Se encuentra usted aquí

Piel delgada

Martes, 24 de Febrero 2015 - 12:00

Autor

cua_eduardorh.jpg
Eduardo Ruíz-Healy

Compartir

87th-academy-awards-show-sean-penn.jpg

“¿Quién le dio a este hijo de perra su tarjeta verde?” Eso es lo que el actor Sean Penn le preguntó al publico que el domingo pasado asistió a la 87 entrega de los premios Oscar en el teatro Dolby de Los Ángeles, California, al anunciar queBirdman era la ganadora al Oscar a la Mejor Película de 2014. El “hijo de perra” a que el polémico actor se refirió es, naturalmente, Alejandro González Iñárritu, el mexicano que dirigió, coprodujo y coescribió la película ganadora.

La pregunta de Penn, hecha en broma, era su manera de decir que su amigo Alejandro nunca podría haber hecho Birdman si no tuviera en regla sus papeles migratorios que le permiten trabajar en Estados Unidos. Bajo ciertas circunstancias, decirle a un amigo que es un son of a bitch no es ofensivo. Es más, puede ser una expresión de admiración. Por ejemplo: You son of a bitch! you won an Oscar!(¡Hijo de perra! ¡te ganaste un Oscar!). Ahora bien, no es una frase que suele decirse en público y menos en un evento como el del domingo en la noche, pero no olvidemos que Penn nunca se ha caracterizado por sus finos modales.

El mismo González Iñárritu minimizó lo dicho por el actor que él mismo dirigió en 2003 en la película 21 gramos y explicó: “Sean y yo tenemos este tipo de amistad brutal. Cuando lo dirigí en 21 gramos, siempre le hacía bromas, y él a mí, también. A mí no me ha parecido nada ofensiva, ha sido muy divertida desde mi punto de vista personal”.

Lamentablemente, pese a la insignificancia de lo dicho por el actor y la explicación del son of a bitch aludido, las redes sociales se llenaron de miles de mensajes de mexicanos ofendidos por lo que percibieron como un insulto de Penn contra Alejandro y toda la Nación mexicana. Estos incontables patriotas de pacotilla y de piel delgada se envolvieron en la bandera nacional y reaccionaron con furia ante un chiste que no entendieron, seguramente porque no saben ni entienden inglés.

El secretario de Relaciones Exteriores, José Antonio Meade, también demostró tener la piel delgada ayer al referirse al contenido de una carta que el papa Francisco le envió a un amigo bonaerense. En ella, al referirse al avance del narcotráfico en Argentina, el papa escribió que desea que su país aún esté “a tiempo de evitar la mexicanización” de su territorio y explicó que “estuvo hablando con algunos obispos mexicanos y la cosa es de terror”.

Meade, actuando como si la situación no fuera de terror en varios lugares del país y como si el narcotráfico no afectara gravemente a México, dijo que “manifestamos tristeza y preocupación respecto de los comunicados que se hicieran de una carta privada del papa Francisco… nos parece que más que estigmatizar a México o cualquier otra región de los países latinoamericanos, lo que debiera hacerse es buscar mejores enfoques, mejores espacios de diálogo”.

Qué piel delgada tienen muchos mexicanos. Por verdaderas nimiedades reaccionan como si se estuviera ultrajando la dignidad nacional.

Menos mal que no somos un país musulmán…

revista_mayo_2018.jpg
Número 18 - mayo 2018
Descargar