Violencia y vida política 

Uno de los principales problemas de la vida política es la relación entre poder y violencia, entre el ejercicio de la violencia como elemento constitutivo del poder y su relación con el sistema jurídico y la existencia...

1 de diciembre, 2020

Uno de los principales problemas de la vida política es la relación entre poder y violencia, entre el ejercicio de la violencia como elemento constitutivo del poder y su relación con el sistema jurídico y la existencia de los ciudadanos.

Desde los primeros estudiosos del hecho político, a lo largo de los siglos, la violencia se ha convertido en un elemento del imaginario colectivo sobre la política y el poder en Occidente. Nuevas lecturas de autores contemporáneos ponen de relieve la tensión a la que se somete la concepción de la violencia como parte del ejercicio político con la irrupción de ideas como los derechos humanos, el sistema jurídico y el ejercicio democrático.

La comprensión del fenómeno del poder resulta para Occidente casi una obsesión. La explicación tradicional sobre la naturaleza del poder y los márgenes de su ejercicio se perpetuó en el pensamiento occidental, tanto por la precisión de sus observaciones como por su capacidad dialéctica de explicar situaciones desde distintos marcos. Si bien esa manera típica influyó en ámbitos muy distintos, también es cierto que ese pensamiento enfrenta severas críticas desde los extremos más humanistas que identifican al individuo con su ámbito de derechos.

Hoy en día, la idea del criminal como enemigo se basa en el sentido de pensar que los ciudadanos están obligados a someterse al gobierno y, al mismo tiempo, de oponer resistencia a las amenazas contra sus vidas; de ahí que haya una contradicción en el hecho de que el gobierno pueda amenazar la vida de los ciudadanos que lo han creado. En realidad no hay más éxito que el de un gobierno que alcanza a asegurar el orden de los ciudadanos en la paz de las prácticas de convivencia, es decir, si el propio gobierno fabrica las condiciones de un conflicto o lo tolera debe ser su actuación en colaboración con los ciudadanos la única solución posible.

Para que la ley sea ley y no fuerza, quien obedezca habrá de hacerlo con el asentimiento de su voluntad. La necesidad de la participación ciudadana y de la democracia efectiva hace que la ley no sea necesariamente una fuente de legitimidad. Sin instrumentos democráticos, la ley se hace prevalecer siempre a la sombra de la amenaza de infligir dolor corporal, a ese extremo se puede reducir parte de la crisis de credibilidad y confianza que enfrenta el poder público en nuestro país hoy.  Una auténtica democracia hace que el poder no sea estático, sino que se presente en un dinamismo que crea cadenas de poder que se enlazan unas con otras, particularmente en el sentido de la circulación del poder, pues quien hoy lo padece, algún día podría ejercitarlo.

En una sociedad como la occidental en la que la violencia es parte de la vida institucional, la estabilización y dominio de la violencia depende de la capacidad del poder de asumir su ejercicio solo sobre el marco legal y constitucional, incluidas las amenazas de infligir dolor físico o administrar la muerte a instituciones policiacas que despersonalizan su ejercicio y evitan su atribución personal.

En el estado de violencia que una sociedad como la nuestra presenta, es necesario evitar el discurso jurídico, político e histórico en el cual la violencia se comprende como parte connatural del ejercicio del poder, pues, en realidad, es necesario dejar claro que ese ejercicio y el sustento del grupo que, solo temporalmente, ejerce la fuerza legítima y material del poder se basa en una aspiración general de la paz y el derecho.

La violencia tiene una memoria larguísima, incómoda, a veces imperecedera. Hasta en tanto no sepamos, si es que eso llega a suceder algún día, quién y por qué han sucedido los hechos de violencia institucionalizada en nuestra historia reciente, el miedo y el resentimiento no podrán dejar de animar nuestras sospechas; grupos enemigos, violencia de Estado, descomposición y corrupción institucional, todas son posibilidades incómodas que no pueden ser descartadas. Mucho más allá del juicio de Ayotzinapa o Aguas Blancas, incluso Tlatelolco, que parece haber ya superado la prueba del paso a la historia y en el más alto grado posible el mito, es imposible no pensar cómo la violencia se traslada mediante los mecanismos de la venganza y las cuentas pendientes a través de las décadas, de las regiones y los individuos.

En este momento en que los historiadores, los científicos, los politólogos y los juristas, en su calidad de académicos, investigadores o juzgadores tratan de lograr la reconstrucción de los últimos momentos de la vida de quienes han caído en hechos violentos, nos preguntamos si la procuración de justicia podrá hacerlo en muchísimo menos que los años que algunos casos tienen que pasar para saber qué sucedió. El único remedio contra la violencia es la justicia y el único camino para frenar sus consecuencias es la legalidad. Son estos retornos de la historia los que nos parecen más terribles en un ambiente de violencia, porque nos avisan con certidumbre que en la historia nunca quedan cuentas pendientes, que todas se ajustan con el tiempo y que solo mediante la verdad —por dura y cruel que parezca—, puede alcanzarse la reconciliación y la paz; que solo mediante la justicia en la ley —por incómoda o inconveniente que parezca— puede construirse un futuro de paz y diálogo. Al final del día, la historia tiene siempre la última palabra.

@cesarbc70

Comentarios


object(WP_Query)#18051 (51) { ["query"]=> array(5) { ["cat"]=> int(15) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(58550) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "22-07-2022" ["before"]=> string(10) "19-08-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } } ["query_vars"]=> array(65) { ["cat"]=> int(15) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(58550) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "22-07-2022" ["before"]=> string(10) "19-08-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } ["error"]=> string(0) "" ["m"]=> string(0) "" ["p"]=> int(0) ["post_parent"]=> string(0) "" ["subpost"]=> string(0) "" ["subpost_id"]=> string(0) "" ["attachment"]=> string(0) "" ["attachment_id"]=> int(0) ["name"]=> string(0) "" ["pagename"]=> string(0) "" ["page_id"]=> int(0) ["second"]=> string(0) "" ["minute"]=> string(0) "" ["hour"]=> string(0) "" ["day"]=> int(0) ["monthnum"]=> int(0) ["year"]=> int(0) ["w"]=> int(0) ["category_name"]=> string(18) "opinion-y-analisis" ["tag"]=> string(0) "" ["tag_id"]=> string(0) "" ["author"]=> string(0) "" ["author_name"]=> string(0) "" ["feed"]=> string(0) "" ["tb"]=> string(0) "" ["paged"]=> int(0) ["meta_key"]=> string(0) "" ["meta_value"]=> string(0) "" ["preview"]=> string(0) "" ["s"]=> string(0) "" ["sentence"]=> string(0) "" ["title"]=> string(0) "" ["fields"]=> string(0) "" ["menu_order"]=> string(0) "" ["embed"]=> string(0) "" ["category__in"]=> array(0) { } ["category__not_in"]=> array(0) { } ["category__and"]=> array(0) { } ["post__in"]=> array(0) { } ["post_name__in"]=> array(0) { } ["tag__in"]=> array(0) { } ["tag__not_in"]=> array(0) { } ["tag__and"]=> array(0) { } ["tag_slug__in"]=> array(0) { } ["tag_slug__and"]=> array(0) { } ["post_parent__in"]=> array(0) { } ["post_parent__not_in"]=> array(0) { } ["author__in"]=> array(0) { } ["author__not_in"]=> array(0) { } ["ignore_sticky_posts"]=> bool(false) ["suppress_filters"]=> bool(false) ["cache_results"]=> bool(true) ["update_post_term_cache"]=> bool(true) ["lazy_load_term_meta"]=> bool(true) ["update_post_meta_cache"]=> bool(true) ["post_type"]=> string(0) "" ["nopaging"]=> bool(false) ["comments_per_page"]=> string(2) "50" ["no_found_rows"]=> bool(false) ["order"]=> string(0) "" } ["tax_query"]=> object(WP_Tax_Query)#18049 (6) { ["queries"]=> array(1) { [0]=> array(5) { ["taxonomy"]=> string(8) "category" ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(15) } ["field"]=> string(7) "term_id" ["operator"]=> string(2) "IN" ["include_children"]=> bool(true) } } ["relation"]=> string(3) "AND" ["table_aliases":protected]=> array(1) { [0]=> string(21) "rt_term_relationships" } ["queried_terms"]=> array(1) { ["category"]=> array(2) { ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(15) } ["field"]=> string(7) "term_id" } } ["primary_table"]=> string(8) "rt_posts" ["primary_id_column"]=> string(2) "ID" } ["meta_query"]=> object(WP_Meta_Query)#18018 (9) { ["queries"]=> array(0) { } ["relation"]=> NULL ["meta_table"]=> NULL ["meta_id_column"]=> NULL ["primary_table"]=> NULL ["primary_id_column"]=> NULL ["table_aliases":protected]=> array(0) { } ["clauses":protected]=> array(0) { } ["has_or_relation":protected]=> bool(false) } ["date_query"]=> object(WP_Date_Query)#18016 (5) { ["queries"]=> array(4) { [0]=> array(6) { ["after"]=> string(10) "22-07-2022" ["before"]=> string(10) "19-08-2022" ["inclusive"]=> bool(true) ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["relation"]=> string(3) "AND" ["column"]=> string(18) "rt_posts.post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["time_keys"]=> array(14) { [0]=> string(5) "after" [1]=> string(6) "before" [2]=> string(4) "year" [3]=> string(5) "month" [4]=> string(8) "monthnum" [5]=> string(4) "week" [6]=> string(1) "w" [7]=> string(9) "dayofyear" [8]=> string(3) "day" [9]=> string(9) "dayofweek" [10]=> string(13) "dayofweek_iso" [11]=> string(4) "hour" [12]=> string(6) "minute" [13]=> string(6) "second" } } ["request"]=> string(503) " SELECT SQL_CALC_FOUND_ROWS rt_posts.ID FROM rt_posts LEFT JOIN rt_term_relationships ON (rt_posts.ID = rt_term_relationships.object_id) WHERE 1=1 AND ( ( rt_posts.post_date >= '2022-07-22 00:00:00' AND rt_posts.post_date <= '2022-08-19 00:00:00' ) ) AND rt_posts.ID NOT IN (58550) AND ( rt_term_relationships.term_taxonomy_id IN (15) ) AND ((rt_posts.post_type = 'post' AND (rt_posts.post_status = 'publish'))) GROUP BY rt_posts.ID ORDER BY RAND() LIMIT 0, 2 " ["posts"]=> array(2) { [0]=> object(WP_Post)#18052 (24) { ["ID"]=> int(81464) ["post_author"]=> string(2) "81" ["post_date"]=> string(19) "2022-07-27 09:38:03" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-07-27 14:38:03" ["post_content"]=> string(13057) "Nos guste o no, para las generaciones actuales los dispositivos electrónicos se han convertido en el mejor aliado para mantener a sus hijos ocupados (para muchos, aún más cuando llega la temporada vacacional…); pero ¿de verdad no hay mejor amigo, mejor compañía, mejores cosas que hacer o mejor niñera? y… ¿qué pasaría si de pronto supieran que esa “supernani” tiene nombre, tiene rostro y además tiene toda la intención de abusar de ellos? ¿Abusar de un niño es más fácil que nunca? El grooming (del inglés groom, que hace referencia a conductas de acercamiento o preparación para un fin determinado) es el conjunto de conductas y acciones deliberadas por parte de un adulto (varón o mujer) para acosar y/o abusar (sexualmente) de un niño o adolescente, las cuales se dan, inicialmente, creando vínculos de confianza con ellos a través de diversos medios digitales. En muchos de los casos, el objetivo principal del groomer (acosador) es obtener material sexual de su víctima para promoverlo en redes de pornografía infantil. Existen dos tipos de grooming:
  • Sin fase previa de relación y generación de confianza: El adulto obtiene material de abuso sexual a través de las contraseñas del niño o adolescente o del hackeo de sus cuentas. En este caso el material es obtenido a la fuerza y la víctima puede desconocer cómo el groomer obtuvo las imágenes.
  • Con fase previa de generación de confianza: El adulto busca generar confianza y deja de ser un «desconocido». En este caso, la “amistad” se vuelve “consensuada” y/o el material es entregado voluntariamente.
Está en todas partes: más común y más real de lo que quisiéramos…  El acceso a internet sin control es el mayor peligro para niños y jóvenes, ya que, debido a su vulnerabilidad, se exponen a los ataques de los groomers en:
  1. Redes sociales: Instagram, Facebook, Snapchat, Twitter y otros.
  2. Apps de mensajería: Whatsapp, iMessage, Kik, Messenger, Telegramm, etc.
  3. Videojuegos: Desde Roblox, hasta los más sofisticados juegos por streaming.
  4. Plataformas de contenido: videos, fotografías e incluso sitios pornográficos a los que son invitados a acceder.
Por fortuna para los padres, las redes están llenas también de videos realizados expresamente para hacerlos conscientes de lo fácil que es convencer a los niños pequeños de ir con un extraño (ofreciendo regalos atractivos o información falsa sobre sus familias), a los adolescentes de entablar relaciones virtuales o de asistir a eventos a espaldas de sus padres o, en los casos más graves, a los adultos jóvenes de dejar su casa con la promesa de viajes o trabajos (todo esto con el objetivo de hacerlos parte de la extensa red de trata de blancas, tráfico de órganos y feminicidios que sabemos que existe). Es de suma importancia ver estos contenidos y poner atención en las estrategias que utilizan los perpetradores para poder así proteger a los hijos. Etapas del grooming: “Ven… Tengo dulces…” De acuerdo con un artículo publicado en savethechildren.es, las etapas del grooming son:
  • La creación de un vínculo de confianza. En muchos casos a través de sobornos o engaños el agresor contacta con la niña o niño y establece el vínculo de confianza. Para ello normalmente finge otra edad, muy cercana a la de la víctima. Además, puede que el abusador haga regalos, empatice a un nivel profundo con los niños y niñas haciendo que escucha sus problemas y aproveche esa información para chantajear después.
  • El aislamiento de la víctima. En esta fase el agresor persigue arrancar la red de apoyo natural del menor (familiares, amistades, docentes, etc.) dejándolo desprotegido. De esta manera insiste en la necesidad de mantener todo en secreto.
  • La valoración de los riesgos. El agresor tiende siempre a asegurar su posición, así que suele preguntar a la víctima si alguien más conoce su relación e intenta averiguar quién más tiene acceso al ordenador o dispositivo que utiliza el menor.
  • Conversaciones sobre sexo. Una vez se siente con confianza, el abusador empieza a introducir conversaciones sexuales de manera paulatina. Busca que la víctima se familiarice tanto con la temática sexual como con el vocabulario.
  • Las peticiones de naturaleza sexual. Este es el objetivo principal del online grooming. En esta última fase el criminal utiliza la manipulación, las amenazas, el chantaje o la coerción para que la víctima le envíe material sexual, relate fantasías sexuales o la relación culmine con un encuentro físico.
¿Cómo detectar si nuestros hijos son posibles víctimas? Como en toda situación de riesgo, lo más importante es conocer a nuestros hijos, observar sus conductas y palabras y estar atentos a señales como:
  • Manifestaciones repentinas de tristeza y/o cambios de humor.
  • Disminución del rendimiento escolar.
  • Necesidad de estar en soledad y retraimiento ante los adultos.
  • Incremento en el tiempo de uso de los dispositivos y, especialmente, si buscan estar a solas para hacerlo.
  • Muestras de nerviosismo o ansiedad al momento de utilizar los dispositivos con los que se conectan.
  • Lesiones físicas sin explicación.
Tips para prevenir el grooming Aunque como siempre, la mejor herramienta que tenemos es la educación que damos a nuestros hijos, algunas de las estrategias que pueden ayudar a prevenir el peligro del grooming son:
  • Crear vínculos de confianza que ponderen la reflexión y las conversaciones familiares.
  • Proveer una educación afectivo-sexual clara que les dé seguridad y fortalezca su autoestima.
  • Dialogar abiertamente sobre cualquier tema que les inquiete o les provoque curiosidad.
  • Usar herramientas de control parental que permitan bloquear, monitorear y/o limitar el uso de aplicaciones o contenidos en Internet.
  • Configurar las opciones de seguridad en redes sociales, juegos en línea o navegadores que utilicen las niñas, niños y adolescentes.
  • Conocer las redes sociales que utilizan y con quiénes se comunica.
  • Realizar un seguimiento constante de sus hábitos de uso de internet.
¿Qué debemos enseñar a nuestros hijos en cuanto al uso de las redes? Además de todo lo anterior, recordando de nuevo que lo más importante es educar y teniendo en cuenta que tampoco podemos prohibirles el uso de internet y aislarlos en una burbuja, ANTES de permitirles el uso de medios digitales, enseñémosles a: 
  • Tener contraseñas robustas, únicas y secretas (salvo de los padres).
  • Mantener los perfiles privados para evitar y eliminar el grooming.
  • No enviar fotos, videos o información a desconocidos.
  • Saber que las redes sociales permiten denunciar contenido inapropiado u ofensivo para que pueda ser removido de la plataforma.
  • En caso de que ya estén siendo acosados:
    • Dejar de interactuar con ese perfil o cuenta y acercarse a los padres si algo les incomoda, les parece extraño o simplemente no se sienten seguros.
    • Bloquear el perfil o cuenta de quien los acosa.
Se tenía que decir… ¡Y se dijo! Cierto es el dicho que afirma que la verdad no peca pero incomoda y en situaciones como esta, por fuerte que suene o que parezca, los padres y maestros tenemos la obligación de estar informados, de aceptar la realidad que enfrentan nuestros chicos y, lo más importante, de tomar las acciones que sean necesarias para protegerlos. No debemos temer a que se enojen ni asustarnos de tomar el papel que nos corresponde como adultos responsables de ellos: pongamos límites, observemos en todo momento y asumamos la obligación de cuidarlos aunque sea cansado, aunque sea duro y aunque sea difícil. Visita nuestro site y descubre la forma en la que ayudamos a nuestros alumnos y familias a utilizar la tecnología como una herramienta para aprender, crear y compartir, siempre con la inteligencia, la identidad, la integridad y la ciudadanía digital que necesitan los niños y jóvenes del siglo XXI. " ["post_title"]=> string(54) "Grooming: ¿Qué es y cómo proteger a nuestros hijos?" ["post_excerpt"]=> string(131) "Alejandra Ruiz Sánchez nos advierte de los peligros del grooming. Las víctimas suelen ser menores de edad a través de Internet. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(48) "grooming-que-es-y-como-proteger-a-nuestros-hijos" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-07-27 09:38:03" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-07-27 14:38:03" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=81464" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [1]=> object(WP_Post)#17950 (24) { ["ID"]=> int(81326) ["post_author"]=> string(2) "55" ["post_date"]=> string(19) "2022-07-22 14:25:43" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-07-22 19:25:43" ["post_content"]=> string(11940) "Como es sabido, el actual diputado Santiago Creel Miranda fue secretario de Gobernación en el sexenio de Vicente Fox. Su aspiración, legítima por cierto, fue ser precandidato de su partido (PAN) para la Presidencia de la República, apoyado fuertemente por doña Martha, la esposa del Vicentico. Felipe Calderón, ahora tan impugnado, hábilmente le ganó la partida y resultó electo para el período 2006-2012, en final de fotografía, por una cabeza, contra el actual presidente de todos los mexicanos. Entre sus logros, don Santiago, descubrió el sospechosismo, con lo cual consiguió que los mexicanos inquisitivos ―como lo es su servidor― cuestionaran la actuación de sus gobernantes. Don Santiago arguye que en el artículo que escribí la semana pasada, hago “afirmaciones sobre su persona que no concuerdan con la realidad, así como de hechos durante su gestión en la SEGOB que carecen por completo de certeza y autenticidad, por lo que resultan falsos”. Caray, si fuera así desde este momento le pido una disculpa pública, pero debo decir que tengo otros datos. ¡El sospechosismo me invade! Pudiera tener razón el señor Creel; los lectores de mi artículo anterior pudieran llegar a conclusiones equivocadas y tal vez, con esta larga nota logren aclarar su modo de pensar acerca del diputado que debiera estar consciente de que, al tomar protesta, tanto como secretario de Gobernación como Diputado Federal pronunció: "Y si así no lo hiciere, que la Nación me lo demande" y el gremio hípico es parte de esta gran Nación en que vivimos… Nunca he pensado ―ni he escrito― que don Santiago tenga negocios con la empresa permisionaria del Hipódromo de las Américas, cuando menos directamente. Pero infectado por el mentado sospechosismo, es probable que nos pueda aclarar por qué en 2004, me imagino estuvo de acuerdo con el presidente Fox y lo impulsó o convenció, para  expedir un “Reglamento de la Ley Federal de Juegos y Sorteos” en vez de redactar una nueva Ley, ya que la actual, vigente desde 1947, es la reina de la discrecionalidad, convirtiendo al Reglamento en un manjar para hacer negocios, entre empresarios y servidores públicos . Ahora, siendo Diputado Federal tal vez debería de impulsar una nueva Ley de Juegos para dar certidumbre a los participantes. ¡Buen falta hace! Ahora bien, vayamos al grano. La Industria hípica de carreras de caballos con apuesta se vigilan, en todo el mundo que conozco, por una “autoridad hípica”. Se denominan “Comisiones”. En nuestro país, por decreto del extinto presidente Luis Echeverría se creó la Comisión Nacional de Carreras, organismo que bajo la “Rectoría del Estado” era la encargada de vigilar y sancionar este espectáculo. Darle certidumbre. Durante los primeros años del sexenio de don Vicente, la “Comisión Nacional de Carreras” funcionó bajo la vigilancia de un individuo que conocía todos los aspectos de la actividad, el Dr. Carlos Guzmán Clark. Por allí del 2002, don Santiago, en una ceremonia llevada a cabo en el Palacio de Cobián dio posesión, como nuevo presidente de la “Comisión Nacional de Carreras” a su amigo Manuel Pacheco Hinojosa que, por solo el hecho de ser muy “su amigo” lo designó. Empezó a ejercer el cargo, sin realmente conocer el medio, el cual es muy especializado. Esto me consta porque fui invitado a la toma de posesión. “Ahora las patas de los caballos galoparán con certeza hacia la meta…” algo así decía el cursi discurso pronunciado por el señor secretario. Días después, dos amigos míos invitaron a Mr. Pacheco a comer para presentármelo con la idea de que, tal vez, podía asesorarlo en su función. Por supuesto, tenían otros planes. Y digo “tenían” otros planes por lo que relato a continuación. ¡Soy muy mal pensado! El Reglamento fue sujeto a una controversia constitucional promovida por la Cámara de Diputados, el cual, para entenderle, hay que ser doctor en derecho. Lo que sí logró es que un ente privado autorregulara la actividad de los caballos de carrera y en donde nuevamente el sospechosismo se hace presente. Y lo más importante ―y es el meollo del asunto― es que, con la creación del Reglamento en cuestión, se permitió el paso al establecimiento de las casas de juego: los casinos. Y así surgieron muchas empresas que manejan estos negocios, aprovechando la discrecionalidad, como he dicho, de la Ley y del mismo novel Reglamento.  Así pues, el flamante Reglamento en un transitorio, derogó el decreto que había creado la “Comisión Nacional de Carreras” y en su lugar creó un “Órgano Técnico de Consulta” denominado “Comisión Mexicana de Carreras” que, sin tener facultades para ejercer las funciones de la antigua Comisión Nacional ―dicho en un documento que conservo por la propia Dirección General de Juegos y Sorteos― sin embargo, hasta la fecha, todavía las ejerce, con un presupuesto anual millonario, al que habría que hacerle una auditoría para ver en dónde se gastan esos recursos. Existe el sospechosismo de que las pruebas antidoping no las hacen pues nunca se las presentan a los supuestos infractores, pero eso sí, les cobran multas excesivas… y todos ellos quedan en estado de indefensión y así, el negocio del señor Pacheco y sus socios goza de muchos recursos. Conociendo el problema y la angustia del señor Creel, que se siente vulnerado en su persona, un amigo, al que prefiero no identificarlo, pues tiene caballos de carrera y pudiera tener represalias. Aunque estoy pecando por repetitivo, aclara jurídicamente el asunto, lo cual le agradezco. Lo cito:  “Considerando que en relación con los efectos que atañen a los diversos sectores del juego con apuesta derivados del Reglamento de la ley adjetiva, promulgado durante su estancia como titular de la SEGOB, es de considerarse como único punto a aclarar sobre el mismo, y sobre el que versan mis artículos, el que atañe al gremio de caballistas del país, y la afectación que esta industria sufre derivada de su entrada en vigor. “Sin mayor preámbulo, baste decir que a partir de la promulgación y vigencia del citado reglamento, inexplicablemente, quedaron totalmente desregulada y en estado de indefensión  en escenarios permanentes , las carreras de caballos con apuestas , al derogarse vía transitorios con su promulgación ,el decreto por que fue creada la H. Comisión Nacional de Carreras de Caballos, organismo que durante 30 años funcionó regulando a nivel nacional y sin mayor queja, las carreras de caballos con apuestas en todo tipo de escenarios. “Este vacío legal fue substituido por una persona moral de carácter privado, cuya labor por decir lo menos, ha sido permanentemente cuestionada por diversas asociaciones de caballistas durante años, tanto por carecer de legitimización acorde a un marco legal como por imponer al margen de ello, todo tipo de sanciones laborales y pecuniarias a miembros de la comunidad, mediante procesos viciados y anárquicos que en repetidas ocasiones han sido recurridos por diversas vías legales, sin que hasta la fecha se haya puesto orden sobre este particular. Lo cierto es que en la comunidad hípica del Hipódromo es unánime la inconformidad con dicha situación, la que en su medida ha contribuido a la ruina de esta industria. “La asociación civil a que me refiero no es otra que la “Comisión Mexicana de Carreras”, propiedad del señor Manuel Pacheco Hinojosa, que recibe un fuerte presupuesto por parte de la permisionaria de 25 millones al año, más las fuertes multas que impone”. Por otro lado, Alfonso Lanzagorta a quién señalo en mi artículo anterior, y es experto en la materia, me comenta: “Los tomadores de decisiones deben ser evaluados por las consecuencias que estas tuvieron. Don Santiago tomó la decisión de nombrar a Manuel Pacheco. Lleva 18 años ahí. ¿Cómo va la industria después de eso? Sería bueno que don Santiago averiguara y nos respondiera. También sería bueno que revelara por qué firmó en su último día como secretario de Gobernación centenares de permisos para casinos, muchos de los cuales fueron beneficiarios directos varios dueños de medios de comunicación. Lo que anoto, se  puede leer en las ligas siguientes de La Jornada, Sin Embargo, Dinero en Imagen, Milenio, entre otros medios de comunicación. Mr. Google nos regaló esa información. Como he dicho en articulos anteriores, gracias a tanta insistencia, la actual Dirección de Juegos y Sorteos está comprometida para cambiar todo este desastre, para que volvamos a tener una autoridad hípica, como Dios manda.   Continuará… Gracias por sus comentarios.   *Las opiniones expresadas en los artículos de esta página son de exclusiva responsabilidad de sus autores y no reflejan la postura editorial de este portal.  " ["post_title"]=> string(59) "Santiago Creel Miranda Solicita su Derecho de Réplica… " ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(53) "santiago-creel-miranda-solicita-su-derecho-de-replica" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-07-26 10:05:44" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-07-26 15:05:44" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=81326" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } } ["post_count"]=> int(2) ["current_post"]=> int(-1) ["in_the_loop"]=> bool(false) ["post"]=> object(WP_Post)#18052 (24) { ["ID"]=> int(81464) ["post_author"]=> string(2) "81" ["post_date"]=> string(19) "2022-07-27 09:38:03" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-07-27 14:38:03" ["post_content"]=> string(13057) "Nos guste o no, para las generaciones actuales los dispositivos electrónicos se han convertido en el mejor aliado para mantener a sus hijos ocupados (para muchos, aún más cuando llega la temporada vacacional…); pero ¿de verdad no hay mejor amigo, mejor compañía, mejores cosas que hacer o mejor niñera? y… ¿qué pasaría si de pronto supieran que esa “supernani” tiene nombre, tiene rostro y además tiene toda la intención de abusar de ellos? ¿Abusar de un niño es más fácil que nunca? El grooming (del inglés groom, que hace referencia a conductas de acercamiento o preparación para un fin determinado) es el conjunto de conductas y acciones deliberadas por parte de un adulto (varón o mujer) para acosar y/o abusar (sexualmente) de un niño o adolescente, las cuales se dan, inicialmente, creando vínculos de confianza con ellos a través de diversos medios digitales. En muchos de los casos, el objetivo principal del groomer (acosador) es obtener material sexual de su víctima para promoverlo en redes de pornografía infantil. Existen dos tipos de grooming:
  • Sin fase previa de relación y generación de confianza: El adulto obtiene material de abuso sexual a través de las contraseñas del niño o adolescente o del hackeo de sus cuentas. En este caso el material es obtenido a la fuerza y la víctima puede desconocer cómo el groomer obtuvo las imágenes.
  • Con fase previa de generación de confianza: El adulto busca generar confianza y deja de ser un «desconocido». En este caso, la “amistad” se vuelve “consensuada” y/o el material es entregado voluntariamente.
Está en todas partes: más común y más real de lo que quisiéramos…  El acceso a internet sin control es el mayor peligro para niños y jóvenes, ya que, debido a su vulnerabilidad, se exponen a los ataques de los groomers en:
  1. Redes sociales: Instagram, Facebook, Snapchat, Twitter y otros.
  2. Apps de mensajería: Whatsapp, iMessage, Kik, Messenger, Telegramm, etc.
  3. Videojuegos: Desde Roblox, hasta los más sofisticados juegos por streaming.
  4. Plataformas de contenido: videos, fotografías e incluso sitios pornográficos a los que son invitados a acceder.
Por fortuna para los padres, las redes están llenas también de videos realizados expresamente para hacerlos conscientes de lo fácil que es convencer a los niños pequeños de ir con un extraño (ofreciendo regalos atractivos o información falsa sobre sus familias), a los adolescentes de entablar relaciones virtuales o de asistir a eventos a espaldas de sus padres o, en los casos más graves, a los adultos jóvenes de dejar su casa con la promesa de viajes o trabajos (todo esto con el objetivo de hacerlos parte de la extensa red de trata de blancas, tráfico de órganos y feminicidios que sabemos que existe). Es de suma importancia ver estos contenidos y poner atención en las estrategias que utilizan los perpetradores para poder así proteger a los hijos. Etapas del grooming: “Ven… Tengo dulces…” De acuerdo con un artículo publicado en savethechildren.es, las etapas del grooming son:
  • La creación de un vínculo de confianza. En muchos casos a través de sobornos o engaños el agresor contacta con la niña o niño y establece el vínculo de confianza. Para ello normalmente finge otra edad, muy cercana a la de la víctima. Además, puede que el abusador haga regalos, empatice a un nivel profundo con los niños y niñas haciendo que escucha sus problemas y aproveche esa información para chantajear después.
  • El aislamiento de la víctima. En esta fase el agresor persigue arrancar la red de apoyo natural del menor (familiares, amistades, docentes, etc.) dejándolo desprotegido. De esta manera insiste en la necesidad de mantener todo en secreto.
  • La valoración de los riesgos. El agresor tiende siempre a asegurar su posición, así que suele preguntar a la víctima si alguien más conoce su relación e intenta averiguar quién más tiene acceso al ordenador o dispositivo que utiliza el menor.
  • Conversaciones sobre sexo. Una vez se siente con confianza, el abusador empieza a introducir conversaciones sexuales de manera paulatina. Busca que la víctima se familiarice tanto con la temática sexual como con el vocabulario.
  • Las peticiones de naturaleza sexual. Este es el objetivo principal del online grooming. En esta última fase el criminal utiliza la manipulación, las amenazas, el chantaje o la coerción para que la víctima le envíe material sexual, relate fantasías sexuales o la relación culmine con un encuentro físico.
¿Cómo detectar si nuestros hijos son posibles víctimas? Como en toda situación de riesgo, lo más importante es conocer a nuestros hijos, observar sus conductas y palabras y estar atentos a señales como:
  • Manifestaciones repentinas de tristeza y/o cambios de humor.
  • Disminución del rendimiento escolar.
  • Necesidad de estar en soledad y retraimiento ante los adultos.
  • Incremento en el tiempo de uso de los dispositivos y, especialmente, si buscan estar a solas para hacerlo.
  • Muestras de nerviosismo o ansiedad al momento de utilizar los dispositivos con los que se conectan.
  • Lesiones físicas sin explicación.
Tips para prevenir el grooming Aunque como siempre, la mejor herramienta que tenemos es la educación que damos a nuestros hijos, algunas de las estrategias que pueden ayudar a prevenir el peligro del grooming son:
  • Crear vínculos de confianza que ponderen la reflexión y las conversaciones familiares.
  • Proveer una educación afectivo-sexual clara que les dé seguridad y fortalezca su autoestima.
  • Dialogar abiertamente sobre cualquier tema que les inquiete o les provoque curiosidad.
  • Usar herramientas de control parental que permitan bloquear, monitorear y/o limitar el uso de aplicaciones o contenidos en Internet.
  • Configurar las opciones de seguridad en redes sociales, juegos en línea o navegadores que utilicen las niñas, niños y adolescentes.
  • Conocer las redes sociales que utilizan y con quiénes se comunica.
  • Realizar un seguimiento constante de sus hábitos de uso de internet.
¿Qué debemos enseñar a nuestros hijos en cuanto al uso de las redes? Además de todo lo anterior, recordando de nuevo que lo más importante es educar y teniendo en cuenta que tampoco podemos prohibirles el uso de internet y aislarlos en una burbuja, ANTES de permitirles el uso de medios digitales, enseñémosles a: 
  • Tener contraseñas robustas, únicas y secretas (salvo de los padres).
  • Mantener los perfiles privados para evitar y eliminar el grooming.
  • No enviar fotos, videos o información a desconocidos.
  • Saber que las redes sociales permiten denunciar contenido inapropiado u ofensivo para que pueda ser removido de la plataforma.
  • En caso de que ya estén siendo acosados:
    • Dejar de interactuar con ese perfil o cuenta y acercarse a los padres si algo les incomoda, les parece extraño o simplemente no se sienten seguros.
    • Bloquear el perfil o cuenta de quien los acosa.
Se tenía que decir… ¡Y se dijo! Cierto es el dicho que afirma que la verdad no peca pero incomoda y en situaciones como esta, por fuerte que suene o que parezca, los padres y maestros tenemos la obligación de estar informados, de aceptar la realidad que enfrentan nuestros chicos y, lo más importante, de tomar las acciones que sean necesarias para protegerlos. No debemos temer a que se enojen ni asustarnos de tomar el papel que nos corresponde como adultos responsables de ellos: pongamos límites, observemos en todo momento y asumamos la obligación de cuidarlos aunque sea cansado, aunque sea duro y aunque sea difícil. Visita nuestro site y descubre la forma en la que ayudamos a nuestros alumnos y familias a utilizar la tecnología como una herramienta para aprender, crear y compartir, siempre con la inteligencia, la identidad, la integridad y la ciudadanía digital que necesitan los niños y jóvenes del siglo XXI. " ["post_title"]=> string(54) "Grooming: ¿Qué es y cómo proteger a nuestros hijos?" ["post_excerpt"]=> string(131) "Alejandra Ruiz Sánchez nos advierte de los peligros del grooming. Las víctimas suelen ser menores de edad a través de Internet. " ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(6) "closed" ["ping_status"]=> string(6) "closed" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(48) "grooming-que-es-y-como-proteger-a-nuestros-hijos" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-07-27 09:38:03" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-07-27 14:38:03" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=81464" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } ["comment_count"]=> int(0) ["current_comment"]=> int(-1) ["found_posts"]=> int(58) ["max_num_pages"]=> float(29) ["max_num_comment_pages"]=> int(0) ["is_single"]=> bool(false) ["is_preview"]=> bool(false) ["is_page"]=> bool(false) ["is_archive"]=> bool(true) ["is_date"]=> bool(false) ["is_year"]=> bool(false) ["is_month"]=> bool(false) ["is_day"]=> bool(false) ["is_time"]=> bool(false) ["is_author"]=> bool(false) ["is_category"]=> bool(true) ["is_tag"]=> bool(false) ["is_tax"]=> bool(false) ["is_search"]=> bool(false) ["is_feed"]=> bool(false) ["is_comment_feed"]=> bool(false) ["is_trackback"]=> bool(false) ["is_home"]=> bool(false) ["is_privacy_policy"]=> bool(false) ["is_404"]=> bool(false) ["is_embed"]=> bool(false) ["is_paged"]=> bool(false) ["is_admin"]=> bool(false) ["is_attachment"]=> bool(false) ["is_singular"]=> bool(false) ["is_robots"]=> bool(false) ["is_favicon"]=> bool(false) ["is_posts_page"]=> bool(false) ["is_post_type_archive"]=> bool(false) ["query_vars_hash":"WP_Query":private]=> string(32) "50f6aad43a980048a6bc771dee7a4e36" ["query_vars_changed":"WP_Query":private]=> bool(false) ["thumbnails_cached"]=> bool(false) ["stopwords":"WP_Query":private]=> NULL ["compat_fields":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(15) "query_vars_hash" [1]=> string(18) "query_vars_changed" } ["compat_methods":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(16) "init_query_flags" [1]=> string(15) "parse_tax_query" } }
Grooming

Grooming: ¿Qué es y cómo proteger a nuestros hijos?

Alejandra Ruiz Sánchez nos advierte de los peligros del grooming. Las víctimas suelen ser menores de edad a través de Internet.

julio 27, 2022
carta creel 2022

Santiago Creel Miranda Solicita su Derecho de Réplica… 

Como es sabido, el actual diputado Santiago Creel Miranda fue secretario de Gobernación en el sexenio de Vicente Fox. Su aspiración, legítima...

julio 22, 2022




Más de categoría
Eutanasia: el principio de no tomar la vida del inocente

Eutanasia: el principio de no tomar la vida del inocente

La presencia de dolores, y otros síntomas, que se producen en pacientes con enfermedades crónicas y terminales, a veces...

agosto 18, 2022
balas

De Frente Y Claro | DE LOS ABRAZOS NO BALAZOS AL TERROR COTIDIANO

No ha existido una política consistente que lleve a fortalecer a las policías estatales, municipales, de ahí se derivan...

agosto 18, 2022

Alas para Emilio: impunidad y negligencia médica

Hablar de condición humana, ubicar nuestro ser en el planeta y en el universo, creer en nuestro ser común...

agosto 18, 2022

Puebla, décimo estado con mayor número de empleadoras: Economía

Al reunirse con la Asociación Mexicana de Mujeres Empresarias Capítulo Cholula, la secretaria de Economía, Olivia Salomón refirió que...

agosto 17, 2022