Se encuentra usted aquí

MORENA y PVEM pisotean el voto y decisión ciudadana

Jueves, 06 de Septiembre 2018 - 15:00

Autor

carlos_aguila_franco.jpeg
Carlos Aguila Franco

Compartir

verde-morena.jpeg
  • Una vergüenza la Cámara de Diputados y la de Senadores

Crónica de un desastre anunciado bien puede titularse mi colaboración de este día, dado que lo acontecido en su primera sesión de trabajo legislativo tanto en la Cámara de Diputados, como en la de Senadores, fueron no solamente un desastre, sino una vergüenza para ambos recintos, lo que representan y más aún, continúa MORENA, el partido del presidente electo, no respetando el voto ciudadano, pisoteándolo, ahora en comparsa con el Partido Verde, que “casualmente” se convierte en su aliado, a pesar de las críticas que hasta después de estas pasadas elecciones federales, se lanzaban unos a otros.

La Desvergüenza y el Cinismo llegaron a las Cámaras

Iniciemos con lo que aconteció en la Cámara de Diputados, donde nuevamente el diputado sin educación y respeto, Gerardo Fernández Noroña, no conforme con el ridículo que hizo al enfrentarse con elementos del Estado Mayor Presidencial y confrontar al presidente de la Cámara de Diputados, Porfirio Muñoz Ledo, por negársele la entrada a Palacio Nacional, donde el Presidente Enrique Peña Nieto ofrecería un mensaje a la nación con motivo de su VI y último informe de Gobierno. "Mira como están violentando el fuero" gritaba entre empujones Fernández Noroña. Y como si ya fuera consigna o pleito directo, el martes pasado en la primera sesión de trabajo, volvió a enfrenar a Muñoz Ledo, Noroña llamó cobarde al presidente de la Cámara al tiempo que se paró enfrente de éste. "No le voy a tolerar su falta de respeto, su insolencia", le expresó. A lo cual tuvo como respuesta: "No le voy a conceder el uso de la palabra porque usted fue el agresor", expresó Muñoz Ledo. "No le voy a escuchar".

El presidente de la Cámara siguió con la sesión y puso a consideración del Pleno si se le concedía la palabra a Fernández Noroña. Diputados del PAN y PT votaron a favor, pero la mayoría de Morena y con el PRI y Verde se expresaron en contra.

Sumado a esta vergonzosa actitud de Noroña, vino otro caso aún más vergonzoso: pisotear y no respetar el voto ciudadano, cuando la bancada del Partido Verde Ecologista de México (PVEM) cedió cinco de sus 16 diputados a la bancada de Morena, con lo que le otorga a esta fracción parlamentaria la mayoría absoluta y se perfila para presidir por los tres años de la 64 Legislatura la Junta de Coordinación Política; el primer año la Mesa Directiva, así como el Comité de Administración.

Cuando se constituyó la Cámara de Diputados, el pasado sábado, Morena tenía 247 diputados, y ahora con la suma de los cinco legisladores del Partido Verde llegan a 252, lo que les da la mayoría absoluta.

Los cinco diputados Verdes que traicionaron el voto de los ciudadanos quienes confiaron en ellos y en su partido y que sin importarles en lo más mínimo respetar el voto y que ahora son de Morena tienen nombre y apellidos: Francisco Elizondo, Nayeli Fernández, Humberto Pedrero, Erika Uribe y Ana Patricia Peralta.

Los comentarios al respecto de este nulo respeto al voto y a la decisión ciudadana de quienes sean sus legisladores, señalan que se debió al apoyo que Morena le dio al Partido Verde en el Senado para otorgarle licencia al senador Manuel Velasco y pudiera retomar su cargo de gobernador de Chiapas. “Amor con amor se paga”.

Violaciones Constitucionales en el Senado

Si bien lo que aconteció en la Cámara de Diputados fue vergonzoso, en el Senado no quisieron quedarse atrás. Sus actos y decisiones mostraron y demostraron no solamente inexperiencia y desconocimiento de las leyes de quienes ahora son Senadores, sino el descaro de que por “negociaciones políticas”, recularan en una decisión que ya había sido tomada en votación. Dado que negaron la licencia para separarse a su cargo a Manuel Velasco, que con ello pretendía regresar a concluir su mandato como gobernador de Chiapas. Y casualmente la reculada, vino después del regaño y defensa que hizo sobre el tema, por parte del senador de Morena, Ricardo Monreal, razón por la cual, recularon, volviendo a votar y otorgándole finalmente la licencia.

Lo más grave de haber otorgado la licencia a Manuel Velasco, para que regrese a concluir tres meses como Gobernador en Chiapas, no solamente es que fue producto de una negociación política para tener Morena en la Cámara de Diputados la mayoría al cederle cinco diputados el partido verde, sino que se pasaron por el arco del triunfo los artículos constitucionales 125 y 116.

Esto sucedió provocado por el Coordinador de los Senadores de Morena, Ricardo Monreal, quién como lo señalamos, al ser rechazada la licencia de Manuel Velasco, subió a la tribuna a defenderlo y regañar a los senadores, tras lo cual, aceptaron volver a votar en una segunda vuelta, violando la Constitución: Veamos porque:

Artículo 125 Constitucional: Ningún individuo podrá desempeñar a la vez dos cargos federales de elección popular ni uno de la Federación y otro de una entidad federativa que sean también de elección; pero el nombrado puede elegir entre ambos el que quiera desempeñar.

Artículo 116 Constitucional: El poder público de los Estados se dividirá, para su ejercicio, en Ejecutivo, Legislativo y Judicial, y no podrán reunirse dos o más de estos poderes en una sola persona o corporación, ni depositarse el Legislativo en un solo individuo. Los Poderes de los Estados se organizarán conforme a la Constitución de cada uno de ellos, con sujeción a varias normas.

Hay algo que llamó mucho la a atención en lo sucedido en esta primera sesión legislativa en el Senado, que Ricardo Monreal en parte de su defensa regaño, afirmara que  defendía el derecho del Senador Velasco a pedir licencia, como defendería el derecho de todos y cada uno de los Senadores, quienes pueden pedir licencia para irse cuando así lo decidan. Y por ello pregunto ¿si se van a ir cuando quieran, para que aceptaron ser Senadores?, ya que el cargo es por seis años. Y en la misma línea el coordinador de la bancada del tricolor y que fuera Secretario de Gobernación. Miguel Ángel Osorio Chong, solicitara reponer el proceso al que tienen derecho cualquier legislador de poder retirarse, ya que no votaron la mayoría de los legisladores.

Olvidándose ambos (recordando que los dos son Abogados) de estos dos artículos constitucionales, en los cuales se establece que no se puede tener dos cargos federales a la vez, al menos que renunciara a uno. Siendo estos artículos los elementos legales por los que en la primera votación no fue autorizada la licencia. Por ello la gran duda ¿Por qué se aceptó otra votación y fue aprobada la licencia?

Esto que más bien parece un capítulo de “como dice el dicho”, al analizarlo, dado que Manuel Velasco Coello pidió licencia el 28 de agosto, al Congreso de Chiapas para separarse del cargo como gobernador. El 29 de agosto rindió protesta como senador de la República. Presentándose el 1 de septiembre a la instalación del Congreso. Terminado el show, posteriormente y en Fast track el 2 de septiembre presentó su licencia para regresarse a ser Gobernador. La cual primero se la rechazan apegados a la ley y después con 82 votos a favor, 31 en contra y 4 abstenciones, se la otorgan. Llama la atención que en la primera votación, solamente se menciona que la mayoría de Morena fue la que votó en contra, pero no hay números. Haciéndonos recordar ese refrán popular “quieres chiflar y comer pinole”. Y mientras este show se dio en el Senado para apoyar a que el Senador regrese a ser Gobernador, llama la atención que en Mini casas; vivan los damnificados de Chiapas a un año del sismo. Seguramente para eso regresa Manuel Velasco, como Gobernador, a darle solución.

Finalmente y para redondear este inicio de labores legislativas en las Cámaras, a las 11 horas solamente habían llegado 85 de 128 senadores y 347 diputados federales de un total de 500. Lo cual tuvo como consecuencia que las sesión no iniciara a tiempo, aunque algunos diputados y senadores se reincorporaron más tarde a sus labores.

La Cámara de Diputados inició faltando 153 legisladores y con 13 minutos de retraso sobre la hora de la cita. Después de una hora de iniciada la sesión, ya había 486 legisladores, pero de los 500 que obligadamente debieron estar, 14 no llegaron. Quizás tenían cosas más importantes que hacer

En el Senado las cosas no fueron tan distintas, a las 11:43 horas Martí Batres, presidente del Senado, al dar un toque de campana, ya llevaban 43 minutos de retraso y comenzaron su primera sesión, estando sólo presentes 85 de 128 senadores; faltando 42 senadores, dado que Noé Castañón Ramírez aún no ha rendido protesta, por enfrentar una denuncia en su contra de violencia intrafamiliar.

Y va la pregunta: ¿Con la traición al voto ciudadano de Morena y el PVEM, volverán a votar por ellos?

Dice otro refrán popular: “Lo que mal empieza, mal termina”.

revista_octubre.png
Número 22 - Octubre 2018
Descargar