De 1963 – Es asesinado Lee Harvey Oswald, el presunto asesino de Kennedy

El día 22 de Noviembre de 1963 es asesinado por impactos de bala en su cabeza, el presidente de los Estados Unidos, John Fitzgerald Kennedy. A las pocas horas de...

24 de noviembre, 2017

El día 22 de Noviembre de 1963 es asesinado por impactos de bala en su cabeza, el presidente de los Estados Unidos, John Fitzgerald Kennedy. A las pocas horas de producido el atentado, es detenido el que fuera el único acusado del hecho: Lee Harvey Oswald. Dos días después de haber sido detenido por la policía y mientras estaba por ser trasladado hacia otra dependencia, es asesinado por Jack Ruby.

Oswald negó en todas las oportunidades haber sido el autor del atentado presidencial. A la fecha de su muerte, tenía tan sólo 24 años.

En 1979, el Comité Selecto de la Cámara sobre Asesinatos concluyó que, si bien Oswald fue el autor de los disparos, el asesinato del presidente John F. Kennedy podría tratarse de una conspiración, aunque no fue capaz de identificar individuos u organizaciones que pudiesen estar involucradas. Sin embargo, tiempo después, James Files confesó haber sido el asesino del presidente en The murder of JFK: confession of an assassin (1996), y es el único autor confeso del crimen, ya que Lee Harvey Oswald negó, hasta su muerte, haberlo hecho.

Comentarios
object(WP_Query)#17658 (51) { ["query"]=> array(5) { ["cat"]=> int(3561) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(34941) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "20-12-2021" ["before"]=> string(10) "17-01-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } } ["query_vars"]=> array(65) { ["cat"]=> int(3561) ["posts_per_page"]=> int(2) ["orderby"]=> string(4) "rand" ["post__not_in"]=> array(1) { [0]=> int(34941) } ["date_query"]=> array(1) { [0]=> array(3) { ["after"]=> string(10) "20-12-2021" ["before"]=> string(10) "17-01-2022" ["inclusive"]=> bool(true) } } ["error"]=> string(0) "" ["m"]=> string(0) "" ["p"]=> int(0) ["post_parent"]=> string(0) "" ["subpost"]=> string(0) "" ["subpost_id"]=> string(0) "" ["attachment"]=> string(0) "" ["attachment_id"]=> int(0) ["name"]=> string(0) "" ["pagename"]=> string(0) "" ["page_id"]=> int(0) ["second"]=> string(0) "" ["minute"]=> string(0) "" ["hour"]=> string(0) "" ["day"]=> int(0) ["monthnum"]=> int(0) ["year"]=> int(0) ["w"]=> int(0) ["category_name"]=> string(16) "eduardoruizhealy" ["tag"]=> string(0) "" ["tag_id"]=> string(0) "" ["author"]=> string(0) "" ["author_name"]=> string(0) "" ["feed"]=> string(0) "" ["tb"]=> string(0) "" ["paged"]=> int(0) ["meta_key"]=> string(0) "" ["meta_value"]=> string(0) "" ["preview"]=> string(0) "" ["s"]=> string(0) "" ["sentence"]=> string(0) "" ["title"]=> string(0) "" ["fields"]=> string(0) "" ["menu_order"]=> string(0) "" ["embed"]=> string(0) "" ["category__in"]=> array(0) { } ["category__not_in"]=> array(0) { } ["category__and"]=> array(0) { } ["post__in"]=> array(0) { } ["post_name__in"]=> array(0) { } ["tag__in"]=> array(0) { } ["tag__not_in"]=> array(0) { } ["tag__and"]=> array(0) { } ["tag_slug__in"]=> array(0) { } ["tag_slug__and"]=> array(0) { } ["post_parent__in"]=> array(0) { } ["post_parent__not_in"]=> array(0) { } ["author__in"]=> array(0) { } ["author__not_in"]=> array(0) { } ["ignore_sticky_posts"]=> bool(false) ["suppress_filters"]=> bool(false) ["cache_results"]=> bool(true) ["update_post_term_cache"]=> bool(true) ["lazy_load_term_meta"]=> bool(true) ["update_post_meta_cache"]=> bool(true) ["post_type"]=> string(0) "" ["nopaging"]=> bool(false) ["comments_per_page"]=> string(2) "50" ["no_found_rows"]=> bool(false) ["order"]=> string(0) "" } ["tax_query"]=> object(WP_Tax_Query)#17657 (6) { ["queries"]=> array(1) { [0]=> array(5) { ["taxonomy"]=> string(8) "category" ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(3561) } ["field"]=> string(7) "term_id" ["operator"]=> string(2) "IN" ["include_children"]=> bool(true) } } ["relation"]=> string(3) "AND" ["table_aliases":protected]=> array(1) { [0]=> string(21) "rt_term_relationships" } ["queried_terms"]=> array(1) { ["category"]=> array(2) { ["terms"]=> array(1) { [0]=> int(3561) } ["field"]=> string(7) "term_id" } } ["primary_table"]=> string(8) "rt_posts" ["primary_id_column"]=> string(2) "ID" } ["meta_query"]=> object(WP_Meta_Query)#17664 (9) { ["queries"]=> array(0) { } ["relation"]=> NULL ["meta_table"]=> NULL ["meta_id_column"]=> NULL ["primary_table"]=> NULL ["primary_id_column"]=> NULL ["table_aliases":protected]=> array(0) { } ["clauses":protected]=> array(0) { } ["has_or_relation":protected]=> bool(false) } ["date_query"]=> object(WP_Date_Query)#17669 (5) { ["queries"]=> array(4) { [0]=> array(6) { ["after"]=> string(10) "20-12-2021" ["before"]=> string(10) "17-01-2022" ["inclusive"]=> bool(true) ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["column"]=> string(9) "post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["relation"]=> string(3) "AND" } ["relation"]=> string(3) "AND" ["column"]=> string(18) "rt_posts.post_date" ["compare"]=> string(1) "=" ["time_keys"]=> array(14) { [0]=> string(5) "after" [1]=> string(6) "before" [2]=> string(4) "year" [3]=> string(5) "month" [4]=> string(8) "monthnum" [5]=> string(4) "week" [6]=> string(1) "w" [7]=> string(9) "dayofyear" [8]=> string(3) "day" [9]=> string(9) "dayofweek" [10]=> string(13) "dayofweek_iso" [11]=> string(4) "hour" [12]=> string(6) "minute" [13]=> string(6) "second" } } ["request"]=> string(465) "SELECT SQL_CALC_FOUND_ROWS rt_posts.ID FROM rt_posts LEFT JOIN rt_term_relationships ON (rt_posts.ID = rt_term_relationships.object_id) WHERE 1=1 AND ( ( rt_posts.post_date >= '2021-12-20 00:00:00' AND rt_posts.post_date <= '2022-01-17 00:00:00' ) ) AND rt_posts.ID NOT IN (34941) AND ( rt_term_relationships.term_taxonomy_id IN (3561) ) AND rt_posts.post_type = 'post' AND (rt_posts.post_status = 'publish') GROUP BY rt_posts.ID ORDER BY RAND() LIMIT 0, 2" ["posts"]=> array(2) { [0]=> object(WP_Post)#17654 (24) { ["ID"]=> int(74162) ["post_author"]=> string(1) "8" ["post_date"]=> string(19) "2022-01-03 10:30:04" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-01-03 15:30:04" ["post_content"]=> string(3535) "“Todos los días, los medios de comunicación difunden predicciones sin informar, o incluso preguntar, qué tan buenos son los pronosticadores que hicieron los pronósticos. Todos los días, las corporaciones y los gobiernos pagan por pronósticos que pueden ser proféticos o inútiles o algo intermedio. Y todos los días, todos nosotros: líderes de naciones, empresarios, ejecutivos, inversionistas y votantes: tomamos decisiones críticas sobre la base de pronósticos cuya calidad desconocemos”. Esto lo afirman Philip E. Tetlock y Dan Gardner en su libro Superpronosticadores: El arte y la ciencia de la predicción (Katz Editores, Buenos Aires 2017). Por eso es tan difícil saber con certeza qué sucederá en 2022. Tenemos una idea general de lo que viene, pero muy pocos somos capaces de pronosticar con precisión el futuro. Es más, los pronosticadores que son expertos generalmente fallan, como lo demuestran una y otra vez los que hacen pronósticos económicos para un determinado periodo. Sin embargo, hay individuos que tienen una habilidad especial para pronosticar el futuro. Sobre este libro, el ganador del Premio Nobel de Economía 2002, Daniel Kahneman ha dicho: “Es un manual para el pensamiento sistemático en el mundo real. Este libro muestra que, en las condiciones adecuadas, las personas normales son capaces de mejorar su juicio lo suficiente como para vencer a los profesionales en su propio juego”. Tetlock, que es profesor de Psicología y Administración en la Escuela de Negocios Wharton de la Universidad de Pennsylvania, realizó varios torneos de predicción entre 1984 y 2003 y descubrió que los pronosticadores a menudo “eran solo un poco más precisos que el azar y, por lo general, peores que los algoritmos de extrapolación básicos, especialmente en cuanto a pronósticos a tres y cinco años de distancia”. También descubrió que los pronosticadores que aparecen o son citados en los medios de comunicación son especialmente malos y que parece haber una relación inversa entre la fama del pronosticador y la precisión de su pronóstico. De 2011 a 2015 Tetlock invitó a 20 000 voluntarios a pronosticar el futuro y descubrió que 2% de los participantes eran “superpronosticadores” capaces de pronosticar eventos con mayor precisión que el azar y que los pronosticadores profesionales. Estas personas “no son gurús ni oráculos con el poder de mirar décadas hacia el futuro, pero lo hacen. Tienen una habilidad real y medible para juzgar cómo es probable que se desarrollen los eventos de alto riesgo dentro de tres o seis meses, un año o un año y medio. Y son muy buenos debido a lo que hacen. La previsión no es un don misterioso que se otorga al nacer; es el producto de formas particulares de pensar, recopilar información y actualizar creencias”. Además, “estos hábitos de pensamiento pueden ser aprendidos y cultivados por cualquier persona inteligente, reflexiva y decidida”. En conclusión, desconfiemos de los pronosticadores más populares, los que aparecen con frecuencia en los medios de comunicación. Antes que nada, dediquemos tiempo para investigar qué tan precisos han sido en el pasado y confiemos solo en aquellos que han pronosticado el futuro con mayor exactitud que los demás. Twitter: @ruizhealy Facebook: Eduardo J Ruiz-Healy Instagram: ruizhealy Sitio: ruizhealytimes.com" ["post_title"]=> string(58) "En 2022 desconfiemos de los pronosticadores más populares" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(57) "en-2022-desconfiemos-de-los-pronosticadores-mas-populares" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-01-03 10:30:04" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-01-03 15:30:04" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=74162" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } [1]=> object(WP_Post)#17623 (24) { ["ID"]=> int(74301) ["post_author"]=> string(1) "8" ["post_date"]=> string(19) "2022-01-06 10:31:58" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-01-06 15:31:58" ["post_content"]=> string(3899) "El 18 de marzo de 2020 murió en México la primera persona por COVID-19. Desde entonces y hasta el 4 de febrero pasado han muerto, de acuerdo con datos que aparecen en el sitio datos.covid-19.conacyt.mx, 299 711 personas. Sin embargo, el mismo sitio dice que las defunciones estimadas son 313 394. Pero aparentemente son más, porque en el sitio coronavirus.gob.mx/exceso-de-mortalidad-en-mexico se anota que, hasta el 13 de diciembre del año pasado, estaban confirmadas las muertes por COVID-19 de 295 577 personas. El mismo sitio señala que desde la primera semana de 2020 hasta el 13 de diciembre murieron otras 157 287 personas por causas asociadas al COVID-19, lo que significa que hasta ese día la enfermedad les había quitado la vida a 451 864 personas. Es decir, a 138 470 más que las que se estiman en el sitio datos.covid-19.conacyt.mx. El Instituto de Métricas y Evaluación de la Salud de la Universidad de Washington (IHME) ha desarrollado un modelo para proyectar el número de muertes causadas por la pandemia que se basa en diversos supuestos que pueden leerse en su sitio www.healthdata.org/covid/faqs. De acuerdo con este modelo, hasta el martes pasado habrían muerto en México 553 823 personas, suponiendo que el 80% de la población usara cubrebocas. Con base en la información arriba anotada, ¿cuántas personas han muerto en México a causa del COVID-19? ¿313 394? ¿451 864? O ¿553 823? Los primeros dos números, ambos proporcionados por el gobierno federal, difieren por 138 470. Y no solo eso, uno contabiliza los muertos hasta el 4 de enero de este año mientras que otro hasta el 13 de diciembre del año pasado. Y entre los números que anotan los sitios del CONACYT y del IHME, hay una diferencia de 240 429 personas. Para contribuir más a la confusión, el número de muertes registradas en México durante 2020 también varía según la fuente. En el sitio coronavirus.gob.mx/exceso-de-mortalidad-en-mexico se lee que ese año se registraron 1 077 858 fallecimientos, pero en el sitio www.inegi.org.mx/temas/mortalidad se anota que fueron 1 086 743, o sea 8885 más. La diferencia no es grande, pero contribuirá a que varíen los números de muertes en exceso y de víctimas de COVID-19 desde que empezó la pandemia. Con base en lo anterior resulta difícil saber a cuántos ha matado el COVID-19 en México. Cualquiera de las cifras arriba anotadas es aterradora, inmensa y difícil de comprender. Ahora bien, si tomamos en cuenta de que el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador ha minimizado la gravedad y las consecuencias de la pandemia desde que ésta se inició, no es disparatado suponer que los datos correspondientes a la misma que esté difundiendo no reflejan la realidad de la situación que vive el país. Personalmente, creo que las proyecciones del IHME se apegan más a la realidad y que ya han muerto más de medio millón de personas. Para entender el costo en vidas humanas de la pandemia tomemos en cuenta que de 1991 a 2020 se cometieron 556 320 homicidios en nuestro país, cifra de por sí escandalosa y ligeramente mayor a los 553 823 muertos que el IHME estima que murieron por COVID-19 en solo 24 meses. Tristemente, nunca sabremos el número exacto de víctimas de la pandemia y su mal manejo por el gobierno de la 4T. Twitter: @ruizhealy Facebook: Eduardo J Ruiz-Healy Instagram: ruizhealy Sitio: ruizhealytimes.com" ["post_title"]=> string(63) "Nunca sabremos cuántas vidas ha cobrado el COVID-19 en México" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(61) "nunca-sabremos-cuantas-vidas-ha-cobrado-el-covid-19-en-mexico" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-01-06 10:31:58" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-01-06 15:31:58" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=74301" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } } ["post_count"]=> int(2) ["current_post"]=> int(-1) ["in_the_loop"]=> bool(false) ["post"]=> object(WP_Post)#17654 (24) { ["ID"]=> int(74162) ["post_author"]=> string(1) "8" ["post_date"]=> string(19) "2022-01-03 10:30:04" ["post_date_gmt"]=> string(19) "2022-01-03 15:30:04" ["post_content"]=> string(3535) "“Todos los días, los medios de comunicación difunden predicciones sin informar, o incluso preguntar, qué tan buenos son los pronosticadores que hicieron los pronósticos. Todos los días, las corporaciones y los gobiernos pagan por pronósticos que pueden ser proféticos o inútiles o algo intermedio. Y todos los días, todos nosotros: líderes de naciones, empresarios, ejecutivos, inversionistas y votantes: tomamos decisiones críticas sobre la base de pronósticos cuya calidad desconocemos”. Esto lo afirman Philip E. Tetlock y Dan Gardner en su libro Superpronosticadores: El arte y la ciencia de la predicción (Katz Editores, Buenos Aires 2017). Por eso es tan difícil saber con certeza qué sucederá en 2022. Tenemos una idea general de lo que viene, pero muy pocos somos capaces de pronosticar con precisión el futuro. Es más, los pronosticadores que son expertos generalmente fallan, como lo demuestran una y otra vez los que hacen pronósticos económicos para un determinado periodo. Sin embargo, hay individuos que tienen una habilidad especial para pronosticar el futuro. Sobre este libro, el ganador del Premio Nobel de Economía 2002, Daniel Kahneman ha dicho: “Es un manual para el pensamiento sistemático en el mundo real. Este libro muestra que, en las condiciones adecuadas, las personas normales son capaces de mejorar su juicio lo suficiente como para vencer a los profesionales en su propio juego”. Tetlock, que es profesor de Psicología y Administración en la Escuela de Negocios Wharton de la Universidad de Pennsylvania, realizó varios torneos de predicción entre 1984 y 2003 y descubrió que los pronosticadores a menudo “eran solo un poco más precisos que el azar y, por lo general, peores que los algoritmos de extrapolación básicos, especialmente en cuanto a pronósticos a tres y cinco años de distancia”. También descubrió que los pronosticadores que aparecen o son citados en los medios de comunicación son especialmente malos y que parece haber una relación inversa entre la fama del pronosticador y la precisión de su pronóstico. De 2011 a 2015 Tetlock invitó a 20 000 voluntarios a pronosticar el futuro y descubrió que 2% de los participantes eran “superpronosticadores” capaces de pronosticar eventos con mayor precisión que el azar y que los pronosticadores profesionales. Estas personas “no son gurús ni oráculos con el poder de mirar décadas hacia el futuro, pero lo hacen. Tienen una habilidad real y medible para juzgar cómo es probable que se desarrollen los eventos de alto riesgo dentro de tres o seis meses, un año o un año y medio. Y son muy buenos debido a lo que hacen. La previsión no es un don misterioso que se otorga al nacer; es el producto de formas particulares de pensar, recopilar información y actualizar creencias”. Además, “estos hábitos de pensamiento pueden ser aprendidos y cultivados por cualquier persona inteligente, reflexiva y decidida”. En conclusión, desconfiemos de los pronosticadores más populares, los que aparecen con frecuencia en los medios de comunicación. Antes que nada, dediquemos tiempo para investigar qué tan precisos han sido en el pasado y confiemos solo en aquellos que han pronosticado el futuro con mayor exactitud que los demás. Twitter: @ruizhealy Facebook: Eduardo J Ruiz-Healy Instagram: ruizhealy Sitio: ruizhealytimes.com" ["post_title"]=> string(58) "En 2022 desconfiemos de los pronosticadores más populares" ["post_excerpt"]=> string(0) "" ["post_status"]=> string(7) "publish" ["comment_status"]=> string(4) "open" ["ping_status"]=> string(4) "open" ["post_password"]=> string(0) "" ["post_name"]=> string(57) "en-2022-desconfiemos-de-los-pronosticadores-mas-populares" ["to_ping"]=> string(0) "" ["pinged"]=> string(0) "" ["post_modified"]=> string(19) "2022-01-03 10:30:04" ["post_modified_gmt"]=> string(19) "2022-01-03 15:30:04" ["post_content_filtered"]=> string(0) "" ["post_parent"]=> int(0) ["guid"]=> string(35) "https://ruizhealytimes.com/?p=74162" ["menu_order"]=> int(0) ["post_type"]=> string(4) "post" ["post_mime_type"]=> string(0) "" ["comment_count"]=> string(1) "0" ["filter"]=> string(3) "raw" } ["comment_count"]=> int(0) ["current_comment"]=> int(-1) ["found_posts"]=> int(20) ["max_num_pages"]=> float(10) ["max_num_comment_pages"]=> int(0) ["is_single"]=> bool(false) ["is_preview"]=> bool(false) ["is_page"]=> bool(false) ["is_archive"]=> bool(true) ["is_date"]=> bool(false) ["is_year"]=> bool(false) ["is_month"]=> bool(false) ["is_day"]=> bool(false) ["is_time"]=> bool(false) ["is_author"]=> bool(false) ["is_category"]=> bool(true) ["is_tag"]=> bool(false) ["is_tax"]=> bool(false) ["is_search"]=> bool(false) ["is_feed"]=> bool(false) ["is_comment_feed"]=> bool(false) ["is_trackback"]=> bool(false) ["is_home"]=> bool(false) ["is_privacy_policy"]=> bool(false) ["is_404"]=> bool(false) ["is_embed"]=> bool(false) ["is_paged"]=> bool(false) ["is_admin"]=> bool(false) ["is_attachment"]=> bool(false) ["is_singular"]=> bool(false) ["is_robots"]=> bool(false) ["is_favicon"]=> bool(false) ["is_posts_page"]=> bool(false) ["is_post_type_archive"]=> bool(false) ["query_vars_hash":"WP_Query":private]=> string(32) "2f25c2a081e907498875f6d630df578f" ["query_vars_changed":"WP_Query":private]=> bool(false) ["thumbnails_cached"]=> bool(false) ["stopwords":"WP_Query":private]=> NULL ["compat_fields":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(15) "query_vars_hash" [1]=> string(18) "query_vars_changed" } ["compat_methods":"WP_Query":private]=> array(2) { [0]=> string(16) "init_query_flags" [1]=> string(15) "parse_tax_query" } }

En 2022 desconfiemos de los pronosticadores más populares

“Todos los días, los medios de comunicación difunden predicciones sin informar, o incluso preguntar, qué tan buenos son los pronosticadores que hicieron...

enero 3, 2022

Nunca sabremos cuántas vidas ha cobrado el COVID-19 en México

El 18 de marzo de 2020 murió en México la primera persona por COVID-19. Desde entonces y hasta el 4 de febrero...

enero 6, 2022




Más de categoría

¿No hay morenistas leales y honestos que también estén bien preparados?

“No crean ustedes que es muchísima ciencia perforar un pozo de petróleo, porque es como perforar un pozo de...

enero 14, 2022

Se va Citi, ¿resucitará el legendario Banco Nacional de México o Banamex?

Citibanamex sorprendió a casi todos el martes al anunciar que “como parte de su nueva visión estratégica” se saldrá...

enero 13, 2022

AMLO, de nuevo enfermo, minimiza a la pandemia; la historia no lo absolverá

El presidente Andrés Manuel López Obrador anunció el lunes que enfermó, otra vez, de COVID-19. La primera fue el...

enero 12, 2022

Ómicron es menos letal, pero reduce crecimiento económico y causa estragos

Aseguré en este mismo espacio, el miércoles pasado, que “la variante ómicron del virus SARS-CoV-2 causará estragos sanitarios, económicos...

enero 11, 2022