcotraficante es un reflejo de lo que estamos viviendo a nivel mundial donde se tiene poca o nula fe en los gobiernos y preferimos vivir de cerca “la pasión” de un delincuente en vez de escuchar las versiones oficiales. Nos llama más la atención una entrevista “no oficial” que la información que nos pueda dar la autoridad; porque ya creemos que es falsa por default.

¿El Chapo es producto de nuestro mismo sistema y de esta forma lo estaríamos victimizando?

Yo no sé usted, pero a mí me interesa mil veces más la entrevista hecha por Kate y Sean, que lo que venga y diga Osorio Chong… ¿O usted qué dice?

El Meollo del Asunto | Divide y Vencerás, no siempre

La máxima con su variante, “divide e impera”, fueron frases utilizadas por el gobernante romano Julio César y el emperador corso Napoleón....

·
Tour de Cine Francés

La edición número 24 del Tour de Cine Francés llega a México

A partir del ocho de octubre de este año, dará inicio la edición 24 del Tour de Cine Francés, la cual estará...

·




Más de categoría
Tour de Cine Francés

La edición número 24 del Tour de Cine Francés llega a México

A partir del ocho de octubre de este año, dará inicio la edición 24 del Tour de Cine Francés,...

·

El Meollo del Asunto | Divide y Vencerás, no siempre

La máxima con su variante, “divide e impera”, fueron frases utilizadas por el gobernante romano Julio César y el...

·

De nuevo: yo tengo otros datos

“Yo propuse que iba a ser un efecto de caída pronta, pero también de recuperación rápida, que iba a...

·
Verdi

Para los amantes de Verdi, cinco óperas para disfrutar

Sin duda alguna, uno de los gigantes de la ópera, Giuseppe Verdi, contribuyó con más obras maestras al mundo...

·