Se encuentra usted aquí

La reconstrucción de la CDMX: ¿verdad o mito?

Jueves, 11 de Octubre 2018 - 15:30

Autor

mauricio_tejeda-foto.jpg
Manuel Tejeda

Compartir

reconstruccion-cdmx.jpeg

A un año del sismo del 19 de septiembre, quiero relatarles tres casos que espero que sean el común denominador y no situaciones aisladas.

En primera instancia, quiero dar un gran agradecimiento a tres ámbitos. Uno gubernamental y dos privados. Al Gobierno Central de la CDMX, por su plataforma México y atender las solicitudes, pero en especial a la ASOCIACIÓN DE DESARROLLADORES INMOBILIARIOS y a la CONSTRUCTORA COPRI, S.A DE C.V., por el apoyo otorgado para la reconstrucción y reparación de diferentes edificaciones en esta Ciudad de México, aportando tanto en especie (materiales de construcción), como con su mano de obra, sin ningún costo para los afectados.

  • Primer caso

Condominio ubicado en la calle de Adolfo Prieto en la colonia Del Valle Norte, donde la constructora COPRI llevó a cabo trabajos de reparación de dicho condominio. Sin tener ningún incidente, ni malos entendidos y sobre todo, sin cobrar un solo peso por estas reparaciones, dejando la edificación en buenas condiciones y con un aspecto en acabados de primera.

Claro que después de haber hecho todos los trámites que en su momento el Gobierno de la CDMX pedía que se realizaran y después de cuatro meses de espera para la autorización correspondiente. Pero, con resultados positivos.

El único inconveniente que se presentó durante el tiempo de espera no fue con ninguna instancia gubernamenta, fue increíble; el problema que se presentó, fue entre vecinos, hubo desacuerdos y cuestionamientos sobre si era verdad este apoyo. Los cuestionamientos eran sobre si en realidad se iba a hacer sin costo, si en verdad harían dichos trabajos, si era cuestión partidista o política. Y todo ésto estaba lejos de ser verdad; hasta algunos decían que era mentira, que esto era solo una cortina de humo del gobierno.

  • Segundo caso

Condominio ubicado en Nicolás San Juan, en la Colonia Narvarte; de igual manera, se presentaron dificultades entre vecinos, con similares cuestionamientos, con la diferencia que algunos vecinos querían que además de que les reconstruyera en su totalidad su edificio, querían recibir una indemnización económica por parte del gobierno de la CDMX, lo cual es lógico e imposible que se llevara a cabo.

En este caso intervino la delegación Benito Juárez, la cual, con apoyo nuevamente de la iniciativa privada –siendo ésta la Empresa GDC Desarrolladores–, dando los recursos materiales y la mano de obra, y la delegación apoyando solamente con la autorización de los respectivos permisos y autorizaciones para llevar a cabo la demolición y posterior reconstrucción de este edificio, el pasado 26 de septiembre del 2018, la administración delegacional entregó la manifestación de construcción, siendo ésta la primera de este tipo de apoyo que otorgara dicha administración.

  • Tercer caso

Aquí no se trata de uno en particular, sino más bien es una constante que se ha presentado en la mayoría de este tipo de casos en donde los edificios que resultaron afectados, que requirieron demolición y posteriormente reconstrucción, las respectivas autoridades han ofrecido apoyos con créditos muy flexibles, ya que las ayudas económicas o los fondos destinados para este tipo de siniestros en realidad no son suficientes para cubrir en su totalidad todas las necesidades. Razón por la cual se les han ofrecido estos créditos, sin embargo, la mayoría de las personas afectadas los han rechazado.

¿Cuál es el motivo? Que por lo general, estas personas afectadas exigen que las autoridades les reconstruyan sus propiedades sin ningún costo para ellos, lo cual es muy difícil.

Como se han podido dar cuenta en los dos casos anteriores, el apoyo que recibieron fueron por parte de la iniciativa privada, por medio de aportaciones en lo particular. Las respectivas autoridades, tanto delegacionales como de Gobierno Central de la CDMX, han llevado a cabo pláticas con ellos sin llegar a un acuerdo razonable, ya que estos afectados insisten de que no les deben de cobrar un solo peso.

Se sabe que no todas las personas a las que se les están ofreciendo los créditos están en capacidad económica para cubrirlos. Pero precisamente el gobierno estudia y analiza todos los casos en particular para ver cuál es la mejor opción para ellos.

La mayoría de los ciudadanos piensa y reclama que tanto el gobierno federal, local y delegacional se roban los recursos, ya sea para la reconstrucción o de otro tipo. Y tal vez tengan la razón en su apreciación, pero también hay que estar conscientes que las consecuencias de estos fenómenos naturales no son culpa de los gobiernos. Son cosas de la naturaleza de la tierra en la que habitamos.

Con estos tres ejemplos no quiero decir que a todos les están llegando los apoyos o los recursos suficientes. Es una visión de como a cada quien le ha ido en la feria.

Sé que no a todos los damnificados se les han ayudado, pero el punto es, que no todo esta mal en este país.

Les dejo muchos saludos a todos los lectores y deseándoles lo mejor. Nos encontramos en la próxima entrega. Gracias

Si gustan seguirme en Twitter, les dejo mi enlace: @mano16news

acrord32_2018-09-18_14-50-29.jpg
Número 21 - septiembre 2018
Descargar